L@s que tejen la red

En V, el suplemento recién inaugurado que se reparte con los diarios regionales de Vocento, aparece hoy este artículo de Arturo Checa, “L@s que tejen la red“, en el que me menciona como uno de los españoles con más amigos en Facebook, cosa que no sé si es correcta o no, pero que resulta poco significativa: en primer lugar, porque nunca he creído en el “coleccionismo de contactos”, y en segundo, porque conozco a varias personas que estamos con el contador “en la nevera” a la espera de que Facebook amplíe el número máximo de amigos a más de cinco mil, evitando llegar al límite máximo. Al pasar de cinco mil, Facebook convierte tu página personal en “Celebrities/Public figure”, que es algo que tiene claramente otro sentido: sinceramente, ni soy una celebridad, ni una figura pública, ni mucho menos me veo convirtiendo a mis amigos en “fans” (vamos, algunos hasta me retirarían la palabra – y con toda la razón :-)

Ya en serio: mi uso de Facebook es simplemente el de mantener abierto un canal de comunicación. Los mensajes de Facebook son una de las múltiples maneras de contactarme, aunque en ocasiones se colapsen como se colapsan todos los demás métodos. En realidad, mi uso de Facebook corresponde con el experimentado por muchas otras personas: empezamos dando de alta únicamente a las personas que conocíamos “de verdad”, empezamos a encontrarnos en situaciones fronterizas variadas de todo tipo, y terminamos simplemente decidiendo que daba más trabajo pensar en cada caso si sí o si no, que simplemente aceptar y posteriormente hacer los grupos que correspondiesen. En Facebook suelo publicar las mismas actualizaciones que en Twitter, pero a partir de ahí, gestiono los canales por separado: contesto en Twitter a quienes me contestan por Twitter (habitualmente mediante mensaje directo a no ser que me parezca algo de interés general) y en Facebook a quienes me contestan por Facebook. En general, tengo evaluado el clickthrough de los enlaces que suministro como más elevado en Facebook que en Twitter, aunque lógicamente es menor en números absolutos. Los demográficos de Facebook también son bastante diferentes a los de Twitter: aunque hay un lógico solapamiento, tengo también muchas personas con las que me comunico habitualmente a través de Facebook que no están en Twitter, lo que le da a este canal un valor muy interesante.

16 comentarios

  • #001
    Alvaro - 21 diciembre 2009 - 21:14

    Hola Enrique,

    “Tejer la red” suena como a todo lo contrario que queremos viendo la red como nos gusta verla…como algo que nadie tiene el poder de manejar ni “tejer” , ni nos gustaría que así fuera.

    En cualquier caso, y después de esta metáfora (Bastante mala), he de reconocer que te leo con asiduidad, además de ver múltiples apariciones y charlas en Youtube, y considero que tus opiniones tienen bastante peso en los internautas que se pasan por aquí para estar informados de lo que se cuece en esta sociedad cada vez más tecnológica, pero a veces, también más fría y desconcertante.

    Un saludo muy cordial.
    Álvaro.

  • #002
    juan - 21 diciembre 2009 - 21:28

    Me acabo de quedar muerto ¿chicadelatele es tu mujer?

  • #003
    Gorki - 22 diciembre 2009 - 00:05

    Por si te vale de algo.. Te sigo en Twitter y te seguía en Facebook. El efecto en mi como receptor, (no me atrevo a generalizar la sensación), es que con Twitter me informas y con Facebook me saturas, por eso ( y porque en ambos canales dices más o menos lo mismo), dejé de seguirte en Facebook y te mantengo en Twitter..

    Yo hacía lo mismo que tu y también me dijo un hijo mio, que le saturaba en Facebook, por lo que hoy utiliza Facebook con cuentagotas y solo para lo que tengo interés que llegue de verdad a mis seguidores.

    No se bien por qué se produce ese efecto y si es generalizable mi experiencia, yo creo que es porque Twitter es el heredero del primitivo telex, que funcionaba 24 hora sin que nadie le hiciera caso, y Facebook se el heredero del e-mail que abres una vez al día. No es lo mismo ver dos metros de hoja de telex por el suelo y echarla una mirada por encima de vez en cuando, que abrir el buzón y ver que explota de mensajes, aunque ambos medios tengan la misma información.

    Bueno, todo esto son elucubraciones mías sobre unos medios de comunicación que estoy empezando a explorar.

    Me gustaría, (ahora que has acabado el libro), que escribieras un post sobre las diferencias de utilidad y manejo de un medio y del otro..

