Brain enhancement: el doping del cerebro

pillsLlego a través deBizDeansTalk, el blog de mi Decano a este interesante artículo del New York Times, Brain enhancement is wrong, right?, en el que se trata el tema del uso de medicamentos para incrementar las prestaciones del cerebro y su uso en entornos académicos, y de cómo, aunque no hablemos aún de controles antidoping ni de redadas en los campus, sí empieza a detectarse el uso de estimulantes e inhibidores del sueño en un número significativo de casos para mejorar el rendimiento académico.

El artículo habla de las diferentes perspectivas al respecto: por un lado, quienes ven el uso de drogas como algo claramente negativo, dado que esas drogas se desarrollaron para curar al enfermo, no para transformar a la gente en semidioses. Por otro, quienes consideran que el elemento competitivo diferencia a, por ejemplo, la actividad deportiva de la de investigación (donde, aunque existe, es claramente una motivación menor, y la motivación real es aprender, experimentar o desarrollar cosas nuevas), y que dada esta diferencia, su uso puede ser incluso justificable y una ventaja que sería absurdo no utilizar. O incluso quienes comparan el uso con el de la cirugía estética, considerada originalmente antinatural y peligrosa, y hoy completamente extendida y socialmente aceptada.

En entornos académicos, los porcentajes de uso de este tipo de drogas oscilan entre el 4% y el 16%, incentivados por la importancia que en un momento dado puede tener en la carrera de una persona el no aprobar un examen o el obtener una mala nota en determinado curso. Despues de todo, el uso de determinadas drogas como la cafeína está completamente aceptado, y en determinadas profesiones hay quienes se medican para superar cosas como el miedo escénico o los trastornos del sueño. ¿Qué ocurrirá cuando la disponibilidad de este tipo de medicamentos se incremente, cuando te plantees cómo competir con quienes se concentran más y duermen menos que tú, o, como menciona el artículo, cuando en un trabajo te digan que el puesto exige determinada medicación? ¿Es la posibilidad de efectos secundarios no deseados la única barrera que existe para el uso de este tipo de drogas? Claramente, el progreso tecnológico no afecta únicamente a las máquinas que manejamos, sino también a las que llevamos encima de los hombros. Pero seguramente unas y otras tengan implicaciones diferentes…

40 comentarios

  • #001
    Gorki - 13 marzo 2008 - 12:27

    Yo y toda mi generación, hemos utilizado Centramina, (un ansiolitico), en época de exámenes a un a riesgo de quedar enganchados. De cafés y cocacolas ni hablo.

    Eramos tan inocentes, que solo muchos años después descubrimos que también valía para alegrar noches de juerga.

    Pero tampoco creo que de tanta ventaja en el medio intelectual como da el uso de la farmacia en un atleta.

  • #002
    Jesús Sarmiento - 13 marzo 2008 - 12:34

    “Necesito estar dos noches sin dormir”. Esto me lo dijo una estudiante de teleco. Ahora trabaja para una gran consultora y ganando una pasta. ¿Le mereció la pena drogarse? Bueno, ella sabrá lo que valora su dignidad y valía profesional. Personalmente, no me cambiaría por ella.
    Un saludo a todos.

  • #003
    Diego Parrilla - 13 marzo 2008 - 12:48

    Un colega consiguió sacarse dos cursos de una ingeniería en un año gracias a su talento innato y a la ‘química’. Al final hizo la carrera de 6 años en 5. He de reconocer que ya era un superdotado, y necesitaba una ayudita para aguantar el rush final.
    Otro colega usaba la ´química’ para ayudarse en sus estudios. También extremadamente brillante. Pero su cuerpo no reaccionaba bien ante la quimica. Al cabo de unos años desarrolló una esquizofrenia.
    No quiero decir que las sustancias sean la causa -creo que la esquizofrenia es innata y algunos la desarrollan y otros no-, pero evidentemente es un riesgo. Dado que en las enfermedades mentales no solo sufre el paciente, sino su entorno (y mucho), creo que lo mejor es limitar el acceso a estas sustancias si no son 100% seguras para todos.

