Efecto arrastre, comportamiento gregario y adopción tecnológica

RebañoEn la literatura sociológica hay dos efectos muy definidos y relacionados, el llamado herd behavior o comportamiento gregario y el bandwagon effect o efecto de arrastre, que a menudo se utilizan para intentar explicar dinámicas de adopción tecnológica.

En ambos casos hablamos de una relajación del estudio individual de los posibles factores implicados en un proceso de adopción, en favor de una supuesta toma de decisiones colectiva, a menudo influenciada por otros factores. El individuo se siente más seguro adoptando lo mismo que su entorno, por factores que pueden ir desde la complejidad de la decisión hasta motivaciones aspiracionales de pertenencia a un grupo determinado. Fenómenos como la moda, por ejemplo, en los que la probabilidad de que los individuos la adopten se incrementa con la proporción de quienes ya lo han hecho, son un claro exponente de comportamientos gregarios y efectos de arrastre sabiamente  generados por una industria a partir de complejos esquemas y modelos con cientos de años de antigüedad, pero que se benefician en tiempos más recientes de una mayor intensidad de datos que posibilita su estudio y evolución de una manera más detallada.

Por lo general, tenderíamos a pensar que ante una compra más racional y planificada, la relajación de ese análisis personal en favor de una toma de decisiones colectiva debería ser menor. Sin embargo, no siempre es así: ante un grado de complejidad estimado como más elevada, la confianza en el comportamiento colectivo, en el wisdom of the crowd, crece. En tecnología, encontramos muchas veces como decisiones individuales que suponen compromisos económicos relativamente elevados son tomadas en función de criterios estudiados de una manera muy superficial. Aparecen, además, diferencias culturales muy marcadas: en entornos sujetos a una diversidad menor, los comportamientos gregarios y los efectos de arrastre se manifiestan de una manera más clara: el coste inherente a “ser diferente” en un entorno menos diverso es percibido como mayor, y los procesos de adopción pueden tener lugar de manera más rápida.

Para algunos, la adopción masiva de internet, al reducir el coste del acceso a la información, da lugar a procesos de decisión más racionales, en los que el individuo puede analizar su compra con un mayor número de elementos en un entorno rico en información. Para otros, la red expone al individuo de una manera más directa a esos comportamientos gregarios, y da lugar a una manifestación mayor del efecto de arrastre. Otros anclan el tema a factores como el nivel cultural de las sociedades, su estratificación, o su nivel de diversidad. En tecnología, el estudio del tema resulta complejo, porque en la mayoría de los casos, el individuo tiende a negar esos efectos en función de comportamientos supuestamente más racionales, siguiendo un modelo contradictorio: el rebaño proporciona cierto nivel de seguridad, pero el individuo se siente más cómodo afirmando esa condición de individualidad.

¿Cuánto influye en vuestras decisiones de adopción tecnológica el “todo el mundo lo está haciendo”? Obviamente, no es lo mismo tenerlo en cuenta a la hora de abrirse una cuenta en un servicio nuevo, gratuito y al que se dedica un escaso tiempo de proceso, que cuando hablamos de adquirir un smartphone, un tablet o un ordenador. ¿Existen en España factores que favorezcan de alguna manera el comportamiento gregario o el efecto arrastre más o menos de lo que lo puedan hacer en otros entornos que podáis conocer?

21 comentarios

  • #001
    Antonio Castro - 6 marzo 2013 - 09:14

    Casualmente ayer publiqué esto: Libre pensamiento vs. borreguismo

    Somos manipulables por naturaleza y se nos educa para serlo aún más. El resultado es el que tú ilustras en la imagen de portada.

    No se nos educa para ser críticos ni para reclamar nuestros derechos. Se nos educa en los valores de la obediencia y se nos ofrece la seguridad del rebaño. Por eso los estados y las religiones se llevan tan bien. Son complementarios. El conjunto Iglesias estado garantiza una sociedad dócil, mansa, resignada a esperar sus recompensas postmortem.

    La gente cree lo que su rebaño cree. A la gente le gusta lo que a su rebaño le gusta. Somos animales de costumbres. El efecto arrastre creado por una marca obliga a la competencia a innovar para crear para cambiar la tendencia dominante. Todos quieren hacerse con el rebaño.

    Lo peor de todo es que cuando un borrego se tira por un barranco, el resto de rebaño se tira tras él.