  • #004
    Esteban - 22 diciembre 2009 - 10:36

    ¿Modestia o crítica a Facebook?
    De todas maneras, veo una contradicción: ¿cómo contestas por DM a gente que no sigues? ¿Les haces un follow y luego un unfollow?
    No lo pillo, sinceramente, no lo pillo

  • #005
    Enrique Dans - 22 diciembre 2009 - 11:12

    #4: Yo escribo el directo y le doy a copiar antes de enviarlo por si acaso. Si no me sigue, o bien entro en su perfil y busco un mail (funciona sobre todo con la gente que tiene blog), o contesto con @ si viene a cuento, o qué le voy a hacer, no contesto. De todas maneras, te diré que con setenta y tantos mil seguidores a los que puedo contestar con DM, lo que me pasa es que la gran mayoría de los que me envían un @edans pero no me siguen son gente que lo hace para faltar e insultar, y a esos les contesto directamente con un block sin pensármelo lo más mínimo.

  • #006
    Esteban - 22 diciembre 2009 - 12:09

    Bueno, el hecho de bloquear no me parece la mejor forma de solucionar un problema. Yo, al dedicarme básicamente a hacer el cafre y al activismo político algún que otro rato, tengo que soportar a algún que otro troll que insulta y falta al respeto en algunas ocasiones pero, ni por asomo, considero que bloquear sea una opción plausible ni democrática de afrontar asuntos, al menos en Twitter que funciona como herramienta de comunicación multidireccional (no sólo bidireccional).
    Bloqueando ni se oye ni se escucha, se ignora. Quizá eso sea un problema, ¿no?

  • #007
    Enrique Dans - 22 diciembre 2009 - 12:20

    #6: Bloquear es la solución ideal para que no te molesten. Yo no me dedico ni a hacer el cafre ni al activismo político. Yo soy una persona normal, que vive de su trabajo y aspira a que no vengan gilipollas a insultarle por ello. Cuando vienen, los bloqueo y punto. Miro mi timeline muchas veces al día, y tengo claro el tipo de basura que no quiero en él.

  • #008
    Esteban - 22 diciembre 2009 - 12:31

    Uhm, el anterior comentario no me parece muy correcto.
    Sinceramente, cuando nos exponemos públicamente corremos riesgos, igual que en nuestra vida fuera de estos lares. Obviamente entono el mea culpa, pero de casi 74000 personas siguiéndote creo que habrá gente muy muy interesante que estarás perdiendo por no tenerles en tu timeline.
    Y que igual están buscando que esto sea más relajado.

  • #009
    PabloR - 22 diciembre 2009 - 13:10

    Pues yo ni te sigo por el twitter ni por el Facebook, ni por el tuenti :)). Solo por este blog.

    Ahora después de leer el artículo lo que me deja sorprendido es que también eres de Coruña, me lo podía imaginar pero no lo tenía claro.

    Vas a venir por Coruña en Navidad? Hace un cafe/caña con Wicho? :)

    Pues nada si tienes un rato libre mándame un correo.

    Saludos,

    Pablo

  • #010
    Selassie - 23 diciembre 2009 - 00:23

    # 6 Esteban, ten en cuenta que Enrique Dans posiblemente reciba diez mil veces mas mensajes que los que puedes recibir tu “haciendo el cafre” desde tu activismo político. No sois comparables.

    Se trata, además, de un profesor universitario y experto en tecnología que se toma los temas en serio y que no tiene porque aceptar, como en tu caso, los mensajes fuera de lugar o de tono.

    Creo también que sería irresponsable no bloquear insultos pues estos desvirtúan las posibilidades de comunicarnos: si los aceptamos damos vía libre para que se conviertan en algo “normal” sin serlo.

    La verdad es que no te conocía. Ahora si, gracias a que has incluído aquí la dirección de tu Blog. Y me he preguntado: ¿pero quien es este tío que dice que hay que aceptar los insultos como parte de la comunicación entre seres humanos?

    Es cierto que cuando te expones públicamente corres algunos riesgos (que se lo pregunten a Berlusconi). Pero, entre personas civilizadas, existen unas reglas de convivencia que implican, entre otras cosas, la tolerancia y el respeto. Y, cuando esto no se cumple parece evidente que el ocasional interlocutor no debería considerarse válido.

  • #011
    Gorki - 23 diciembre 2009 - 01:20

    Coincido en este caso con eDans.

