La operadora de telecomunicaciones como negocio del pasado

telefono viejoLa reciente investigación lanzada por la FCC norteamericana para clarificar las razones de la exclusión de Google Voice de la App Store de Apple (si no has leído nada al respecto, mi selección para enterarte sería Wired, TechCrunch, ComputerWorld o GigaOM) está dando lugar a la constatación de una evidencia clara: las operadoras de telecomunicaciones son, a día de hoy, empresas del pasado incapaces de encontrar su sitio en el nuevo panorama tecnológico.

Los hechos son claros: Google Voice avanza en lo que todos los usuarios querríamos que fuese nuestro servicio telefónico en los tiempos que corren: la capacidad de combinar líneas diferentes para que funcionen como una sola, redireccionar fácilmente de manera flexible y económica, establecer filtros positivos o negativos para determinadas llamadas, mensajes personalizados de contestación automática, conversión de estos mensajes en correos electrónicos para un procesamiento más fácil de los mismos… el servicio de Google Voice, que no es único y que avanza en lo que algunas operadoras virtuales, como el caso de fonYou, están ofreciendo es ni más ni menos que lo que el servicio telefónico quiere ser cuando se haga mayor, es decir, cuando se adapte a vivir en la era digital.

La idea no es poca cosa: con la llegada de la digitalización a las telecomunicaciones, muchas cosas cambiaron. Al pasar de conmutación de circuitos a conmutación de paquetes, los esquemas de cobro por distancia y tiempo perdieron completamente su sentido: no me puedes cobrar más por hablar más tiempo o con un destino más lejano, de la misma manera que sería absurdo que me cobrases más cuando navego a una página hospedada en Australia que a una cuyo servidor se encuentra en Alcobendas. Pagar por usar tus cables puede ser razonable, pero pagar en función de cómo los uso o de si hablo con éste o con aquel, no. Pero además, las posibilidades de introducir inteligencia en el sistema se incrementan de manera exponencial: si las operadoras de telecomunicaciones no nos dan determinados servicios o nos tratan como idiotas negándose a dotar a éstos de inteligencia porque no les interesa, el mercado reacciona creando estos servicios, y construyéndolos precisamente sobre la infraestructura de las operadoras, relegándolas por tanto al papel de dumb pipes. Si unimos a ésto la reciente disponibilidad de más inteligencia a nivel del terminal con la adopción rápida de dispositivos como los smartphone, auténticos ordenadores con gran capacidad de proceso en los que hablar por teléfono es solo una de sus múltiples funciones, podemos ver que el panorama ha cambiado completamente. Y en ese panorama, las operadoras de antes no han sabido encontrar su sitio.

¿Por qué razón no son las propias operadoras las que lanzan servicios como éstos? En primer lugar, por su clarísima inadaptación a los tiempos, por su alejamiento del mercado. Que las operadoras sean, en todos los países civilizados, las protagonistas del mayor número de reclamaciones de sus usuarios no es ninguna casualidad. El concepto de cliente avanzado que demanda servicios es difícilmente compatible con el nombre que se usa precisamente para designar a los clientes en muchas de estas empresas: abonados. Pero además, la idea de dotar a los circuitos de inteligencia resulta completamente incompatible con los obsoletos sistemas que estas empresas utilizan para generar negocio: llevar los servicios a un esquema de pura conmutación de paquetes supone que muchos de los conceptos por las que hoy las operadoras telefónicas cobran, dejan de tener sentido. Si pudiese hacer con mis teléfonos muchas de las cosas que hago con mis comunicaciones en Internet, olvídate de cobrarme por desvío de llamadas, por roaming, por llamadas internacionales o por absurdas tarifas en función de la hora del día o los números frecuentes… todos esos esquemas pertenecen al pasado. A día de hoy, una operadora es una maquinaria puesta en funcionamiento para intentar maximizar lo que cobra a su cliente en función de conceptos que, tecnológicamente, no necesitaría, y para aprovechar cualquier descuido de éste para meterle el cuchillo: un exceso de tráfico de datos se factura más caro que un intercambio de marihuana, una llamada desde el extranjero sin haber tenido la precaución de contratar un servicio determinado puede costar como una comida, y si combinas las dos cosas, un exceso de datos desde el extranjero, te puede salir al precio de sobornar a un político… cuando, en realidad, hablamos de enviar paquetes a través de redes, lo que hacemos todos los días cuando navegamos por Internet sin pagar más que el precio de nuestro ADSL.