    Si no fuera por todo esto, Linux habría arrasado con el mercado de gran consumo, pero es precisamente en ese nicho donde más borregos hay.

    Los grandes centros de cálculo, y los grandes servidores son más racionales y se pasaron a Linux mucho antes que la gran masa de consumidores domésticos.

  • #002
    AF - 6 marzo 2013 - 09:52

    Este es uno de los factores clave en el establecimiento de SAP como estándar de facto en el mercado del ERP.

  • #003
    Roger Cusa - 6 marzo 2013 - 11:04

    Muy de acuerdo con Enrique y Antonio.

    Y precisamente este borreguismo en masa hace que…por más productos, por más noticias, por más oferta de la que sea que exista…el 80% de nosotros hablemos de los mismos Top 10 temas cada día, compremos los mismos libros, veamos los mismos programas en la TV o comentemos los mismos temas en Twitter.

    Un hecho acentuado por el fenómeno de la “nuevo-foria”, es decir por el afán de ser el primero en publicar una noticia o dar a conocer un hecho. El resto de sucesos, empresas, productos,… quedan atrapados en un limbo.

    Y este tema lleva a otro…la “Long Tail” proclamada por Chris Anderson es muy bonita en la teoría pero un cementerio de oferta de productos llena de polvo en la práctica.

    Roger Cusa

  • #004
    Julian - 6 marzo 2013 - 11:38

    Completamente de acuerdo con Enrique y los otros 3 comentarios.
    Ah! Ahora sí, me siento seguro en el rebaño.

  • #005
    overbook.in * Viajes y trucos - 6 marzo 2013 - 12:42

    Hablando de rebaño y de cambiar, y ahora que WhatsApp está pidiendo a mis amigos que paguen por la aplicación en Android, yo quiero aprovechar la ocasión para convencerles y utilicen software libre basado en estándares. He encontrado estas aplicaciones:
    Xabber (XMPP, Libre)
    Beem (XMPP, Libre)
    Giggerbot (XMPP, Libre)
    imo (XMPP, Propietario)

    ¿Experiencias? ¿Opiniones?

  • #006
    Luis - 6 marzo 2013 - 12:48

    Enrique muy curioso.

    Tengo una anécdota para ti y para tus lectores:
    Acabo de comprar una tele de 40 pulgadas y llego esperando a poder comprarla desde primeros de mediados de Noviembre. No he podido comprarla antes porque simplemente no la tenían en la tienda, pensar mal y acertareis.
    Es una tele 3D y estándar de 200HZ a la que eche ojo gracias a consultar estos 2 sitios: http://www.chip.de/ http://www.kieskeurig.nl/
    La gracia que tiene la cosa es que resulta que me compre 3 Gafas de tipo 3D por 99 €uros antes de tener la Tele. Las compre a mediados de Diciembre antes de que se agotaran y acerté, ahora es imposible verlas en ningún sitio.

    Y aquí termina esta anécdota y vienen otras.
    Normalmente en este tipo de productos suelo planificar las compras con antelación para evitar sorpresas.
    Me paso algo parecido con mi Camara Reflex Compacta. Resulta que no tenían la funda que me gustaba, para lleva en el cinturón como un móvil, y resulta que tuve ver las medidas exactas y al final compré la funda de “otra marca” dos meses antes de que tuvieran el modelo “nuevo y sin abrir” en Madridhifi, el Corte Inglés, FNAC, Saturn, MediaMart… O donde sea, con tal de que yo vea que es nuevo y/o tenga el precinto que lo indique.

    Si alguien quiere ser gregario… Le invito a probar algo nuevo: GigaTV HD620 T.
    No digo más…
    Se gregario o haz gregarios a tus hijos u otras personas por solo 99 €uros. (El disco duro mejor te lo compras aparte.)

    Lo dicho… La idea de comprar y la futura compra… Con 2 o 3 meses de antelación.

    Saludos.

    PD.
    Enrique lo que es gracioso y gregario es el tema referido a los pantalones de vestir y algunas prendas del hogar.
    Si os fijais, los pantalones o trajes de color azul marino casi no los venden y si los venden parece que te están haciendo un favor… En cuanto a los pantalones, los siguen haciendo como siempre… para que se nos caigan las monedas cuando nos sentamos en posturas cómodas… y los pantalones de vestir de tipo “pantalón vaquero” son prácticamente inexistentes e incluso algunos tienen un diseño equivoco, ademas de ser carísimos…

    En lo referido a ropa del hogar se da la siguiente curiosidad:
    Diseños modernos y perfectos – Mala calidad – Precios normales o baratos
    Diseños viejos o malos – Buena calidad – Precio caro y carísimo.

