En El País, hablando de dinero electrónico

Luis Meyer, de El País, me llamó para hablar de dinero virtual frente a dinero en metálico, al hilo de las tendencias de repliegue del segundo frente al primero en países como Islandia, Finlandia o Japón, y de las implicaciones de cara a seguridad, trazabilidad, privacidad, etc. Hoy publica este artículo, “El dinero, de plástico, por favor” (ver en pdf), en el que me cita.

13 comentarios

  • #001
    Rafael - 2 septiembre 2010 - 12:38

    Muy interesante el artículo sobre el fin del dinero en métalico y tu opinión sobre el tema. Hace ya tres años, cuando vivía en Nueva York hablé del tema en mi blog y sobre como no era ya necesario tener metálico para vivir allí:

    http://www.sociedadenred.info/2007/03/el-fin-del-dinero-en-metlico/

    De hecho, se ha popularizado incluso pagar con tarjetas en los taxis con un simple contacto entre la tarjeta y el lector y últimamente incluso para entrar en el metro de Nueva York:

    http://www.sociedadenred.info/2010/06/pagar-el-metro-y-el-autobus-con-la/

    Y por supuesto, en los países nórdicos la necesidad de efectivo es mínima. En Noruega puedes pagar con tarjeta incluso cantidades mínimas.

  • #002
    Pedro - 2 septiembre 2010 - 13:33

    Yo uso muy poco el efectivo, y únicamente por obligación (pan, cafés, …). El efectivo no da más que problemas (incomodo, molesto, inseguro, anónimo,…)

    Considero que para un pais como España, el paso al dinero electrónico tendría incluso más ventajas que en el resto de paises, ya que haría mucho daño a la ingente economía sumergida que tenemos.

    Además, permitiría incrementar nuestra cultura financiera. Toda la gente que dice que saca dinero y no sabe donde se le va, no tendría más que echar un vistazo a los extractos de movimientos y planificarse económicamente en consecuencia.

  • #003
    Enrique Dans - 2 septiembre 2010 - 14:04

    Yo recuerdo hace cosa de un año, una experiencia curiosa: tenía una clase en Londres con el Global Senior Management Program. Llegué a barajas con el tiempo pegado, y no pasé por el cambio de moneda, me fui únicamente con tarjetas y con euros en el bolsillo. Llegué a Londres, me metí en el tren, me cambié al metro, llegué al hotel, me instalé, salí a cenar a un pub, fui al día siguiente a dar la clase, salí después a hacer unas compras, volví a Heathrow entre metro y tren, y volví a Barajas… todo ello, sin haber cambiado dinero. No llegué a tocar una sola libra ni penique, y todo sin ningún problema ni mala cara de nadie. En el tren y en el metro, “hablé” con una máquina. En el pub, al camarero le pareció de lo más natural que le diese una tarjeta. y en el hotel o en las tiendas, lo mismo. Todo perfectamente normal, todo sencillo, ningún problema, y comisiones de cambio de divisas perfectamente razonables. Plástico, por favor…

  • #004
    Gorki - 2 septiembre 2010 - 15:21

    Yo practica mente no uso la tarjeta de crédito en mis pagos de compras, por dos razones, tengo mas noción de lo que me gasto viendo desaparecer los billetes de mi cartera y seguramente pertenezco a una generación anterior a la tarjeta de crédito. También hay una tercera razón considero que el dinero da un anonimato que a ni me agrada, así que normalmente utilizo dinero físico que eso si me ha dado un cajero automático.

    Sin embargo considero lógico que poco a poco el dinero desaparezca de la circulación, antes lo hicieron las monedas de oro y puesto a considerar rara la desaparición de un valor de cambio, me parece más raro que desaparezca el pago en monedas de oro, que el pago con billetes de papel que solo tienen el valor convencional del número que haya querido poner el Banco Europeo.

    Por otra parte el pago en “plástico” no necesariamente identifica a quien lo realiza, Si tu pagas con Pay Pal el comprador no sabe quien le paga a el le paga Pay Pal que si sabe que pagas pero por ejemplo es mas anónimo que pagar con billetes y pedir que te manden la compra a casa.

    Por último esta el dinero negro, evidentemente una cantidad de transacciones en españa se realizan en dinero negro y la existencia de billetes lo facilita. Ahora bien si no hubiera billetes, encontraremos otra forma de pagarle al fontanero sin que se entere Hacienda, no faltaría más, el ingenio de la gente encontraría otra forma de realizar los pagos, quizá volvieran a aparecer nuevamente las monedas de oro y plata.

