Hablando del libro electrónico, en El Confidencial

Rubén J. Lapetra me pidió una opinión por correo electrónico para su artículo “¿Por qué no despega el libro electrónico?“, que publica hoy en El Confidencial. Mi respuesta fue la siguiente:

El mayor obstáculo a la popularización del libro electrónico es, sin duda, el comportamiento de la industria editorial en nuestro país. Ante una demanda indudablemente creciente, la industria ha optado por una reacción lenta, que ha generado una ausencia de títulos absurda y unos canales innecesariamente intermediados, dando lugar a un mercado desabastecido. Tras generar dicho desabastecimiento, el comportamiento de las editoriales ha sido manifestar su preocupación por la orientación de los usuarios hacia las redes P2P y otros mercados irregulares mientras reclamaban una legislación más contundente en ese sentido, aunque eran obviamente conscientes de que dicha deriva en el consumo estaba siendo generada única y exclusivamente por su decisión de mantener ese mercado desabastecido. Si añadimos factores como políticas de precio poco atractivas que no reflejan el ahorro real en costes, y una absurda política fiscal que grava injustamente al libro electrónico, la receta para el desastre resulta evidente: una industria editorial que para protegerse de una evolución tecnológica obviamente inevitable, atiza una bofetada en la cara de sus clientes, los califica de “ladrones”, y pretende que sigan esperando tranquilamente y sin hacer nada a que ellos tengan a bien atender su mercado de una manera razonable.

43 comentarios

  • #001
    Jose - 24 septiembre 2011 - 12:08

    En una entrevista a unos representantes del mundo editorial había perlas como que el libro electrónico jamás podrá competir con el papel, es algo pasajero, los lectores de verdad no lo quieren/querrán, etc.

  • #002
    asmpredator - 24 septiembre 2011 - 12:13

    No es ni la primera vez ni será la última que he tenido que echar mano de las descargas alternativas, el OCR y autoencuadernar algúnos libros que NO HE PODIDO COMPRAR ni pot Internet ni en las librerias.
    El último fué un libro-aventura para mi sobrina, busqué en Barcelona en cinco librerias, en Internet lo busqué nuevo y no lo encontré, al final San Google me solucionó el problema y no solo conseguí el que queria sino toda la colección completa.El librito no me costó 19€ me costó mucho mas si cuentro el tiempo que necesité para encontrarlo y el trabajo que me dió, con un OCR arreglarlo ya que el que me descargué era un escaneado rapido del libro original, encuadernarlo mas o menos de un modo decente, imprimir las portadas, en fin lo tuve que prácticamente editar a mano, creeme que hubiera preferido comprarlo y ahorrarme todo este trabajo.

  • #003
    detective privado - 24 septiembre 2011 - 13:02

    Como de costumbre, aquí en España, las cosas se hacen de manera distinta a cómo se hacen en otros países.

    En otros países, sus habitantes tienen conexiones a internet a velocidades de vértigo y precios muy competitivos, tarifas de móviles supereconómicas, combustibles mucho más baratos (teniendo en cuenta que los sueldos por ahí son muy superiores a los nuestros, triplicando nuestros sueldos medios). Hasta llenar la cesta en el super es más económica fuera, que en España (Alemania, por ejemplo). ¿Qué sucede con los libros electrónicos?: tres cuartos de lo mismo. Si buscas un título te das cuenta de que: o no existe en formato electrónico, o que su precio es desorbitado.

    No nos engañemos. Spain is different. Aquí nos manejan a su antojo, saboteando cualquier iniciativa que frene o reduzca los beneficios de las empresas del sector que sea.

    No sé cuándo podremos tener en nuestro país precios decentes para los libros electrónicos. Seguramente, cuando los ciudadanos encuentren la forma de digitalizarlos por su cuenta de una manera sencilla y comience a intercambiarlos. Seguramente, ni así se bajen del burro.

    Saludos

  • #004
    Anónimo - 24 septiembre 2011 - 13:45

    Al menos esperemos que no nos vengan a apalear los routers como le pasó a Thimonnier y las primeras máquinas de coser. Cualquier cosa con tal de intentar parar los avances tecnológicos y mantener los modelos de negocio obsoletos.

  • #005
    Anonimo - 24 septiembre 2011 - 13:50

    Pues hombre si. Pero además de la Industria editorial resulta que los constructores de E-readers no invierten en tinta electronica, el color todavia no ha desarrollado su potencial. Y para colmo, como es natural, apuestan por las ventas, por tanto prefieren las tabletas a los lectores electronicos. Los lectores de verdad seguimos esperando buenos aparatos para leer, no para navegar, y mientras tanto no compraremos nada. Amazon nos dijo que ellos sacarian un producto de calidad para lectores empedernidos, algo asi como el sumum de los lectores. Algo asi como Montblanc en el mundo de la escritura. Pero al final, parece que tambien apostará por las tabletas. ¿Quien puede aguantar dos horas leyendo con esas pantallas sin quemarse los ojos?.

  • #006
    asmpredator - 24 septiembre 2011 - 16:15

    Como bien apunta “detectivfe privado” en España todo se hace de forma diferente, nos quieren equiparar al resto de Europa en cuanto a los pagos y obligaciones, pero en cuanto a sueldos y derechos seguimos siendo españoles.
    El sueldo mínimo interprofesional de España es de los mas bajos solo hay uno o dos por debajo, pero eso si, los impuestos tasas y precios son los mismos o mas caros que en el resto de Europa.
    Una imagen vale mas que mil palabras:
    http://www.flickr.com/photos/sara_rude_photo/5852686502/in/photostream

  • #007
    Anonimos - 24 septiembre 2011 - 16:20

    No iba desencaminada la ministra de cultura cuando dijo; “Es ‘asustante’ que los libros circulen libremente por la Red”.

