NFC: cuestión de velocidad

Al lado de estas líneas, un terminal NFC (Near Field Communication) de MasterCard PayPass, uno de los múltiples modelos que podemos ver en cualquier establecimiento que acepte pagos mediante una tecnología en la que se puede pagar mediante objetos tan variados como un terminal móvil, un llavero, una tarjeta, un reloj o cualquier otra cosa en la que se inserte el chip en cuestión (el chip es pequeño porque recibe la alimentación eléctrica por inducción electromagnética desde un campo generado por el propio lector). Recientemente hablamos del tema al hilo de la presentación de Google Wallet, una iniciativa restringida por el momento a un tipo de tarjeta, un terminal, una operadora y un país determinado.

La propuesta de valor de las tecnologías NFC asociadas al pago parece clara y evidente. Ahora bien: la pregunta verdaderamente relevante es cuánto tiempo van a tardar en popularizarse. Según PayPal, las tecnologías NFC tardarán aún bastantes años en popularizarse, razón por la cual la compañía no está haciendo más que algunas aproximaciones al tema. La compañía, que jocosamente se refiere a la tecnología NFC como “Not For Commerce”, afirma que aún tardaremos bastantes años en ver una red razonable de tiendas equipadas con lectores y una difusión masiva de teléfonos preparados para NFC.

Según PayPal, la tecnología NFC requiere que tanto clientes como comerciantes hagan algo diferente, lo que supone una barrera a la adopción. Sin embargo, ese “algo diferente” resulta aparentemente tan simple y tan intuitivo – tocar un terminal con un dispositivo u objeto – que parece difícil que suponga un obstáculo conceptual. Al tiempo, nos encontramos con un fenómeno, el de los smartphones, cuya difusión parece estar superando todos los records de velocidad, con sus principales fabricantes incorporando rápidamente NFC a sus dispositivos, y con una red de terminales impulsada fuertemente por los grandes en la industria.

¿De cuánto tiempo hablamos? Para compañías como PayPal o como Square, actualmente apostando por tecnologías de otro tipo, anticipar la velocidad de esa curva de difusión es enormemente importante. Entre los “como mínimo tres años” para la adopción masiva o la anticipación de esfuerzos de entre cinco y diez años que en su momento anunció MasterCard, socio en el proyecto Google Wallet, va todo un conjunto de usos y costumbres sociales, y algo tan interesante como hasta qué punto podemos confiar en un solo dispositivo o debemos cargar con varios más. Y por supuesto, un interesante juego de competencia dentro de una industria en la que los actores pueden permanecer, aparecer o desaparecer en función de múltiples criterios, no siempre de idoneidad tecnológica.

A partir del momento en que un teléfono tiene las capacidades que tiene, yo quería verlo como cartera para mis tarjetas, para mi DNI, para mis programas de fidelidad, o hasta para abrir mi coche o mi casa. ¿Cuánto tardaremos en ver un dispositivo como el de la foto o similar en la gran mayoría de las tiendas que frecuentamos? ¿Cuál es vuestra idea de plazo para una adopción masiva que permita salir de casa sin tarjetas en el bolsillo?

20 comentarios

  • #001
    Julio - 3 octubre 2011 - 13:26

    En distrito C (Ciudad de las Comunicaciones de Telefónica) ha comenzado este año una experiencia piloto para usar terminales NFC. Todos los establecimientos del recinto admiten pagos mediante un terminal móvil, que se ha repartido entre varios trabajadores del campus.

    Un cordial saludo.

  • #002
    josealb - 3 octubre 2011 - 13:36

    Interesante artículo, a mí la idea de cambiar la cartera por el movil me gusta mucho. Es práctico y además sencillo tecnológicamente. Pero hay 2 cosas que no me gustan. Una es la batería. En mi Nexus One la batería dura un día. Que pasa si me voy aunque sea de fin de semana? Ya tengo que tener un segundo plan pensado. Tendrían que tener alguna manera de gestionar el Wallet aunque sea sin cargar el SO principal, algo tipo el SO flash que llevan algunas placas ASUS.
    La segunda cosa que no me hace mucha gracia es que cada vez que pague algo algún banco se esté llevando un porcentaje, como ya pasa con las tarjetas de crédito.