  • #005
    david - 2 septiembre 2010 - 15:50

    “es por tu seguridad”… “es por tu comodidad”… el Gran Hermano siempre cuidando de nosotros, pobrecillas ovejas. Venga, a controlar cualquier transacción monetaria que se haga con esos ordenadores tan chulos que tiene, no sea que alguien se salga del redil… y si alguien se quiere comprar un gramo de coca, cómo lo paga?

    Y de paso a fomentar el consumo desaforado de las ovejitas, que si no la economía no tira. Cuando tienes que sacar un billete de la cartera te lo piensas, pero con la tarjeta es mucho menos doloroso. Y si te pasas de presupuesto y te gastas lo que no tienes, no pasa nada, seguro que vienen unos amables señores que te prestan a un tipo de interés razonable y te puedes tirar toda la vida endeudado con la soga al cuello, como viven hoy la mayoría de los norteamericanos.

    Ah! Por no hablar de los ingentes beneficios que supondría la desaparición del dinero físico para todo tipo de compañías tecnológicas y financieras… el intermediario siempre se lleva su astillita, no?

    Y respecto al tema seguridad… vale, si te atracan no se llevan tu cartera, pero sí tu precioso iPhone. Además, yo cada día estoy más convencido de que las guerras del futuro serán electrónicas, que eso de los soldados es feo y caro. Mejor destrozar los sistemas informáticos de un país con algún virus chunguísimo y mandarlo ipso facto a la edad media y sin un duro en los bolsillos.

    A mi me parece increíble cómo la gente cada vez está más dispuesta a renunciar a su libertad y a su privacidad a cambio de una falaz y aborregada comodidad con tan sólo meterles un poquito de miedo en el cuerpo… cámaras en las calles, leyes antiterroristas totalmente fascistas, humillantes controles en los aeropuertos, 0 escrúpulos a exponer tu vida privada enterita en cualquier red social…

    Lo más gracioso es que el dinero 100% de plástico supongo que es la evolución natural del actual sistema. Sabéis que vuestros billetes de 50 euros en el fondo no valen absolutamente nada? Son pura fantasía, no están respaldados por NADA.

  • #006
    david - 2 septiembre 2010 - 16:16

    Ah! Comentar que lo que quieren hacer en Japón es sencillamente alucinante. Castigar a los que ahorran y obligarlos a consumir sí o sí bajo pena de depauperarlos y para que no metan el dinero en una caja de zapatos eliminar los billetes? Pero esto qué es, una nueva URSS?

    La verdad, prefiero ser un pobre palurdo sin cultura financiera a ser mangoneado de esta manera. Pero una pequeña aclaración a los señores que han escrito este artículo: tener cultura financiera no es tener una tarjeta de crédito o un móvil mágico para pagar cosas y navegar por internet, es saber cómo funciona realmente el mundo del dinero.

  • #007
    José - 2 septiembre 2010 - 17:27

    Los dueños de la banca se frotan las manos de pensar en la desaparición del dinero metálico…

  • #008
    Manolo Espejo - 2 septiembre 2010 - 21:11

    Creo que está bien plantear el plástico como opción y dejar a la gente, teóricamente elegir. De todos modos hay dos situaciones cotidianas que me parecería complicado resolver con tarjetas: mañana voy a cenar con un grupo de amigos y cada uno pagará lo suyo. No me imagino a los seis sacando la tarjeta; todo lo más el que necesite efectivo pagará con visa y los demás le pagaremos a él. Por otro lado tampoco me imagino dando la paga semanal a mis hijos recargando su tarjeta, para que luego ellos se compren los chicles con ella.
    Eso de que sólo haya una manera de ser moderno es un poco antiguo.
    Saludos.

  • #009
    José Lorenzo - 3 septiembre 2010 - 01:24

    #005, yo añadiría:
    -Como comerciante: sólo acepto pagos en efectivo. ¿Por qué?. Por que me da la gana. No puede usted obligarme a trabajar con un banco. Si quiebro, problema mío.
    -Como usuario: no quiero que el empleado del banco sepa en qué me gasto el dinero. ¿Por qué?. Por que me da la gana.