    Y las pruebas están a la vista. La gente dejará de leer libros, la cultura desaparecerá al no ser transmitida de unos a otros y con ello pronto llegará la extinción de la especie. :)

    http://www.publico.es/226992/gonzalez-sinde-es-asustante-que-los-libros-circulen-libremente-por-la-red

  • #008
    Joan Estapé - 24 septiembre 2011 - 17:38

    No estoy tan seguro: la industria editorial no es tan zopenca ni el lector es tan avispado. En nuestra editorial hemos fijado unos precios para manuales técnicos que hagan desistir al alumno de la fotocopia y son los profesores, a quienes hemos regalado un ejemplar de muestra, quienes inducen a los alumnos a la fotocopia. No puede salir a cuenta fotocopiar un libro con gran cantidad de fotos a todo color que les vendemos por solo 15 euros. El lector y el profesor, en nuestro caso, no hacen, ciertamente, gala de racionalidad ni buen gusto. No dejemos de lado la idiosincrasia de nuestro país al analizar lo que está ocurriendo.
    De todos modos, tenemos pensado entrar en la edición electrónica. Ya veremos los resultados. Aun así, estoy de acuerdo, cabe cambiar y mejorar muchas cosas. El mercado del libro electrónico crecerá, pero habrá géneros de libros que se resistirán a desaparecer, o no, ya veremos, estará en función del desarrollo tecnológico. Y Amazón no creo que sea la panacea: en cuanto a fondo, presenta carencias de bulto según me informan lectores catalanes. No santifiquemos ahora todo lo electrónico y satanicemos la impresión gráfica.

  • #009
    Krigan - 24 septiembre 2011 - 17:53

    Todo es echar balones fuera. Que si el autor o el traductor no dan su permiso, que si la inversión de digitalizarlos tardará 2 años en recuperarse (¿de verdad no se conforman con menos de un 40% de rendimiento anual?) , que si no se puede competir con el gratis total… pero resulta que en USA el negocio del libro electrónico va viento en popa.

    En sólo 2 años las ventas de libros impresos han caído a la mitad. Entretanto cada vez más gente se compra (o le regalan) un lector e-tinta, hoy he visto uno por menos de 90 euros. ¿Cuánto tardarán en costar menos que un tapas duras?

    Estos genios de las editoriales se creen que la receta para conquistar el mercado de Internet consiste en negarse a vender en este mercado. Luego, cuando Amazon o quien sea se haya comido todo el pastel, vendrán los lloros. Todo menos reconocer su propia incompetencia. Si hay alguien que NO se merece llevarse un euro del libro electrónico, esas son las editoriales españolas.

    En USA Borders fue a la quiebra. ¿Acaso Planeta o Santillana creen que son demasiado grandes para caer? El hostión que se prepara va a ser de órdago.

  • #010
    Anónimo - 24 septiembre 2011 - 19:04

    Dedicado a los que creen que aun no hay e.readers…

    Esta semana estreno un Kindle 3, como aparatito no es ninguna novedad, puede que el firmware tenga muchas lagunas aun ( mas por pereza o desidia de Amazon que otra cosa ), pero en cuanto al hardware no hace falta mucho mas para leer literatura, bueno si alguien que los escriba y otro que edite, el resto van sobrando.
    Ademas hay mundo mas alla de Amazon.
    Adios a las visitas a la biblioteca, a la espera para recoger libros y al tedio de devolverlos.

  • #011
    Blanca Rosa Roca - 24 septiembre 2011 - 19:21

    No estoy de acuerdo en que se generalice que las editoriales somos las responsables de que los libros electrónicos no funcionan en España.según mi punto de vista hay muchos más factores: hasta ahora no han habido dispositivos con conectividad, las tiendas online no han sido proactivas, y de fácil usabilidad. La descarga ilegal sigue siendo muy elevada y sí que ha sido uno de los motivos de las pocas ventas de ebooks. Varios editores estamos invirtiendo en controlar nuestros derechos y de nuestros autores con un servicio que nos informa y anula los archivos de los libros alojados en servidores sin permiso. Los enlaces a estos servidores son innumerables.
    En nuestra editorial lanzamos la mayoría de las novedades a la vez en papel y en digital y las ventas siguen siendo muy bajas en el formato ebook, nada que ver con el mercado en EEUU
    Por último, es verdad que hay una variedad de precios, en el caso de Rocaeditorial hemos marcado un precio único de 9.95 incluído el 18% de IVA que es otro factor para que los ebooks sean más caros

  • #012
    Gorki - 24 septiembre 2011 - 20:06

    En mi opinión dado el coste ínfimo de una unidad adicional de libro electrónico, solo tendrán sentido los libros editados con la publicidad de una empresa o de una entidad de mecenazgo, de forma que cada copia de más que se haga, ayude a favorecer más a quien subvenciona la edición, culaquier precio que se ponga a una copia es incentivo para la copia particular que podemos llamar “privada” o “pirata” pero que en cualquier caso no cobra el editor.

    Fuera e de esta solución, cabe el pago de una tarifa plana. que se pagará, no por los libros que puedas descargar, sino por la labor de recolección, clasificación, filtro y difusión que haga el “editor”, pues como dice “Worker”, “Lo peor de Internet es la abundancia”, pagaremos por que alguien nos ponga “filtros” a lo que se puede leer, separando el grano de la paja.

  • #013
    Krigan - 24 septiembre 2011 - 20:48

    Blanca Rosa Roca:

    El primer lector e-tinta que se vendió en España fue el iLiad, que incluía conexión WiFi. Yo compré uno en la primavera del 2007, más de medio año antes de que Amazon lanzase el Kindle.

    En Libranda (esfuerzo conjunto de todas las grandes editoriales españolas) hay ahora mismo nada más que 5337 libros (parte de ellos en catalán). Hace poco más de un año Libranda ni siquiera existía.

    Los datos están ahí, el tiempo de las excusas ya se está acabando. Antes de que acabe el año Amazon lanzará la Kindle Store en España, venderá un montón de libros electrónicos, y entonces supongo que nos explicarás en virtud de qué magia Amazon sí puede hacer en España lo que vosotros no habéis hecho en 4 largos años.

  • #014
    Manuel Fernandes Alonso - 24 septiembre 2011 - 21:25

    Hola,

    No hay peor ciego que el que no quiere ver, al final las editoriales sucumbirán ante su propia ceguera y otros se les adelantarán, después vendrán los lloros.