    No hay por qué hablar con todo el que te lo pida, ni tienes por qué escuchar a todo el que vocee. Somos libres de hablar y atender a quien queramos entre los que nos llamen.

  • #012
    Pascual Candel Palazón - 23 diciembre 2009 - 09:20

    Totalmente de acuerdo con Enrique Dans. El tiempo es limitado y los idiotas, no.

  • #013
    Anónimo - 23 diciembre 2009 - 14:06

    Lo que hace una semana eran comentarios fugaces, un “a mi me va el megaupload muy lento” “pues a mi también y el rapidshare y el…” entre conocidos y algún mensaje suelto en alguno de los foros que visito empieza a cobrar tintes de rumor a gritos.

    Los foros hierven de mensajes. Todos ellos muy similares. Tenemos un hilo en forocoches con más de quince páginas, hilos similares en Banda Ancha y finalmente otra noticia en ElOtroLado. Y eso sólo para empezar a buscar.

    Los sintomas son claros lo cual parece que hace obvio el capado (y por ende se hace difícil creer que pueda ser una avería). Los afectados son principalmente sitios de descarga directa famosos por ser usados para compartir ficheros con derechos de autor (películas, música, etcétera) y megaupload junto rapidshare van a la cabeza de la lista de afectados.

    * Afecta a Telefónica y operadoras que pasen por ellos (Jazztel indirecto por ejemplo).
    * Las descargas desde esos sitios van muy lentas: 15kB es la media fija.
    * Se nota sobretodo en horario de tarde concretamente entre 12 de la mañana y 9 de la noche.
    * Las mismas descargas desde otros operadores van al máximo de velocidad.
    * No hay diferencias de velocidad entre usuarios normales y premium.

    Los motivos para pensar que no puede ser una avería van desde la no hay perdida de paquetes, cualquier descarga desde otras fuentes funciona de forma normal hasta motivos políticos viendo como ha estado de caldeado el tema de las “descargas ilegales” (sigh…) estos meses.

    Lo más divertido es que el capado sólo afecta al puerto TCP 80 (el de HTTP de toda la vida) redirigir la misma descarga por otro puerto hace que vaya normal. No sé vosotros pero bajar “X” desde mi conexión de Telefónica por el puerto TCP 80 a 15kB y exactamente el mismo fichero, desde la misma fuente y con el mismo destino (osease mi ordenador) pero por otro puerto vaya a velocidad normal… huele muy mal.

    La pena del asunto es que no es nada fácil de demostrar (de ahí la impunidad con la que lo gestionan, incluso aunque estuvieran obligados por ley a cumplir el principio de neutralidad de la red). Soñar es gratis pero, si se confirma, ojalá viese una demanda de los sitios afectados al responsable…

    PD: Como es de esperar llamando al servicio técnico no saben / se hacen los locos. Personalmente pienso que se debería pasar la información. De confirmarse esto es un (otro más) atentado a los derechos de los internautas.

  • #014
    fer - 23 diciembre 2009 - 14:07

    Lo que hace una semana eran comentarios fugaces, un “a mi me va el megaupload muy lento” “pues a mi también y el rapidshare y el…” entre conocidos y algún mensaje suelto en alguno de los foros que visito empieza a cobrar tintes de rumor a gritos.

    Los foros hierven de mensajes. Todos ellos muy similares. Tenemos un hilo en forocoches con más de quince páginas, hilos similares en Banda Ancha y finalmente otra noticia en ElOtroLado. Y eso sólo para empezar a buscar.

    Los sintomas son claros lo cual parece que hace obvio el capado (y por ende se hace difícil creer que pueda ser una avería). Los afectados son principalmente sitios de descarga directa famosos por ser usados para compartir ficheros con derechos de autor (películas, música, etcétera) y megaupload junto rapidshare van a la cabeza de la lista de afectados.

    * Afecta a Telefónica y operadoras que pasen por ellos (Jazztel indirecto por ejemplo).
    * Las descargas desde esos sitios van muy lentas: 15kB es la media fija.
    * Se nota sobretodo en horario de tarde concretamente entre 12 de la mañana y 9 de la noche.
    * Las mismas descargas desde otros operadores van al máximo de velocidad.
    * No hay diferencias de velocidad entre usuarios normales y premium.

    Los motivos para pensar que no puede ser una avería van desde la no hay perdida de paquetes, cualquier descarga desde otras fuentes funciona de forma normal hasta motivos políticos viendo como ha estado de caldeado el tema de las “descargas ilegales” (sigh…) estos meses.