Que el veto de la App Store de Apple a Google Voice haya venido por parte de Apple o por parte de AT&T y las operadoras que trabajan con Apple resulta, a día de hoy, enormemente relevante.Una cosa es que Apple quiera proteger su negocio evitando la llegada a su App Store de servicios que entran en conflicto con los que ella ofrece – que estaría mal, pero sería otro tema de discusión), y otra que las operadoras utilicen a Apple para violar el principio de neutralidad de la red y la aparición de servicios avanzados. La exclusión de Google Voice, o las limitaciones impuestas a Skype, no son más que evidencias, llamadas de alerta: las operadoras de telecomunicaciones que tenemos ya no nos sirven en un mundo digital, queremos más servicios, planteados de manera más simple y económica. Algo que las operadoras actuales no saben, ni quieren, ni pueden hacer. Bienvenida sea la investigación de la FCC, y la progresiva toma de conciencia de los clientes ante temas como éste. Necesitamos operadoras de telefonía nuevas, las del siglo pasado ya no nos sirven.

24 comentarios

  • #001
    juan - 2 agosto 2009 - 10:35

    Enrique, parece que empieza a haber un movimiento en los operadores para tratar de no perder definitivamente el tren

    http://next-generation-communications.tmcnet.com/topics/application-enablement/articles/61162-telcos-consider-new-business-models-support-network-operations.htm

    y grandes empresas como ALU parece que están intentando colaborar en ese acercamiento a la realidad por parte de los carriers http://www.alcatel-lucent.com/application_enablement

    Aunque con smart-phones puede implementarse cualquier cosa como aplicación usando la conexión de datos, eso no maximiza ni la ganancia del operador pero tampoco la de todos los usuarios. Por razones de renta o simplemente de “IT literacy” muchos usuarios no serían capaces de instalar y aprender una aplicación para cada cosa, por tanto la orientación a los servicios/soluciones basados en aplicaciones descargadas de app-stores sobre smartphones no son una solución para todos.

    El éxito del SMS es que se han implementado aplicaciones muy distintas (mensajes de texto, voto, envio de opinión a TV’s, micropagos) sobre un único interfaz (una cosas aprender habilita muchos casos de uso), y gente que siempre llamaría antes que enviar un sms, ha aprendido para alguno de sus otros usos.

    Los operadores tienen aún “enablers” infraexplotados, en el sentido que no se han usado más que para el uso obvio que a lo mejor no es el “killer”, así videollamada, push-to-talk, presencia, browsing combinado con voz están aún por exprimir convenientemente ofreciendo soluciones avanzadas de muy fácil uso para los usuarios medios, uno de los objetivos que perseguimos donde trabajo.

  • #002
    Arturo - 2 agosto 2009 - 10:47

    Enrique, un gran post. Muy logrado. Anoche precisamente comentábamos un hecho parecido con un amigo, debido a la permisividad de “tethering” o no. Los datos son datos vengan de donde vengan. Las operadoras les interesa la voz para poderla cobrar a precio de oro. Esas son las conclusiones que obtuvimos y veo que no vamos muy errados. Solo nos quedas esperar que voice llegue pronto aquí y que no tenga lugar el capado habitual en un montón de aplicaciones cuando no son del gusto de las todopoderosas empresas que dominan el mercado.

    Solo espero que tengamos buena memoria y que les devolvamos el golpe cuando estemos en condiciones para ello igual que ellas nos lo están dando ahora que tienen la oportunidad.

