Examinando el modelo de negocio de AdBlock Plus

Manuel CaballeroEl pasado viernes, como examen de mi curso de innovación y tecnología en el Master in Management en IE Business School, aproveché la presencia en Madrid de Manuel Caballero, Acceptable Ads Relations Manager de Eyeo GmbH, la empresa que gestiona el bloqueador de publicidad AdBlock Plus, para plantear un examen a mis alumnos sobre el modelo de negocio de esta interesante y polémica compañía.

Partiendo de la base de un modelo establecido sobre el código abierto y la defensa del usuario, los alumnos tuvieron que plantearse la futura evolución de la publicidad en la web, y las posibilidades de un modelo controvertido que gestiona una lista blanca para anunciantes y soportes en la que son incluidos a cambio de utilizar los llamados “anuncios aceptables” (sin animación, sin extensibles, sin pop-ups ni pop-unders, sin sonido ni vídeo preactivado, etc.) y, en función del tamaño de la compañía y del coste que suponga su supervisión, de un pago determinado.

Los alumnos dispusieron de una hora y media para leer el caso Eyeo GmbH (pdf, página y media), explorar los enlaces y cualquier otra información que quisiesen buscar con sus ordenadores, y hacer preguntas en una sesión abierta con Manuel, que apareció a los diez minutos en plan “sorpresa” :-) Tras eso, tres preguntas muy abiertas que envían por correo electrónico.

AdBlock Plus cuenta con más de trescientas millones de instalaciones en todo el mundo, y crece a gran velocidad. No es el único bloqueador de publicidad existente, pero sí el más exitoso y el único que cuenta con un modelo de negocio que se extienda más allá de las donaciones, que ofrezca algún tipo alternativas a las compañías que puedan ser calificadas como de razonablemente business-friendly. Sus usuarios pueden optar por mantener la configuración por defecto, en la que ven los anuncios considerados aceptables, o por bloquearlos también si así lo desean. Para los anunciantes, se trata de decidir si quieren tener una posibilidad de que esos usuarios sean expuestos a sus mensajes publicitarios, o si desean renunciar directamente a un segmento claramente creciente: en algunos países y segmentos demográficos, como los jóvenes norteamericanos, el porcentaje de usuarios que bloquea la publicidad es ya mayor del 40%. Para los soportes, AdBlock Plus ofrece la posibilidad de tratar de rentabilizar a esos usuarios ofreciéndoles anuncios considerados aceptables, o sencillamente renunciar a ellos. En esta tesitura, la empresa ha visto como la creciente popularidad de su producto la llevaba a que algunos calificasen su modelo como una “extorsión“, a ser objeto de denuncias en Alemania y todo indica que próximamente en Francia.

Mi agradecimiento tanto a Manuel Caballero como a Till Faida, cofundador de la compañía, por su aprobación y supervisión. Puestos a tener que hacer un examen, al menos que se desarrolle sobre un tema actual e interesante, y que pueda servir como una experiencia de aprendizaje en sí misma…

 

This article is also available in English in my Medium page, “Examining the AdBlock Plus business model

 

UPDATE (22/04/2015): the English version of this article just got more than 20.000 visits from this highly recommendable Reddit thread, which features a great discussion (as usual on Reddit) on the topic. 

10 comentarios

  • #001
    Benjamin - 22 diciembre 2014 - 13:46

    En efecto, si los anuncios fuesen educados y no intrusivos, ni siquiera existirían herramientas de este tipo. Yo he encontrado ingentes cantidades de productos gracias a la publicidad bien situada e interesante, soy consumidor como todo hijo de vecino.

    Lo que no puede ser es popup+audio+video+envio de numero de movil, etc. para ver, desbloquear o acceder al contenido. De hecho, pillé tal tirria a Vodafone el año pasado en Youtube (Con el gato que andaba sobre azulejos blancos que se ponían rojos…) que encontré AdBlock para esquivarlo y poder ver videos en paz. Asimismo, me perjuré nunca en la vida usar Vodafone para que no tuvieran jamás de mi dinero para bloquearme internet.

