El sector automoción y sus tres grandes cambios tecnológicos

IMAGE: Type 2 plug

Volvo presenta su primer vehículo completamente eléctrico, y con él, una importante apuesta por la descarbonización, que llevará a la marca a poner en el mercado un modelo eléctrico nuevo cada año hasta 2025 y a comenzar a abandonar los vehículos con motor de explosión y los híbridos, con la idea de que en el año 2025, la mitad de sus ventas sean de eléctricos puros, y la otra mitad, y decreciendo, de híbridos enchufables con sus motores no eléctricos producidos ya fuera de la compañía.

Unido a la salida al mercado y esperada comercialización masiva del ID.3 de Volkswagen, al incremento de capacidad de fabricación del líder de la categoría, Tesla, con la apertura de su fábrica en China, y a los esfuerzos de otros fabricantes por electrificar su catálogo, no queda ninguna duda acerca de la evolución futura de la industria: la transición al vehículo eléctrico ya no es siquiera una cuestión de cuando, sino de a qué velocidad tiene lugar. Si estabas pensando en adquirir un vehículo con motor de explosión, ya lo sabes: estás comprando tecnología obsoleta y cuyo futuro muy próximo es desaparecer. La huelga de trabajadores de GM que protestan por le llegada del vehículo eléctrico y su efecto de disminución de las plantillas necesarias para ensamblarlo lo deja todo meridianamente claro.

Pero el cambio en la tecnología de propulsión es, en realidad, solo el primero de los tres grandes cambios tecnológicos que va a vivir la industria del automóvil. Con la llegada del vehículo eléctrico tendrá lugar una fuerte discontinuidad en el mercado, provocada no como algunos miopes creen, por su precio – que evolucionará a la baja a medida que se factoricen economías de escala y actúen las correspondientes dinámicas competitivas – sino por elementos como la disponibilidad de garaje. En efecto, adquirir un vehículo eléctrico cuando no se dispone de un aparcamiento en el domicilio donde cargarlo es no solo incómodo, sino prácticamente absurdo, lo que segregará el mercado entre quienes pueden adquirirlo y salir todas las mañanas de su casa con el vehículo completamente cargado, y los que traten de prolongar la vida de sus vehículos de combustión hasta que la ley, en no muchos años, les obligue a desguazarlos.

Este cambio dará más importancia al segundo factor tecnológico: el cambio en el modelo de propiedad. En una dinámica que, por el momento, parece tener más claro la industria automovilística alemana que sus competidoras en otros países, veremos cómo muchos fabricantes van incrementando su actividad en el ámbito del car-sharing, convirtiéndose en operadores de flotas con la esperanza de competir con compañías como Uber o Didi. La idea de no tener coche y, en su lugar, utilizarlo como servicio cuando sea necesario, cada vez más popular entre las generaciones más jóvenes, se convertirá en una tendencia cada vez más representativa, sobre todo para aquellos que vivan en ciudades, en las que iremos viendo una fuerte tendencia a la restricción de espacios para la circulación de vehículos particulares y a la peatonalización. ¿Realmente conviene poseer tu propio vehículo cuando la ciudad en la que vives te dificulta enormemente el utilizarlo, y únicamente haces algunos viajes al año? Es difícil que exista un análisis económico más convincente que ese.

El tercer gran cambio de la industria es el cambio en el modelo de uso: los automóviles dejarán de ser dispositivos que maneja su conductor, y pasarán a ser autónomos. Un cambio que muchos pretenden plantear a plazos desmesuradamente largos, pero que choca con una evidencia: compañías como Waymo ya anuncian la inmediata disponibilidad de vehículos completamente autónomos sin conductor de seguridad, y sus competidores van avanzando cada vez más en experiencia y planteándose el tamaño del negocio del transporte de viajeros cuando su mayor coste, el conductor, desaparece de la ecuación. Que llegue más tarde a más temprano a tu ciudad será, simplemente, una cuestión de cuándo aparece un actor suficientemente interesado en invertir en cartografía detallada y cuánta expectativa de uso genere el tamaño y los hábitos de ese mercado.