  • #003
    kiki - 2 agosto 2009 - 10:57

    “Al pasar de conmutación de circuitos a conmutación de paquetes, los esquemas de cobro por distancia y tiempo perdieron completamente su sentido: no me puedes cobrar más por hablar más tiempo o con un destino más lejano, de la misma manera que sería absurdo que me cobrases más cuando navego a una página hospedada en Australia que a una cuyo servidor se encuentra en Alcobendas” – menudo parrafito. Ya te lo discutirán otros hoy es domingo y estoy muy cansao. Pero es una barbaridad.

    Hay algo que no has considerado. El negocio telco requiere un CAPEX sencillamente ACOJONANTE. Es decir para que tú veas una página en Australia estás utilizando una infraestructura que ha habido que instalar unos años antes y que es muy muy costosa. Obviamente esa inversión se tiene que recuperar al cabo de los años por supuesto, a no ser que la haya instalado una ONG.
    El que se quiera meter a operador Telco tiene que meter mucha pasta antes de jugar al monopoly: comprar licencias, infraestructuras, etc,

    Lo que pasa es que nos hemos acostumbrado a que los servicios de telecomunicaciones sean muy baratos, en algún caso gratis, y eso no es muy sostenible. Por ejemplo, hace unos años todo el mundo regalaba terminales, hasta te los regalaban por comprar una bolsa de magdalenas y ahora te lo tienes que comprar, pues eso.
    En cuanto a las tarifas de roaming, es lo que tiene el roaming es caro como el jamón de jabugo es caro. Pero que sepas que quien te lo ha cobrado es la operadora del país donde estabas de vacaciones no la tuya.

  • #004
    Dani Santi - 2 agosto 2009 - 12:00

    Buenas Enrique, hace mucho que no comento, pero este tema de Comunicaciones Unificadas me interesa bastante. Las operadoras no están cambiando rápidamente para ofrecer servicios, porque esta demostrado que los grandes mercados son dificiles de cambiar, o a caso te imaginas cambiando a todas las operadoras el tipo de facturación, ¿Que harían los usuarios? Te lo digo yo, lo primero quejarse aunque pagaran menos.

    Con respecto a este tema de facturación, este comentario como ya indica kiki “Al pasar de conmutación de circuitos a conmutación de paquetes, los esquemas de cobro por distancia y tiempo perdieron completamente su sentido …” Totalmente en desacuerdo, para comunicarme con mi vecino no necesito la misma red que para comunicarme con alguien en el extranjero, respecto a longitud de red, número de nodos, centrales. Y si me cobran por paquetes, a más tiempo hablando más paquetes.

    Otro punto a destacar y que estoy percibiendo cada vez más, es como Google se come a la competencia, servicios como Google Voice están saliendo, pero Google tiene una repercusión que ningún otro tiene, con lo que su competencia pierde clientes potenciales, y por ende, se reduce el número de empresas en el juego, perdiendose capacidad competidora, de innovación y mejora.

    El último punto que me gustaría comentar es Apple y su más que innegable mundo cerrado, me asombra como la gente que criticaba a Microsoft, ahora está en Apple aceptando unas reglas de juego similares, e incluso peores, que les hicieron despotricar tanto a MS. Apple limita unilateralmente lo que el usuario puede o no instalar en el dispositivo del cuál es dueño. Esta política por parte de Apple creo que le pasará factura en el futuro, debido a que abrirá puertas a nuevos competidores que busquen lo que Apple no permite.

    Finalmente decir que me parece un muy buen post y que gracias al que me haya leído, que me he alargado demasiado.

  • #005
    Gorki - 2 agosto 2009 - 12:22

    Las operadoras tradicionalmente tenían un doble monopolio, el suministrarte el nodo a una red, (la linea), y el proporcionar los aparatos terminales que te permitían usar ese nodo, (el teléfono).

    Primero hubo que desmontar el monopolio de los aparatos. Desde hace relativamente poco, puedes comprar el teléfono, fax o centralita que quieras, siempre que esté homologado para la red, y desde hace menos, incluso puedes elegir el proveedor del nodo (aunque de echo elijas el que elijas la infraestructura que uses es al 95% de uno solo, (en España, Telefónica) .