    Un saludo

  • #003
    tomeu tomas - 3 octubre 2011 - 13:48

    Pienso que la tecnología ya esta a disposición del usuario o como mucho podría estarlo en 6 meses, es una técnología muy interesante y potente y se pondrá en marcha cuando a las empresas le interesen.

  • #004
    Alejandro F. - 3 octubre 2011 - 13:58

    Puede parecer una tontería, pero se adoptará tan rápido como Apple lo incluya en su iphone.

  • #005
    YJ - 3 octubre 2011 - 14:04

    Hay mas matices que la usabilidad, la tecnología NFC es heredera directa de los protocolos RFID (de hecho, en si misma es tecnología RFID) lo que pasa es que se evita convenientemente poner estas siglas por la mala prensa que han ido acumulando -merecidamente-.

    Las tecnologías ‘over the air’ siempre han sido muy susceptibles a todo tipo de ataques (cualquiera sabe que las redes Wifi son menos seguras que una red cableada) y en concreto las tecnologías RFID han dado muchos quebraderos de cabeza, por ejemplo el estándar de facto ‘MIFARE’ lleva años roto y han sido numerosos los incidentes que ha protagonizado.

    Por otra parte está el hecho de que los smartphones se han convertido en target prioritario para ‘los malos’ y ya se están viendo bastantes troyanos, virus y ataques.

    En definitiva, NFC resulta muy interesante pero no es ni de lejos la panacea y desde luego siempre tendrá un punto menos de seguridad frente a soluciones de tipo tarjeta-con-chip

  • #006
    Angeloso - 3 octubre 2011 - 14:07

    En Estados Unidos (Houston) yo veia de estos aparatos en muchisimos sitios, aunque donde mas se popularizaron fue en la cadena de hamburgueserias ‘Jack In The Box’, pero no era para telefonos era para las Mastercard con PayPass incluido (normalmente estas tarjetas las proporcionaba Chase). El ‘NFC’ lo use yo unas veces en el Starbucks con mi Smartphone, y lo pongo entre comillas, porque no era NFC, ya que mi telefono un Galaxy S (todavia de primera generacion) no soporta NFC. Era algo raro que tiene Paypal llamado Bump, que lo que haces dar un golpecito contra la registradora una vez te han dicho el precio y le has dicho que querias pagar con Paypal BUMP alli. Asi que intuyo que por eso es que Paypal, no apuesta por el NFC.

    @Angeloso69

    P.d.: Cuando vuelva por alli, no se que me encontrare :-) Aunque creo que antes me pasare un tiempo por Alemania.

  • #007
    atilio|ritidectomia - 3 octubre 2011 - 14:37

    Pues cada vez extrañaremos más el olor del dinero ! Exitos !

  • #008
    Ana María - 3 octubre 2011 - 15:35

    Creo que dentro de algunos años (que hay indicios de que serán pocos) la tecnología de pago por móvil, ya sea:

    Google Wallet : http://www.google.com/wallet/
    Cashlog: http://www.cashlog.com
    NFC: http://es.wikipedia.org/wiki/Near_Field_Communication

    o algunos otros se implantará en la mayoría de los hogares y los comercios, ya que se trata de algo cómodo y fácil de manejar.

    Yo desde luego lo terminaré usando seguro!

  • #009
    Diego - 3 octubre 2011 - 16:09

    En Londres se ven en muchos sitios, pero solo en lugares donde las compras no suelen superar las 50 libras. Para mi este sistema no tiene ningun interes, la tarjeta con chip no abulta nada y es mucho mas segura. De hecho mi tarjeta de debito tiene el chip NFC y no me ilusiona nada, pues solo es tocar y pasa, no piden DNI por eso de que aqui no hay y no piden PIN.

    La idea de tener todas tus tarjetas en un sitio esta bien con Google Wallet, pero es que de verdad que no me molesta cargar con tres tarjetas en la cartera.

    Justo hoy se me ha olvidado el telefono en casa, asi que hoy podria haber sido un dia peor sin un duro, sorry penny, en el bolsillo.