  • #004
    sesenta y cuatro - 13 marzo 2008 - 12:49

    #2 Desafortunadamente a esa teleco nadie le explicó que podía ganar mucha mas pasta si se iba a trabajar a london, a dublin o a sydney. Y no necesitaba estar noche alguna sin dormir.

    Porque hay que estar drogado para quedarse en España.

  • #005
    Enrique Dans - 13 marzo 2008 - 12:50

    @Gorki: ansiolítico no, estimulante. La Centramina es sulfato de anfetamina…

  • #006
    Centro Mare Nostrum - 13 marzo 2008 - 13:10

    Desde luego es un tema con el que no se puede frivolizar lo más mínimo. Una cosa es tomarse dos cafés una noche, y otra muy distinta no poder funcionar sin un apoyo externo, llámese centramina para esa “milla extra” o tranquilizantes para calmar los nervios.

    Todas las adicciones son contraproducentes independientemente de a la sustancia a la que se refieran.

  • #007
    Jose Miguel - 13 marzo 2008 - 13:11

    Enrique se me ha adelantado por poco. La centramina es un psicoestimulante, es decir, incrementa la actividad del sistema nervioso central contrariamente a los ansiolíticos que son depresores del sistema nervioso central

  • #008
    jose luis portela - 13 marzo 2008 - 13:17

    Dos carreras de ingeniería, un eMBA, un master de dos años en supply chain y mi actual Phd que estoy realizando (todo lo he realizado a la vez que trabajaba), me han enseñado que no hay nada mejor que saber organizar el tiempo que disponemos. Es así de sencillo, y desde luego una pastilla la noche anterior poco te puede ayudar creo yo.

    saludos

  • #009
    Anónimo - 13 marzo 2008 - 13:23

    Luego nos extrañaran las teorías del meta-todo, paranoias y proyectos descabellados que leemos, o que algunos estudios relacionen la burbuja punto.com del 2000 con el consumo de drogas de diseño y psicofármacos.

    No hay nada como un mono anfetaminico para escribir obras de Shakespeare.

    ¿¿Semidioses?? Bueno, también conductores suicidas, bonzos, estudiantes franco tiradores,… hackers… delirios de grandeza… lesiones deportivas…

    Ni nada como darle drogas a un niño para conseguir una nota académica. En EE.UU. ya es un problema de salud pública. Y no sería extraño que con el tiempo algún padre acabase acompañado de su medico en chirona. Pero recomendarlo es gratis, eh.

  • #010
    neoproducciones - 13 marzo 2008 - 13:26

    Siendo un poco tremendistas, podríamos encontrar aquí los mismos detractores que en la ingeniería genética: estas drogas cada vez serían más refinadas, se cobrarían más caras, y llegaría un punto en el que, cuanto más rico fueras, más capacidad intelectual llegarías a tener. Ésta sería la parte más escalofriante. Yo confieso que terminé la carrera a base de Burn y Red Bull: un trabajo a tiempo completo, clases particulares, vida social y el último Junio de una ingeniería son mucha tela sin algo de cafeína. Pero claro, en sustancias más fuertes los riesgos son mucho mayores y más variados… salvo para momentos puntuales no creo que merezca la pena.

  • #011
    Jose Miguel - 13 marzo 2008 - 13:28

    No obstante plantearse el consumo de cualquiera de estos fármacos (estimulantes o depresores) para “un colocón” o de los estimulantes para doparse me parece un atrevimiento por ignorancia de los graves peligros que encierran o simple irresponsabilidad.
    Las dosis de estos MEDICAMENTOS (es decir han de usarse sólo para curar) han de establecerse individualmente en función del peso del paciente y de su patología, siendo, por desgracia muy fácil incurrir en una sobredosis por confianza del paciente, ya que alteran la consciencia.