    Lo más divertido es que el capado sólo afecta al puerto TCP 80 (el de HTTP de toda la vida) redirigir la misma descarga por otro puerto hace que vaya normal. No sé vosotros pero bajar “X” desde mi conexión de Telefónica por el puerto TCP 80 a 15kB y exactamente el mismo fichero, desde la misma fuente y con el mismo destino (osease mi ordenador) pero por otro puerto vaya a velocidad normal… huele muy mal.

    La pena del asunto es que no es nada fácil de demostrar (de ahí la impunidad con la que lo gestionan, incluso aunque estuvieran obligados por ley a cumplir el principio de neutralidad de la red). Soñar es gratis pero, si se confirma, ojalá viese una demanda de los sitios afectados al responsable…

    PD: Como es de esperar llamando al servicio técnico no saben / se hacen los locos. Personalmente pienso que se debería pasar la información. De confirmarse esto es un (otro más) atentado a los derechos de los internautas.

  • #015
    Esteban - 23 diciembre 2009 - 16:21

    #10 y #11
    Uno de los principales motivos por los que opino que hay que corresponder a la gente que te sigue es porque la mayor parte de la gente tiene siempre algo que decir. Puede que sea bueno, malo, indiferente o incluso ofensivo.

    Lo que creo que es un error por parte de Enrique Dans, autor de este blog, es pensar que cuando te expones públicamente como uno de los mayores activistas del Manifiesto no te lleguen opiniones ofensivas. Obviamente nuestro pequeño corazoncito (todos lo tenemos, aunque mucha gente lo llame ego) está a salvo si se bloquean los comentarios que no nos gustan o nos ofenden. Pero hay que tener en cuenta que esto mismo es lo que hace la clase política y que parece ser también el error en el que (a mi modo de entender) cae Enrique Dans.

    Ojo, con esto no pretendo trollear ni pretender una discusión acalorada. Simplemente intercambiar puntos de vista sobre el tema. Sinceramente, he criticado (y mucho) a los promotores del Manifiesto, entre ellos a Enrique Dans, no por el Manifiesto en sí mismo, sino por la actitud simplista de los argumentos, así como por demostrarme que en la reunión con la Ministra no había ninguna voluntad de negociación (eso sí, por ambas partes) al levantarse de la mesa. Esa actitud simplista la he criticado en los foros internos a los que he tenido acceso dentro de la parte de mi actividad política. Es decir, la escucha muchas veces viene de la acción de oír, y aunque lo que oigamos nos parezca ruido, muchas veces ese ruido contiene información que nos puede llamar la atención.

    No obstante, os agradezco los comentarios a todos, tanto a vosotros dos, como a Enrique Dans, que también se ha tomado su tiempo en contestar a mis preguntas.

    Y aclarar: a pesar de la actitud en Twitter, aquí no voy a trollear nada. No es mi casa, y por tanto, respeto.

  • #016
    Enrique Dans - 23 diciembre 2009 - 16:46

    @15: Esteban, tengo derecho a utilizar Twitter como me dé la real gana, y a que no me juzguen por ello. Para mí Twitter es una herramienta que utilizo para saber qué hacen mis amigos, personas a las que conozco y que me interesa saber lo que piensan, hacen o dicen. Si sigo a todos los que me siguen a mí, mi timeline sería simplemente imposible de manejar: no vería nada. Por tanto, acepto perfectamente contestaciones o mensajes, y los contesto en la medida de mis posibilidades. Si alguien me quiere contestar en privado, tiene mi e-mail, que es completamente público en todas partes. A ver si entendemos que la asimetría es algo natural, complicado de manejar, pero que no todos los que tenemos por la razón que sea una relación asimétrica somos egocéntricos, ni fatuos, ni nos creemos tocados por la mano de dios. Soy una persona normal. No soy una “figura pública” ni lo quiero ser. Quiero hablar de los temas que me gustan, y conversar con quien quiera conversar conmigo sin faltarme al respeto. Punto. No pido mucho. Si me faltas, te elimino de mi vista, simplemente. Lo que a ti te parece muchas veces una gracieta ocurrente, a mí me pilla muy quemado exactamente como te pillaría a ti si te estuviesen dando la coña todo el día con temas repetitivos y generalmente absurdos, y no me parece que tenga gracia ninguna. No te mando a unos matones, ni te amenazo, ni te pongo una demanda por difamación. Simplemente te dejo de ver mediante un bloqueo, porque me molesta. Esa es mi política. Ni buena, ni mala. La mía.

Dejar un Comentario

Los comentarios están cerrados