Probablemente, una de las transiciones tecnológicas más interesantes que viviremos en un futuro próximo. En la industria de la automoción ya quedan pocas cartas por repartir: ahora la cuestión está en quiénes y a qué velocidad las pongan sobre la mesa.


This article was also published in English on Forbes, «Three major technological changes that are going to redefine the automotive sector and change our lives«


26 comentarios

  • #001
    Javier Abascal - 18 octubre 2019 - 17:50

    Resumiendo

    Tenemos una alternativa chapucera que se llama VE que no cumple con

    1. Cambio Climático. Necesita Electricidad. Y hoy x hoy la electricidad es sucia al 70%
    2. Autonomía. No cumple con la autonomía de la tecnología actual. Es verdad que evoluciona. Un VE normal (LEAF) ronda los 300Km
    3. No hay bocas para un cambio masivo. Esto si influye en lo que nos cuenta de velocidad
    4. Solo es viable si tienes una boca en tu garaje. Lo que supone que no es una solución mayoritaria. Ahora que venga un Partido y nos diga prohibir «cualquier vehiculo en mi almendra central» y como el diesel no hay, y el eléctrico no puedo tenerlo, todos en metro…
    5. Cambio en modelo de propiedad. Ah si, esos modelos que te clavan por un Coche As a Service y pagas por lo menos dos veces lo que te costaba antes. VAYA CHOLLO. Seguro que esta idea se la compran…
    6. Cambio en el modelo de uso. Pues eso no usarlo…

    Si su blog tuviera muchos seguidores, estilo periódico normal, y pusieran una encuesta abierta con estas preguntas

    1. Seguir con los vehículos actuales 15 años
    2. Ante la «pretendida» emergencia. Cambio a VE

    Creo que se daría cuenta de lo que calan sus suspuestos.

    Responder
    • LEON - 19 octubre 2019 - 11:30

      1.- El coche eléctrico aporta su contribución, no contamina, pero no arregla todos los problemas del mundo. Que cada uno aporte lo suyo.

      2.-¿Autonomía?, el 97% de los recorridos de los coches son de 25Kms o menos. Para largos recorridos hay trenes y aviones

      3.- Tampoco habían gasolineras cuando salieron los coches de gasolina, de hecho no había ni carreteras. Van apareciendo cuando hay demanda.

      4.- Ese es el ideal.

      5.- Al contrario, es muy económico. Socialmente justo, quien mas usa, mas paga.

      6.- No se diferencia del gasolina.

      Responder
    • Mesosoma - 20 octubre 2019 - 07:30

      El punto de recarga de un coche eléctrico necesita 7,000 watts como mínimo (por eso el cable es tan grueso) e incluso con esto la recarga tarda ocho horas. Además el enchufe varía en cada fabricante, Tesla, Nissan, toyota, Daimler todos tiene enchufes diferentes así sólo puedes instalar un punto especifico para el tipo de auto que tienes y sólo uno, para evitar quitar suministro eléctrico del edificio.

      En este país los coche eléctrico son inexistentes y ya tenemos problemas en infraestructura