    Dato interesante: Yo era Vodafone ya…

  • #002
    Gorki - 22 diciembre 2014 - 22:28

    La primera cosa, de momento la publicidad en Internet, quitando la que ponen los periódicos digitales de la pantallita anterior a la noticia y la del mismo tipo de youtube, no es excesivamente molesta y personalmente la prefiero, pues de tanto en tanto encuentro en ella información que me interesa, Por ejemplo he dado con un plástico moldeable a baja temperatura que me parece muy interesante a través de un anuncio. Sin embargo si cambio de opinión mo dudaré en poner adbloq y de hacerlo sera para no ver ningún anuncio.

    El tema de como se financian, no me gusta el sistema elegido, porque nos pongamos como nos pongamos el, “Dejo que tus anuncios pasan si me pagas”, tiene resonancias mafiosas.

    Yo hubiera preferido elaborar automáticamente un perfecto indice de materias, donde todos los anuncios bloqueados queden clasificados, de modo que cuando el usuario de adblok desea ver un item, por ejemplo, “patines para sus niños”, “o viajes a Ecuador” encuentre con facilidad todos loa anuncios sobre el tema que hubiera recibido en una navegación, que no es solo la suya, sino el sumatorio de todos los usuarios de Adblock y que por ese servicio, Adblok cobre por visitas enviadas por esta vía al anunciante y claro esta o el anunciante paga las visitas o se le elimina del índice.

    Pero claro está son gustos y formas de ver las cosas

  • #003
    Krigan - 23 diciembre 2014 - 02:01

    Otro caso más de dinosaurios inadaptados tratando de detener el tiempo. Las agencias de publicidad molestan con sus anuncios agresivos a los consumidores. A diferencia de la tele, donde las posibilidades de respuesta de estos son mucho más limitadas, en Internet los usuarios tienen la posibilidad de seleccionar qué anuncios ven (incluido el no ver ninguno).

    Muchos internautas eligen instalar ABP. Lo que les molesta no son los anuncios en general, sino aquellos que son agresivos. En lugar de adaptarse al medio (no hacer anuncios agresivos que el consumidor puede bloquear cuando quiera, lo cual cortaría de raíz la expansión de ABP), su reacción es ¡demandar al bloqueador!

    ¿Es que 15 años después de Napster todavía no han aprendido nada? Pongamos que las agencias ganan el juicio (las discográficas lo ganaron), pongamos que ABP es obligado a cerrar (Napster cerró), ¿y después qué?

    La gente simplemente se instalaría otros bloqueadores, creados por programadores anónimos a los que no se puede demandar, y estos bloqueadores ya no seguirían una política de anuncios aceptables, los eliminan todos y fin de la historia. De hecho, estos bloqueadores ya existen, lo peor que les puede pasar a las agencias es que desplacen a ABP.

    En Internet el usuario es el que tiene la sartén por el mango, va a ver lo que quiera ver, porque es el que decide qué navegador y qué complementos del navegador usa. Estos dinosaurios se creen que todo consiste en pagarle a una web para que muestre su publicidad, pero también es necesario que el consumidor no bloquee el anuncio.

    ¿Y si no es una web? ¿Y si es una app? Lo mismo, también existe ABP para Android.

  • #004
    Luis Hernández - 23 diciembre 2014 - 12:01

    Me ha encantado la última frase: “Puestos a tener que hacer un examen, al menos que se desarrolle sobre un tema actual e interesante, y que pueda servir como una experiencia de aprendizaje en sí misma…”.
    Chapeau.

  • #005
    Antonio Castro - 23 diciembre 2014 - 13:31

    AdBlock es una herramienta para ignorar totalmente a los que practican una forma de publicidad intrusiva. Tenemos cierta tendencia a olvidar las prácticas abusivas de todo tipo que comente las empresas con nosotros o con terceros.

    En realidad de lo que estamos hablando, creo yo, no es solo de AddBlock sino de la ética en los negocios.

    Acabo de enterarme de que “El problema que destapa la BBC sobre Apple es mucho más amplio” http://hipertextual.com/2014/12/bbc-apple

    Tanto Apple como Microsoft son empresas a las que tengo mucha manía desde hace mucho tiempo. El éxito que la sociedad ha ido concediendo a empresas de este tipo, es lo que ha convertido nuestro mundo civilizado en un auténtico bodrio.

