¿La primera impresión es la que cuenta?

First impressionsResulta muy interesante seguir el patrón de difusión de las distintas herramientas sociales a lo largo del tiempo: cuando la tasa de adopción y el número de usuarios activos son los factores fundamentales que te convierten en ganador o perdedor, la forma de competir de la mayoría de las compañías termina por ser la búsqueda de la convergencia, la copia de aquellas funciones que han resultado exitosas en otros competidores.

Así, podemos ver dinámicas de convergencia competitiva constantes: Facebook incorpora elementos de Twitter,  Twitter modifica sus mensajes directos para que se parezcan a las herramientas de mensajería instantánea, Facebook persigue el éxito del long form blogging de Medium, el desarrollo de Snapchat lo pone en rumbo de colisión con Twitter, y así sucesivamente.

La evolución de cada herramienta, sin embargo, tiende a tener un punto de anclaje conceptual muy fuerte con la idea fuerza inicial que tenía al comienzo de su adopción. A todos los efectos, muchos usuarios siguen visualizando Facebook como una herramienta que se utiliza para saber qué hacen nuestros amigos y familiares, aunque realmente ya se pase mucho más tiempo leyendo noticias y viendo vídeos que interesándose por sus aventuras y novedades.

Cuando pensamos en Twitter, muchos continúan relacionándolo con lo que era cuando se usaba para saber qué habían dicho las personas que seguían, aunque hoy sea más una herramienta para estar al corriente de lo que se cuece en aquellos temas que nos interesan y el criterio para escoger a quién o quiénes seguir haya cambiado drásticamente.

Snapchat mantiene una clarísima connotación de herramienta de mensajes que se autodestruyen, a pesar de que hoy ofrece una amplia gama de opciones de comunicación no necesariamente perecederas y permite usos que van desde la lectura de noticias hasta el intercambio de dinero con amigos.

Medium, que comenzó como una herramienta orientada a la creación de artículos largos, ha luchado por replantearse como atractiva para cualquier tipo de contenido independientemente de su longitud, pero con un éxito moderado. A medida que crecen, las herramientas sociales van incorporando nuevas funciones y evolucionando algunas de las que tenían originalmente, pero la persistencia de la imagen que tenían al principio, de aquella primera impresión que posiblemente tuvo mucho que ver en nuestra adopción, parece clara y evidente.

Las noticias, sin duda, parecen un elemento común en ese proceso de convergencia que todas las redes parecen querer perseguir. Convertirse en la plataforma elegida para suministrar información a los usuarios es un elemento con un indudable atractivo, que influye de manera decisiva en las dinámicas de uso y conlleva un importante componente de sostenibilidad. El cambio que en su momento llevó a cabo Twitter pasando de preguntarnos “qué estás haciendo” a “qué está pasando” consiguió convertirla en un recurso que muchos de sus usuarios consideran central a la hora de acceder a noticias de última hora, una posición de creciente importancia que tanto Facebook con sus Instant Articles como Snapchat con Discover se lanzaron rápidamente a conquistar.

Hablamos de un cambio social de primera magnitud: una sociedad que antes acudía para informarse a la prensa y a la televisión, ahora recibe esa informacióna  través de redes sociales, con la prensa y los medios clásicos relegados a una función de ampliación posterior, a un segundo clic o a un momento específico, como el rato de ver el telediario a la hora de la comida o la cena, o el tiempo que pasamos en el coche entre casa y trabajo. La evolución de las pautas de consumo de noticias en Twitter y Facebook acaba de ser estudiada en un reciente informe de Pew Research, que pone de manifiesto su importancia cuantitativa: obviamente, Twitter es una red mucho menos popular que Facebook, lo que lleva a que uno de cada diez norteamericanos la consideren un sitio fundamental para informarse mientras que sean cuatro de cada diez los que ponen a Facebook en ese privilegiado lugar.

Network traffic from Google vs. Facebook (Parse.ly)

 

Facebook, de hecho, se ha convertido ya en el primer origen de tráfico para páginas de noticias, superando ya a la antes todopoderosa Google, y con una evolución verdaderamente impresionante: del 20% al 43% desde enero del año pasado hasta ahora. Matices aparte, como el hecho de que Twitter se vea más adecuado para las noticias de última hora y Facebook se interprete como más generalista, parece claro que hablamos de pautas que habitualmente tienden a desarrollarse con cierta lentitud, y que cuesta superponer a esos elementos iniciales fundacionales, lo que otorga todavía más valor al proceso que Facebook ha seguido para hacerse con el liderazgo en ese consumo de noticias. Generalmente, una vez que una herramienta encuentra su propuesta de valor que desencadena una adopción masiva, se ata a ella y da lugar a una percepción, un cliché basado en esa primera impresión, que habitualmente cuesta mucho evolucionar.

