Google – Verizon: con disculpas, todavía peor

Las aclaraciones de Google ante el fortísimo aluvión de críticas por la presentación de su acuerdo con Verizon no hacen más que empeorar las cosas todavía más: además de pretenciosas (¿quién es Google para calificar de mitos o realidades las opiniones de los usuarios?), permiten ver todavía más clara la realidad: que Google ha vendido su apoyo a una neutralidad de la red sin condiciones, que ha hipotecado el futuro de la red precisamente allí donde la red se está desarrollando de una manera más activa, y que ha comprado la dialéctica que las empresas de telecomunicaciones utilizan para ir en contra de los intereses de sus usuarios.

Google ha cometido un terrible error. Primero, porque ha negociado con lo que no es suyo. No se puede negociar con la neutralidad de la red, porque la neutralidad de la red no es de Google ni de nadie. Es de todos los usuarios. La neutralidad de la red la ha llevado a ser lo que es hoy: ha posibilitado su desarrollo, la ha convertido en un poderosísimo entorno de innovación en el que no hay que pedir permiso ni pagar peajes para crear valor, ha cambiado la ecuación de poder comunicativo, ha igualado el terreno de juego para todos, ha dado voz a quienes no la tenían, ha dinamizado la economía… LA NEUTRALIDAD DE LA RED NO ADMITE COMPROMISOS. O se está por la neutralidad de la red, o no se está. Es una variable estrictamente binaria, un uno o un cero. Es como la virginidad: no se puede ser «un poco virgen», o se es virgen, o no se es.

Segundo, porque compromete el desarrollo futuro y la innovación en un área tan necesitada de ella como las redes móviles. ¿Se imaginan un futuro en los entornos de movilidad condicionado a lo que las operadoras quieran permitir que corra por sus redes? ¿Una red en la que hay que pedir permiso u otorgar una participación a la operadora de turno para poder crear alguna iniciativa innovadora? ¿Una obligación de dar parte del pastel a quien no ha hecho nada para merecerlo? ¿Un futuro parcelado en el que determinadas iniciativas solo están accesibles para los abonados de una o de otra operadora? ¿Un mundo artificial con fronteras para los datos y estratosféricos costes de roaming? No, gracias. Las redes del futuro, fijas o móviles, han de ser neutrales. O no ser.

Con la idea de «negociar para que podamos seguir conversando» o «negociar para evitar supuestos males mayores», Google ha cometido un enorme error, uno que la hace completamente merecedora de las manifestaciones de activistas que hoy comienzan a verse a las puertas de su sede principal en Mountain View: ha vendido los intereses de sus usuarios. Y eso es algo que Google nunca se puede permitir hacer, porque una gran mayoría de sus productos están construidos precisamente sobre sus usuarios: somos nosotros, usuarios de Google, los que con nuestros enlaces y nuestros clics construimos el catálogo de su buscador y damos valor y carta de naturaleza a su algoritmo. Somos nosotros, usuarios, lo que hacemos clic en su publicidad. Somos nosotros, usuarios, los que creamos contenido para que sea indexado. Google no es nada sin sus usuarios. Por tanto, se equivoca de parte a parte si cree que puede erigirse en embajador plenipotenciario y negociar con nuestros intereses.

Google ha caído en la trampa de su propia naturaleza: en lugar de seguir viéndose como una empresa que debe todo a sus usuarios y que debe por tanto defender sus intereses, ha preferido verse como una gran empresa, como un gran actor en una negociación que no le corresponde: durante años ha ido creando departamentos de lobbying y de Public Policy sin darse cuenta de que estaba fichando trabajadores de la industria, políticos y expertos en negociación. Estaba, en realidad, metiendo al enemigo dentro de casa. El mandamiento principal de quien se dedica a este tipo de tareas es claro y sencillo: en política no hay verdades, hay consenso. Y Google, mal aconsejado por quienes no entienden la naturaleza de la compañía y lo importante de sus relaciones con los usuarios, ha caído en la trampa y ha intentado negociar, ha querido buscar el consenso como mal menor, aceptando lo inaceptable. Ha intentado negociar con lo que no es suyo.

Algunos de los amigos que tengo en la compañía me lo han dejado claro: no se encuentran en absoluto cómodos con la evolución de este tema. Lo ven como «algo de los de Public Policy», una decisión con la que no se sienten identificados. La neutralidad de la red en Google no era simplemente una postura, sino algo próximo a la religión, algo imbricado en el ADN de muchos de los trabajadores de la compañía. Algo que hay que defender a ultranza y donde no caben medias tintas, porque hasta la propia creación y éxito de Google están vinculadas a la existencia de una red neutral.