      Responder
      • Enrique Dans - 20 octubre 2019 - 10:43

        No, no y no. Estás muy equivocado, y me resulta extraño un comentario tan erróneo en alguien habitualmente tan bien ponderado como tú. Las cosas no son así, y te lo dice uno que las conoce de primera mano. Un coche eléctrico no necesita 7,000 watios como mínimo: simplemente le dices a cuánto quieres que cargue, y ya está. Yo lo cargo a 7,000 watios cuando estoy en casa porque he instalado un cargador, pero lo puedo cargar con mucho menos, y de hecho, en mi otra casa lo cargo con una potencia muy inferior y en un enchufe normal. En cualquier momento puedo fijar a cuánto y a qué hora quiero que cargue, y ni una sola vez me ha dado ningún problema ni de que no se cargase suficiente, ni de que consumiese tanto que no pudiese usar otros electrodomésticos. La recarga no tarda ocho horas, eso es absurdo: la recarga del consumo del día tarda entre dos y cuatro, y la única vez que tardó más que eso fue una vez cuando llegué a La Coruña con la batería al 10% y tuve que recargarla entera en enchufe normal… y aún así, con recargar una noche, le llegó perfectamente. ¿Los enchufes? No son nunca un problema: es como utilizar un adaptador, los llevas en el coche y listo. Yo recargo en cualquier punto sin ningún problema. En mi casa de Madrid, en el cargador que instalé, en la de Coruña en el enchufe normal de la pared, en los supercargadores de Tesla gratis, y en otros sitios, pagando (muchísimo menos, como una décima parte, que si llenase un depósito de gasolina). Ningún problema de infraestructura. Ahora es posible que crezca el número de vehículos eléctricos… pero Endesa e Iberdrola ya están montando sus estaciones de carga por todas partes. Sinceramente, son ganas de querer ver problemas inexistentes por todas partes.

        De verdad, no digamos cosas absurdas que pueden ser inmediatamente demostradas como falsas por cualquiera que tenga un vehículo eléctrico. Es una pena que repitamos y propaguemos cosas así, tan erróneas y tan absurdas, en virtud ¿de qué? ¿De demostrar qué?

        Responder
        • Rodrigo - 21 octubre 2019 - 19:09

          Para calcular el tiempo de carga de un coche sólo hay que dividir la potencia de las baterias entre la potencia que tienes instalada en tu casa. La potencia más habitual en una casa son 4,6 kwh. El tesla model 3 más pequeño tiene una bateria de 54 kwh. Por lo tanto si lo quieres cargar al 100,% necesitarias casi 12 horas teóricas que al final son más porque nunca lo vas a cargar al límte de tu potencia. Pero lo habitual no sería cargarlo al 100%. Si con el tesla model 3 haces 100 kilómetros diarios, aproximadamente un cuarto de su autonomía, necesitarías una carga diaria de unas 3 horas. Y si lo dejas cargando 6 horas por la noche tendrías disponible la mitad de la autonomía. Es importante tener en cuenta que el número de ciclos de carga implican la carga total de la batería. Si cargas la mitad todos los días sería un ciclo de carga cada dos días. No sé cuantos ciclos de carga soporta el tesla model 3 pero en algunos lugares se hala de 3000 ciclos de carga lo cual serían 16 años de duración de la batería cargándola todos los días a la mitad. Eso no parece un problema en los coches eléctricos en la actualidad.

          Responder
  • #006
    Enrique - 18 octubre 2019 - 18:06

    Totalmente de acuerdo con esta visión. Dónde empezamos a disentir es en criminalizar a los propietarios de coches de combustión. Me parece incompatibles las dos posturas.

    La razón es que el mensaje del mercado es claro, aguanta tu coche antiguo o, si es absolutamente necesario, cómprate una chatarra de segunda mano.

    1) Los coches eléctricos van a bajar -> No tiene sentido adquirirlo ahora.
    2) Antes de que amortices tu coche eléctrico nuevo, te van a ir dificultando utilizarlo cada vez más.
    3) Estás comprando tecnología obsoleta (como dice Enrique de los térmicos)-> En pocos años van a ser completamente autónomos.

    Responder
    • Toronjil - 18 octubre 2019 - 23:04

      1)… Los coches eléctricos van a bajar… Claro. ¿Y los térmicos? Muchos los van a tener que achatarrar nuevecitos, y me va a dar mucha penica verlo.
      2)… Con el tiempo… En menos de 10 años… Habrás ahorrado mucho dinero si tu elección de compra ha sido la de un vehículo eléctrico.
      3)… Obsoleto se queda todo muy rápidamente. Mira si se va a quedar obsoleto que es posible que la velocidad de cambio se acelere (por muchos motivos) y no puedas viajar con tu flamante térmico a ciertas ciudades en un futuro más o menos próximo.

