En clase con Iñaki Arrola

Tercera sesión con invitado en mi curso electivo “Managing the tech startup”; esta vez con Iñaki Arrola, el emprendedor que está tras iniciativas como Autodescuento.com o Coches.com.

Una clase en principio dedicada a hablar del proceso de análisis de la idea, la industria y la competencia, en la que Iñaki fue dando detalles de la toma de decisiones y los factores que tuvo en cuenta a la hora de poner en marcha sus empresas o de hacerse con el dominio coches.com, y en la que acabó tocando muchos factores del ámbito personal, de la vida del emprendedor, de los compromisos que debe tomar, de la importancia de la familia como soporte de la actividad, y de cómo él cree que un emprendedor no tiene por qué arruinar su vida personal o renunciar a la vida familiar. Esa parte no estaba prevista, pero ante la abierta actitud de Iñaki y las reacciones de interés de los alumnos, decidí ser algo menos “prusiano” que en otras ocasiones en mi moderación :-) No obstante, hubo ocasiones para hablar de muchos otros temas relacionados con el mercado: la verdadera importancia del nombre de dominio, del SEO, de la relación con un líder que cuando se anuncia en las marquesinas del autobús hace subir tus visitas…

Una sesión en la que predominó el componente personal, humano e intimista frente al análisis estricto, pero que funcionó francamente bien encuadrada en un curso como éste. Como siempre, puedes ver los comentarios hecho por los alumnos en Twitter durante la sesión en el hashtag #IETECHSTARTUP, y poner comentarios si quieres en los resúmenes e impresiones de la charla de Iñaki en sus blogs personales, recogidos en esta página de agregación de Reader, algunos de lectura francamente recomendable.

3 comentarios

  • #001
    Gorki - 25 marzo 2011 - 13:05

    Cuando en mi vida profesional me he cruzado con emprendedores triunfantes, o sea personas que desde la nada habían llegado a crear un negocio próspero y muy rentable, siempre me llamo la atención, el no encontrarme con personas brillantes, sino más bien con personas de normal inteligencia, pero muy obstinadas y capaces de jugarse todo a una carta por fe, tanto en su idea, como en sus corazonadas.

    Yo tenía que admitir, que, (quizá siendo más inteligente que ellos), nunca hubiera llegado a donde ellos, porque a menos de la mitad de su camino, me hubiera hecho conservador, preocupado mucho más por no perder lo ganado, que por seguir creciendo. Creo que sin ese impulso obstinado de “tirar pa’lante”, algo irracional, no se puede ser emprendedor de éxito.

  • #002
    Iñaki Arrola - 25 marzo 2011 - 13:28

    Enrique

    No puedo estar más agradecido por el magnífico rato que pasé el otro día y que reflejas en estas líneas. Iniciativas como estas son clave en un país que tenemos que enfocar a la práctica y las escuelas de negocio demuestran día a día que son diferenciales.
    De verdad que muchas enhorabuenas y otra vez gracias

  • #003
    Juan Macias - 26 marzo 2011 - 08:37

    Mucha gente se pregunta por que se llaman ahora emprendedores en lugar de llamarlos empresarios, y es que la diferencia es muy grande. Por una razón u otra, el emprendedor actual tienen un perfil diferente, como el de Iñaki, como el mío, o como el de muchos otros. No tenemos esa obsesión por la “pasta”, que puede tener el empresario tradicional, emprendemos por que nos gusta, y en algunos casos, es incluso el objetivo, crear.

    Además, una diferencia fundamental es como transmite un emprendedor a los demás su forma de pensar, su forma de vivir, el emprendedor de ahora es una mezcla de empresario y persona, con familia, con amigos, y que no les importa ayudar a los demás, por que en algún momento de su vida, ha recibido ayuda de otros emprendedores.

Dejar un Comentario

Los comentarios están cerrados