¿Cuánto del uso que hacemos de las diversas herramientas de la red está basado en esos clichés iniciales? ¿Cuántos siguen viendo las herramientas como lo que eran al principio, en lugar de tomar decisiones sobre su posible uso basadas en aquello en lo que han terminado por convertirse? ¿Hasta qué punto somos flexibles como para cambiar esa primera impresión que tuvimos cuando supimos de una herramienta por primera vez?

 

This article is also available in English in my Medium page, “Do first impressions really count?”

16 comentarios

  • #001
    Gorki - 19 agosto 2015 - 10:57

    En efecto, al menos en mi caso Internet se ha transformado en una de las dos ventanas que tengo para enterarme de todo lo que pasa en el mundo, (la otra es la radio), he dejado de ver la televisión y de adquirir periódicos y revistas de los que hace unos años era un buen consumidor.

    Los puntos donde me entero de lo que esta pasando son, Twitter, para las noticias, para ello solo sigo a unas 50 personas que por oficio y puestos que ocupan están bien informados y actualizados en los temas que me preocupan, que son tanto generales, como política y noticias internacionales, como de temas específicos que por mis aficiones particulares sigo con más atención. Desgraciadaente Twitter no gana dinero así que terminará cerrando o poniendo publicidad en cantidad insoportable

    Para saber de mi familia y amigos uso Facebook, y no es tanto “que haces?” sino “que piensas?” en este sitio leo los link que a ellos les han interesado y piensan que interesarán a sus amigos. Desgraciadamente Facebook gana dinero, pero a cambio de poner publicidad en cantidades insoportables y lo que es para mí mas insoportable, haciéndome pasar publicidad como recomendaciones de amigos, razón por la cual últimamente estoy limitando mis vistas a ese sitio y pensando en sustituirlo cuando pueda.

    No utilizo ningún sistema más salvo la “serendipia”, (o suerte), que me produce el navegar por Internet y que a veces te hace llegar sin proponértelo a lugares sorprendentes, por ejemplo ayer mismo vi el tren que tiene el record de los Guiness por su longitud, (700 vagones) o estuve leyendo sobre la guerra Franco Prusiana, de la que no tenía mucho conocimiento, aparte de que la inciara y perdiera Francia, (una vez más), lo que le costó la Alsacia y la Lorena.

  • #002
    Garepubaro - 19 agosto 2015 - 15:13

    “… televisión y de adquirir periódicos y revistas de los que hace unos años era un buen consumidor…” y dices que sigues a “cincuenta personas de las que te fias”… becarios y amateurs mas que nada, internet trae la pelicula gratis y el periodico el libro gratis, la musica ( son ya los nativos digitales y post-digitales que se tienen que criar con Beatles y Pink Floyd del vinilo por ausencia actual de cultura) …

    mientras todo el trabajo intelectual es gratis y perjudica a los que se dedican a el degradando su calidad, comida, sustento basico, vivienda, transporte, gasolina, ir al futbol, toros etc cada vez cuesta mas dinero, por favor que no lo llamen tecnologia, es otra cosa y asi le va a la gente, la sociedad no lo ve claro, cada vez peor … no es mucho pedir que esto de internet no es tecnologia, sera otra cosa, pero no eso y cada vez trae mas incultos que van a pagar a los toros y demas

    • Gorki - 19 agosto 2015 - 23:30

      Si tuvieras la más mínima cultura digital. sabrias que es facik enterarse a quien sigo porque es algo publico. Entonces habrias podido ver si quien sigo son becarios o no.

      Estoy harto de tener que leer tus hipótesis basadas en datos falsos, cuando si tuvieras dos dedos de frente sabrías encontrar sin esfuerzo datos para apoyar tus tesis. No se la primer, ni la segunda vez que haces una estupidez semejante, es casi es una costumbre en ti. Por favor, ya que vas a montar una teoría, lo menos que se te puede pedir, es que busques datos ciertos en que basarla.