    Por otra parte yo tengo un problema, quiero un lector electrónico (e-reader) pero también quiero poder leer tebeos (comic) y, de momento, no he visto ningún aparato que tenga las dos funcionalidades, sí, las tabletas pueden leer ambas cosas, pero no son lo más adecuado para leer un libro durante tiempo.

    Así que de momento comprando poco libro físico y ningún tebeo, a la espera de que la industria se quite la venda de los ojos.

    Saludos.

  • #015
    Carlos - 24 septiembre 2011 - 21:35

    Hola Enrique:

    Siempre leo casi todo lo que publicas, tanto en tu blog como en otros soportes no digitales, y, en general, coincido con la mayoría de tus afirmaciones. Sin embargo, en esta ocasión discrepo ligeramente contigo. Creo que el tema de la edición electrónica es mucho más complejo, y acusar directamente del fracaso del mismo a la industria editorial como casi único culpable me parece de una simpleza excesiva. Es cierto que muchos de los agentes con capacidad de decisión dentro de ese mundo no disponen de las herramientas intelectuales suficientes como para valorar una situación que les viene grande, bien por falta de actualización, bien por tecnofobias irracionales y cierta cobardía, pero de ahí a extrapolar que la mayoría de ellos son de este tipo, me parece una muestra de desconocimiento.

    En la industria editorial hay muchos y muy buenos profesionales que conocen los nuevos soportes, las nuevas formas de monetización y son capaces de elaborar estrategias de comercialización acordes a las nuevas tecnologías de la información y la comunicación y que, sin embargo, se ven lastrados por una situación a la que no pueden dar la espalda: el precio único, el iva, la “piratería” (alojar, servir y compartir archivos de 5 megas es mucho más sencillo que los 5 Gb de las películas en HD), las dificultades de gestión de los DRM o la falta de hábito en los ámbitos educativos (la verdadera fuente de ingresos reconocida de las grandes editoriales ha sido y será siempre el libro de texto).
    Mientras no modifiquemos el papel de las tecnologías en en la educación, no existirá el verdadero caldo de cultivo para poder emprender con cierta seguridad ninguna empresa que tenga que ver con la comercialización de contenidos (de cualquier tipo, pero más de los escritos).

  • #016
    Mario - 24 septiembre 2011 - 22:14

    #9. Tu comentario sobre Borders lleva al engaño de siempre de culpar a otra gente por “no adaptarse”. Curiosamente Borders y Barnes&Noble sí impulsaron el libro electrónico y hasta lanzaron su propio e-reader (el Kobo y el Nook respectivamente), pero esta apuesta por la internet no bastó para compensar las menores ventas que venía produciendo el vendaval de Amazon que era ya, el principal “librero” en EEUU, desde antes y sin necesidad del Kindle. Eso sin considerar la crisis que afectó a todos -online y offline- pero con el añadido de los altos costes fijos que tienen las librerías de cemento y ladrillo. Sobre Borders:

    http://www.bizjournals.com/sanfrancisco/blog/2011/02/first-webvan-then-borders-louis.html

    Planeta y Santillana no tienen nada que temer de Amazon sino al contrario, eventualmente la empresa de Bezos será su principal cliente, tanto en físico como en electrónico. Lo que hacen Planeta y Santillana (editar) no lo hace Amazon así que la competencia no va por allí. Sin ir muy lejos Edans contrató con Planeta cuando pudo tranquilamente auto-editarse, auto-promocionarse y auto-distribuirse en internet.

    A lo que temen las editoriales españolas creo yo, es a lanzar un producto listo para la piratería o quieren que ésta, en todo caso, mantenga una calidad inferior o cierto grado de dificultad como relata asmpredator en #2. Y mal puedes culparlos con los antecedentes inmediatos de la música o las películas que al digitalizarse redujeron su valor comercial potencial en la red. En contrapartida sin embargo, con solo publicar en electrónico las editoriales hispanas aumentarían su mercado potencial diez veces sumando los 500m de hispanoamericanos a los 50m de españoles sin incrementar sus costes de edición y distribución, lo que no sucede con ningún otro idioma europeo luego del inglés. Las ventajas del idioma común + la distribución virtual serían enormes en un mercado normal y con alta penetración de e-readers, pero esta no es una decisión tan fácil y maniquea como quieren aparentar tú o Enrique.

  • #017
    Red Seim - 24 septiembre 2011 - 23:01

    Puedo corroborar la comodidad del libro electrónico. El libro convencional tiene mucho más encanto, pero es una más bien resultado de la nostalgia. A mi me encanta coger libros y pasar sus páginas… incluso olerlos. Pero quien niegue la comodidad del e-book…
    La no-expansión del libro electrónico, efectivamente, como comenta muy bien en este artículo, se debe a su poca incentivación por parte de las editoriales. Tienen miedo del pirateo, que es fácil, y no por los sistemas de seguridad, sino también por el peso del los libros electrónicos. Si te tienes que descargar GIGABYTES de información para tener un juego, incluso te lo llegas a pensar. Per un libro no llega a pesar 1 MB, lo cual produce un efecto de llamada al pirateo en el consumidor.

    http://analogsticks.blogspot.com/2011/09/3d-sin-gafas-y-muy-muy-barato.html

  • #018
    Gorki - 24 septiembre 2011 - 23:12

    El tiempo dará la razón al que la tenga, pero en mi opinión las editoriales por asegurarse el negocio de hoy están perdiendo el de mañana, al no editar e-books, que como digo arriba, creo que solo es posible a base de encontrar un mecenas, bien por la publicidad que pueda llevar, o por la buena imagen que produciría el serlo.

    Al fin y al cabo, la mitad de los títulos en papel publicados actualmente se hacen con un mecenas detrás, ¿por qué no van a encontrarlo para los digitales?.

  • #019
    Krigan - 24 septiembre 2011 - 23:35

    Mario:

    Los análisis sobre la caída de Borders suelen afirmar que esta llegó demasiado tarde al libro electrónico, y el que tú mismo enlazas no es una excepción, también afirma eso mismo. A B&N le ha salvado precisamente el libro electrónico. Ha conseguido compensar en gran medida la caída del impreso.