    Aun colean los efectos del monopolio, así las operadoras pretenden mantener en exclusiva servicios como el contestador automático, el servicio de aviso de conexión disponible etc. que en pura teoría no les corresponden, pues y hoy como operadoras están solo limitadas a proveer el nodo de conexión y nada mas. El resto de los servicios serán para quienes los quieran montar, sean operadoras, o otras empresas como fabricantes de terminales, (iPhone) o proveedores de servicios (Google Voivce, Skype o Fonyou)

    Es lógico que a causa de la lucha por el mercado los proveedores de servicios y las operadoras anden a la greña y se pongan dificultades, Si Apple no le interesa, por lo que sea, facilitar la vida a Googel Voice, no lo hace y en paz, está en su derecho y serán los clientes, utilizando o dejando de utilizar sus servicios, los que dictaminen si la medida es acertada o no.

    Igual pasa con la forma de tarifar el acceso al nodo, tan válida es una tarifa plana, como uno por volumen o que tenga en cuenta la distancia a los servidores´Los clientes decidirán, (si hay competencia), lo que les interesa contratar.

    Lo que es misión de los Estados, (en España a través de la CMT), es asegurar que tal transparencia de mercado existe, Algo que en mi opinión no se ha conseguido en el mundo occidental, nada más que medianamente bien, (en España, Telefónica sige siendo aun un monopolio de hecho que posee el 95 % de los recursos de la red)..

    Pienso que el futuro de las operadoras como dueños de la red de comunicaciones y proveedores de acceso sigue siendo actualmente tan prometedor como lo era antaño, otra cosa es su futuro en cuanto proveedores de servicios de valor añadido a las comunicaciones, pues en efecto no han demostrado en general, la agilidad necesaria para crearlos y ofrecerlos.

  • #006
    fearu - 2 agosto 2009 - 12:38

    Veo lo que hace Apple completamente igual a lo que hacen las operadores con el iPhone. Simplemente se construyen su aparatito que todo el mundo quiere y sólo dejan entrar en el juego a los que ellos quieren.

    En principio sólo puedes tener un iPhone con las compañías que tienen un trato con Apple, no dejan entrar a la tienda de software a nadie que le pueda hacer la competencia a Apple o a la compañía telefónica, y encima luchan para evitar que hagan jailbreak.

    Encima puedes ver las mismas tácticas de Apple cuando impiden vender clones pcs con Mac OS X o incluso virtualizarlos. Yo lo único que veo es que las operadores se aprovechan de la táctica que define a Apple, que es ser completamente cerrado a la competencia.

    ¿A qué sería impensable que sólo pudieras instalar el software que quiera Microsoft en tu pc? Pues yo creo que el iPhone ya ha dado el paso para dejarse de considerar un móvil o una consola, y se puede considerar un pequeño pc.

    Y perdón por desviarme un poco del tema, pero quería dejar mi punto de vista sobre eso de que Apple no está haciendo algo tan malo como las operadoras. Ellos son los dueños de la plataforma y por lo tanto los responsables de todo.

  • #007
    Dubitador - 2 agosto 2009 - 15:06

    Es muy curioso el asunto. Resulta que lo de FON tenia mucho sentido aunque conlleva logicas complicaciones la parte lucrativa del asunto.

    El caso es que se está promoviendo la aparicion de los llamados routers femtocell, esto es que funcionan como una antena/repetidor celular mas, de modo que el usuario que realizara una llamada por el movil en las proximidades de un router de esos necesitaria menos energia para establecer conexion a la vez que recibiria una señal mas potente, nitida y hasta puede que con un ancho de banda mas generoso.

    A lo que parece, los routers femtocell son en esencia lo mismo que FON, una suerte de foneras que en vez de conectar a internet lo hace a la internet de los celulares, solo que todo quisqui es usuario potencial en tanto que cliente de alguna operadora.

    Es un ejemplo entre tantos de como las empresas estan prestas a aprovechar las propiedades de lo digital pero no les interesa que los usuarios hagan a su vez lo propio.

