El Blog de Enrique Dans

Transparencia: necesitamos mucho más de lo que nos quieren ofrecer

Escrito a las 12:32 pm
10

No es la primera vez que escribo sobre la radical importancia de la Ley de Transparencia: recientemente lo hice el pasado marzo, “La enorme importancia de la transparencia“, y en abril, “Transparencia y consecuencia“, a raíz de la presentación del borrador de la ley correspondiente, desgraciadamente lleno de agujeros y con un nivel de compromiso muy inferior al que, como ciudadanos, necesitamos.

Es fundamental resaltar la importancia de esta ley como base de muchas otras causas que nos preocupan como ciudadanos. El derecho a la información es un derecho constitucional, y si no se cumple este derecho, es imposible ejercer plenamente otros derechos constitucionales. Una gran cantidad de los problemas que tenemos vienen derivados de la opacidad. Vivimos en un país en el que predominan las formas sobre el fondo: supuestamente hay una ley que permite saberlo todo sobre la financiación de los partidos políticos, pero en la práctica no solo no sabemos nada, sino que intuimos un entramado cercano al de la mafia en el que se entremezclan favores políticos, agendas de lobbies poderosos y cajas de ahorros haciendo barbaridades que terminamos pagando todos. Y la financiación de los partidos es tan solo un ejemplo.

La redacción actual del anteproyecto de ley de transparencia ha defraudado a toda la ciudadanía al no reconocer el carácter fundamental del derecho de acceso a la información (lo que implicaría su tramitación como Ley Orgánica y la participación de la Comisión Constitucional), al seguir excluyendo del texto toda la información no administrativa, y al no establecer una autoridad independiente encargada de tutelar y promover tanto la transparencia, como el derecho de acceso a la información pública. La importancia de estos factores es fundamental: con la actual redacción de la ley, la impresión es que se interpone una capa más al derecho a la información de los ciudadanos: primero la ley de secretos oficiales, después la ley orgánica de protección de datos, y ahora la ley de transparencia, que lejos de facilitar la publicación de unos datos que pertenecen a la ciudadanía y que deberían estar publicados por defecto, lo que de facto hace es dificultar la liberación de la información.

Los datos públicos son públicos por definición. Las administraciones públicas, como su nombre indica, solo los administran, y las únicas limitaciones posibles a su circulación son la Ley de Secretos Oficiales (con sus correspondientes y muy necesarios controles para evitar el abuso en la clasificación de “perjuicio para la causa pública, la seguridad del mismo Estado o los intereses de la colectividad nacional”) y la Ley de Protección de Datos en lo tocante a información de carácter personal. Todo lo que no sea secreto oficial o dato personal debe estar a disposición de la ciudadanía, sin traba ni limitación de ningún tipo. Pero ante esto, las administraciones públicas siguen pensando que pueden ejercer simplemente el silencio administrativo. No es así: el silencio administrativo no tiene cabida ni presencia posible en una ley de transparencia.

El anteproyecto en su redacción actual no solo es claramente insuficiente, sino que fue contestado por más de tres mil setecientas aportaciones de los ciudadanos. Aportaciones que, en un peligroso contrasentido si es interpretado como antecedente de lo que se nos viene encima, no han sido publicadas por el gobierno alegando que son comunicaciones de particulares, a pesar de haberse solicitado expresamente por varios colectivos. La Coalición Pro-Acceso envió una carta al gobierno pidiendo más transparencia en la tramitación de la ley de transparencia, y esa carta ha sido contestada de manera claramente insuficiente, sin responder a cinco de las seis preguntas formuladas, y dejando claro que el gobierno no considera que el derecho de acceso a la información sea un derecho fundamental, y que no van a crear un organismo independiente de revisión, como recomiendan los expertos en la materia a nivel nacional e internacional.

Helen Darbishire, directora de Access Info Europe, lo ha dejado clarísimo: “con esta ley sería imposible ratificar el Convenio del Consejo de Europa sobre Acceso a Documentos Públicos. Es difícil de entender por qué España propone una ley que ni siquiera cumple con los estándares mínimos internacionales”.

Estamos viviendo la resistencia al cambio de toda una generación de políticos, de toda una manera de hacer política. La política del oscurantismo, la que cuece las leyes a fuego lento con lobbies interesados en ellas, la que ampara la tan tristemente extendida corrupción política. Decididamente, en términos de transparencia necesitamos mucho más de lo que este gobierno pretende ofrecernos.

 

3 trackbacks

[...] "CRITEO-300×250", 300, 250); 1 meneos Transparencia: necesitamos mucho más de lo que nos quieren ofrecer http://www.enriquedans.com/2012/07/transparencia-necesitamos-muc…  por oneras hace [...]

[...] Transparencia: necesitamos mucho más de lo que nos quieren ofrecer. Por Enrique Dans. [...]

[...] Comento el asunto porque me parece absolutamente ejemplificante de hasta dónde se puede llegar: el Congreso de los Diputados, haciendo uso de la tecnología para “boicotear el boicot” de algunos representantes de los ciudadanos, y conseguir así su propósito de hurtar brevemente la comparecencia del Sr. Draghi a la ciudadanía. Por supuesto, la comparecencia “secreta” no solo está ya completamente disponible en todas partes, sino que el propio Mario Draghi ha afirmado que él no tenía ningún problema en comparecer a puerta abierta, poniendo de manifiesto lo absurdo de todo el tema. En el fondo, la estupidez y la paranoia de un presidente del Congreso y de un partido empeñado en el secretismo, que cree que “las redes están en su contra” y que pretende ocultar a la ciudadanía todo lo que pueda. El mismo gobierno que está retrasando todo lo retrasable la ley de transparencia y reformulándola para que no cumpla siquiera …. [...]