  • #006
    Pedro Torres - 23 diciembre 2014 - 15:34

    Hay a quienes les llaman por teléfono y compran una enciclopedia. A mi me llaman por teléfono y si no es un conocido les arranco los tímpanos. No creo en la publicidad ideal, pero hay una que A MI me gusta mas que otra.

    Si Youtube permitiera adelantar un anuncio creo que vería mas, pues hay anuncios de 3Min que me han gustado y otros que arrancan mal y no voy a esperar 3min a ver si mejoran al final. Me gusta la publicidad, pero no que pretendan controlar cuando y como la veo.

    Con la prensa podías pasar olímpicamente de los anuncios, o empapelar la habitación con ellos.

  • #007
    Observador - 23 diciembre 2014 - 17:40

    A mí lo que me encanta de este tema es ver cómo aquellos dueños de sites que defendían determinadas prácticas piratas porque lo digital les generaba unos beneficios ahora critican este tipo de prácticas y las llaman piratas… O cómo los dueños de determinados sites se quejan de la publicidad ajena, pero no de la propia. O cómo los usuarios se sirven de estas prácticas para no pagar y además las critica. Es para hacer un estudio de dónde puede llegar la hipocresía humana con estos temas…

    Por cierto, Dans, ¿qué le ha pasado a mí comentario felicitándoos las Navidades? Sería increíble que me censuraras ese…

  • #008
    Observador - 23 diciembre 2014 - 17:50

    #005 No te equivoques, el problema en sí no son esas empresas (wow, el neoludita de Observador diciendo algo semejante!!), sino el tener que dar continuamente una serie de resultados positivos en los mecanismos de inversión, accionariado, etc. Eso genera un aumento en la agresividad de la competencia, que a su vez genera todo tipo de “todo vales” (donde empieza a perderse la esencia del sistema en sí).

    Eso sí es un problema y no que una empresa quiera generar una actividad. A ver si empezamos a entender ya la esencia de los problemas y no nos quedamos en los mantras ideológicos.

  • #009
    Gorki - 23 diciembre 2014 - 18:59

    #008 Observador
    Por fin vamos a poder estar de acuerdo en algo con Observador. Lo que está estropeando las empresas es el cambio habido en el tipo de inversionistas, Antes eran ahorradores de clase media alta, que buscaban empresas estables en donde meter el dinero para poder recuperarlo cuando lo necesitaran y mientras tanto, cobra el cupón, con un interés escaso, pero razonable y de vez en cuando acudir a una ampliación. Buscaban “empresas solidas”, como bancos, seguros, cementeras etc, y huían de los “chicharos” o empresas especulativas.

    Hoy los inversionistas son fundamentalmente fondos de inversión manejados por especialistas con muy buena información de los mercados y lo que buscan es conseguir los mayores incrementos de patrimonio sin que le preocupe el porvenir de la compañías a medio plazo en las que invierten porque van a especular a corto plazo. Por eso buscan empresas que tenga mucho crecimiento, las empresas que antes se consideraban “chicharros”, que son las únicas que, (durante un corto espacio de tiempo), pueden crecer a dos dígitos, es absurdo creer que el Banco de Santander, Telefónica, o Repsol vayan a poder crecer a dos dígitos tres años seguidos, pero es lógico que lo haga Adblock.

    Sin embargo las grandes compañías algo tiene que hacer para atraer a los inversores, y exprimen la máquina lo más posible para aproximarse a los dos dígitos de crecimiento. En consecuencia, reducen su plantilla y los que quedan los explotan, perdiendo la fidelidad de sus empleados, malvenden su patrimonio inmobiliario que luego alquilan, cambiando inmovilizado por gasto y bajan la calidad de los productos que ofrecen que mando las marcas, (¿Alguien se acuerda de Paternima, Philips, Mundus, Rodilla, Carterpiler…?).

    Consecuencia todos que o somos clientes o empleados de estas compañías pagamos las consecuencias, y lo peor, para nada, a medio plazo ese crecimiento es imposible y desaparecen, De las impresas del IBEX35, de los años 80 han desaparecido la mayoría de las compañías.

  • #010
    Observador - 24 diciembre 2014 - 16:27

    #009 Para que digan que la Navidad no es mágica…

Dejar un Comentario

Los comentarios están cerrados