      Responder
  • #008
    Gorki - 18 octubre 2019 - 18:56

    Como siempre, nadie duda que el futuro del coche es eléctrico, pero nadie tiene claro cuando ese futuro se hará presente.

    !º — El precio, mientras los coches eléctricos sean mucho más caros que los coches convencionales semejantes, la compra de coches eléctricos será minoritaria. Yo estoy convencido que por su mayor sencillez mecánica, el coche eléctrico llegará a ser mas barato que el convencional, pero ¿Cuando?
    2º — Modelos populares, si sólo se hace coches eléctricos de gran gama, la gente no podrá acceder a ellos.Y el caso es que existen ya coches equivalentes al Ibiza eléctricos pero, ni se anuncian, ni se tiene visibilidad en los concesionarios. ¿Cuando se ofertarán coches eléctricos populares?
    3º — Autonomía, no puede ser que planificar un viaje sea tan complicado como hacer un viaje de avión con escalas. Cargas de salida a tope, nada de salir cundo acabe en la oficina, porque tienes que recargar. comes no donde quieres, sino donde hay enchufe, y ruega que nadie see haya adelantado y esté ocupado el punto de recarga, duermo en tal hotel para que el coche recargue y me alojo en el destino en tal casa rural que ha puesto enchufe., No eres tu el que viaja, el que viaja es tu automóvil ¿Es tan complicado poner baterías recambiables o arrastrar un generador en los viajes por carretera?
    ¿Cuando los fabricantes van a dar una solución al problema?
    4º .. Donde enchufar, El que tiene garaje, (mas o menos), lo tiene resuelto, hay quien tiene garaje pero no em su casa, pero solo es un punto. ¿De que te vale tener garaje en tu domicilio y no tenerlo en la casa de veraneo? Tiene que haber posibilidad de enchufar en todas las partes, bares de carretera, hoteles, aparcamientos público. farolas de alumbrado…… ¿Para cuando?

    Personalmente creo, que todos los problemas se resolverán de golpe si aparece la batería ideal que todos estamos esperando y que no es de litio. La falta de batería eficaz es lo que hizo fracasar los coches en los años 20.

    Responder
    • Edgar Ch. - 19 octubre 2019 - 00:05

      #IdeaMillonaria
      Poner un restaurante, un hotel, un bar, un aparcamiento público con enchufes para autos eléctricos.
      El futuro es hoy.
      Gracias, Gorki.

      Responder
      • Gorki - 19 octubre 2019 - 01:00

        Ya hay, pocos. pero para los pocos coches eléctricos que hay son suficientes. Camino de Valencia por Motilla de Palancar, me encontré un señor que estaba recargando el coche en uno de estos sitios, (un bar). Era viajante de comercio y hacia miles de kilómetros al año y esta encantado con el Tesla, porque se ahorraba un pico en gasolina, pero ya le había pasado llegar al punto de repuesto y que estuviera otro recargando y perder más de una hora entre recargar el otro y él después.

        Responder
  • #011
    Gorki - 18 octubre 2019 - 19:07

    Se me olvidaba. Los coches autónomos y sus efectos colaterales, (Carsharing, no carnet de conducir , etc), nada tienen que ver con el coche eléctrico, de hecho la mayoría de los coches experimentales autónomos, no son eléctrico, sino convencionales.

    No es una, sino dos. las «disrupciones» que sufre el sector del transporte, la electrificación y la conducción automática, pero serán independientesm Por ejemplo, la conducción automática se espera como agua de mayo en el transporte de camiones por carretera, no conductor, viajar continuado 24 horas al día), pero en cambio un camión eléctrico es poco apreciado, (largo tiempo de recarga), salvo para el reparto dentro de ciudades. distancias cortas y constantes atascos

    Responder
    • LEON - 19 octubre 2019 - 11:40

      En Alemania hay camiones que se acoplan a una catenaria existente en la carreteras.