  • #010
    Modiglian - 3 octubre 2011 - 19:05

    Se implantará tan rápido como el Iphone lleve NFC y el primer directivo de un banco se de cuenta que con este sistema se incrementa el pago electrónico (es decir, más comisiones para el banco).

    En cuanto a su seguridad… pues lo mismo que si te roban la cartera/monedero, tanto dinero llevas dentro, tanto pierdes.

    Dudo que mucha gente vaya con su tarjeta SUICA (la más implantada en Japón) u otra o con su movil con 1000 euros de carga.

    Como comerciante, si el banco no cobra nada por el terminal, y las comisiones son las mismas o menores que las que cobra por las tarjetas, pues lo implantaría inmediatamente.

  • #011
    iokin - 3 octubre 2011 - 19:47

    ¿y si no tienes dinero?…

  • #012
    Krigan - 3 octubre 2011 - 21:29

    Si el chip recibe la energía por inducción del lector, no sé para qué se necesita el móvil. El chip lo mismo puede ir metido en cualquier pequeño trozo de plástico que tenga unido a mi llavero, que sea una tarjeta de crédito/débito virtual que incluso me permita sacar dinero en metálico de un cajero equipado con lector NFC.

    Actualmente ya pago con tarjeta de débito inteligente. Está claro que mi PIN pasa por el lector de la tienda, y que me tengo que fiar del precio que pone en el lector, pero no parece que eso sea un gran problema de seguridad, y el llavero también es algo que siempre llevamos encima.

    Por tanto la pregunta es ¿existe alguna ventaja real en que el pago sea a través del móvil? ¿El único problema es que sobra plástico en las actuales tarjetas?

  • #013
    Belén - 3 octubre 2011 - 22:27

    Hace años que lo usé en Japón, y cuando me fui de Londres estaban ya empezando, supongo que se habrá extendido ya más allá de las tiendas de conveniencia, donde se recarga la tarjeta de transporte. En su momento pensé que para 2011 ya estaríamos pagando así las cosas pequeñas, (pagar un sandwich, un refresco en una máquina expendedora, una revista, o un café en un bar). Pero en España a este tipo de comercio le gusta mucho el efectivo: transparente para Hacienda, sin comisiones, ingreso instantáneo (no esperar a cobrar del banco o similar) y requiere cero inversión en tecnología. Cuando el chino de la esquina decida que le puedes pagar así, estará el 80% del camino hecho. Pero si ni siquiera los tickets restautante, las tarjetas de crédito/débito etc. están bien vistos, parece que seguiremos avanzando despacio. Le echo otros 5 años.

  • #014
    diego - 3 octubre 2011 - 22:29

    por mas vueltas que doy no creo que sustituyan a las tarjetas por cuestion de seguridad; aparte de la obviedad del pin que se asegura que es mi tarjeta (me roban la tarjeta y el pin algo impide… movil con NFC, pues con que lo acerque al terminal seguro que el vendedor le agradece la compra) cuento mi experiencia personal: me han atracado dos veces, y en ambas se han llevado el metalico y el movil, dejandome las llaves y las tarjetas que no les interesaban.
    Si en el mismo pack se llevan el movil -que les interesa- y que ademas sustituye mis tarjetas y mis llaves dejandome tirado, pues el NFC es un problema mas que una solucion.
    Lo veo un sacacuartos nuevo, una novedad para decir -mas bien demostrar cuando pago- que mi movil es requeteultranueva generacion, ya que los cada vez es mas dificil diferenciar un smartphone exteriormente (mi htc es de hace 2 años, y por fuera varia muy poco con los nuevos), y no olvidemos -especialmente aquellos fanaticos de apple- que los moviles tienen un gran componente de status

  • #015
    pepe - 4 octubre 2011 - 09:42

    yo creo que la adopción de estos sistemas va a ser lenta y soy un poco escéptico de su nivel de adopción.

    – Mi familia (4 personas) ha perdido 15 móviles (o más) en los últimos 10 años, sin contar accidentes (iphone en piscina, movil aplastado al caer de un segundo piso, etc, etc).