Me están llegando ya notas de prensa de las agencias de PR de Google pretendiendo explicarme lo inexplicable, y enviándome vínculos a textos que ya he leído hace horas tanto en inglés como en español. No, las explicaciones de Google no arreglan las cosas. Es más, las empeoran más aún. Google se ha equivocado de parte a parte. Y ahora, le toca aprender del error, salir de este lío y rectificar.

Otras entradas interesantes que he leído en este mismo sentido:

Dejar un Comentario

Los comentarios están cerrados

8 comentarios en Menéame

#001
repapaz - 13 agosto 2010 - 12:16

Las aclaraciones de Google ante el fortísimo aluvión de críticas por la presentación de su acuerdo con Verizon no hacen más que empeorar las cosas todavía más: además de pretenciosas (¿quién es Google para calificar de mitos o realidades las opiniones de los usuarios?), permiten ver todavía más clara la realidad: que Google ha vendido su apoyo a una neutralidad de la red sin condiciones, que ha hipotecado el futuro de la red precisamente allí donde la red se está desarrollando de una manera más activa, y que ha comprado la dialéctica que las empresas de telecomunicaciones utilizan para ir en contra de los intereses de sus usuarios.

Totalmente de acuerdo. Yo tenía, hasta este momento, buen concepto de Google en este ámbito, pero está claro que ha cometido UN ERROR TERRIBLE.

Y lo peor es que no parece que haya ni el más mínimo atisbo de rectificación, sino más bien al contrario… {sad}» autor: repapaz

#002
SonGohan - 13 agosto 2010 - 12:17

Vaya tela con Edance. Cada post sobre el tema peor. Parece que no se ha leido ni una sola linea de la propuesta y se limita a decir que es un terrible error.

Cada vez que alguien le pregunta algo de la propuesta o le dice que esta equivocado elimina el comentario, en plan es mi blog y me lo follo como quiero.» autor: SonGohan

#003
SonGohan - 13 agosto 2010 - 12:18

#1 ¿Cual es el error?

Parece que mucha gente habla de oidas o de lo que ha leido en blogs como el de edance, ¿cual es el error?» autor: SonGohan

#004
repapaz - 13 agosto 2010 - 12:18

#2 “If Verizon and Google win, we lose“, PCWorld

“Google, just cut the BS and give the Gordon Gekko speech already“, TechCrunch

“Why Net Neutrality is critical to startups & innovation“, ReadWriteWeb

“Google’s lame defense of its Net Neutrality pact“, GigaOM

“A review of Verizon and Google’s Net Neutrality proposal“, EFF

Mira las referencias al final del artículo. Parece que no es el único que opina así, precisamente…» autor: repapaz

#005
repapaz - 13 agosto 2010 - 12:23

#3 Muy sencillo: el acuerdo que firmaron con Verizon. ¿Te lo has leído? Porque yo sí, y la parte de redes móviles no es precisamente halagüeña» autor: repapaz

#006
shinjikari - 13 agosto 2010 - 12:25

¿Cansina, irrelevante, errónea…? La gente no sabe como tumbar a Dans. Se ve que le teneis bastante coraje, y seguro que no es precisamente por esto {smiley}» autor: shinjikari

#007
SonGohan - 13 agosto 2010 - 12:26

#4 Seguramente sean cientos o miles, pero lo que cuentan no es lo que pone la propuesta y ahora que desde google han respondido para corregirles salta con ¿quién es Google para calificar de mitos o realidades las opiniones de los usuarios?. Pues hombre, si lo que cuentan no es cierto habra que hacerselo saber por muy respetables que sean todas las opiniones.

¿Respondeme, que es lo que no te gusta de la propuesta?

Que opinas de los principios de no priorización, no censura, no bloqueos, transparencia y universalización? ¿Tambien son malos?

Yo creo que aqui nadie quiere bajarse del burro, nada más publicarse la propuesta mucha gente interpreto mal el punto 5 y 6 y cada vez que google lo desmiente y lo explica, resulta que son solo «excusas». Pues no se que decir, la opinión de unos bloggers esta muy bien y es interesante, pero de lo que hablan no es de lo que habla la propuesta.» autor: SonGohan

#008
SonGohan - 13 agosto 2010 - 12:28

#5 Explicame un poco mejor la parte de las redes moviles.

¿Que es lo que no te gusta? ¿el principio de transparencia, o a la supervisión por parte del congreso para que se asegure la neutralidad?

La único negativo y que puede dar lugar a error es que en la propuesta dice que «por el momento la propuesta en su totalidad no abarca las redes moviles»

Te recuerdo que actualmente no hay ninguna regulación de las redes moviles, que quien tiene que hacer esa regulación es la FCC en USA y la CMT en España y que Google solo ha hecho una propuesta para que se debata en el congreso y se regule, con sus principios o con otros.» autor: SonGohan