Valor y precio

La ministra Calvo se ha destapado con unas declaraciones que animan a la industria discográfica a bajar los precios si quieren combatir la piratería (Libertad Digital, El Mundo, La Tejedora), en lo que se ha interpretado por algunos como un varapalo. Las declaraciones, sin embargo, insisten en errores de concepto importantes:

“Los creadores necesitan vivir de su trabajo, tanto si se pagan los derechos de autor en un disco tradicional o como si se pagan en la descarga de su memoria (sic) en Internet. Pero, sobre todo, hay que cumplir con las leyes. Estamos ante un cambio de mentalidad y ese cambio tiene muchas cosas buenas, la rapidez de la compra, la fluidez de la cultura, pero también la confusión de dónde se comete un delito, donde se paga y como”

“… es en Internet donde se produce el gran fraude. Nos estamos acostumbrando a una nueva forma de compra, estamos en un tránsito entre viejos formatos y nuevos, y hay cierta confusión: Los ciudadanos hay cosas que hacen que no saben si son legales o ilegales.”

Señora ministra, Internet no es una cueva de ladrones, como su obvia ignorancia le lleva a creer. Internet es el medio de difusión de conocimiento más importante que el hombre ha inventado en la historia, y su criminalización por parte de una supuesta “ministra de cultura” es, simplemente, una BARBARIDAD. Grábeselo en su cabecita.

Los creadores necesitan vivir de su trabajo siempre que haya gente dispuesta a pagar por es trabajo. Si el público juzga que por una determinada creación no vale la pena pagar lo que le piden, se la descargará de sitios donde no sea necesario pagar. Que se ponga como se ponga, seguirán estando disponibles y a un clic de distancia. El precio es una de las variables que se pueden manejar, porque la tendencia marginal a descargar música de una red P2P disminuye en función del precio de la alternativa preconizada por la industria. Pero por bajo que sea el precio, lo que hay aquí es un problema de una industria queriendo alimentar un mercado con algo que ese mercado no quiere. La facilidad de descarga, los productos adicionales o el marketing de la emotividad, las sensaciones y las percepciones serán otros muchos factores con los que habrá que jugar para lograr que el cliente vuelva a comprar música. Y un factor fundamental: VOLVER A TRATAR AL CLIENTE COMO LO QUE ES: UN CLIENTE. Pero desengáñese, ese cliente comprará un cierto porcentaje de música, pero otro determinado porcentaje se lo descargará gratuitamente. Es, simplemente, una cuestión de valor y precio.

9 comentarios

  • #001
    alidhaey - 12 Agosto 2005 - 21:49

    En el fondo es ley de oferta y demanda. Bajen sus precios señores, hagan que no merezca la pena ‘piratear’ con precios tan bajos pero que lleguen a todo el mundo (a un costo ridiculo por parte del distribuidor) que la gente no piense en la opción ‘ilegal’ (supuestamente ilegal, puesto que eso esta por ver, ya que la copia privada tiene derecho todo el mundo y más aun que se paga un canon).

  • #002
    Anónimo - 12 Agosto 2005 - 21:49

    Enrique porque no me sacas de mi ignorancia, me puedes explicar que quieres decir con ” el marketing de la emotividad, las sensaciones y las percepciones”
    Un saludo

  • #003
    Enrique Dans - 13 Agosto 2005 - 00:57

    El proceso en virtud del cual eres capaz de gastarte el dinero no en semicorcheas, sino en una identificación, una imagen, un recuerdo, una evocación, un héroe… El desarrollo del fenómeno fan es buen exponente de ello.

  • #004
    Anónimo - 13 Agosto 2005 - 01:07

    Respecto a ‘valor y precio’, creo que por mucho que cambien los canales y el formato de la distribución, será muy difícil ofertar música o películas por debajo del PVP de un CD o DVD virgen.

  • #005
    José María Barandiarán - 13 Agosto 2005 - 08:37

    Añadiriía el costo. “Es simplemente, aunque quizás no sea tan simple, una cuestión de costo, valor y precio”. El probelam em estos tres conceptos es que, quizás, juntemos a un mismo nivel dos dimensiones distintas: tasación y elección. Todo necio confunde
    Valor y precio. (Antonio Machado; Proverbios y cantares, El País, pag. 76)

  • #006
    Serlio - 13 Agosto 2005 - 10:42

    Enrique, no seas tan cruel. Está empezando a decir cosas con sentido, tenlo en cuenta, es un gran avance. Pero con todo a la vez no puede. Dale un poquito de tiempo.

    Desde que tengo P2P me he bajado muchísima música rock que nunca me hubiese comprado. Pero no me he bajado NADA de música clásica, que es lo que más me gusta. He seguido comprándola, a veces a precios bastante respetables. Y es que el encanto de esas cajas tan bonitas, normalmente con textos magníficos, con mucha información… no sé, no puedo prescindir de eso, sé que tiene mucho de fetichismo, pero puede conmigo. Quiero pensar que el infinito respeto que le tengo a todos esos grandes músicos (no sólo los compositores, también a los intérpretes – hay más talento en un violinista de cualquier orquesta importante que en toda la música española actual junta) influye en este asunto, no lo sé. Supongo que Enrique se refiere a algo como esto.

  • #007
    Arjan - 13 Agosto 2005 - 13:57

    Haciendo amigos, no? El problema habitual es que el legislador no tiene ni idea de internet. Muestra de ello, entre otras cosas, toda la legislación al respecto que ha salido los dos últimos años sobre negocio electrónico, etc…

  • #008
    Lucas Grijander - 14 Agosto 2005 - 20:30

    pero es que no tiene desperdicio todo lo que dice como:

    Calvo recordó que, como en los años 60 se escuchaba música en inglés, ahora “la gente escucha música latina en todos los rincones del planeta, sin saber lo que oye porque no entiende nuestro idioma”

    comorrrl???? siete caballos vienen de bonanza… de donde ha salido esta mujer?

    Es una utopia que nos gobiernen los mas validos, pero por lo menos un minimo de competencia. Y Ministra de Cultura. Denunciable.

  • #009
    Lucas Grijander - 14 Agosto 2005 - 20:54

    a punto de tirarme por la ventana:

    se publican demasiadas cosas que en algunos casos se quedan en las cajas de ambalaje. Creo que al mundo del libro, como a cualquier otro ámbito del tiempo que nos ha tocado vivir, le sobra cantidad y a veces consumismo, y nos falta calidad y selección.

    http://www.elmundo.es/encuentros/invitados/2005/06/1594/index.html

    Pues mientras estes de Ministra por favor no toques nada, dejalo como esta.

Dejar un Comentario

Los comentarios están cerrados