    El “por que me da la gana”, y a usted no tengo nada que explicarle (siempre y cuando no le haga daño ni moleste a nadie)es una frase que deberíamos decir más a menudo. ¿Qué con el tiempo se pagará principalmente con el móvil y con la tarjeta?, por supuesto, y no hay problema en hacerlo (sobre todo cuando tienes bastante dinero en la cuenta del banco), pero todos debemos tener la libertad de hacerlo de otra forma. ¿Por qué?. Por que me da la gana.
    saludos

  • #010
    Juan - 3 septiembre 2010 - 01:33

    Siempre quedará el trueque…

  • #011
    Alvaro Del Hoyo - 3 septiembre 2010 - 11:36

    Buenas,

    Se toca el impacto que en la privacidad tiene el uso del dinero electrónico, pero no se incide por ejemplo en que, a diferencia de lo que sucede en otro sector hiperregulado como el de las telecos en relación con los datos de tráfico y localización, no existe normas específicas de protección de los datos asociados a medios de pago.

    Existe una normativa, en mi opinión, mal llamada de E-Privacidad que regula el uso de datos de tráfico y localización por los operadores. Si realmente estuviéramos ante una norma que regula la e-privacidad esta Directiva debería ampliar su ámbito de aplicación al uso de los datos de tráfico y localización por prestadores de servicios de la Sociedad de la Información, los datos sobre uso de medios de pago por las entidades financieras,…

    Algo que se ha dejado de lado en el artículo, pero creo que es de especial relevancia es que existe una regulación específica sobre el dinero electrónico, que por otra parte no creo que se está cumpliendo por los actores de este mercado.

    Un saludo

    PD: Me has permitido localizar a un antiguo compañero de Master ;-p

  • #012
    Carlos Hernandez Guarch - 3 septiembre 2010 - 13:14

    Alguna vez tenía que discrepar de su opinión. Esta es la primera.
    El dinero electrónico no es más seguro que el efectivo sino todo lo contrario dado que se asumen más riesgos. ¿Cuanto dinero lleva habitualmente en el bolsillo? ¿Cuanto es el limite de credito o de operaciones diarias que puede llevar a cabo con las tarjetas que tiene asignas y/o que lleva en la cartera?. Si nos roban la cartera perderemos el dinero que llevabamos, si perdemos las tarjetas podemos llegar a perder el importe de las operaciones realizadas con ellas o incluso se nos puede obligar a retirar el dinero que tengamos en la cuenta de los cajeros lo que no sería posible si no se tuvieran.

    Efectivamente hay una limitación legal del riesgo que se asume por los titulares pero dicha limitación dista mucho de ser aplicada automaticamente por las entidades financieras quienes utilizan todo tipo de subterfugios para no asumir sus responsabilidades ( incluso en el caso de tarjetas duplicadas).

    Así que mayores riesgos se asumen con tarjetas en el mundo fisico.Otra cosa es que en el mundo electrónico las tarjetas sean más seguras, para el titular, que una transferencia previa a la recepción del artículo ( por supuesto) e incluso más que un reembolso, eso sí, siempre que la entidad respete lo dispuesto en la ley de ordenación de comercio Minorista y la de servicios de pago. Desde el punto de vista del comerciante las tarjetas es el menos seguro porque incluso meses despues de la operación la entidad financiera puede retroceder el importe abonado ( chargebacks).

    Respecto a las estadisticas elaboradas por las propias entidaes financieras que dicen que son extraordinariamente seguras porque sólo tienen un 0.003% de incidencias no tienen en cuenta que si se hiciera la misma proporción entre los millones de operaciones de pago que cada uno realizamos en efectivo ( imposible de determinar pero que supera ampliamente las operaciones que se realizan con tarjeta) y los robos/hurtos este sería muy muy inferior.

  • #013
    jose luis portela - 6 septiembre 2010 - 11:45

    Sin lugar a dudas sería uno de los mayores avances en el mundo económico que desaparezca el dinero fisico. La mayores ventajas serian

    1. Que por primera vez todo el mundo pagaría a Hacienda lo que le corresponde y no solo aquellos que tenemos nómina
    2. Habria una mayor información en tiempo real de las transacciones economicas lo que ayudaria a medir mejor las tendencias de la economía

    Solo aquellos que hacen trampas (es decir casi todos aquellos que no tienen una nomina) estan estarían en contra de esta solución.

Dejar un Comentario

Los comentarios están cerrados