¿Todos contra Explorer?

En pocas ocasiones se ha dado en un sector de la actividad económica una campaña tan intensa contra una compañía y un producto, en este caso, además, el líder del mercado por goleada, con un 94% de cuota.

De acuerdo, ese liderazgo lo ha conseguido mediante prácticas de precio predatorias, regalando algo que otros vendían. Pero ¿no aplaudimos a RyanAir y similares cuando nos llevan a Londres por 0.90 euros? ¿O a la divertida propuesta de alquilar un Smart por 99 euros al mes? ¿No se sentirán las compañías aéreas y las de alquiler de coches tradicionales un poco igual que como se sintió Netscape en su día?

También compro el hecho de que no es el mejor navegador del mundo. Tiene más agujeros que la montaña de Las Médulas (acabo de pasarme por allí… una pasada), la compañía no es especialmente rápida para repararlos, y la propia filosofía de desarrollo del producto dista mucho de ser la más innovadora. Pero esto es normal en todos los sectores en los que hay un líder con una solidez como la que tiene Microsoft: quien aspira a hacer algo en el sector, tiene que arriesgarse a innovar más fuerte que el líder. Dinámica competitiva de toda la vida.

Una tercera verdad: el monocultivo no es bueno para nadie. El producto objeto de tal monocultivo se vuelve el mejor blanco para los desarrolladores de virus y maldades variadas, y cada vez que impacta uno, tiene grandes posibilidades de obtener un efecto prácticamente epidémico. Tampoco es bueno para la propia compañía, que se ve sometida a una presión reguladora terrible por parte de las agencias anti-monopolio y ve coartadas muchas de sus posibles iniciativas.

Pero aunque los tres temas citados anteriormente sean verdades como puños, a mí esta proliferación de campañas, artículos y páginas especialmente desarrolladas con testimonios de usuarios felices porque abandonaron Explorer me resulta extraña. Soy de natural cándido y bien intencionado, pero tiendo a desconfiar de estas cosas, lo siento. Como dirían al otro lado del charco, “something smells fishy…”

6 comentarios

  • #001
    Antonio Ortiz - 25 agosto 2004 - 15:00

    Bueno, está el hecho de que el liderazgo se consiguió integrando Explorer en Windows. Si no fuese por su posición dominante en Sistemas Operativos, no creo que hubiese destronado a Netscape. Técnica condenada por la UE en el caso de Media Player, por cierto.

  • #002
    Pablo Martínez-Almeida - 25 agosto 2004 - 15:19

    A mí me pasa algo parecido pero con el iPod. No acabo de entender la fiebre alrededor del mismo. Parece ser un producto fantástico, y todo el mundo alaba sus bondades, dándose además la circunstancia de que se trata de un producto de Apple, con todo el apoyo que suscita entre sus incondicionales y la comunidad anti Microsoft. Sin embargo, no acabo de ver cuál puede ser su ventaja competitiva a medio plazo, especialmente por el empeño de Apple de cerrarlo.

    Un fabricante con experiencia y economías de escala podría replicar el iPod y a menor coste. Así, en la página de Dell me encuentro con este producto, claramente orientado a competir con el de Apple (ver comparativa ) Seguro que no es tan bueno pero tiene otras ventajas:

    – Precio.

    – Capacidad de almacenamiento.

    – Duración de la batería.

    Para terminar te diré que utilizo Firefox desde hace año y medio (antes de la campaña que comentas) y estoy muy contento con él. El problema es que bastantes páginas están pensadas únicamente para Explorer.

  • #003
    Enrique Dans - 25 agosto 2004 - 16:10

    Estoy de acuerdo, Antonio, con que la jugada con Netscape fue un abuso de posición dominante. Lo que me planteo es que vivimos una época de cambio muy acelerado, en el que vemos infinidad de movimientos como ese o parecidos. Concretamente, Microsoft utilizó la llamada “estrategia de bundling” o “lote”, es decir, integró un producto en un lote con tantas prestaciones que resultaba difícil rechazarlo en su conjunto. De la misma manera, detrás de RyanAir existe otra estrategia, la de estandarización máxima y reducción de costes a ultranza, y detrás de MovilUK otra, la de financiación de un coche de alquiler como soporte publicitario. Cualquiera de ellas me parece brillante. En el caso de la de Microsoft, su estrategia de bundling fue tan, tan brillante, que cuando llegó el momento de competir con Netscape, lo que había hecho otras veces se volvió en su contra, porque ya no era una empresa metiendo un producto en un lote, sino un monopolio de facto actuando como tal. Si infringes la ley, se debe intervenir, y en parte se está haciendo o intentando hacer. Al final se trata, o se debería tratar, de proteger la innovación y el progreso. Si queremos un mercado de navegadores dinámico, con competencia y progreso real, debemos lanzar mejores productos y hacerlos competir con Explorer. Por eso no veo “limpieza” ni “espontaneidad” en esta campaña, porque de alguna manera “huele” a estrategia competitiva que tira para atrás.

  • #004
    Alvaro S - 25 agosto 2004 - 16:47

    Me considero un navegante asiduo y, fuera de integración o no, lo que me preocupa es ver correctamente las páginas que visito y no el meterme en una guerra contra Microsoft.

    Es decir, aunque simpatizo con la idea de cierta variedad y competencia como motor de innovación, me temo que soy un vago irredento y no sacrificaré mi comodidad por dicha simpatia… quiero que todo vaya como la seda cuando navego (es curioso como uno soporta estar 1 hora antes para coger un avión y como no aguanto gastar un segundo en mover el scroll porque algo ha salido descuadrado de mi pantalla).

    Lo que intento decir (aunque sin demasiado exito) es que creo que ahora el reto está en el otro lado de la cancha, crear un producto que se adapte a las páginas diseñadas para explorer pero mejor que explorer ¿será posible? yo he probado y no lo he visto…

    PD: Dejo aparte el tema de los agujeros, a el 90% de los usuarios no nos preocupa demasiado, y eso es un hecho este bien o mal.

  • #005
    Pep - 25 agosto 2004 - 22:46

    Pues genial !!!

    Tambien es vital para el mercado los movimientos en contra del supuesto lider verdad? (yo llevo meses con mozilla y estoy mas que encantado, invito a que todos los prueben antes de hablar ;)

  • #006
    Xele - 26 agosto 2004 - 09:31

    Creo que la campaña anti IE (Internet Explorer, no Instituto de Empresa) es el abanderado en unas críticas que lo que realmente critican es el modelo de software propietario. Alguien tiene que ser el objetivo de las críticas y el IE cumple con características que la hacen óptima candidata para convertirse en el punto de mira de la comunidad Soft Libre.

    – IE tiene sustanciales agujeros de seguiridad.

    – El bundling realizado por Microsoft

    – El producto sustitivo de “mayor” calidad, Mozilla

    – Posición de monopolio

    – Las páginas están desarrolladas para este browser.(importante cuestión tal y como dice álvaro).

    Así pues creo que las críticas a IE son la crítica, como cabeza de turco, al modelo propietario.

Dejar un Comentario

Los comentarios están cerrados