      Hacen el recorrido tomando energía de la catenaria, al tiempo que recargan batería, cuando llegan a la ciudad se desacoplan de la catenaria y siguen tirando de la batería, barata y de corta autonomía, solo para el recorrido urbano.

      Enlace aqui

      Hay soluciones.

      Responder
  • #013
    Antonio Gregorio Montes - 18 octubre 2019 - 19:15

    creo que un artículo corto se queda pequeño para todas las posibles variables que van a condicionar el cambio de transporte. viviendo en una zona rural de Galicia, veo desafíos extra en relación a las ciudades. Y si no se aprovechan esos desafíos de una forma que por el momento no veo que nadie prevea, va a marcar una discriminación suplementaria entre las ciudades y el campo.

    Responder
    • Gorki - 18 octubre 2019 - 20:34

      No llego a ver, (quizá porque vivo en Madrid), que problema adicional hay para tener un coche eléctrico en un pueblo, que no exista en una gran ciudad. Por lo que yo se, en mi pueblo, los coches salvo cuatro todo terreno, no son coches diferente a los de Madrid. ¿Que problemas ves tu para el coche eléctrico en el campo?

      Es mas, habitualmente las distancias que se recorren en los pueblos son muy reducidas comparadas con las que se recorren en Madrid, por lo tanto la escasa autonomía, es menos problema, Yo en Llames en verano no paro de ir de un sitio para otro y un depósito me dura mas de quince días.

      Responder
      • Enrique Dans - 18 octubre 2019 - 20:38

        Yo me he pasado el verano en Meirás, provincia de La Coruña, y sin problemas de ningún tipo. No he puesto cargador en mi casa de allí, no me compensa, cargo en el enchufe normal del garaje y le llega de sobra con un par de horas para cargar lo que gastaba en un día normal bajando a la playa, a tomar algo a La Coruña o a Betanzos, etc. Mucho más cómodo que tener que andar yendo a la gasolinera, y de verdad que no es ningún tipo de «furor del neoconverso» ni nada por el estilo…

        Responder
        • Gorki - 18 octubre 2019 - 21:05

          Coincido que en verano se coge mucho el coche, pero los desplazamientos no llegan a los 20 Km en la inmensa nayoria de los casos. la autonomía no es problema.

          Pero tienes garaje en tu segunda casa, No es lo normal mi mucho menos, la gente suele tener un apartamento en la costa y no tiene garaje. Yo por el contrario no tengo problema en Llanes, aparco casa. pero si en Rueda, allí aparco en la calle.

          Lo lógico es que, (cuando el coche se generalice), pagando pudiera recargar en cualquier plaza de garaje pública, sea en parking o en la calle, aunque fuera en un enchufe de carga lenta

          Responder
        • Rodrigo - 21 octubre 2019 - 14:21

          El problema del rural gallego está relacionado con el segundo punto, el cambio en el modelo de propiedad.

          Responder
  • #018
    Juan Alberto - 18 octubre 2019 - 19:24

    La verdad es que leyendo lo que escribes, Enrique, parece que el futuro va a ser muy prometedor: ciudades descongestionadas, con baja polución y casi libre de conductores… luego miro a mi alrededor (vivo en Luxemburgo) y veo carreteras llenas de coches de combustión y atascos por todos lados. Sólo conozco un punto de recarga cerca de la Gare Centrale… y sólo he visto un Tesla y de casualidad. Algunos de los autobuses son híbridos, el resto de combustión… no sé, Enrique… ¡parece todo tan lejano!. Que conste que espero como agua de mayo ese futuro que describes.

    Responder
    • Carlos - 21 octubre 2019 - 10:15

      Si se siguen doblando las ventas de VE año tras año como hasta ahora, para 2024

      Responder
  • #020
    Xaquín - 18 octubre 2019 - 19:40

    Pensaba pasar de comentar al leer el titular. Pero, viendo que tiene mucha consistencia racional (y hasta pienso que un pelín emcional), me detengo para indicar que me gusta la reflexión.