    A largo plazo producen tolerancia y dependencia, es decir, cada vez se necesitan dosis mayores para producir el mismo efecto y se convierten en imprescindibles para “poder funcionar” en el día a día. Sin hablar de los graves trastornos psicológicos que, especialmente las anfetaminas producen cuando son habitualmente consumidos por largos periodos.

    Lo dicho, hay que andarse con cuidado al hablar sobre según que cosas.

  • #012
    m. - 13 marzo 2008 - 13:38

    Desde luego, es un mundo maravilloso este al que nos estamos dirigiendo.

  • #013
    Alfonso - 13 marzo 2008 - 13:59

    Después de leer tu post se me acaba de ocurrir un simil, bastante gráfico, no obstante voy un poco más allá de donde dejas el artículo. Quizá en los próximos años o décadas la estimulación del cerebro químicamente con fines productivos no este mal vista, e incluso pueda ser una práctica totalmente aceptada en la sociedad. No obstante, a más largo plazo al igual que empieza a ocurrir hoy en día con la agricultura ecológica, empieze a cobrar más importancia aquello que se obtiene por medios naturales ya que eso implicará medios más saludables. Un ejemplo?. Clases obligatorias de Yoga en determinadas empresas, para fomentar el autocontrol, etc.

    Simplemente un pensamiento vagabundo que pasaba por mi cabeza.

  • #014
    Animal de fondo - 13 marzo 2008 - 14:27

    Es muy interesante lo que planteas. Yo pienso que en un libro que se publicó hace bastantes años, “100 medicamentos para superarse” y que causó bastante escándalo, se exponía el problema con bastante lucidez. Más o menos se decía que utilizar esos medicamentos era como tomar un préstamo momentáneo que luego habría que pagar con intereses. Se trataba de valorar si valía la pena. En cuanto a mi opinión personal, creo que desde luego para competir con otras personas en absoluto merece la pena. Es más, me parece una desgracia grande verse forzado a competir, una especie de esclavitud, ya que pienso que lo humano es cooperar. Una cosa da felicidad y la otra aislamiento. No me gusta. Otra cosa sería sacrificarse para obtener un gran bien común, como dicen que Sartre pensó hacer al escribir “El ser y la nada”. Desde luego, seguramente puede haber razonas por las que merezca entregar la vida, así que por qué no un poco de capacidad intelectual. Después de todo, tampoco habrá tanta diferencia, no?

  • #015
    Enrique Dans - 13 marzo 2008 - 14:52

    Eeeehhh, no me fastidiéis, que yo en la entrada no recomiendo nada más que el artículo del NYT… Si alguno se quiere poner hasta el culo de pastillas, que lo haga a su propia responsabilidad, que no vaya por ahí diciendo que “es que leí en el blog de Enrique Dans que esto molaba mucho”…

  • #016
    Jose Miguel - 13 marzo 2008 - 15:18

    Oopss… Enrique, no era a ti a quien tachaba de ignorante o irresponsable, sólo eres el mensajero, sino a los que refieres en el post que opinan que “…su uso puede ser incluso justificable y una ventaja que sería absurdo no utilizar.”

    Lamento no haberme explicado mejor, pero soy totalmente consciente que sólo refieres esas opiniones en el post, no las das como propias.

  • #017
    jftamames - 13 marzo 2008 - 15:29

    Lo único realmente necesario de control son los efectos secundarios no deseados. Todo lo demás ha de ser tomado como un avance claro en las posibilidades del desarrollo de las personas, esto es, en el ejercicio de su libertad.

  • #018
    Manu - 13 marzo 2008 - 17:04

    Ahhhh pues yo acabo de salir de un demo de realtech del data business warehouse para mi CRM y madre de dios me tendría que haber tomado 15 pastillas de esas… :) no entiendo nada pero que bonito es! Y a lo mejor algún dia ganamos dinero y todo…!!

