Redes sociales, viralidad y conversación: estudio preliminar

Desde la llegada de Google+, tenía bastante interés por ver la evolución sobre mi página de los dos factores fundamentales para alguien que genera contenidos: la viralidad (número de veces que una entrada es recomendada mediante mecanismos como los Likes de Facebook, los Retweets de Twitter, los Shares de Google Buzz o los +1 de Google) y la conversación (número de comentarios en la propia página frente a comentarios en Facebook y en Google+).

El análisis abarca treinta y seis entradas publicadas en esta página, republicadas la mayoría de ellas tanto en Facebook como en Google+ durante los veintidós primeros días de este mes de julio (Google+ fue lanzada el 28 de junio, y no tuvo un tráfico especialmente significativo hasta unos días después).

Las gráficas pueden verse en un tamaño razonable haciendo clic aquí para la de viralidad y aquí para la de conversación. La hoja de cálculo con los datos en crudo y el título de cada entrada (por si alguien quiere hacer análisis temático) está disponible aquí en formato Excel. Los datos de viralidad tienen un pequeño problema que espero corregir en los próximos días, derivado de la fragilidad de la API de Twitter, que me impide obtener valores de algunas de las entradas.

Obviamente, debemos tener en cuenta todas las precauciones habituales en datos preliminares: al tratarse de datos procedentes únicamente de una página, los resultados están sesgados por la composición de sus lectores, que poseen un perfil que difiere en algunos aspectos del usuario medio (sobre datos de Nielsen, podemos ver las diferencias en los perfiles de edad y de género, que determinan algunos targets con afinidad especial), y al considerar datos de una red social, Google+, que todavía está en beta cerrada por invitación y que puede evolucionar enormemente en su perfil de usuario. Pero aún con esas limitaciones, me parece que los datos tienen su interés.

En la primera gráfica, la de viralidad: destaca claramente el color azul de Facebook: la jugada de extender los Likes a toda la web fue verdaderamente maestra. Su uso se ha consolidado, y supone una de las formas más claras de aportar viralidad a una página. Un Like de Facebook implica que los amigos del lector pueden verlo en su muro, y que algunos de ellos aceptan la recomendación y están dispuestos a hacer clic sobre ese enlace, aportando a la página o al contenido una interesante difusión. Facebook está de manera prácticamente habitual entre los principales flujos de tráfico de esta página. Sin embargo, no deja de llamar la atención el caso de Google Buzz: considerado por muchos como un experimento fallido, su efecto resulta evidente a la hora de aportar viralidad al contenido. Y en el caso de los +1 de Google, su uso, ya de por sí interesante considerando que el sistema fue lanzado a finales del pasado marzo, parece haber ganado fuerza con la aparición de Google+, que ha pasado a aportar un tráfico significativo (en el caso de esta página, por encima habitualmente del representado por Twitter o Facebook, a pesar de estar en los estadios iniciales de su desarrollo).

En la segunda gráfica, el panorama es completamente diferente. Como primera conclusión, cabe destacar cómo Google+ ha logrado hacerse en muy poco tiempo con un porcentaje muy significativo de la conversación, con un comportamiento enormemente activo de los usuarios a la hora de comentar las entradas. Obviamente, Google+ ha sabido desarrollar un sistema que favorece la conversación de una manera notablemente más activa que otras redes sociales. Facebook, en cambio, aporta comparativamente muy pocos, lo que refuerza su papel de red que aporta viralidad, pero poca conversación sobre los contenidos (mantengamos las precauciones de que hablamos de un contenido relativamente específico, y que la afinidad con el target inicial de Google+ puede resultar notablemente más elevada). La segunda conclusión nos lleva a la preocupación: no parece demasiado tranquilizador para un generador de contenido que una parte tan significativa de la conversación se vaya a redes sociales fuera de su control. Si esa conversación está resultando efectivamente interesante, lo normal sería que Google ofreciese herramientas para que el que ha generado esa conversación pueda reflejarla allá donde se originó el contenido, permitiéndole consolidarla si lo desea. Veremos si ese tipo de herramientas aparecen: la política habitual de Google ha sido tradicionalmente abierta en este sentido. En algunos casos, los comentarios en Google+ superan claramente a los originados en la propia página, lo que lleva a una atomización de la conversación que puede llegar a ser preocupante.

En cualquier caso, los datos sí parecen corroborar que la llegada de Google+ al panorama de las redes sociales ha tenido un impacto significativo tanto en la generación de viralidad como de conversación. Un factor definitivamente a tener en cuenta para aquellos que generamos contenidos.

¿Opiniones?

12 comentarios

  • #001
    Marc Vidal - 23 julio 2011 - 21:22

    me ha interesado ver el comportamiento del Buzz justo cuando la repercusión de google+ aumenta, es como si un escenario alimentara el otro de un modo previsto. ¿es así?

  • #002
    Anónimo - 23 julio 2011 - 22:31

    Más qué opiniones lo que tengo es una pregunta ¿Cómo puede ser que no estés en Madrid con los del #15m? Tú que fuiste uno de los que abanderó el movimiento de los indignados y nolesvotes…

  • #003
    Juan Chulilla - 23 julio 2011 - 23:32

    Aunque las conexiones con buzz son evidentes, como ocurre con las URL de los post individuales en buzz (q ahora son plus.google.com), al tiempo da la impresión de que google está desaprovechando las lecciones de buzz. En vez de mejorar la experiencia de “social curation” del combo buzz-reader, han sacado esas chispas de contenido seleccionado de forma automática. Me da la impresión de que es un tema de cultura de empresa.