  • #008
    luis.nodoTIC - 2 agosto 2009 - 16:46

    Alguien ya lo ha apuntado por lo que no me extiendo. EL altísimo coste de las infraestructuras necesarias lastra el desarrollo del mercado y por ende la competencia. Por eso no entiendo la razón por la que tecnologías como Wimax no están siendo impulsadas por los estados. Permitiría abaratar drásticamente el despliegue de infraestructuras no troncales.

  • #009
    PPPerez - 2 agosto 2009 - 17:49

    Yo creo que, en este tema, ya se debería estar considerando un cambio de rumbo a lo bestia y hacer desparecer las operadoras al uso.

    Así como se entiende que la red viaria o la de aguas (tanto salubres como insalubres) son elementos vitales, necesarios y de uso universal … se debería estar metiendo en un paquete similar a las redes de conexión porque, lo que por ellas se mueve, ya empiezan a tener un peso considerable para el desarrollo de cualquier país.

    En este sentido, deberían ser los estados los que creasen las infraestructuras necesarias y alquilasen su explotación a todas aquellas empresas que sean capaces de incorporar a las mismas productos de valor añadido, lo cual permitiría estar siempre a la última sin la cortapisa de los monopolios creados por los propietarios de las infraestructuras actuales.

    A fin de cuentas, Telefónica ha invertido (e invierte) a lo largo del tiempo una cantidad de pasta impresionante procedente de fondos públicos … poco hay que agradecerle a Telefónica y mucho al estado esta realidad, pero … oh, paradoja !, quien pincha y corta el bacalao es Telefónica y quien dificulta la expansión es Telefónica.

    Más de lo mismo ocurre con las eléctricas … monopolio, exprimimiento e involución.

  • #010
    Krigan - 2 agosto 2009 - 17:52

    #3 Esa infraestructura será muy costosa, pero lo cierto es que si hablo con un japonés o con un argentino por Internet me sale gratis (ya va incluido en los 29 euros que pago al mes por la conexión), mientras que si lo hago por el teléfono fijo me cobran un ojo de la cara (da lo mismo que tenga contratado Internet).

    Con los móviles la diferencia también clama al cielo. La voz comprimida de los móviles usa 9.200 bits por segundo, así que en un minuto de conversación se transfieren menos de 70 Kbytes. Una tarifa de móvil de Internet sería, por ejemplo, la de 0,12 céntimos por KB de Yoigo, unos 8 céntimos por cada 70 KB, mientras que esta misma empresa te está cobrando 30 céntimos por minuto para llamadas internacionales (más del triple), y encima te cobran el establecimiento de llamada.

    Además, Yoigo no te cobra más de 1,20 euros al día por la conexión a Internet (equivalente a 15 minutos a 8 céntimos el minuto). Todo lo que exceda de esa cantidad te sale gratis.

    Lo de los SMS también es de escándalo. Ya he dicho que Yoigo cobra 0,12 céntimos por KB, pero un SMS, que ocupa siempre menos de un sexto de KB (máximo 160 caracteres de 8 bits), te lo cobran a 8 céntimos. A través de Internet eso serían menos de 0,02 céntimos por mensaje de 160 caracteres.

    Las telecos no están cobrando las llamadas ni los SMS según orientación a costes, están cobrándolos mucho más caros, por lo cual está claro que no les interesa que se use Internet para hablar (ni para mensajes).

    Lo del roaming es otro escándalo. Si hago la llamada desde España a Francia me cobran una tarifa (que ya hemos visto que está muy hinchada), si llamo de Francia a España me cobran otra mucho mayor. Las telecos están yendo en plan sacapelas a lo bestia con las llamadas internacionales, pero con Internet eso se va a acabar, de la misma manera que ese sacapelas ya desapareció de las llamadas nacionales si tienes contratado Internet (ya hace años que te incluyen las nacionales en el precio de la conexión a Internet).