  • #019
    Angélica - 13 marzo 2008 - 17:24

    Será que tengo un sistema ético un tanto especial en los tiempos que corren, pero puedo decir en voz alta que nunca he copiado en un examen, y que nunca he usado drogas (más allá de la cafeína y la nicotina) para obtener una ventaja en el mundo académico.

    Siempre he creído en la igualdad de oportunidades, y pienso que ante una prueba académica o deportiva, obtener ventajas con medios ilegales está mal. A partir de ahí, cada uno con su conciencia y su cuerpo es libre de hacer lo que quiera. Yo duermo muy bien por las noches porque se que lo que tengo me lo he ganado a pulso y desde el respeto de las normas.

  • #020
    Consultor Anónimo - 13 marzo 2008 - 17:56

    Yo personalmente creo que es una cuestión de continuidad. Ayudarse de elementos externos para superar una situación puntual puede tener su encaje. Pero normalmente donde se hace la diferencia (en el mundo académico, en el mundo laboral, y me atrevería a decir que en cualquier ambiente) es en el día a día. Por mucha cafeaspirina que se tome, siempre va a ser mucho más eficaz el que estudió a diario que el que, “dopado”, dedica dos noches a última hora.

    Vale, digamos que te sacaste un examen ayudado por las drogas. ¿Y? ¿Va a ser tu rendimiento posterior, donde se supone que tienes que demostrar tus conocimientos, bueno? ¿O también vas a necesitar drogas para sostenerlo? ¿A diario?

    Vale, como dice jftamames, si todo fueran efectos positivos y no hubiera ninguno negativo (ni físico, ni psicológico), pues fenomenal. Pero mientras eso no ocurra, a mí se me hace como firmar un pacto con el diablo. Suscribo 100% el comentario de Animal de Fondo (#14)

  • #021
    Jesús Menéndez - 13 marzo 2008 - 18:09

    Lo siento, pero yo creo en la conservación de la energía aplicada a la mente. Una mente que no ha dormido, no rinde igual, por mucho que en su delirio pueda tener sensación de control total y de clarividencia.

    El sueño participa en el proceso de aprendizaje, sin sueño no hay aprendizaje. Y el aprendizaje académico es una maratón, un proceso largo, no un sprint de 100 metros.

    Creo que alguien que tenga la cabeza bien amueblada, y que puede necesitar un extra de horas de estudio en el último momento una anfetamina le pueda dar ese plus. Pero el riesgo es muy alto: desde efectos indeseados no controlados, que afecten a la memoria o a la consciencia, o que se pase el efecto justo con el examen delante.

    Se aprende con tiempo y paciencia, estableciendo relaciones entre conceptos, razonando, equivocándose, debatiendo, leyendo, analizando, sintetizando, subrayando, resumiendo, resolviendo problemas,…. no con palizas de última hora. Y se descansa con el sueño: el cerebro no razona igual a lo largo del día, necesita alimento y descanso.

    Yo lo veo de cajón. Durante la carrera prefería irme a la cama y descansar antes de un examen, porque sabía que necesitaría la cabeza lo más fría posible para resolver problemas, que empollar unas horas más a coste de llegar muerto al examen. Siempre me sorprendieron los chicos de las anfetas. Es cierto que a alguno que conozco le fue bien, pero no tengo claro que fuera gracias a las anfetas, sino más bien “a pesar de”.

