Adiós, Alierta. Hola, Telefonica…

César Alierta (2014) - IMAGE: Andalucía Open Future CC BY-SA 2.0César Alierta anunció ayer finalmente su dimisión como presidente de Telefonica, para dar paso a una nueva etapa presidida por Jose María Álvarez Pallete. En un tweet, Jose María ha agradecido los mensajes de felicitación y también, lógica y educadamente, a su predecesor en el cargo, a la persona que le dio la confianza para crecer en la compañía hasta el puesto de COO, y finalmente, hasta convertirse en su sucesor. Una sucesión que, de entre las alternativas disponibles, hace una apuesta clara por el cambio y por la nueva mentalidad de siglo XXI que la compañía necesita.

Hace ya muchos años que lo digo: César Alierta representaba la Telefonica del siglo pasado, y el día que finalmente decidiese dimitir, las acciones de la compañía lo reflejarían. Así ha sido: casi mil quinientos millones de subida en bolsa representan lo que los accionistas y mercados atribuyen a la presencia de César Alierta. Un directivo “de la antigua usanza”, de esos a los que les resulta completamente indiferente dirigir una empresa financiera, de tabacos o de telecomunicaciones, que desconocía completamente las variables clave del negocio, y al que seguramente podríamos aplicar, parafraseándola, aquella frase que un analista dijo en su momento sobre Larry Ellison: en España, “la única diferencia entre dios y César Alierta era que dios no creía ser César Alierta”.

Bajo una personalidad y una presencia aparentemente sencillas, y una capacidad dialéctica extremadamente poco afortunada, César Alierta mantenía una actitud de “todo se puede conseguir llamando a las personas adecuadas”. Una filosofía de dirección de empresas que no ha añadido valor a Telefonica a lo largo de la etapa en la que la ha gestionado, sino todo lo contrario: la compañía vale hoy 32.000 millones menos que cuando él asumió la dirección, una destrucción del 40% de su valor. Cuando Alierta llegó, Telefonica era con gran diferencia la empresa más importante de todo el IBEX 35, con una valoración por encima de los ochenta mil millones de euros. Hoy, Telefonica está valorada por debajo de los 49.000 millones de euros, y su presidente se retira tras ser uno de los mejor pagados de todo el panorama empresarial español y asegurarse un auténtico retiro dorado. Lo mejor que he leído sobre la salida de Alierta de Telefonica lo ha escrito Ana Tudela en CTXT, “Alierta, uno de los vuestros“.

Telefonica, durante la era Alierta, se ha convertido en una empresa con una dependencia claramente nociva de la política. Mantener durante una época tan estratégica a un gestor que desconoce el negocio, que es completamente incapaz de proyectar su evolución futura con un mínimo de rigor, y que pretende que los negocios funcionan a golpe de a quién conoces y quién te debe favores supone que su presidente se convierta en una figura similar a la que Steve Ballmer representaba en Microsoft: un histórico cuya autoridad nadie podía discutir, pero que todos sabían que suponía un auténtico lastre en la compañía. Y sobre todo, en la capacidad de la empresa para evolucionar y adaptarse a las necesidades del entorno. El panorama de las telecomunicaciones y el papel de las operadoras ha cambiado de una manera radical durante los años que Alierta ha dirigido la compañía, pero Alierta ha parecido no enterarse o no quererse enterar. Ha seguido manteniendo su actitud todopoderosa, su estilo de dirección basado mucho más en la política que en la sensibilidad con el entorno, y ha despreciado todo aquello que pudiese dar un giro a la percepción que los usuarios tienen de la compañía.