    Las editoriales sí tienen que temer, y mucho, la competencia en Internet. Para empezar, la de los propios autores, que muchos han decidido auto-publicar en formato electrónico, con más que notable éxito en un número rápidamente creciente de casos. En cuanto a Amazon, está actuando cada vez más como editorial. En el mercado impreso ha de haber editoriales, distribuidores, y libreros. En el mercado electrónico sobran 2 de esos 3. Amazon lo sabe y por eso busca cortocircuitar a las editoriales cuanto antes.

    Los antecedentes en la música y el cine son claros: el soporte físico se hunde, y las ventas del electrónico no paran de subir, sin que parezca importar mucho la omnipresente piratería.

    Flaco favor les habéis hecho durante años aquellos que siempre justificáis sus errores. Ahora ya es tarde, pero verdaderamente tuvieron su oportunidad, durante años pudieron construir un mercado español del libro electrónico. Ahora llega Amazon y lo tendrá chupado para hacerse con un mercado que, contra toda lógica, sigue siendo virgen.

    Tranquilos, no pasa nada, las editoriales y tú podéis seguir así, hablando siempre de la piratería, de cómo es imposible hacer negocio mientras siga existiendo (no va a desaparecer, ¿sabes?). Otros llegan, empresas como Amazon que nunca se preocupan de la piratería, y se llevan el negocio.

  • #020
    Javier - 25 septiembre 2011 - 00:57

    Hola,
    Yo pienso que todavia es pronto, tiempo al tiempo.

  • #021
    Mario - 25 septiembre 2011 - 04:00

    Krigan: confundes el rol de editor con el rol de una imprenta. Debe ser la manía de reducir la complejidad del mundo real a buenos y malos o a unos y ceros del pensamiento binario de los techies.

    La sola existencia de e-editoriales como estas (dedicadas en exclusividad al libro electrónico) te desmiente porque algo así no debería ser posible con tu limitada filosofía del todo o nada del negocio editorial:

    http://www.dystel.com/2011/06/announcement/

    http://www.odysseyeditions.com/

    …y Amazon no es una ninguna editorial sino un e-tailer, y aquí nadie sobra porque hasta John Locke, el más exitoso autor autopublicado ya firmó con Simon&Schuster para editar en papel.

  • #022
    muriago - 25 septiembre 2011 - 07:40

    He comprado 2 libros electrónicos y mi experiencia es un deastre. Vienen protegidos con un sistema anticopia que es incompatible con el iPad, que no los puede leer. Pedí que me devolvieran el dinero y se negaron.
    Mientras tanto, en el iBook de mi iPad, tan selectivo, tan cerrado a la interoperabilidad, tan restringido de formatos de archivo… tan Apple, leo toda clase de ejemplares y formatos descargados libremente en la red.

  • #023
    IVZ - 25 septiembre 2011 - 09:59

    El libro electrónico es lo mejor que existe para los lectores de verdad. Las editoriales se está dejando superar como ya pasó con la industria musical, no aprenden.
    La gente lo va a usar quieran o no y si es más fácil la descarga ilegal con más títulos y mejores aplicaciones. que así sea.
    Surgirán como ya comento Enrique en este blog la tarifa plana tipo Spotify, que las editoriales se olviden de la propiedad del libro, como ocurría con la propiedad de la música, los libros se leen y la música se oye. No quiero dejar en herencia libros electrónicos a mis hijos, por favor no me los cobren tan caros, no me cobren un uso infinito de años del libro. En 10 años no habrá lectores que se traguen esos formatos, como no hay vídeos Beta, ni VHS, ni ya casi DVD. Quien me devuelve a mi los derechos de autor de las cientos de películas VHS y Beta que tengo, cientos de discos de Vinilo… de todos ellos tengo los derechos de autor mas que pagados pero no puedo usarlos.
    Les hemos dado tiempo para prepararse, han podido ver a dónde conduce esa obstinación por negar la realidad, para los que dicen que no hay nada como el olor del libro es que no saben que lo mejor del libro es el contenido.
    Para lo que quieren olores y no historias que compren Smell of Books: http://smellofbooks.com/

  • #024
    asmpredator - 25 septiembre 2011 - 11:31

    Con los libros se repiten los errores que se han repetido una y otra vez con la música y el cine, las descargas no se eliminarán, cuanto mas sofisticados sean los sistemas anti piratería mas sofisticados serán los sitemas para saltarse los controles, cada año surge un sistema anticopia y cada año surge un sistema que se lo salta, es una guerra cíclica de eterno empate, porque mientras hay cientos de personas que crean protecciones hay miles que estudian como saltarselas.
    Lo que no veo tan claro es que debamos escoger entre formato papel o electrónico, creo que los dos pueden coexistir sin problemas, puedes tener tus libros electrónicos y las ediciones de coleccionista o clasicas en papel y no hay ninguna incongruencia en ello, de hecho actualmente el libro electrónico esta substituyendo al libro de bolsillo en papel, cada dia hay mas gente que lee e-reader en el metro o el autobus.

  • #025
    Hiperion - 25 septiembre 2011 - 13:30

    Llego tarde, muy tarde, a esta conversación, pero permitirme anotar mi granito de arena.

    Soy un lector asiduo desde hace mucho tiempo, hasta el punto de que me había fijado un presupuesto para comprar libros de 300€ al año, más 100€ para libros de trabajo, y 100€ más en navidades. Muchas años me pasaba de ese presupuesto.

    Sin embargo, llegó el libro electrónico. No tuve fe, puesto que acostumbrado a los monitores (y menos mal que no los CRT de antaño) por el trabajo, no podía concebir el placer de la lectura en “eso”. Sin embargo, un pariente compró un lector de sony… y la lectura me gustó, así que adquirí el de amazón. Dos años hace de eso.

    Durante el primer año, tenía libros que deseaba leer en la mesilla de lectura, pero siempre cogía el kindle para leer: era más cómodo (de noche le ponía la letra ma´s grande, nunca perdía la página aunque me durmiese con el encima, el paso de página es más rápido cuando se trata de un libro de gran volumen, pesa sustancialmente menos que un libro de 500 páginas, ya no me limitaba a mis tiempos de lectura, ya que podía levarme la biblioteca “entera” donde fuese sin que resultase molesto, etc…). A lo largo del segundo año, aquellos libros que tanto deseaba leer, los fui adquiriendo de forma electrónica para leerlos en el lector.