  • #022
    kiki - 13 marzo 2008 - 18:22

    Gorki eras un poco yonki :). Yo le daba al Farmatron y sobre todo sobre todo al KATOVIT.
    Hace años sacaron un libro sobre drogas estimulantes para estudiar, yo me lo compré. Estaba bien.
    Francamente, para un estudiante de Ingeniería, de esos de Camina o Revienta, vale todo. Eso sí,
    Como el Café nada: ya lo decía José Martí, lider de la revolución cubana:”José Martí escribió unas bellas palabras cuando dijo que: “El café tiene un misterioso comercio con el alma: dispone los miembros a la batalla y a la carrera; limpia de humanidades el espíritu; aguza y adereza las potencias; ilumina las profundidades interiores, y los envía en fogosos y preciosos conceptos a los labios”.
    Otro yonki famoso es Sherlock Holmes, que se metia chutes de heroina antes de ponerse a investigar…

  • #023
    Necium - 13 marzo 2008 - 19:57

    cuando todo lo que percibíamos como nuestros atributos, que definian nuestra personalidad, se vuelven variables “ecualizables” mediante los fármacos y la genética, nos enfrentamos a la cuestión de en qué consiste nuestro ser, nuestra personalidad, nuestra “diferencia” individual
    un interesante artículo sobre esto:
    http://www.elementos.buap.mx/num51/htm/59.htm

  • #024
    Jon - 13 marzo 2008 - 20:22

    Me hace gracia Tamames cuando habla de “ejercicio de libertad” para referirse al consumo de drogas. Desde luego, cada uno ha de ser libre a la hora de elegir que sustancias toma o deja de tomar, pero yo también quiero ser libre para decidir si con el dinero de mis impuestos se ha de tratar, o no, a aquellos que libremente han decidido destrozar su salud, que luego nos quejamos de que no hay camas en los hospitales.

  • #025
    Belén - 13 marzo 2008 - 20:38

    Aprender no es siempre el objetivo de meterse palizas de última hora para pasar un examen. A veces es pasar una prueba que te habilita para algo más importante para ti en el futuro, y lo último que te importa en ese momento es si estás aprendiendo o no. Casi cualquier estudiante de selectividad piensa sólo en conseguir la nota de corte suficiente para entrar a la universidad y estudiar lo que realmente quiere. Casi cualquier estudiante de derecho lo que quiere es que derecho romano figure como aprobada en su expediente, porque no lo va a usar jamás en la vida real. Todos los estudiantes de administración de empresas quieren aprobar econometría, pero gran parte de ellos se dedicarán al marketing, contabilidad… o cualquier otra cosa que no tenga nada que ver.

    Cuando lo que estás estudiando te importa un bledo y lo único que quieres es soltarlo para poder salir del examen y formatear el disco duro (la cabeza) para que quepa lo siguiente, de vez en cuando no hay problema en ir como un autómata ciego de cafeína si hace falta. Pero yo sólo lo entiendo en este tipo de casos. Hacerlo por sistema tiene que tener demasiados efectos secundarios como para que compense.

  • #026
    kiki - 13 marzo 2008 - 22:35

    25# Aprender no importa nada. Lo que importa es sacar las carreras y los títulos y si acaso sacar buenas notas. El resto da igual.

  • #027
    Carlos - 13 marzo 2008 - 23:13

    Hace un tiempo un amigo me enseño el tema de los Nootrópicos, supuestas drogas inteligentes; estuve interesado en el tema pero finalmente no llegue a probarlos por el miedo a efectos secundarios no deseados

    http://es.wikipedia.org/wiki/Nootr%C3%B3pico

  • #028
    nacho - 13 marzo 2008 - 23:33

    Creo que Jesús Menéndez (#21) está en lo cierto (descanso para asimilar lo aprendido). Pero eso es el “ideal”, y bien sabemos que el idea difícilmente se alcanza (como decía un anuncio de coca cola: “…qué levante la mano aquel….” que estudió todas-todas las tardes lo aprendido en clase….no veo manos!!!algún día siempre se falla…).

    Yo os doy mi opinión: supongo que conocereis Katovit (http://es.wikipedia.org/wiki/Prolintano). Bien, pues durante mis estudios lo utilicé en contadas ocasiones. Que conste que se vendía en farmacias como vitaminas y sin receta (posteriormente las retirarion por qué tenían cafeina). Para mi, funcionó. Tenía problemas para concentrarme cuando estudiaba y el katovit me ayudaba. El efecto hacía que aprovechara mucho más las horas que pasaba delante de los apuntes y me concentrara lo que sin tomarlo no conseguía.