Las operadoras tienen un importante papel en el futuro: en un mundo hiperconectado a través de sus infraestructuras, sería absurdo pensar lo contrario. Pero dentro del papel que el futuro reserva para esas operadoras, es fundamental entender su papel de intermediarias: los usuarios no quieren a Telefonica ni a sus cables u ondas, lo que quieren son los datos que fluyen por Telefonica y por sus cables y ondas. Los usuarios quieren tener conectividad y ancho de banda, pero no quieren identificar a la compañía que se lo proporciona con contenidos ni con servicios, sino únicamente con la necesidad de que esté ahí cuando se la necesita, que suponga un gusto tratar con ella en lugar de un problema. Las operadoras que sepan convertirse en socios y aliados de quienes ofrecen productos, servicios y contenidos en internet lo tendrán fácil para ocupar un espacio en la mente del usuario. Las que pretendan suplantarlos u ocupar su espacio, lo tendrán mucho peor. En el panorama de las telecomunicaciones, los usuarios vamos a presenciar una enorme creación de valor gracias a la tecnología: el desarrollo de la internet de las cosas y la conexión de infinitos dispositivos a la red nos van a aportar enormes ventajas, y las operadoras jugarán en ello un papel central… si saben convertirse en facilitadoras, en elementos que simplifican la ecuación, no en las que lo complican. Si no es así, terminarán siendo sustituidas, por drástico que ello pueda sonar. Los usuarios tienen que ver en la operadora una capa agradable que les facilita lo que quieren hacer con ella, no en ella.

Creo conocer Telefonica relativamente bien: hablo con muchas personas de la compañía con mucha regularidad, tengo cierta participación en sus eventos a varios niveles, y tengo la tranquilidad de poder dialogar sobre prácticamente todos los temas con completa apertura, y puedo asegurar una cosa: Telefonica es una compañía muchísimo mejor de lo que ha parecido durante la época de Alierta. En Telefonica hay mucho más talento, saber hacer y conocimiento del negocio de lo que Alierta ha permitido que se expresase durante su etapa como presidente.

Con sinceridad: me alegro muchísimo de la salida de Telefonica de César Alierta. Creo firmemente que ha sido un gran destructor de valor, y que su etapa debía haberse cerrado hace mucho tiempo. Veo en Jose María Álvarez Pallete una persona con una actitud marcadamente diferente, con una sensibilidad hacia el entorno infinitamente superior, y con una forma de comunicar y de absorber información mucho más del siglo XXI. Algunos de los cambios para bien en la última etapa de Telefonica vienen precisamente de un papel cada vez más activo de Jose María Alvarez Pallete. Hay muchísimo más futuro en una Telefonica sin Alierta que con él. Para mí, el adiós a César Alierta solo significa una cosa: un hola para una nueva Telefonica. Y esa me parece una muy buena noticia.

 

This article is also available in English in my Medium page, “Ringing the changes at Spain’s Telefonica

 

ACTUALIZACIÓN (01/04/2016): dediqué a este mismo tema mi columna en El Español de esta semana, titulada “Telefonica y las expectativas“, con un tono menos centrado en la figura de César Alierta y más en lo que creo que son los retos que supone para su sucesor plantear el futuro de la compañía.

 

23 comentarios

  • #001
    Jose Antonio - 30 marzo 2016 - 13:45

    Hace poco más de dos años, que contacté con José María Alvarez Pallete en twitter, para intentar que Movistar nos diera acceso ADSL en mi localidad de 800 habitantes, a 4km de Ávila capital. Yo no sabía exactamente qué puesto tenía, pero, no solamente me contestó sino que me dijo “estoy seguro que nuestros compañeros de Movistar os ayudarán en este caso”. A partir de ese momento, todo empezó a ir sobre ruedas y ahora disponemos de ADSL de muy buena calidad. Estoy convencido de que él, tuvo mucho que ver en la solución del problema. Creo que se avecinan buenos tiempos para Movistar (y por tanto, para nosotros, sus clientes).

  • #002
    Krigan - 30 marzo 2016 - 14:48

    Ya veremos qué tal el nuevo, pero desde luego hacerlo mejor que Alierta es MUY fácil. Para ver que era un inútil integral bastaba con oírle hablar de su propio negocio. Este es su tristemente famoso discurso de “las redes son nuestras”:

    https://www.youtube.com/watch?v=rVADWAxOZtg

    Por cierto, han pasado 6 años desde que aseguró que Google iba a tener que pagar a Telefónica, y Google todavía no lo ha hecho.