  • #011
    Julio - 2 agosto 2009 - 17:58

    Yo creo que esta decisión de Apple marca un antes y un después. Detrás del Iphone viene Google con su Android lo que nos proporcionará pequeños ordenadores (llamarlo teléfono es quedarse corto) totalmente abiertos y configurables, siguiendo la filosofía de Linux y código abierto. Enfrente estará Apple y los WinMo.
    En mi humilde opinión, Android (con permiso de las operadoras) va en el camino correcto.
    Es digno de mención el caso de MásMóvil, que no sólo no dificulta el uso de Skype, sino que lo promueve.

  • #012
    moncho - 3 agosto 2009 - 00:21

    Mi operadora de telefonía es también mi proveedora de internet. Hace unos días solicité la portabilidad de un número de móvil y me enviaron la documentación ¡por correo! Cometí un error al escribir un nif, y un tiempo después me dijeron que había que repetir la operación. Para ahorrarme tiempo, les pedí que esta vez me enviasen el formulario en pdf por e-mail y yo se lo enviaría de vuelta correctamente rellenado, y así en lugar de tardar tres semanas estaría todo resuelto en unas horas. Su respuesta fue que eso era imposible. ¡Imposible! ¿Que si están en el siglo pasado? Están todavía más lejos, en la Praga de Kafka. Todo el que ha intentado darse de baja o poner una reclamación lo sabe. Hablas con diez personas y todos te piden tus datos, una y otra vez, hasta el infifnito…

    Que se pierdan en el pasado. La ironía es que muchas de ellas ofrecen también servicios de proveedor de internet. No se enteran.

  • #013
    Belén - 3 agosto 2009 - 00:34

    Me ha gustado mucho esta entrada. Desde el punto de vista macro, y económico a secas, puede que haya disparidad de opiniones, como #3 etc. Lo que veo en lo micro es que decididamente, una operadora de comunicaciones no puede sobrevivir mucho más tiempo si sigue queriendo cobrar a base de SMS y llamadas. En los países donde los SMS van incluidos en el plan mensual y son ilimitados o se contratan por miles, se mandan muchos. En los que funcionan pagando por unidad, cada vez los usamos menos (los que antes eramos heavy users), porque sale mucho más barato conectarse un momento a internet y mandar un email, privado en twitter, facebook o tuenti, etc. Las llamadas internacionales, lo mismo, si no son super urgentes se puede usar, y se usa skype, msn (messenger con voz) etc. tanto desde el teléfono como desde el ordenador. Incluso para llamar a fijos, sale mucho más barato y a veces gratis, con programas similares a skype.

    PS: Esta frase “un exceso de tráfico de datos se factura más caro que un intercambio de marihuana” hace pensar que necesitas un refrigerador de portátil, pero con forma de casco. ;-)

  • #014
    AG - 3 agosto 2009 - 02:11

    Te dejo un enlace por si te inspira un post:
    http://mashable.com/2009/08/02/suicide-facebook-catholic-church/

  • #015
    Oscar - 3 agosto 2009 - 09:25

    Enrique,

    Pues acabas de dar con un gran negocio: hay demanda, el modelo es disruptivo y además los actuales jugadores mueven MUCHO volumen de negocio.

    Podrías emprender y poner en marcha una empresa operadora alternativa según lo que describes.

    Suena a caballo ganador.

  • #016
    Santi Lopez - 3 agosto 2009 - 10:00

    No sé muy bien lo que llamas tú un negocio.

    Comparemos el número de clientes de una operadora “del pasado” y su facturación, con la de fon, por ejemplo, sin animo de ofender…
    Los del pasado son los propios usuarios, tiendes a olvidar que no todos leen tu blog, y que cuando te funciona en casa tu sistema de telefonía, lo último en lo que piensas es en cambiarlo…