  • #007
    Luarca - 6 marzo 2013 - 13:05

    Como ya he comentado en multiples ocasiones, porque todo el mundo tenga FB, yo no voy a tenerlo (o lo tengo y es la ultima de las prioridades en mi vida), Instagram? aun me tengo que dar de alta. Iphone? que es eso? Etc, etc, etc

    No es cierto que los mercados hayan creado “nichos”. es sencillamente que la gente (y lo siento a quien le duela) cada dia esta mas aborregada. Y la razon del aborregamiento, a diferencia de años atras, ya no tiene que ver con baja capacidad o nivel cultural. Es mas, diria que es justamente al contrario. Y la razon de ello es el propio feedback de la moda que toque en ese momento. Porque en general, prima el razonamiento de “si no estas, no existes”. Menuda sandez.

    Seguire comprando el electrodomestico que a mi me apetezca, en base a lo que yo mismo, estudie o consulte, no en la pagina de FB ni en Twitter, sino en la web del fabricante. Me cambiare de coche cuando me apetezca, y despues de un concienzudo analisis, no proviniente de la publicidad. He tardado 5 años en tener un “smartphone” (hace 5 años “licencie” mi Ipaq por improductivo en favor de un Nokia 5800 que me ofrecia mas ventajas). Y seguire teniendo mis emails en mi servidor personal, sin darme de alta en Google ni en sus servicios porque no me ofrecen nada que yo ya no tenga (lo se, porque yo me he molestado en averiguarlo, no he seguido a la masa). Es mas, a poco que Google me va obligando a que “todo” sea uno, he ido migrando, a Vimeo, a 500px, a Tumblr… Ahora tengo Android, asi que me tengo que j*der con Play (aunque ya he encontrado alternativas)

    Lamento que haya gente que no sea capaz de tener relaciones sexuales porque su pareja no tiene una manzana mordida tatuada en la espalda… (mejor, asi tocamos a mas) :)

    Y asi podria seguir con una larga lista… aplicable no solo a la tecnologia, sino a todos los ambitos de mi vida…

    Se me perdone, creo que mi opinion es tan respetable como cualquier otra. Pero particularmente siempre he huido de la moda/marca, y hasta ahora, llevo vividos 47 años, sin mas problema que llegar a fin de mes. No soy ni mejor, ni mucho menos peor que nadie. Solo tengo criterio propio y sentido comun.

    Por lo demas, completamente de acuerdo con los comentarios anteriores (aunque algo si matizaria)

  • #008
    José Luis Portela López - 6 marzo 2013 - 13:27

    Hola

    Os recomiendo la lectura del libro “el punto clave” de Malcolm Gladwell, que explica el fenómeno masivo de la adopción o de la expansión de un fenómeno. Este Libro no recuerdo si fuiste tu Enrique quien me lo recomendó u otra persona del IE.

    Gladwell analiza la trayectoria de varios productos y tendencias de gran éxito hasta descubrir cómo y por qué se alcanza el punto de inflexión a partir del cual algo se convierte en un fenómeno de masas.

    “La mejor forma de entender los cambios misteriosos que jalonan nuestra vida cotidiana (ya sea la aparición de una tendencia en la moda, el retroceso de las oleadas de crímenes, la transformación de un libro desconocido en un éxito de ventas, el aumento del consumo de tabaco entre los adolescentes, o el fenómeno del boca a oreja) es tratarlos como puras epidemias. Las ideas, los productos, los mensajes y las conductas se extienden entre nosotros igual que los virus”

  • #009
    Pit - 6 marzo 2013 - 13:53

    A mí al respecto me sigue fascinando la enorme facilidad que tenemos todos para convencernos de que los borregos sn siempre los otros, mientras que el racional siempre es uno mismo.