    Ya de paso, menciona como si fuera la última maravilla tecnológica que alguien en Arequipo pueda crear algo, y ese algo pueda ser usado por alguien en Berlín. Por Dios bendito, que habló en el 2010. ¿Este tipo no sabe que Tim Berners-Lee creó algo llamado “la Web” en 1990, y que un estudiante de Finlandia creó algo llamado Linux en 1991? Y estamos hablando de sistemas abiertos, que eso también dice que lo va a inventar él. Este tipo estaba hablando con 20 años de retraso.

    Pero no es solo que sus dotes de profeta dejasen bastante que desear. Es que también suelta un famoso “las redes son nuestras”, cuando resulta que Google ya tenia entonces una red mundial que llegaba hasta Madrid (y otras punto-com estaban en proceso de crearla). Y por supuesto, eso significa peering, otra cosa que también dice que él tiene en exclusiva.

    Por si fuera poco, afirmó que Telefónica tenía los contenidos. ¡En el año 2010! ¿¿Mande?? Ahora Telefónica tiene Canal+, pero la tiene solo desde el año pasado. En el 2010 Telefónica no tenía nada de contenidos.

    Coño, si es que da vergüenza ajena. ¿Cómo puede ser que dirijas una empresa si no tienes ni puta idea de cómo va tu propio negocio?

    • Javier B - 30 marzo 2016 - 15:31

      Uno de los grandes problemas de este país: la falta de formación y capacitación de muchas de las personas que ocupan puestos de dirección (a cualquier nivel). Aunque el problema obviamente está en quienes asignan esos puestos. Podría achacarse a la mala suerte, aunque creo que está mas cerca de una incomprensible indiferencia hacia el negocio.

  • #004
    Rodrigo - 30 marzo 2016 - 16:45

    No he oído hablar de Alvarez Pallete, le deseo lo mejor por el bien de la empresa y del país al que muchas veces represent
    Lo que sí me gustaría como ingeniero de teleco que soy, es que algún día dirigiera la compagnia gente de la industria, es decir, ingenieros.
    Por poner un ejemplo, basta ver los nuevos CEOs de Google y Microsfot: ingenieros (e indios!)

    Por otra parte en Espagna muchos nombramientos de este tipo vienen influenciados por la política, y a mi personalmente me parece un error que abogados y economistas (muchas veces vieniendo de la función pública) valgan para todo.
    Creo que el día que en Espagna la ingeniería se respete un poco quizás empecemos a leventar cabeza

    • Daniel Terán - 30 marzo 2016 - 23:03

      Iba a decirlo yo pero te adelantaste. Sin ponerme a cuestionar las capacidades de Álvarez-Pallete, que sin duda serán las mejores, ¿a quién pones de CEO de tecnológica?

      Al financiero !!!

      Y ya para Enrique, no sé si la gestión de Alierta fue nefasta o no, pero a tenor de lo que aparece en la prensa pareciera que Alierta y Cruyff se llevaran el canto de un duro :)

  • #006
    Fer - 30 marzo 2016 - 16:53

    Nunca pude entender que el señor este, después del caso tabacalera, que marca claramente que clase de tipo es, llegara ahí, a la presidencia de telefónica.
    En cualquier país, no le habrían dejado acercarse ni a la fregona de una empresa. Una pena, que también dice mucho de este país, y de los gobiernos corporativos de grandes empresas.
    Me viene a la cabeza otro, Alfredo S. Banesto y luego santander, en 1997, condenado y también entre la elite.
    Que país

  • #007
    Gorki - 30 marzo 2016 - 19:48

    De los mismos que opinaban que FON era la caña y su presidente Martín Varsavsky, un empresario genial, llegan las criticas a la labor de Alierta al frente de Telefonica. ¡ Me encantan las opiniones de los expertos en Monopoly !