  • #017
    Miguel Ángel - 3 agosto 2009 - 11:37

    Buena entrada. Los operadores de telecomunicaciones no se dedican a otra cosa mas que a sangrar en todo lo posible a sus clientes, con sistemas de facturación sin ningún sentido real mas que el de cobrar por conceptos inventados que no tienen en muchos casos costes reales, y lo que aún me parece peor es que no tienen ningún respeto por el cliente, es difícil tratar peor a un cliente de lo que lo hacen las operadoras, con condiciones abusivas, con facturaciones erróneas, con publicidad engañosa acercándose a la estafa, seguramente sea el tipo de empresas que mas odio inspiran en la gente, mas incluso que los bancos. Esto ha llevado a que su principal función ya no sea innovar en las telecomunicaciones sino innovar es la mejor forma de estafar aún mas a sus clientes. Está claro que es cuestión de tiempo que otras empresas con mayor prestigio y algo mas de respeto por sus usuarios ofrezcan unos servicios mejores que los sustituyan y que las telecos queden reducidas a lo que en principio solo deberían ser, mantenedores de redes.

  • #018
    Krigan - 3 agosto 2009 - 13:53

    #16 Es cierto que muchos clientes son “del pasado”, pero otros muchos no. El tema de este artículo es precisamente que una teleco presuntamente ha intervenido para impedir que sus clientes puedan usar un servicio de voz por Internet que deja en bragas al servicio ofrecido por la propia teleco.

    Los móviles con wifi todavía son caros, pero en pocos años serán baratos y todo el mundo tendrá uno. Imaginaos lo que puede ser que en el móvil tengas un programa tal que cuando vas a hacer una llamada primero mire a ver si estás con cobertura de tu router wifi (de tu casa o del trabajo), y si no que mire si estás en zona wifi gratis, y que envíe la llamada por wifi si es posible.

    No conozco los detalles de Google Voice, pero el servidor de GV (o de quien sea) podría enrutar la llamada según a quien llames. Si llamas a un amigo que usa Skype, y está conectado en ese momento, hablas gratis. Lo mismo para Messenger, etc. Si no está conectado, tirará de Skype Out o similar (precios muy baratos).

    Y si en lugar de llamar quieres enviar un SMS, lo mismo. El programa te enviará el SMS a Internet vía wifi, y desde allí GV (o quien sea) lo remitirá al móvil de tu amigo, y te saldrá gratis.

    Cuando no tienes cobertura wifi, las llamadas y SMS irán también a Internet, pero vía red móvil, salvo en aquellos poquísimos casos en que te salga más barato hacer la llamada por GSM.

    Si te quieren contestar al SMS, o a la llamada que dejaste en el contestador, lo podrán hacer, porque GV te proporciona un número de teléfono propio.

    Lo peor de todo para las telecos es que un programa así puede venir incluido de serie en el móvil, y no requerir configuración alguna, porque puede leer cuál es su propio número de móvil, y enviarlo al servidor de GV, el cual aplicará las reglas de configuración que sean mejor para el usuario, según las tarifas GSM de su compañía de móvil.

    El ahorro de factura para el usuario sería considerable, y las empresas de móviles se verían forzadas a reducir brutalmente sus tarifas GSM y dar gratis los SMS para poder competir.

  • #019
    Angel - 3 agosto 2009 - 14:10

    Francamente me sorprende lo ingenuo tanto del post de Enrique como de muchos de los comentarios: si las operadoras prefieren el actual modelo, por que cambiarlo por otro en el que ganarían menos? Acaso los ISP bajaron los precios por amor al arte? No, la feroz competencia del sector les obligo a cambiar el modelo de negocio a uno de tipo “low cost” a riesgo de quedarse fuera.

    Si de verdad queréis ver algo semejante en el mundo de la telefonía, móvil debería preocuparos mas [1] que hubiese finalmente competencia en el sector y [2] recompensar al que mejore el servicio cambiándoos a él. Quejarse al operador ya establecido no va a cambiar nada, ya que a él no le interesa ganar menos. Seria mas interesante hacer presión al poder político y/o el regulador a nivel nacional y europeo para que abriera el mercado y que cualquier nueva compañía viese su oportunidad en cambiar el modelo de negocio.