7 comentarios

001
Miguel Angel
09.07.2012 a las 13:40 Permalink

Pero alguien esperaba lo contrario?

Yo no digo que el PSOE lo haga mejor o sean más transparentes o que cuando estaban ellos la transparencia fuera evidente… pero estamos hablando del PP señores!
El que esperaba algo bueno cuando anunciaron una ley de transparencia vive en el mundo de yupi.
Pero cuando se ha hecho algo bueno por el pueblo llano desde que tenemos este bipartidismo a turnos?

Solo decir eso… tenemos lo que ha elegido por mayoría absoluta.

002
Carlos (econ)
09.07.2012 a las 14:36 Permalink

El camino está marcado. Que la política y la sociedad no quieran seguirlo, es lo que constataba Lawrence Lessig.

Recuerden la fabula del traje del Emperador, donde un niño inocente levanta la mano y grita riéndose: “¡Pero si está desnudo!”.

Me atrevería a decir que lo mismo ocurre con el mercado de vivienda, que lleva 5 años en caída y lo que le queda… pero nadie es profeta en su tierra y hasta que no toque fondo no se van a enterar de lo que vale un piso.

En economía conductiva hay un experimento donde se muestra los problemas que tienen los agentes economícos valorando bienes cuya vida es limitada. En vez de deshacerse de ellos según se acerca su vencimiento, esperan al último minuto y luego el mercado se hunde de golpe.

Quizás esta inanición de la política y sociedad sea un comportamiento humano, previsible y que termina con una claudicación súbita y de golpe.

Les recomiendo grandes dosis de sentido del humor. Quien no quiera escuchar harán el ridículo, como contertulios de la SGAE en un programa de TV con David Bravo.

003
alberto
09.07.2012 a las 18:38 Permalink

Es increible los esfuerzos que hacen los partidos en aparentar ser transparentes y no serlo, cuando les costaría mucho menos el serlo de forma real.
De la misma manera trasladan ese principio a su acción de gobierno y en la ley parece que están poniendo todos los mecanismos posibles para saltarse la rendición de cuentas a los ciudadanos.
Además no se están dejando aconsejar, ni valorar adecuadamente las inversiones económicas que supondría la transparencia.
un primer analisis puedes encontrarlo en este post (http://amedioentender.blogspot.com.es/2012/04/valore-real-open-data-en-media-lab.html)y una normalización de estas políticas de transparencia lo está arrancando el grupo de open gov standards (http://opengovstandards.org)

004
Francisco Gallardo
09.07.2012 a las 19:27 Permalink

Hola Enrique,

Muy buen post sobre la Ley de Transparencia. De acuerdo contigo en todo. Es una ley muy poco madura…

Un buen post sobre la ley de transparencia, que resume muy bien qué tiene y de qué adolece esta ley:

http://javomorales.heroku.com/posts/23

Un saludo, Fran

005
David
10.07.2012 a las 01:57 Permalink

Bueno Ennrique, al establishment le estan saliendo algunos granos, amen de otros cuantos, uno de ellos esta por todo el cuerpo y no se sabe cuando aparece ni como se quita ni donde molesta mas, el 15M. Otro lo tiene siempre encima y se sitúa en el mismo orto, llamado UPyD. Pero el mas grave, el mas molesto, el que no tiene cura y que terminara con sus vicios y vergüenzas para siempre se llama sociedad civil unida, conectada, critica, analitica, fiscalizadora, reivindicativa e inmisericorde.

006
asmpredator
10.07.2012 a las 06:50 Permalink

Estamos pidiendo a unos ladrones profesionales que muestren como utilizan el poder que les damos y eso es realmente dificil de conseguir, quien se mete en politica es para ganar dinero de forma rapida y sin demasiados escrupulos.
Tenemos que ser fuertes y estar unidos contra el enemigo común que es “la Casta”, solo así conseguiremos que dejen de robarnos.

007
Anónimo
10.07.2012 a las 17:24 Permalink

Estos señores saben que con una ley de transparencia tendrían más difícil (que no imposible)seguir manteniendo sus trejemanejes y corruptelas. Van a resistirse todo lo que puedan. A mi me dijo alguien que trabaja en la Administración que si supieramos sólo la mitad de lo que ocurre allí, ibamos a prenderles fuego.

Comentarios cerrados

4 Comentarios en Menéame

001
Quentino
09.07.2012 a las 11:00 Permalink

Transparencia = la enemiga numero 1 de la corrupción.» autor: Quentino

002
kismet
09.07.2012 a las 13:50 Permalink

Sin transparencia no hay derechos ni democracia, queremos democracia de verdad, queremos poder participar, quitemos los velos y abracemos la transparencia. Que no nos la roben nuestros políticos, como tantas otras ilusiones y que éste sería un país mejor.» autor: kismet

003
iNauta
09.07.2012 a las 17:36 Permalink

La ley de transparencia se debería llamar “Ley de garantía a los corruptos”. Cualquier cargo político puede esconder la información que le interese y además, si le pillan robando, solo le caen un máximo de diez años … de inhabilitación.» autor: iNauta

004
oneras
10.07.2012 a las 05:07 Permalink

Sin transparencia la corrupción es una muy posible consecuencia… y sin haberlo deseado, me ha salido un pareado.» autor: oneras

Logotipo de Blogestudio Logotipo de Acens