    • Mauricio - 30 marzo 2016 - 21:22

      Gorki, creo que sería interesante que nos contaras la razón por la que piensas que la labor de Alierta no ha sido tan mala como dice Enrique.

      • Gorki - 30 marzo 2016 - 23:30

        Con mucho gusto.
        Cesar Alierta entro en la dirección de Tellefónica en el 2000, cundo el desastre de Teera se llevo por delante a Juan Villalonga.. Aell le correpondio comerse ese marrón.

        Pese a los esfuerzos de Villalonga, que en eso acertó de intenter trasformar un ·”ministerio” en una empresa, la mentalidad de los empleados y la esctructura de Telefónica se corresponden más a la de funcionarios trabajando a golpe de decreto que la de dinámicos empleados a la caza de beneficios.

        Quien no tenga eso en cuenta, va arreglado, es muy difícil motivar a unos señores que en su mayoría, lo único que quieren es pasar alli el rato, para después trabajar por la tarde en otro sitio, y quien no lo crea que lea la biografia de Almodovar , empleado por doce años en Telefonica, hasta que pudo vivir del cine.

        Quiero decir con esto que no es una empresa fácil de llevar en la que muchas cosas que desees hacer las tienes que guardar en un cajón, porque en esa empresa es imposible desarrollarlas, ademas en este tiempo han desaparecido o disminuido drásticamente los ingresos por llamadas , tanto internacionales, como interprovinciales y casi diría que urbanasm que era l grueso de los ingresos de ´Telefonica,

        Por si fuera poco en estos años España y el Mundo donde telefónica tiene muchos interesase han pasado una crisis profunda no conocida desde el año 1929.

        Se le critica dedicarse a los contenidos, sin explicar porque razón no puede dediarse Telefonica a los contenidos, pero si puede Google dedicarse a redes de comunicaciones. Y puede que lo haya hecho mal en ese campo Alierta, pero comparado como lo hicieron Jesús Polanco y sus sucesores con Canal+, que arratró con sus perdidas a todo su imperio, al menos no se le puede decir que lo haya hecho peor que ellos.

        Esa crisis se ha llevado por delante montones de empresas del Ibex. Si miras el Ibex y lo comparas con el del año 2000, te das cuenta lo que en realidad ha supuesto la crisis.

        En estas condiciones Telefonica no solo sigue en el IBEX, sino que todos los años ha tenido beneficios y ha dado, pequeño si, pero dado, dividendo a los accionistas algo que muy pocoas compañias en España pueden decir.

        ¿Podía haberlo hecho mejor Alierta? – Pues claro que si. A toro pasado es fácil ver los trenes en los que no te subiste.

        ¿Podía haberlo hecho peor? Pues que pregunten por las empresas inmobiliarias, muchos bancos, compañias de seguros, Pescanova, Abengoa, …. o por qué no a Vodafone, Ono, y cien compañías de telefonia y de cable que lo intentaron y no supieron

        Yo no soy amigo de Telefónica, tengo una deuda pendiente pues siempre me trataron como “abonado” y no como cliente· y muchas veces me he querido ir de ella, pero al final siempre ha vuelto. He tratado de utilizar, Wanadoo ya desaparecido, PLC de Fenosa (creo que no funciona), Vodafon,… y he vuelto a Telefónica porque aun no siendo buena, es la que mejor funciona en Telecomunicaciones en este pais.

        Lo de dar lanzazos a rey muerto se nos da muy bien a los españoles, pero cuando oigo decir por ahí que Telefonica, no debe llevarla un Master en Dirección de Empresas, sino un ingeniero, o que es el culpable de la perdida del buscador español, refiriendose a OLE, o que la disolución de Terra fue un disparo en el pie, me hago consciente del nivel empresarial que tiene quien aparece por aquí.