      En cuanto que los datos son gratis. ¡Pues si, lo son! ¿Que quieres que yo lo haga?. Señores como:
      P.J.L. Domínguez – Crítico de teatro,
      Alejandro Suárez – Empresario y CEO de Diario Qué!, Revista Capital, Gestiona Radio, Capital Arte.
      Mario Tascón ❦ Periodista,
      Sara Alvarellos. Co-founder at Makespace Madrid.
      Pablo Rodríguez, Corresponsal de El Mundo,
      a@gamazo Periodista de la agencia EFE,
      Juan Jose Diez Administrador del blog Literatura,
      Ester Casanovas, experta eh hueros ciudadanos,
      Burres, Empresas familiar de productos para jardín, viverismo, horticultura, medioambiente.
      Falsarius Chef Cocinero impostor,
      José Antonio Millán, experto en literatura digital,
      Benet M. Marcos Editor de Socialancer.com
      Yoani Sánchez Periodista cubana

      Tiene a bien, poner su trabajo intelectual gratis en Internet. Ellos sabrán por qué, aunque se que siendo bastante más listos que tu, sacan el beneficio de otra forma.

      Por otra parte, mi religión es muy exigente en un principio, me impide pagar por algo, que otros me ofrecen gratis y que además me entregan en mi casa, sin tenerse que desplazar a un kioko para conseguirlo pagando.

      Suerte, que aun quedan muchos como tu, pertenecientes a otra religión, que pudiendo disfrutar de las noticias en casa, consideráis un deber salir de casa y comprar el periódico, permitiendo asi que vivan un montón de gente.

      Por ello te doy las gracias, en nombre de todos los que viven de gente como tu.

  • #004
    Daniel - 19 agosto 2015 - 19:07

    A mi facebook ya me aburre, es totalmente improductivo y una maquina de procrastinación increible. si no fuera que hay tanta dependiencia ahora mismo de esa herramienta del demonio ya lo habria cerrado, pero ahora es el puñetero facebook para todo, a ver cuando pasa la moda.

    • Garepubaro - 19 agosto 2015 - 20:54

      puf, lo llevas mal, acabas de conocer “el contexto internet” lo vives, como Gorki y los demas, lo malo es que esta son gente que vota, pone los pelos de punta desde luego …

      • Gorki - 19 agosto 2015 - 23:32

        Y a mi, que me da miedo que dejen votar a retrógrados como tu-

      • Daniel - 20 agosto 2015 - 05:54

        no se que quieres decir, yo slo digo que me cansa tanta dependencia de facebook, y supongo que caera en la misma suerte que cayó myspace, fotolog y tantas otras paginas chorras para perder el tiempo, la gente no puede estar loca tanto tiempo.

      • Juan Manuel - 20 agosto 2015 - 08:35

        Troll de libro. No está asegurado que lo hagan a propósito, pero da igual lo que digas. Lo criticará. Aunque tenga que contradecir su propio argumento 10 veces.

        Se caracterizan por soltar coletillas y tópicos, orientar sus comentarios a algún usuario en lugar de al tema principal a tratar para conseguir una respuesta rápida y emotiva que les ponga en el centro de la discusión, en definitiva llenar su ego.

        Gorki yo no le haría mucho caso. Entraras en una dinámica sin fin.

        Enrique podrías hacer una reseña a como combatir este tipo de actitudes en la red. Que sin ser directamente insultos o provocaciones, de forma socavada desvían la atención de cualquier hilo de conversación a meras tertulias de bar donde unos se enfrentan a otros.

        (Requiere un esfuerzo extra pero os aconsejaría ni siquiera comentar este tipo de actitudes)

    • Jesús - 20 agosto 2015 - 04:25

      ¿Y tú que haces?
      Yo no tengo FB para ser consecuente y criticarlo :)

  • #010
    Antonio Castro - 20 agosto 2015 - 09:20

    Nacieron con un modelo de interactividad totalmente diferente que apenas ha cambiado. No es tanto la primera impresión. La funcionalidad extra y la evolución posterior no compensan el diferente modelo de interactividad que se elige. Nunca me gustó Facebook y siempre me gustó Twitter.