    Por una simple cuestión de precio y complejidad (tender una nueva red de radio 2G/3G no es ni barato ni sencillo), sera difícil que entren nuevos operadores en el mercado pero no lo es tanto que un nuevo MVNO que alquile el servicio de una red ya existente tenga una oferta diferenciada y atractiva, una semejante a lo que estáis pidiendo. Luego, si ese MVNO tiene éxito y los clientes migran a él de forma importante, quizá los viejos operadores se vean obligados a cambiar su modelo como estrategia defensiva para parar la sangría.

  • #020
    Rodrigo Bedoya Z. - 3 agosto 2009 - 16:14

    Hola enrique, este articulo tuyo viene como añillo al dedo.

    Estoy trabajando en un proyecto mundial, en donde se involucran las personas para hacerlo crecer con un modelo de negocios de mercado en red. Telme hace tres años visualizo como debe enfocarse el negocio de las telecomunicaciones. Yo por ejemplo tengo todas las combinaciones de comunicacion, puede recibir la llamadar en el computador, en el celular, en el fijo de mi casa, en el correo electronico, etc, yo mismo administro este seguimiento, yo mismo compro el tiempo al aire cuando necesito llamar a otras redes, y a las vez gano y hago ganas otros.
    Mas informacion de este proyecto en www.telme.sg o en mi blog personal http://rodribezul.telmeworlds.sg

    Saludos desde Colombia
    Rodrigo Bedoya Z.
    Recibo llamadas como local en mi movil llamando a este numero
    (57 1 ) ( 4895785) gracias a TELME.

  • #021
    lector - 3 agosto 2009 - 16:25

    ¿Negocio del pasado? Vamos a ver. Eso sería si el coste de desplegado de las líneas fuera cero o se pudiera compensar con otros servicios., y no ocurre ni una cosa ni la otra. Las telecos ven cómo las empresas puramente informáticas utilizan sus redes como plataforma para sus nuevas aplicaciones y sin tener que pagar a las telecos un duro. Si os ponéis por un momento en el lado de las telecos lo entenderéis perfectamente. Además, no os equivoquéis, las telecos no son como las distribuidoras de música ¿Quién tiraría cable o mantendría toda la enorme infraestructura? ¿Google? ¿Microsoft? Si pasamos a usar Voz-ip en lugar de GSM, email en lugar de SMS y encima utilizamos la red como soporte vital para nuestro software, la infraestructura actual no basta y por ello las telecos siguen siendo importantes.
    Como aclaración que conste que no soy ingeniero en teleco ni parte interesada alguna.

  • #022
    ruizdequerol - 3 agosto 2009 - 17:38

    Google y cía. seguro que no están de acuerdo en que las “dumb pipes” sea un negocio del pasado. De hecho, mejor que prefieran que sea un negocio con futuro, porque es sobre estas “pipes” sobre las que ellos ganan dinero.

    ¿O es que hay alguien, aparte de las operadoras, dispuesto hoy por hoy a invertir en “pipes”, tontas o no?

  • #023
    Krigan - 3 agosto 2009 - 21:19

    #21 ¿Por qué tengo yo que ponerme en el lugar de las telecos? ¿Se ponen ellas en mi lugar? Estamos hablando de una relación comercial, en la cual cada parte hará lo que más le convenga a su propio interés. A partir de ahí la ley dirá lo que se puede hacer y lo que no, y en teoría la ley debería apoyar que haya una competencia lo más intensa posible (es decir, neutralidad de red) porque se supone que eso es lo mejor para la sociedad en su conjunto.

  • #024
    Jose Maria Cuellar - 4 agosto 2009 - 02:07

    Android y Chrome OS creo que son una amenaza mayor para el negocio de Apple de lo que lo es Google Voice para las operadoras. A ver si va a ser que es Apple quien está parando a google y no tanto att.

Dejar un Comentario

Los comentarios están cerrados

2 comentarios en Menéame

#001
Maverick_ - 2 agosto 2009 - 13:22
#002
SACROMONTE - 2 agosto 2009 - 13:55

LA banda ancha ha influido y mucho en eso, y quizás no se han dado cuenta que el futuro es por ahí, vender banda ancha a buen precio, y dejarse de tonterías.» autor: SACROMONTE