        • Krigan - 31 marzo 2016 - 00:05

          Telefónica no puede dedicarse a los contenidos porque para hacer eso sin que te des la hostia a medio plazo tienes que ser un gigante operando a nivel mundial, y Movistar no pasa de ser un operador con presencia en tan solo algunos países de 2 regiones (Europa y Latinoamérica).

          Netflix, que tiene una presencia ya casi mundial (solo le falta el importante mercado chino) puede gastarse en producir o comprar series o pelis unas cantidades con las cuales un actor regional como Telefónica no puede ni soñar.

          Súmale que HBO y Disney están siguiendo ya el camino trazado por Netflix, y que detrás irán el resto de los principales de Hollywood. Añádele Amazon, que también se está metiendo ahí, y el resultado va a ser un mercado del streaming de vídeo reñidísimo en los próximos años.

        • Daniel Terán - 31 marzo 2016 - 00:15

          No sé,

          1. No hay ingenieros con MBAs?
          2. El CEO de Google tiene un MBA?

          • Marain - 1 abril 2016 - 17:01

            me gusta

        • Rodrigo - 31 marzo 2016 - 16:22

          Solo faltaría que los gestores de las Telefonicas, Repsoles, BBVs, Santanders se las hubieran cargado y no hubieran sorteado la crisis. Entonces ya estaríamos para cerrar el país y largarnos a Marte!! Me vas a comparar Telefónica con Pescanova? Vamos, un poco de seriedad, que Telefónica tiene mano en el BOE!!!!

          A ver, yo no conozco a Alierta y supongo que alguna cosa buena habrá hecho. Pero eso no justifica lo que no ha hecho, como ha comentado Enrique y otros muchos. Como por ejemplo que han seguido con la política de enchufismo galopante de hijos-de, en vez de promocionar a ingenieros con ganas de hacer. Qué hablamos de hace 10 agnos, no de hace 40 agnos cuando Almodóvar pululaba por allí!!!

    • Krigan - 30 marzo 2016 - 23:21

      Yo nunca he sido un entusiasta de FON, y a los hechos me remito: nunca he tenido una fonera, ni he usado nunca el servicio.

      Por lo demás, no sé qué relación puede haber entre lo que haya sido la trayectoria de uno y de otro. El cómo haya sido de bueno o de malo uno de elllos no indica nada de cómo haya sido el otro.

      La trayectoria de Alierta, sin duda, ha sido pésima. Ha dejado a Telefónica con una deuda excesiva, y teniendo que vender filiales en Europa, mientras que en su país de origen (este precisamente) no ha parado de perder cuota de mercado.

      Para colmo, a la estrategia actual de centrarse más en la tv que en Internet no le veo futuro a medio/largo plazo. La tv es un medio condenado a ser reemplazado por Internet en todo menos en los eventos en directo (principalmente deportes).

      De las 3 series estrella de Canal+ (ahora Movistar+), 2 son producidas por Netflix (Orange is the New Black y House of Cards), y la tercera (Juego de Tronos) está producida por HBO, que ya ha empezado su expansión internacional en el negocio del streaming. Con esto te lo digo todo.

      Movistar podrá aguantar algunos años más con los deportes, pero ESPN también ha empezado su expansión internacional, así que…

  • #015
    Alqvimista - 30 marzo 2016 - 19:52

    Estaría bien que empezara expulsando a todos los ex-políticos que se han apesebrado ahí en los últimos años, auténticos símbolos de lo que una empresa nunca debería hacer. Esos sí que son una panda de inútiles.

  • #016
    ana - 30 marzo 2016 - 20:14

    Aun me acuerdo cuando Alieta se cargó el proyecto del Buscador de Terra. Un buscador en español con un mercado potencial de 600 millones de personas. Lo finiquitó y dejó vía libre para que otros como Google copasen este mercado, un mercado que ha demostrado ser muy rentable a nivel publicitario.

    En España el Buscador Google copa el 98% de las búsquedas, cosa que no ocurre en Rusia con Yandex, Japón con Yahoo ó China con Baidú.