    – Hay un operador por en medio, y francamente, estoy de Movistar hasta las narices, solo falta que mi credito dependa de ellos (pulse 1 si quiere protestar, pulse 2 si quiere irse al infierno, etc, etc).

    – lo de la bateria es relevante. Yo me he quedado sin bateria en momentos ‘claves’

    – y si viajais pues el problema del roaming, comisiones, etc, etc.

    – A mi me pone bastante nervioso tener abiertas cuentas itunes y tal con acceso a mi tarjeta. Estas conexiones movil-cuenta-tarjeta se me antojan un poco peligrosas.

    Vamos que no se que problema tienen las tarjetas. No ocupan espacio, son relativamente seguras y ademas las anulas en un pis-pas en caso de problemas.

    A veces queremos reinventar la rueda.

  • #016
    julio gonzalez - 4 octubre 2011 - 10:06

    Bueno, vamos a fantasear un poco.

    Dado que la clave del sistema es un microchip, que no deja de ser un sistema de autentificación personal, no veo la necesidad de que éste tenga que ir forzosamente ligado a un teléfono móvil, que no deja de ser otro periférico que llevamos encima.

    Supongo que lo bueno será cuando tengamos este microchip implantado en la yema de un dedo y con tocar el terminal éste reconozca el chip y nuestra huella dactilar al mismo tiempo, o que vaya ligado a un sistema de reconocimiento de voz o de pupila.

    Para mí el tema dependerá de varias cosas:

    – flexibilidad: modular el sistema para pagos grandes o pequeños, acceso a crédito/débito, capacidad de anular un pago…
    – seguridad: pin, bloqueo en caso de robo, localización por GPS…
    – información: consultar tus datos de compras, comparar precios, ofertas instantáneas…

    En cualquier caso está claro que el mundo del pago va a cambiar (o ya ha cambiado).

  • #017
    Iñaki B. - 4 octubre 2011 - 17:37

    Estoy de acuerdo en que como en todas las innovaciones, al principio sobretodo, hay un periodo de incertidumbre a modo de test sobre la respuesta del mercado a esta nueva forma de relacionarse con el dinero. Creo sin embargo que dadas las circunstancias (enorme mercado potencial asociado a los pagos electrónicos, pugna desatada entre las grandes operadoras y redes comerciales por posicionarse en el mismo,…) junto a las mayores facilidades para transaccionar y pagar para los consumidores, entre otros, la velocidad de expansión será rápida al menos en los países desarrollados.
    Es previsible además que tal proceso expansivo se asocie a la habilitación de nuevos modelos de terminal telefónico que incorporen esta funcionalidad y ello contribuya a una aceleración del proceso de rápida implantación generalizada.
    Mi contribución personal en:
    http://www.i-beristain.com/google-wallet-monedero-en-el-movil/

  • #018
    joselito - 5 octubre 2011 - 04:12

    que se den un paseo por japon que esta plagado de lectores NFC!
    hasta las maquinas de vending tienen….

  • #019
    José Carlos Agrela - 5 octubre 2011 - 15:17

    Se implantarán lo rápido que queramos. El cambio de tarjetas de crédito con banda magnetica a las de Chip se ha realizado en muy poco tiempo… y nos hemos acostumbado a meter los PIN sin problema. Y todo el proceso ha significado:
    – Cambiar todo el parque de tarjetas (unos 100 millones de unidades)
    – Cambiar los lectores (ahora son todos inalambricos)

    ….. esto se pone en marcha en un año, dos máximo. Pero hay que querer, claro.

  • #020
    Kotipelto - 11 octubre 2011 - 16:43

    Hace 3 años ya que estuve en un centro de investigación de la UCLM haciendo un proyecto con NFC, por lo que ví hace 3 años ya esta tecnología se usaba en Londres y en Japón.

    Es muy interesante, porque no es como una simple tarjeta de crédito, al tratarse del móvil cuando lo pasas por la tarjeta NFC podrías ver una serie de opciones o información siendo una interacción mucho mas rica, eso si conforme está la economía no creo que estemos en un buen momento para su implantación

Dejar un Comentario

Los comentarios están cerrados