En Generación Web, en La2 de RTVE

El pasado enero estuve con Guiomar Jiménez y con el equipo de Generación Web, un nuevo programa de La2 de RTVE dedicado a los millennials, hablando de entornos laborales y de la lógica del BYOD o Bring Your Own Device, la tendencia que lleva a las empresas a permitir que sus empleados utilicen los dispositivos que ellos mismos escojan para trabajar (en algunos casos, dentro de un presupuesto asignado por la compañía… en otros casos, pagándoselo ellos mismos). Mi participación, que tras el montaje se ha quedado en un par de frases, está a partir del minuto 14:50. 

Anteriormente, había tocado el tema del BYOD en esta serie de entradas.

Entorno laboral

4 comentarios

  • #001
    Gorki - 19 abril 2015 - 20:11

    Como su nombre indica un PC es un Ordenador personal, eso quiere decir que aunque sea exactamente igual al de tu compañero de trabajo, lo tienes configurado según tus necesidades y costumbre.

    Cambiar de ordenador siempre es estresante, no encuentras lo que estás acostumbrado o utilizan un navegador diferente al tuyo, tiene los iconos puestos de otra forma…

    Lo lógico es que trabajes con el mismo equipo tanto en casa como en la oficina. Si hablamos del portátil, pues bueno, por su peso puede ser lógico no irlo trasladando de un sitio a otro, pero no veo ninguna ventaja y si inconvenientes, a tener dos smartphone o dos tablet, uno para la oficina y otro para casa.

    Yo creo que la financiación del aparato y el pago de la conexión no pueden ser problema para una compañía, siempre se puede llegar a un acuerdo razonable con el empleado, al fin y al cabo estamos hablando del chocolate del loro.

  • #002
    Guillermo Vanrell Ginard - 19 abril 2015 - 21:16

    Mi hija nació en 1980 y mi hijo en 1985, yo en 1953.
    Así como mi padre jamás se adaptó a la vida de después de la guerra.
    Yo no consigo desprenderme de la norma, “el silencio es lo más valioso”
    No puedo olvidarme de lo que les pasó durante la guerra, a los que hablaron, antes de la misma. Me asusta hablar, porque digas lo que digas y por muy diplomático que seas, es imposible dar la razón a todos, esto quiere decir que siempre vas a ofender a alguien. Una ofensa no intencionada, es una ofensa oculta que jamás podrás remediar.
    Y no lo dudes más pronto o más tarde te pasarán a cobrar lo que no debes.
    Y lo más cruel, pueden acabar pagando esa deuda que no debes, tus hijos, y más cruel todavía, que tú lo veas.
    Creo que alguien debería advertir del peligro que corren los charlatanes como yo, a todos los milleniums, que tendrán que pagar todas las fiestas que nosotros nos hemos dado.
    Enrique, un saludo.
    Guillermo

  • #003
    Gorki - 19 abril 2015 - 22:33

    precisamente he elido yo una frase que ar¡tribuyen a Gandhi:
    Lo más atroz de las cosas malas de la gente mala, es el silencio de la gente buena.

    • Guillermo Vanrell Ginard - 22 abril 2015 - 08:09

      Gorki, gracias por tener mi comentario en cuenta.
      Lo más atroz de las cosas buenas de la gente buena, es no callar.
      Gorki, un placer
      Guillermo.

Dejar un Comentario

Los comentarios están cerrados