    La disolución de Terra como empresa fue un disparo en el pié no solo al futuro de Telefónica, sino al desarrollo de Europa como potencia en las nuevas tecnologías.

    • Garepubaro - 31 marzo 2016 - 12:54

      a pesar de que el español, no como el ruso ni el catalan, esta en crecimiento y ya tiene mas gente que el inglés hablandolo … mas vale que estos portales como Terra ni exista, menos mal, para que se haga rico todo el gusano español de turno … voto islamico esto no vale nada

  • #018
    alfonso valenzuela - 1 abril 2016 - 01:29

    Pienso que es muy fácil criticar al gestor que sale y ponerse a buenas con el nuevo, sin justificar sus méritos. Por muy mal que lo haya hecho, Telefónica es Telefónica. Saludos.

    • Krigan - 1 abril 2016 - 21:03

      Telefónica es esa empresa que tuvo el monopolio de la telefonía en España durante 3 cuartos de siglo. Al final de ese periodo, se popularizan los móviles, se empieza a permitir en ellos una tímida competencia, empieza a popularizarse Internet (entonces con conexiones de banda estrecha), y finalmente se finaliza el monopolio de Telefónica en la telefonía fija (y en el acceso a Internet) en diciembre de 1998.

      Alierta fue nombrado presidente de Telefonica en el año 2000. Su situación de partida era inmejorable, fruto de un monopolio impuesto por ley. Su situación actual es, desde luego, mucho menos boyante.

      ¿Qué se supone que tenemos que hacer? ¿Aplaudir?

  • #020
    José Luis Adanero. - 1 abril 2016 - 11:56

    El comentario despiadado de Enrique Dan,no puede ser mas desacertado.Llevo trabajando muy cerca de TELEFONICA desde hace más de 45 años,he visto la transformación de TELEFONICA en ese período, y la presidencia de Cesar Alierta es sin duda una historia de éxito .R
    El tiempo lo reconocerá.
    La elección de Alvarez Pallete,no puede ser mas acertada,estoy seguro de que su presidencia al frente de TELEFONICA,llevará a esta Compañía a nuevas cuotas de éxito,
    Eso es lo que yo deseo como español,como profesional del sector y como entusiasta de esta Empresa a la que he visto crecer desde la época de otro gran Presidente que lo fue , Barrera de Irimo,al que nuestro país no ha rendido el homenaje que sin duda se merece,no solo como Presidente de TELEFONICA ,sino como servidor público.

  • #021
    Marain - 1 abril 2016 - 16:58

    Parafraseando a Carville:

    ¡El cliente, estúpido!

    Telefónica, no ha superado el concepto de abonado. Formalmente si lo ha hecho, pero culturalmente no. Se tardan muchos años o muchas crisis y sustos en cambiar la cultura de una organización.

    Alierta en 18 años ha tenido la oportunidad, los asesores, la financiación, el apoyo institucional y el mercado como para hacer de la operadora una autentica joya.

    ¿Lo ha hecho?

    Saludos y buen fin de semana

    • Dedoenlallaga - 5 abril 2016 - 17:27

      No, ni en 18 ni en 180. Es más, de abonado se pasó a lacayo.

  • #023
    Dedoenlallaga - 5 abril 2016 - 16:50

    Es una pena, a mi juicio, y tengo más que muchos y sobradísimos motivos para decirlo, que este señor se haya marchado solo (y con un buen fajo en el bolsillo, y que seguirá engordando), sino que no se hubiese llevado toda la compañía con él a lo más profundo del abismo de Helm y luego ardiesen allí todos juntos: Una de las peores, sino la peor, compañía del planeta y tengo, repito, varios trenes de mercancías repletos de argumentos para defender mi afirmación. A este tío sólo lo superó y raspando el sr. Vilallonga; aunque llamar sr. a ese tío, es un esfuerzo sobrehumano.

Dejar un Comentario

Los comentarios están cerrados