    Yo tuve mi día de furia en Facebook y me dedique a desamigar a más del 90% y dejar solo a las personas que conocía por trato directo. Me pasé horas haciéndolo. Pero eso no logró cambiar las sensaciones que tengo en Facebook y que no me gustan. No es la funcionalidad sino el modelo de interactividad lo que convierte a una red social en algo que te resulta atractivo o en algo que consideras una pérdida de tiempo.

    Tú pregunta en el título da a entender que no has entendido el por qué la gente se fideliza con unas redes y no con otras. Te podré un ejemplo claro: Yo dudo que tú llegues a hacer un tipo de uso de Twitter como el que mejor funciona en esa red . Los famosos siempre tendréis a muchos seguidores en Twitter pero el tipo de interactividad que seáis capaces de conseguir es otro tema.

    Enrique, Twitter no es lo tuyo y nunca lo será salvo que Twitter se convierta en una cosa completamente distinta.

    En Twitter hay que saber como decir mucho con solo 140 caracteres.

    Twitter maneja contenidos menos frívolos que los que tú acostumbras a usar. En Twitter hay que mojarse, aportar opinión en temas controvertidos y saber bregar con las consecuencias de lo que escribes. Lo poco que se escribe en Twitter conviene pensarlo bastante. Tú no haces nada de eso.

    • Gorki - 20 agosto 2015 - 10:05

      Opino Antonio que Twitter como Facebook se pueden utilizar de muchas formas independientemente de lo famosos que seas. Yo son seguidor de Enrique y pienso que utiliza Twitter de una determinada forma.

      Enrique y yo que no soy famoso, tenemos una forma de utilizar Twitter similar, en aproximadamente un 70% lo utilizamos para publicitar lo que escribimos, un 10% en contestar a otros, y un 20% en mostrar a nuestros seguidores cosas que nos sorprenden. Personalmente no es Enrique el que más me aporta en Twitter, pero le sigo, porque serán pocas aportaciones, pero no es ruido lo que introduce, Cada cual sabe por que decide seguir a alguien. (personalmente yo tampoco seguiría a alguien como yo, pero a pesar de todo un grupito de 300 señores me siguen, ellos sabrán por qué?

      Otra forma de utilizar Twitter diferente, es la que utiliza Pablo Rodriguez
      @suances, corresponsal en Bruselas de “El Mundo”, calificado como becario por GAREPUBARO, me trae extractado lo que el escribe en el mundo y las fuentes de las que se sirve, retiwteando una serie de personas y organismos que generan las noticias de actualidad. A mi me aporta una sustancial cantidad de páginas web que leo.

      Una tercera forma de actuar Twiteer, es por ejemplo es la de Benet M. Marcos ‏@benetmaria , magnifico conocedor de todo lo relacionado con redes sociales y digital marketing, pero, fundamentalmente monotemático, Mientras que @suances me informó puntualmente de la explosión en China, que es un tema que el no trata profesionalmente, Benet es muy raro que trate un tema fuera de su especialidad.

      Una cuarta forma, es la que utiliza ❦ Mario Tascón ❦ ‏@mtascon que viene a ocupar en mi Tl el lugar que ocupan las viñetas en los periódicos, algo intrascendente pero sorprendente y divertido, pero que es como el gas de las cervezas, imprescindible pero efímero .

      Como ves cada cual tiene su estilo y tu solo tienes que hacer una selección a tu gusto de seguidos, para tener un Twitter. ni mejor ni peor, sino a tu medida.

      Algo parecido ocurre en Facebook. pero la dirección por motivos comerciales está acabando con la experiencia, al impedir que te lleguen noticias que te interesan, para hacer hueco a su sobreabundante publicidad.

      • Antonio Castro - 20 agosto 2015 - 17:47

        Naturalmente que hay muchas formas de usar Twitter. Cuando digo a Enrique que no es lo suyo, no pretendo decir que lo use erróneamente, sino que no creo que le saque el partido que está sacando con otros medios que son los que le han permitido gozar de una marca personal envidiable.

        • Gorki - 20 agosto 2015 - 21:12

          Mo me puedo poener en la piel de Enrique y no puedo saber por qué hace o deja de hacer alguna cosa. Pero si suponemos que actua por los mismos motivos que yo, Twitter me da una posibilidad gratuita de dar a conocer mi post a mis seguidores, (quiza alguno me siga por eso). Eso me cuesta un esfuerzo mínimo, asi como hacer RT de algo que me parece tener interés por encima de la media.