    En la última década, em neurociencia se ha avanzado mucho en el estudio de los procesos decisorios, desde el punto de vista químico, fisiológico, cultural. Y en lo que coinciden casi todos los mayores expertos es en que la mejor forma de describirlo es que no tomamos decisiones, sino que más bien las decisiones nos toman a nosotros. El acto racional y reflexivo es en buena medida una cortina que enmascara un proceso en el que tenemos menos control del que nos gusta pensar. Y esto, increíblmente, ha resultado ser una ventaja evolutiva.

  • #010
    Vicens Jordana - 6 marzo 2013 - 14:31

    Mas allá del efecto gregario está el hecho de que una tecnología muy usada también es una tecnología muy probada. También está la compatibilidad, hoy la tenología se usa basicamente para comunicarse, por tanto más alla de las maravillas tecnológicas lo que uno se pregunta, ¿donde estan mis amigos? Eso si produce un efecto de arrastre. cuanto más gente usa una plataforma mas gente quiere usar esa plataforma, así estamos todos en la mierda de facebook. seguro que hay redes sociales mejores, ¿Pero que hago allí si no hay nadie?

  • #011
    Juanjo Pina - 6 marzo 2013 - 14:44

    No creo que haya mucha vuelta de hoja. SAP, Apple y mil más… creo que es obvio que la cosa no sólo funciona aglutinándonos en temas de Twitter. Sin emabargo, hay entornos y entornos, y el formato idiotizante y centralizado de las mal llamadas redes sociales (libros de cromos) lo fomenta mucho más allá que la blogosfera.

  • #012
    Cristina - 6 marzo 2013 - 14:54

    Se puede haber escuchado y contrastado informacion y opiniones de muchos, pero al final cada uno sabe donde le aprieta el zapato y lo que requiere realmente. Y al margen de empalizar y escuchar a los usuarios, es interesante no perder de vista las necesidades de cada uno, que son muy personales y no siempre coinciden con los demás. Cosa distinta es que 25 personas, hayan opinado negativamente del funcionamiento de un aparato para entrenar. Ni prestaciones, ni preferencias, son 25 negativas.
    El Long tail, implica para mi, muchas pequeñas cuotas que generan grandes cuentas de explotación. Esperando a que esas cuotas, sean cada vez un poco mas altas, porque la informacion y/o servicios lo valen :-))

  • #013
    Antonio Garcia Saenz - 6 marzo 2013 - 16:40

    #006# Luis a estas alturas comprando cosas, gafas, del mes pasado, que si escasean es que la estaran descatalogando, y la tele que saquen no iran bien con esta; otra cualidad del producto lo que este mes es vanguardia ( telefono movil tele plasma disco almacenamiento etc etc) y se lo quitan de las manos, ya tienen en el almacen preparado el que lo deja obsoleto la semana que viene y queda inservible obsoleto ante lo que compraste el mes pasado y ante el vecino quedas como un antiguo …

    Los productos crecen en complejidad, y la informacion de la calidad de los mismos jamas estuvo mas oculta. Te puedes descargar un pdf de 100 o 1000 paginas con las especificaciones y manual de cualquier articulo, pc, camara etc … aun dentro de la misma marca una camara que sus fotos pesen 100 megas, y consiga tal velocidad de obturacion, una se ve bien y la otra siempre salen turbias … para comprar una tele plasma etc solo sigue contando con tus propios ojos evaluando la imagen en la tienda, lo que te diga el pdf de 8000 paginas o el dependiente … por internet una camisa de seda o de plastico y gracias al photoshop pueden ser identicas en la foto, el peso etc … jamas la informacion de un producto estuvo tan oculta al consumidor y cada vez lo estara mas … y gracias a internet hemos caido en las fauces del productor

  • #014
    Carlos (econ) - 6 marzo 2013 - 16:50

    Estimado Enrique,

    ¿Por donde empezar? El 99% del comportamiento, la conducta, es el piloto automático del inconsciente y en gran medida, gregario.

    El hombre va de leñazo en leñazo, desde considerarnos el centro del universo a pensar que éramos únicos porque usábamos herramientas…

    El neoclasicismo pensó que éramos racionales, el Homo Economicus, y esta crisis es el leñazo que nos hemos llevado por estar equivocados.

    Como economista encuentro en la economía CONDUCTIVA (de conducta) un refugio empírico donde empezar a profundizar en la realidad del individuo.

    Te criticaría el uso del término “borreguismo”, estamos hablando de quiénes somos y hay que evitar términos despectivos. ¿Te definirías como un “borrego”?