    A día de hoy (unos 8 años después) no he notado ningún efecto negativo. En su momento lo úni que había que tener CABEZA para leerse las instrucciones, en primer lugar, y en segundo para seguirlas. Cómo efectos secundarios podías tener un poco de taquicardia, orinar más amarillento y poco más. A mi solo me aceleraba un poco,pero nada que no te provoque un red bull o algo similar.

    Tomar otro tipo de medicamentos sin ningún controlo cuanto menos me imponen respeto…no lo haría.

    Perdón por la parrafada,solo quería da compartir mi experiencia.

  • #029
    Alex - 14 marzo 2008 - 03:56

    Hombre, yo creo que asimilar lo aprehendido (que no aprendido) supone un período de tiempo que va más allá de una prueba puntual.

    Si una droga me ayuda a superar una prueba puntualmente, ¿Me ayuda a comprender la materia?

    Yo no tengo ningún pudor en aceptar que las drogas a día de hoy están socialmente aceptadas, lo cual no quiere decir que supongan una mayor valía profesional, sinó todo lo contrario.

    Creo que la gran mayoría en nuestra etapa universitaria, de un modo u otro, hemos estado cerca del mundillo “oscuro”. Pero creo que, al menos en mi caso y mi ámbito, nadie en su sano juicio ha pensado en sacarse una ingeniería a golpe de anfetas. Simplemente es irreal.

    En cuanto al post de Enrique, me parece un tanto frívolo, aunque creo que lo que busca es lo provocación de los lectores y conocer las opiniones de los lectores, y viendo los comentarios anteriores, creo que el tema es claro.

  • #030
    Aitzol - 14 marzo 2008 - 08:21

    Hola,
    Nacho, el Katovit original llevaba receta, además en el punto algido de fama en Bilbao (Años 1992-1993) las farmacias cada vez que veian un joven no se lo daban y habia que recorrer muchas farmacias hasta encontrarlo. Además por 300 de las antiguas pesetas que costaba era un chollo.
    Lo que nos dimos cuenta fue de efectos secundarios utilizados a largo plazo, hubo casos de cambios de humor repentinos (incluso a mi me paso) que a uno le hacia ver que ese plus que tenia respecto a las vitaminas si que hacian algo.
    El problema no es tomarlo, el problema es ser capaz de dejar de tomarlo (Fuí consultor y algunos fueron evolucionando a sustancias mejores, mas caras y mas peligrosas……). Además los jefes no veian mal que tomaras dichs sustancias.

  • #031
    m. - 14 marzo 2008 - 08:24

    “Yo no tengo ningún pudor en aceptar que las drogas a día de hoy están socialmente aceptadas, lo cual no quiere decir que supongan una mayor valía profesional, sinó todo lo contrario.”

    Entonces, el consumo de las drogas socialmente aceptadas, ¿supone una menor valía profesional?

  • #032
    Alex - 14 marzo 2008 - 09:32

    m:

    En mi frase está contenida la respuesta.

  • #033
    xaquin - 14 marzo 2008 - 12:11

    lo que natura no da Salamanaca no regala lo que natura no da Salamanaca no regala
    en este caso se pordía modificar a algo así como lo que natura no da Química no regala ….

  • #034
    Belén - 14 marzo 2008 - 16:43

    26# Desgraciadamente en España hay una obsesión por los títulos que no hay en otros sitios, y una obsesión por memorizar cosas sin importar si se entienden, carreras 90% teóricas que deberían ser prácticas, y demasiado largas/amplias/poco especializadas. Yo no he inventado el sistema, y no me gusta que sea así, pero propicia el uso de pastillas, está claro. Si cuando se termine de implantar el Plan Bolonia acabamos haciendo todos los deberes cada día y aprendiendo como es debido en lugar de jugárnoslo todo el martes 22 de junio de 9:00 a 12:00 (por ejemplo), yo estaré contenta. Hasta entonces, la cantidad de gente que la noche del 21 esté hasta arriba de nootropos, estimulantes, o lo que sea seguirá siendo muy alta.