    Ya no leo en papel. Tengo en mi casa estanterías y estanterías llenas de papel que ya no leo, ni me acerco a ellos si no es para quitarles el polvo, o rescatar viejos amigos a los que quiero renovar y meter en mi querido lector.

    ¿Que ha pasado con ese presupuesto que tenía de 500€ en libros? Sigo con el presupuesto, pero ya no lo gasto. En españa no se venden libros digitales (soy lector de kindle, por lo que es incompatible con el DRM de los pocos libros que se venden), por lo que cuando quiero leer un libro en español, me busco la vida. Y sin embargo, con libros en habla inglesa no me busco la vida. Compro en amazón lo que me interesa y me olvido del tema. Y aunque lso libros son más baratos, compro más (y como no compiten en presupuesto con nada más, muchos más de los que leía antes).

    ¿Me molestan los preciso que ponen los editores? pues si y no. Antes compraba libros de bolsillo, para que me cupiesen más libros en las estanterías, y un precio por un libro de 20 años no es que me preocupe realmente, ya que puedo permitirmelo, pero los comparo con los precios de los libros que compro en amazón. En amazón cuando pago 35$ por un libro (hace poco lo pagué por http://www.amazon.com/gp/product/B00590M0O0), me parece extremadamente caro y lo miré muchas veces antes de comprarlo, por un libro de 20$, me parece carísimo, y sólo si ya lo conocía de antemano, y es una novedad que me muero de ganas por leer, 10$ me parece adecuado por un libro reciente y grande (http://www.amazon.com/gp/product/B003YL4LYI), y menos de 5$ son los libros que me compro tras apenas leer la reseña. Si comparo eso con los precios que leo en libranda, resulta que los libros Espñoles son caros de cojones, y por ende, inconscientemente actúo en consecuencia (por ejemplo, 1Q84 cuesta 15€ en la casa del libro, que vendrían a ser 18$. Es decir, entraría en la categorái de libro carísimo, si lo conozco de antemano, pero no es una novedad; conclusión inconsciente, muy cara para comprarlo).

    Vale, entiendo que lso americanos teniendo tanto mercado tienen mejores precios gracais a una economía de escala, pero estamos hablando de libros en español, uno de los idiomas más hablados del planeta ¿por que no se hace economía de escala con nuestros libros?

  • #026
    Krigan - 25 septiembre 2011 - 13:35

    Mario:

    Obviamente las editoriales electrónicas son otro caso aparte, no me estaba refiriendo a ellas. El problema con las editoriales (a secas, las de toda la vida) es que han cometido el error de querer proteger el negocio antiguo a base de torpedear el desarrollo del nuevo, y eso no funciona, en parte porque la gente se puede refugiar en la piratería (sí, también gente que lo que desea es comprar), y en parte porque siempre habrá empresas como Amazon, o esas mismas editoriales que mencionas, que cubrirán el hueco.

    Locke firmó tan sólo para la edición impresa, conservando los derechos electrónicos. Nadie ha negado nunca que las editoriales sean necesarias en el mercado de papel, yo mismo lo señalé en un mensaje anterior. El problema para las editoriales es que Locke no parece sentir ninguna necesidad de tener editorial en el mercado electrónico.

    http://www.teleread.com/ebooks/simon-schuster-john-locke-publishing-deal-lets-locke-keep-self-publishing-e-books/

    Por supuesto, la mayoría de los lectores de Locke van a preferir pagar un dólar por la (cómoda) descarga antes que 9 dólares por la (inconveniente, hay que ir a la librería) edición de bolsillo. El libro impreso seguirá existiendo (yo mismo los compro) pero la mayor parte del mercado será el electrónico.

    En cuanto a Amazon, está ya actuando como editorial en algunos casos, y favorece claramente la auto-publicación, con un porcentaje de hasta el 70%. Sobre todo me gustaría que me explicaras porqué he de creer que no va a pasar en España lo que ya está pasando en Estados Unidos. Lo que yo veo allí es escritores que auto-publican, algunos de ellos de gran éxito, a precios muy bajos (menos de 3 dólares) y sin que la piratería impida el desarrollo explosivo de las ventas electrónicas. ¿Cómo encajan estos hechos con tu teoría? Yo diría que no encajan.

  • #027
    Anónimo - 25 septiembre 2011 - 16:31

    #15 Carlos: la verdadera fuente de ingresos reconocida de las grandes editoriales ha sido y será siempre el libro de texto.
    Mientras no modifiquemos el papel de las tecnologías en en la educación, no existirá el verdadero caldo de cultivo para poder emprender con cierta seguridad ninguna empresa que tenga que ver con la comercialización de contenidos (de cualquier tipo, pero más de los escritos.

    Lo que se puede decir a esto es que el negocio de los libros de texto debió morir hace mucho tiempo, o mejor dicho, no debió nunca llegar a adquirir el status que tiene de “principal negocio de las grandes editoriales”, porque no se trata de un mercado competitivo y libre, sino del producto de un comportamiento irracional e indiferente al precio por parte de los agentes educativos y de una estrategia de mercado cautivo (ausencia de soberanía del consumidor) y explotación abusiva de la gallina de los huevos de oro por parte de las editoriales.

    Lo cual quiere decir que no hay ninguna forma de seguir mateniendo ese negocio y esas ganancias cuando “el papel de las tecnologías en la educación” como se pide, se aproximen siquiera un poco a las condiciones objetivas de las necesidades de contenidos en el ámbito educativo, de los costes reales de casi todos esos contenidos y de la nula necesidad real de canales de distribucion tradicionales para la mayoría de ellos.

    O por decirlo en román paladino: hace muchos años que no está justificado que la mayoría de los libros de texto cuesten lo que cuestan, se reediten con la frecuencia que lo hacen y sean lo limitados que son.
    Y hace ya unos cuantos años que ni siquiera la base del negocio (aunque fuera a precios más normales y con más reutilización de cada ejemplar) está justificada objetivamente. La mayoría de los materiales tradicionales de texto en primaria y secundaria son prácticamente fijos, y lo lógico es que circularan desde hace bastante en PDF de forma gratuita, para que según las circusntancias de cada centro, se imprimieran total o parcialmente, o se usaran en formato electrónico, o se adaptaran en cada centro o departamento al estilo y preferencias de cada profesor.
    Es decir, que el negocio de los libros de texto, según lo que son estos y la tecnología diponible, debería ya haber muerto o limitarse a la impresión bajo pedido a precios moderados.