    Especialmente ese aire de abandono del coche propio, par tenerlos aparcados en puntos concretos no invasivos, ya que podemos suponer que las empresas que alquilan, tendrán personal preparado para llevar y recoger el coche en el punto de entrega.

    El problema es que tanto tiempo de lavado de cerebro sobre la falsa libertad individual, para hacer lo que te sale del moño, así como el lavado paralelo al meter miedo con los ogros «estado, planificación…» Como si la esencia de la efectividad social no estuviera, como en la naturaleza, en mantener un buen equilibrio democrático entre planificar y gozar de la libertad necesaria para rentabilizar cualquier tipo de empresa que sea sostenible.

    Porque lo que no se puede olvidar es que la sotenibilidad de una empresa y por supuesto la del individuo humano, está en razón directa a la sostenibilidad del cosistema terrestre. Y en este caso la ecuación no pasa del primer grado.

    Responder
  • #021
    Gorki - 18 octubre 2019 - 20:52

    Pese a que yo puedebook a un a parecer pesimista respectoel coche eléctrico soy muy optimista comparado con la opinión de la calle
    Los comentarios en Facebook a un artículo de Xataca sobre el coche elètrico son desoladores
    https://www.facebook.com/Xataka/posts/10156851635207636

    Responder
    • Jose Miguel - 18 octubre 2019 - 21:03

      Te habías propuesto superar a Xaquín y por fin lo has conseguido.

      No he entendido nada.

      Responder
      • Gorki - 18 octubre 2019 - 22:13

        Disculpa he escrito desde el móvil, no lo volveré a intentar.

        Responder
  • #024
    Sergio - 19 octubre 2019 - 12:17

    Saludos Enrique. ¿Y qué hay de la alternativa de hidrógeno? Sigue siendo eléctrico, pero elimina los dos mayores problemas de los recargables: no hay batería que reciclar y se «recarga» llenando el depósito como hasta ahora, pero con distinto combustible.
    La producción de hidrógeno puede ser descentralizada y es almacenable, con lo que no se necesita sobredimensionar la red eléctrica para soportar millones de coches cargando al mismo tiempo.

    Un saludo.

    Responder
    • Enrique Dans - 19 octubre 2019 - 12:55

      No hay una «alternativa del hidrógeno», los automóviles de hidrógeno son automóviles eléctricos a todos los efectos, que simplemente obtienen su energía de la hidrólisis del hidrógeno en lugar de hacerlo de una batería. El problema es que la fuente de la mayor parte del hidrógeno sigue siendo la quema de combustibles fósiles, lo que mantiene el problema. Cuando eso cambie, la alternativa puede llegar a tener su sentido, como lo tiene el uso del hidrógeno como repositorio energético, pero mientras tanto, su alcance me parece limitado.

      Responder

Dejar un Comentario

Los comentarios en esta página están moderados, no aparecerán inmediatamente en la página al ser enviados. Evita, por favor, las descalificaciones personales, los comentarios maleducados, los ataques directos o ridiculizaciones personales, o los calificativos insultantes de cualquier tipo, sean dirigidos al autor de la página o a cualquier otro comentarista. Estás en tu perfecto derecho de comentar anónimamente, pero por favor, no utilices el anonimato para decirles a las personas cosas que no les dirías en caso de tenerlas delante. Intenta mantener un ambiente agradable en el que las personas puedan comentar sin temor a sentirse insultados o descalificados. No comentes de manera repetitiva sobre un mismo tema, y mucho menos con varias identidades (astroturfing) o suplantando a otros comentaristas. Los comentarios que incumplan esas normas básicas serán eliminados.

 

XHTML: Puedes utilizar estas etiquetas: A ABBR ACRONYM B BLOCKQUOTE CITE CODE DEL EM I Q STRIKE STRONG IMG