    En mi caso, por ejemplo, es al revés. Yo no tengo problemas para estar despierta, pero cuando estoy estresada no consigo dormir. Si me tomo una pastilla de melatonina para poder descansar en periodos de stress, estoy haciendo algo malo? al revés, estoy permitiendo a mi cuerpo descansar, que es lo sano y lo correcto. Y conozco gente con trastornos de déficit de atención que o se medican o jamás conseguirían sentarse dos minutos seguidos a hacer algo productivo. Las drogas usadas cuando deben usarse no tienen por qué ser tan horribles. Otra cosa es abusar.

  • #035
    kiki - 14 marzo 2008 - 23:34

    34# En España el sistema es tan perverso que o terminas la carrera y sacas el título o eres una putamierda. No hay vuelta de hoja, es digital, o triunfas o te hundes. Ante esa perspectiva no queda más remedio que copiar, drogarse, doparse, sacrificar la vida para aprobar. No hay más remedio que hacer eso si uno quiere entrar en el sistema. Ahora parece que incluso ese sistema no vale.

  • #036
    Xavi - 15 marzo 2008 - 00:58

    Kiki, estás tergiversando lo que dice Belén. Además, te recuerdo lo que escribiste hace un año
    sobre el tema #(1, 6, 8, 13)

  • #037
    Dondado - 16 marzo 2008 - 01:19

    Vaya post provocador que te ha salido.
    La clave en esto son los efectos secundarios ¿se puede hacer sin riesgos para la salud en ningún plazo (corto /medio /largo? seguramente la respuesta sea no, así que mejor intentarlo de la forma más segura.
    Dicho esto… lo mío, en algunos exámenes, fue el Katovit

  • #038
    joe - 16 marzo 2008 - 23:54

    Creo que aqui se habla desde la ignoracia. De lo que se habla actualmente es de los Nootropicos, sustancias estimulantes del cerebro y la memoria que TIENEN POCOS O NINGUN EFECTO SECUNDARIO y TAMPOCO SON ADICTIVAS. Buscan la entrada en wikipedia para “nootropico” o “nootropic”.

  • #039
    zahorin - 17 marzo 2008 - 20:54

    A mí lo que me gustaría es que pudieran “activarme” el don de la memoria como lo tiene Carlos Blanco
    http://es.wikipedia.org/wiki/Carlos_Blanco_(egipt%C3%B3logo)
    Lo curioso es que muchos de los superdotados memorísticamente hablando tienen problemas mentales, en alguna medida.
    Alguno quizás crea que la memoria es poco importante. Yo no me puedo quejarme de la capacidad memorística con que la naturaleza me ha dotado, pero sé muy bien que si fuera mayor me ayudaría mucho.
    Como mal menor también aceptaría la implantación cerebral de un chip de memoria de acceso directo a todos los datos de mi experiencia. ;-)

  • #040
    eljose - 23 marzo 2008 - 23:26

    Lo que pasa es que hay mucho “timo”.. yo en lo personal me fio poco de que haya drogas que te vuelven mas listo o del efecto Mozart en fin.

    Pero pienso que no es lo mismo doparse para conseguir records en el deporte que no deja de ser puro egoismo y que el unico que gana dinero es el deportista a hacer drogas nootropicas para gente que igual con ellas rinde mejor y puede crear curas o medicamentos nuevos para el cancer o tratar enfermos de Alzeihmer.. yo en lo personal si tuviera que tomarlas igual para mejorar mi capacidad y obtener un trabajo mejor probablemente lo haria

Dejar un Comentario

Los comentarios están cerrados