    Del resto del negocio editorial lo que se puede decir es hasta cierto punto parecido: no se puede aspirar a mentener los precios y márgenes del negocio editorial tradicional. Eso es así, y todas las quejas al respecto sobran, porque no está escrito en los cielos que ese beneficio y esos márgenes tengan que mantenerse por ley divina.
    Pero tampoco es necesario soportar la estructura de costes tradicional. No solo el coste de edición es mucho maś bajo que hace años, sino que el 45% del distribuidor y el librero ya no son necesarios tampoco. ¿Cuánto puede costar editar un libro en formato electrónico? Aunque dependa de los costes fijos de poner en marcha el chiringuito (las economías de escala aquí lo son casi todo) y generalizar sea arriesgado, seguramente no más del 15-20% del precio de venta de ahora.

    Las editoriales están pilladas en una estructura y una cadena de valor obsoletas, pero no hacen nada para salirse de ellas porque no les da la gana cambiar de expectativas sobre márgenes, de canales de venta ni de precios. El precio único legal es una cadena, pero tampoco hacen nada para modificar ese marco legal, que se inventó teóricamente para proteger ese mercado.
    Aunque aquí voy a hablar sin saber suficiente, ya que no conozco el detalle del marco legal, veo que hay dos “precios únicos” al menos: el de edicion de bolsillo y el de tapa dura. ¿Quedaría fuera de la legalidad decir que hay un tercer precio único para otro formato, el libro electrónico? ¿…O ni siquiera se intenta?

  • #028
    Aloe - 25 septiembre 2011 - 16:33

    #15 Carlos: la verdadera fuente de ingresos reconocida de las grandes editoriales ha sido y será siempre el libro de texto.
    Mientras no modifiquemos el papel de las tecnologías en en la educación, no existirá el verdadero caldo de cultivo para poder emprender con cierta seguridad ninguna empresa que tenga que ver con la comercialización de contenidos (de cualquier tipo, pero más de los escritos.

    Lo que se puede decir a esto es que el negocio de los libros de texto debió morir hace mucho tiempo, o mejor dicho, no debió nunca llegar a adquirir el status que tiene de “principal negocio de las grandes editoriales”, porque no se trata de un mercado competitivo y libre, sino del producto de un comportamiento irracional e indiferente al precio por parte de los agentes educativos y de una estrategia de mercado cautivo (ausencia de soberanía del consumidor) y explotación abusiva de la gallina de los huevos de oro por parte de las editoriales.

    Lo cual quiere decir que no hay ninguna forma de seguir mateniendo ese negocio y esas ganancias cuando “el papel de las tecnologías en la educación” como se pide, se aproximen siquiera un poco a las condiciones objetivas de las necesidades de contenidos en el ámbito educativo, de los costes reales de casi todos esos contenidos y de la nula necesidad real de canales de distribucion tradicionales para la mayoría de ellos.

    O por decirlo en román paladino: hace muchos años que no está justificado que la mayoría de los libros de texto cuesten lo que cuestan, se reediten con la frecuencia que lo hacen y sean lo limitados que son.
    Y hace ya unos cuantos años que ni siquiera la base del negocio (aunque fuera a precios más normales y con más reutilización de cada ejemplar) está justificada objetivamente. La mayoría de los materiales tradicionales de texto en primaria y secundaria son prácticamente fijos, y lo lógico es que circularan desde hace bastante en PDF de forma gratuita, para que según las circusntancias de cada centro, se imprimieran total o parcialmente, o se usaran en formato electrónico, o se adaptaran en cada centro o departamento al estilo y preferencias de cada profesor.
    Es decir, que el negocio de los libros de texto, según lo que son estos y la tecnología diponible, debería ya haber muerto o limitarse a la impresión bajo pedido a precios moderados.

    Del resto del negocio editorial lo que se puede decir es hasta cierto punto parecido: no se puede aspirar a mentener los precios y márgenes del negocio editorial tradicional. Eso es así, y todas las quejas al respecto sobran, porque no está escrito en los cielos que ese beneficio y esos márgenes tengan que mantenerse por ley divina.
    Pero tampoco es necesario soportar la estructura de costes tradicional. No solo el coste de edición es mucho maś bajo que hace años, sino que el 45% del distribuidor y el librero ya no son necesarios tampoco. ¿Cuánto puede costar editar un libro en formato electrónico? Aunque dependa de los costes fijos de poner en marcha el chiringuito (las economías de escala aquí lo son casi todo) y generalizar sea arriesgado, seguramente no más del 15-20% del precio de venta de ahora.

    Las editoriales están pilladas en una estructura y una cadena de valor obsoletas, pero no hacen nada para salirse de ellas porque no les da la gana cambiar de expectativas sobre márgenes, de canales de venta ni de precios. El precio único legal es una cadena, pero tampoco hacen nada para modificar ese marco legal, que se inventó teóricamente para proteger ese mercado.
    Aunque aquí voy a hablar sin saber suficiente, ya que no conozco el detalle del marco legal, veo que hay dos “precios únicos” al menos: el de edicion de bolsillo y el de tapa dura. ¿Quedaría fuera de la legalidad decir que hay un tercer precio único para otro formato, el libro electrónico? ¿…O ni siquiera se intenta?

  • #029
    Anónimo - 25 septiembre 2011 - 16:44

    Un producto que no esta a la venta pero si disponible para descargar es una invitación a descargar. No es legal, pero nadie lo reprochara moralmente. Esto es lo mismo que el abandonware… No lo venden pero no quieren que lo copies…

  • #030
    Krigan - 25 septiembre 2011 - 17:59

    Aloe:

    Es mejor romper las espaldas de los hijos para poder vaciar los bolsillos de los padres.