          Para crear marca personal, tendría que hacer como Mario Tascón ❦ y mucho me sospecho que no tengo la gracia ni es arte que él tiene, (te aconsejo que te des una vuelta por su twitter), aparte que habria de dec dicar un excesivo esfuerzo, que opino me da mas rendimiento puesto en otras cosas.

          Cuidar una RRSS lleva su tiempo y si escribes post, has de dejar otras acciones en a red un poco a su aire. El día solo tiene 24 horas, y hay que hacer muchas cosas, aparte de estar en Internet.

          Si yo tuviera la facilidad de Ramón Gómez de la Serna para la greguería, no dudaría en explotar Twitter, pero es evidente que no la tengo.

        • Enrique Dans - 20 agosto 2015 - 22:40

          Si no fuera lo mío sería un poco complicado tener más de un cuarto de millón de seguidores. Y no, no los tengo por “ser famoso”, porque simplemente no lo soy. Por mucho que salga cada quince días en la tele y pasada la medianoche, un famoso es alguien a quien la gente para por la calle. Y te aseguro que eso a mí no me pasa, ni seguramente me pasará. El cuarto de millón de seguidores viene ni más ni menos que del hecho de darles lo que buscan por el hecho de seguirme a mí: noticias relevantes, opinión sincera y no mediatizada, algún artículo interesante (pocos, porque si quieren más ya tienen mi Flipboard o mi Pinterest), avisos de que he escrito en mi página, y contestaciones a preguntas. Eso ha hecho que mi cuenta de seguidores, desde febrero de 2007, no haya parado sistemáticamente de subir. Si a eso le llamas “no sacarle partido” y vas a intentar convencerme para que use Twitter de otra manera, creo que vas a tener que darme muy buenos argumentos para que cambie… :-)

          • Antonio Castro - 21 agosto 2015 - 11:45

            Es evidente que se puede ser más o menos conocido en ciertos ambientes. A mí que no te llego a la suela del zapato si me han parado más de una vez preguntándome si soy Antonio Castro. Me ha pasado una vez en faunia otra en el Zoo de la casa de campo y unas pocas más en tiendas de acuariofilia. Lo achaco a que mi perfil en una actividad minoritaria como es la acuariofilia me permite ser bastante conocido en ese contexto pese a no ser un crack en acuariofilia. Simplemente mis vídeos gustan.

            Tu en temas de tecnología no solo eres muy conocido, eres una referencia, cosa que yo no soy ni en acuariofilia ni en nada. Puede que la etiqueta famoso tenga connotaciones especiales más globales, pero creo que se entiende lo que he querido decir.

            En cualquier caso, el tipo de interactividad que tú tienes en Twitter, yo la achaco mucho más a lo que haces en tu blog que a lo que haces en el propio Twitter y eso es aplicable a muchísima más gente.

            Lo de estar en varias redes sociales tiene ventajas sinérgicas evidentes, pero yo creo que ninguno somos igual de fuertes en todas.

  • #016
    Antonio Castro - 21 agosto 2015 - 17:12

    Enrique, acabo de ver una cosa. Cuando en noviembre de 2009 se presentó Twitter en español, recomendaron algunas cuentas y la tuya fue una de ellas multiplicando tu número de seguidores de forma muy llamativa y de forma muy rápida. Yo no te voy a recomendar que cambies de hábitos en Twitter, porque no existe una única forma de hacerlo bien en Twitter, pero pienso que tu éxito en Twitter no viene tanto de lo que haces en Twitter, como de otros éxitos a los cuales les debes tu actual posición en Twitter. Yo no veo demasiado interés por tu parte por hacer de tu cuenta Twitter algo diferente a lo que ya tienes porque estoy convencido de que tienes más interactividad de la que te pide el cuerpo y el uso de tu tiempo, creo que lo tienes enfocado muy acertadamente en otras cosas que te dan más rentabilidad y satisfacción personal.

    Algo parecido me pasa a mí con Google plu. No me interesa contestar a nadie en Google Plus pese al interés que tiene Google a que lo usemos todos. Tengo muchos seguidores en Google Plus pero esa red no es lo mío porque considero que me hace perder tiempo.

    Tampoco hago mucho uso de Twitter, pero pese a lo poco que lo uso me resulta mucho más útil y satisfactorio.

Dejar un Comentario

Los comentarios están cerrados