    Dulcifica Enrique… Dulcifica :-)

  • #015
    AF - 6 marzo 2013 - 16:58

    Añado algo más al primer comentario sobre SAP. En la adopción de ciertas tecnologías existe la ventaja que proporcionan las externalidades de red, es decir, la ventaja añadida que tiene usar algo si otros también los usan (p.ej. Office para intercambiar fichero, etc…). Pero esto no justifica todo el comportamiento gregario que se da. El factor marca es, en mi opinión, otra causa. Esto es lo que persiguen las marcas. Que no aborreguemos porque aspiramos a lo que “nos ofrecen”.Finalmente, es que somos borregos by design y muchos además son aversos al riesgo, con lo que, café para todos.

  • #016
    Paco - 6 marzo 2013 - 17:05

    Casualmente, ayer por la noche publiqué un artículo en mi blog sobre este mismo asunto, aunque más centrado en el razonamiento crítico que en la conducta de los individuos. Os pego una parte del artículo en el que hablo sobre cómo evitar este prejuicio cognitivo, que creo que puede resultar bastante interesante:

    ¿Cómo evitar el efecto manada?

    El efecto manada pone a prueba nuestra capacidad de pensar de forma autónoma de lo que piensa la mayoría. Es decir, para evitar el efecto manada no está de más un poco de tozudez o terquedad, entendiendo ésta como la capacidad de ir en contra del pensamiento mayoritario.

    La mejor forma de evitar el efecto manada es analizar el razonamiento que hay detrás del “saber popular” comúnmente aceptado. En estos casos, debemos preguntarnos:

    ¿En qué datos se basa?
    ¿Hay algún estudio científico que lo confirme?
    ¿Hay algún estudio científico que lo desmienta?
    ¿Esos estudios son rigurosos?
    ¿Tiene sentido desde un punto de vista lógico?

    Os recomiendo no olvidar esta frase cargada de sabiduría de Benjamin Graham, padre del value investing:

    “Usted no tendrá razón ni se equivocará por el hecho de que la multitud no esté de acuerdo con usted. Tendrá razón porque sus datos y su razonamiento sean correctos”

  • #017
    etarrago - 6 marzo 2013 - 21:17

    Un regalo: http://pinterest.com/pin/73042825178556287/

  • #018
    Krigan - 7 marzo 2013 - 01:08

    etarrago:

    jejeje

    Muy bueno.

  • #019
    Qohelet - 7 marzo 2013 - 08:40

    Pues yo, como usuario informático no avanzado, he seguido desde muy temprano la teoría de que “hay que ir con la masa”. Desde cuando me pasé de WordPerfect (que me gustaba más) a Word. Así que en ofimática, uso Microsoft. En correo electrónico gmail. En mensajería instantánea Whatsapp. Etcétera. Creo que no me ha ido mal. Seguro que me he perdido y me pierdo herramientas técnicamente mejores. Pero ir al estandar de facto yo creo que allana el camino de la adopción y facilita las cosas, porque suelen proporcionar un entorno más confortable para los usuarios como yo. Por ejemplo, en esta página puede uno dejar un comentario identificándose con su cuenta de… Twitter. Pero no con su cuenta de Picotea, o de Bebo.

  • #020
    alejandro blanco - 17 marzo 2013 - 00:10

    .. temas interesantes.. cosas de carácter muy enfáticamente álgicos de la sociedad y de los estadios socio-consumistas-xenovinculares.. es algo muy interesante..

    .. me parecen buenos artículos hasta donde conocí.. bien informar, bien guiar, bien dar una forma de alcanzar lo que se precisa.. conocer y lograr consciencia de lo que en la vida uno tiene y debe interiorizar de modo de acceder a las formas de sobrevivir la jungla del mundo de hoy.. .. si si.. bueno..

  • #021
    Jose Miguel De Andres - 19 marzo 2013 - 09:31

    Hola:

    Con relación a este tema que me parece sumamente interesante, los efectos contradictorios observados en la toma de decisiones contracorriente, es decir apartandose de la colecticidad, en aras de un mayor refuerzo de la individualidad, pueden ser debidos a la alienación que produce la virtualidad de la tecnología, internet, redes sociales.

    Diría que es materia de estudio de la Filosofía del Ser.

    Hay una rebelión encubierta en esto.

Dejar un Comentario

Los comentarios están cerrados