    Debería estar prohibido por ley que los alumnos de escuelas públicas y concertadas tengan que llevar encima libros de texto, cuando la materia que se va a dar ese día ocupa nada más que unas pocas páginas. Asimismo, los textos deberían ser oficiales y libres, el que quiera que se los baje de Internet o que los fotocopie. El coste de redactar y actualizar esos textos es irrisorio a nivel de toda España.

    Estamos hablando de unos 120 libros de texto (12 cursos a unas 10 asignaturas por curso), que podrían ser redactados por otros tantos profesores de esas asignaturas. En parte de las asignaturas ni siquiera sería necesario actualizar los textos, las Matemáticas que se dan en Bachillerato son de la época de Newton, la Física como mucho no llega más que a principios del siglo XX, otro tanto pasa con Lengua, Literatura, Filosofía, etc.

    Pero por Dios bendito, no permitamos que las editoriales pierdan ese chollazo.

  • #031
    alucinada29 - 25 septiembre 2011 - 18:38

    Estoy de acuerdo con parte del comentario 16 (mario);

    Planeta y Santillana no tienen nada que temer de Amazon sino al contrario.

    Exacto. Es Amazon quien tiene que temer a Planeta y a Santillana que ademàs podrìan ponerse de acuerdo para acabar con Amazon o dejarle fuera del juego.

    También creo que el comentario anònimo 29 està equivocado:

    Un producto que no esta a la venta pero si disponible para descargar es una invitación a descargar. No es legal, pero nadie lo reprochara moralmente.

    Pues sì que es legal descargar archivos aunque se pretende asustar a la gente para que crea que al descargarse algo comete un delito. Ya basta de mensajes subliminales criminalizantes.

    Por ùltimo comentar que el viernes pasado fui a una tienda a comprar un libro en papel. Lo recomiendo, se titula “Maonomics”. Su autora es Loretta Napoleoni*. Me pareciò un poco caro.

    http://www.quelibroleo.com/maonomics-la-amarga-medicina-china-contra-los-escandalos-de-nuestra-economia-36899.html

    *Loretta es periodista y, entre otras cosas, miembro del Comitè Cientìfico de La Fundaciòn IDEAS de Zapatero junto a George Lakoff, Philip Pettit, Joseph Stiglitz, etc.

  • #032
    pepe - 25 septiembre 2011 - 19:10

    El otro dia en un metro en Londres había no menos de quince lectores tipo Kindle… Más que personas leyendo libros tradicionales.
    En casa tenemos dos kindles y dos tabletas con mas de tresmil ebooks digitalizados, y compramos avidamente en Amazon. Facil de comprar, y con un poco de habilidad les quitas el DRM y lo puedes leer en cualquier formato.
    Quiza el problema sea, parecido al del cine, que en español la oferta no apetece. Voy a la libreria, miro, y si encuentro algo interesante que esta traducido lo compro en V.O. en Amazon mucho mas barato. He de reconocer que la narrativa española me está dejando de interesar.
    Y el placer de leer libros ‘clasicos’ en el ebook? Guerra y Paz, moby dick.

    Tengo casi diez mil volumenes en papel, cualquier dia me llevo 8000 al rastro y me olvido de ellos…………

    En mi familia creo que cometimos el gran error de aprender idiomas………….

  • #033
    Jose - 25 septiembre 2011 - 20:31

    Exacto. Es Amazon quien tiene que temer a Planeta y a Santillana que ademàs podrìan ponerse de acuerdo para acabar con Amazon o dejarle fuera del juego.

    Cierto, Amazon es un gigante con pies de barro que no se ha adaptado a este siglo y están temblando ante dos empresas punteras tecnológicamente como las que citas. Lo que hay que leer.

  • #034
    Antonio - 25 septiembre 2011 - 20:34

    #025 Hiperion

    Tu comentario me ha gustado. No obstante mezcla cosas.
    Parece ser que tu rama es técnica y pones un link de un libro que compraste.
    Aqui tienes un link del mismo libro: http://library.nu/search?q=OpenCV%202%20Computer

    Lo pongo simplemente para recordarte que en el tema de los libros y los lectores electrónicos hay don mundos diferentes:
    – El primero es el clasico de Literatura de Ficción, no ficción y los libros de Ensayo o temas de divulgación cientifica.
    – El segundo es el mundo de los Libros Técnicos. Que son de temas propios de las profesiones y empleos.
    Y esto es lo que queria simplemente decirte.

    A la una persona que habla de COMICS, simplemente decirle que es algo técnico y de saber que con WinRar se pueden convertir los comics en formato .CBR a formato .JPG
    Otra cosa es que ya estén hechos en formato .CBR y no interese cambiarlos de formato.
    Como las cosas y los COMICS se puede hacer y leer poco a poco, no creo que sea dificil el convertirlos poco a poco… Y si se hace con amigos o se va a sitios donde los tengan… pues mejor que mejor…
    Prueba a ver este sitio con Comics, intenta ser un detective y encuentralos.
    http://www.bibliotheka.org/
    (Si no te dejan entrar buscalo y accede a través de Google.)

    Lo que mas me ha hecho gracia ha sido un comentario de una persona diciendo que los españoles somos 50 millones y que el mercado en Español es de 500 millones de personas. Ja… Ja… Ja… Como si España y los países de habla hispana fueramos ricos y tuvieramos igual poder adquisitivo que los ciudadanos de EE.UU.
    ¡ Qué el mercado del libro en Español, no avance. Tenlos quietos, mientras dominamos el mercado del libro en Inglés. Luego ya entraremos en el ese pequeño y pobre mercado en Español.
    (¡ Jo, mirarse al ombligo y creer que España es el centro de todo es de inocencia… cuando resulta que en México tiene el doble de habitantes que España.)

    Nada más. En el tema siguiente de Enrique podeis leer otro comentario mio.

    Saludos.