  • #004
    Ela - 23 julio 2011 - 23:38

    Que además pienses que habrá gente que pretendía enviarlo a G+ y le dio al botón de Buzz en vez… (yo he estado a punto de hacerlo un par de veces)

  • #005
    dPunish3r - 24 julio 2011 - 00:34

    Efectivamente tu segunda conclusión es una tema que me estaba rondando por la cabeza durante estos días al observar precisamente que gran parte de la conversación queda distribuida y fuera de su origen, en este caso hacia G+, lo cual personalmente no me agrada.

    Para ejemplo claro tenemos esta misma publicación, 3 comentarios por aquí y varias decenas por G+.

  • #006
    Franck - 24 julio 2011 - 08:16

    El primer gráfico es cuestión de penetración del servicio.

    De cara a las conversaciones, en Google + solo están ahora mismo los heavy users de las redes sociales, y además todos estamos probando el juguete nuevo. Me temo que el perfil de comportamiento de este grupo sea muy distinto a la realidad Mass Market de Facebook.

    Las conversaciones ya ocurren fuera de tu blog. Si quieres verla en tu “casa”, podrías integrar los comentarios de FB, y es probable que en algún momento Google deja que alguna señal de G+ se integre en el blog.

    Otro impacto interesante a medir seria en el ranking de tus entradas, aunque te va a ser difícil saberlo con exactitud. Estás últimas entradas están de medio posicionadas más altas que las de 1 periodo anterior? Has notado una subida del tráfico organico procedente de Google?

    Gracias por compartir!

  • #007
    Miquel Serrabassa - 24 julio 2011 - 08:38

    Por ahora en Google+ parece haber gente dispuesta a participar, que en Facebook ya no tenían suficiente interés, o una herramienta lo suficientemente interesante. Supongo que Google tiene eso en cuenta, y que, cuando aparezca la primera versión de su API para desarrolladores de Google+, veremos opciones interesantes para integrar conversaciones. En lo que sí llevas mucha razón es que la atomización es preocupante: ahí ganará quien, primero, consiga hacer un sistema de comentarios combinado lo suficientemente inteligible para todos. Veremos si llega algo parecido pronto… :)

  • #008
    Carlos Cain - 24 julio 2011 - 08:47

    Concuerdo contigo +Enrique, los generadores de contenido obviamente desean que su artículo se propague y por lo cual replican lo publicado en el blog (u otro contenedor o CMS) hacia las plataformas sociales, lo que origina la dispersión de los comentarios generados en cada plataforma social replicada (G+, FB, etc.)

    Pero también por el lado de los consumidores de contenido, se vive algo similar pero a la inversa, lo cual está generando cierto ruido para el entendimiento de contenidos, pues nos estamos “distrayendo a causa del medio”.

    Como sugieres, debería crearse una herramienta (extensión, plugin, etc.) que permita mantener relacionado el comentario con cada hilo de las n-redes en las que se replicó el comentario.

    Esto supone que cada plataforma de contenido o CMS debería grabar una marca digital en cada artículo publicado, entonces al replicar este contenido en la plataforma social X, el hilo generado allí podría identificar el contenedor original y agregar cada comentario automáticamente (o según configuración) a los comentarios del artículo que lo origina.

    Y como entro a tu blog por RSS, osea no siempre, voy a copiar este comentario también en el hilo de G+ por ser más cómodo, por ahora.

  • #009
    Andrés de Rojas - 25 julio 2011 - 12:01

    Completamente de acuerdo en la necesidad de “recuperar” la conversación hacia el contenido. Las redes sociales son excelentes medios de distribución y generadores de conversación, pero uno de los grandes valores de los blogs es, precisamente, que los comentarios enriquecen la propia entrada del autor. Lo normal es leerse el artículo completo y repasar los comentarios, donde suelen aparecer ideas importantes.

    El problema es que los usuarios prefieren comentar en Facebook (en tu caso, en Google+), que es donde están sus amigos y donde les resulta más fácil. Eso, que insisto en que atrae tráfico, hace que los comentarios interesantes se pierdan: si me leo una entrada en un blog no voy a buscar el enlace en FB o G+ para ver qué se ha dicho por ahí, me quedo con lo que haya en la propia página.

    Creo que debería buscarse una herramienta que permitiese mostrar esos comentarios en la fuente del contenido. Del mismo modo que es puede comentar en una entrada con el ID de Facebook y que ese comentario aparezca en tu muro, que los comentarios a un enlace en FB se dupliquen en la fuente. Algo similar a como funcionan los trackbacks.

  • #010
    Marc - 26 julio 2011 - 12:33

    Alguien sabe como analizar automaticamenet los +1 de una URL?
    Hay alguna API para esto?

  • #011
    Jesús Rodr´guez - 26 julio 2011 - 16:13

    La segmentación de la conversación alrededor de una entrada empieza a ser un problema muy serio.
    Pero quiero añadir otro factor relativo a la explosión de G+ respecto a Facebook y Twitter, y es que además de que los usuarios actuales sean los early-adopters que nos tiramos a probar todo de cabeza, estoy seguro de que también influye que muchísimas empresas que tiene capado el acceso a Twitter y Facebook (la gran mayoría lo hace por defecto), aún no han capado G+…

  • #012
    Pep - 27 octubre 2011 - 13:17

    Una buena red social para el colectivo GLTB es www.zenkiu.net al estar enfocado a este colectivo está segmentado a este público que requiere de un enfoque personalizado debido a sus características sociales. La gran mayoría de usuari@s si no todos usan pseudonimos, alias o nick para ocultar su identidad real a la hora de relacionarse de forma virtual.

Dejar un Comentario

Los comentarios están cerrados