  • #035
    neutrino - 25 septiembre 2011 - 22:55

    #033 Aguda tu observación. Se ve que aunque no captas fácilmente las ironías estás bien informado. Efectivamente, Amazon nada tiene que temer de Planeta ni de Santillana… Pero, como tu bien dices: “lo que hay que leer”.

    http://www.infochannel.com.mx/capitalizacion-bursatil-de-amazon-sobrepasa-los-100-bdd

    “Amazon tiene lo que el resto de distribuidores españoles no ha sabido encontrar todavía: una plataforma y un modelo de negocio que funcionan entre los clientes. Así como poder de mercado suficiente como para poder convencer a las editoriales de que se plieguen a sus exigencias por el bien de un negocio que en Estados Unidos es floreciente pero en España languidece.”

    http://www.expansion.com/blogs/uriondo/2011/01/18/planeta-negocia-ya-con-amazon-la-entrada.html

  • #036
    Juan Navidad - 26 septiembre 2011 - 00:57

    En febrero, uno de esos días fresquitos que me iba a correr a mi monte favorito y le daba varias vueltas, iba “rumiando” la discusión subida de tono de Enrique Dans y Lucía Etxebarría. Ella se metió en camisas de once varas y Enrique quizás fue demasiado duro con su contundencia. Yo seguía dándole vueltas al circuito y me imaginé un modelo de negocio que pudiera satisfacer a ambos.

    Entonces diseñé La Ovejita Ebooks. La podéis encontrar el FB. En 2011, el 70% del PVP (salvo impuestos y comisiones de paypal) es para los autores/as. Está aún en una etapa incipiente, pero creo que tiene mucho futuro. Tenemos en la cola para entrar autores de muchos países y cientos de obras de gran calidad. Creamos también páginas de autor, editamos, traducimos, colaboramos con la mejora de las obras…

    Estamos a punto de sacar el portal multilingüe, cientos de Círculos de Lectura en todo el mundo, nuevas formas de presentar esos libros, de distribuir, regalar, utilizarlos.

    Libros en cualquier idioma, a 3, 4 y 5 euros, sin DRM, sin sobrecoste, sin miedos y sin fronteras. Y, como dice “la ovejita”: esto es sólo el principio… ;)

    Saludos cordiales,
    Juan Navidad

  • #037
    Manolo Palomares - 26 septiembre 2011 - 08:08

    Enrique por favor, dedica un post a recomendar librerías digitales (en español).

    Por otra parte, porque se empeñan en hacer caro el libro digital?? Si no hay manipulación, impresión, almacenamiento en fabricación, logística, almacenamiento en tienda, etc…

  • #038
    L.B. - 26 septiembre 2011 - 11:29

    De veras, triste y lamentable que el debate se plantee en términos de exclusión y exterminio de formatos de lectura. Me dijeron que los libros abrían la mente…

  • #039
    Jose - 26 septiembre 2011 - 11:33

    #03 Se ve que aunque no captas fácilmente las ironías

    Le dijo la sartén al cazo.

  • #040
    Carlos economistaingles - 26 septiembre 2011 - 19:47

    Me quedo con la ironia de David Bravo:

    “Podemos pasarnos la vida discutiendo sobre la ley de la gravedad y si nos parece bien o mal que caiga un objeto al suelo, pero cuando terminemos el debate el objeto seguirá cayendo al suelo(…)”

    Miles se entrampan en un credito de 1500€ para comprar una enciclopedia. El gran miedo de las editoriales es perder ese mercado de incautos.

  • #041
    oH! - 26 septiembre 2011 - 20:15

    Krigan escribió:

    ‘¿Acaso Planeta o Santillana creen que son demasiado grandes para caer? El hostión que se prepara va a ser de órdago.’

    Pienso que Santillana sí puede caer. Pero los de Planeta son mas listos y posiblemente terminarán por adaptarse a las nuevas reglas del juego.

    http://www.elconfidencial.com/comunicacion/2011/prisa-tiene-hipotecada-compania-complacer-bancos-20110609-79887.html

  • #042
    Aloe - 26 septiembre 2011 - 21:16

    #20 Krigan Pero por Dios bendito, no permitamos que las editoriales pierdan ese chollazo.

    Exactamente. No soy dada a la conspiranoia, pero el atraso e irracionalidad del mercado de libros de texto no es una mera consecuencia lateral de la tozudez y ceguera generales de las editoriales. Personalmente estoy convencida de que ningún gobierno español (ni central ni autonómico) le va a meter mano al expolio que sufrimos las familias (verdadero “impuesto revolucionario” o sea chantaje descarado) mientras un par de grupos empresariales sigan teniendo el poder mediático que tienen.
    Venden: – basura rutinaria – en papel excelente (eso sí) – a precio de artículo de lujo – a compradores obligados … porque al que se atreva a deshacer su montaje le van a llover collejas de las televisiones y periódicos cuyos dueños son los mismos (o los aliados) de las editoriales que se llevan el suculento pastel.
    O eso o todavía peor, que a los que gobiernan les parece de perlas que las familias paguen un impuesto no votado para que sostengamos “la industria culturás” sí o sí. Otro canon, vamos. Que mueve tanto o más dinero que el que conocemos.

    Yo lo siento por las personas de buena fe que solo quieren seguir con su trabajo sin más, pero he llegado al punto de desear que discográficas, editoriales y grupos empresariales de medios se arruinen pronto, cuanto más pronto mejor. No es ya lo que no hacen, sino lo que no dejan hacer. Y lo que nos roban.

    #38 L.B. De veras, triste y lamentable que el debate se plantee en términos de exclusión y exterminio de formatos de lectura. Me dijeron que los libros abrían la mente…

    ¿El debate se plantea en esos términos? Yo creo que nadie quiere excluir el libro en papel. Quiere poder elegir, que no es lo mismo. Y quiere pagar lo que cuestan las cosas, no lo que cuestan multiplicado por cinco.
    Por otra parte, los libros abren la mente solo si eliges los libros adecuados… o si te tiran a la cabeza un tocho de 800 páginas en tapa dura. Eso la abre muchísimo.

  • #043
    jose maria aguilar bravo - 27 septiembre 2011 - 15:49

    El fin de la intermediación también en la producción literaria

    Como en otros mercados este no va a ser diferente y pronto podremos ver el fin de la intermediación en el libro electrónico que ahora está “gestionado” por las editoriales. El precio bajo es un aliciente para el autor que recibe más descargas , pero no para la editorial.

    El precio de los libros electrónicos es una burla a la inteligencia

Dejar un Comentario

Los comentarios están cerrados