Un ascensor de altos vuelos

BransonLos elevator pitch, o charlas de ascensor, son parte del vocabulario y preparación de todo emprendedor: charlas de entre treinta segundos y dos minutos, en las que ninguna idea fundamental para entender el proyecto debe quedar fuera, y en las que la impresión transmitida juega un papel crucial a la hora de conseguir una segunda charla ya más detallada y elaborada. Leo en BizDeansTalk una iniciativa que Richard Branson inició el pasado Marzo, y que eleva literalmente el concepto de elevator pitch, hasta el punto de llevarlo a unos diez mil metros de altura: PitchTV, un canal en el In-Flight Entertainment System de los vuelos de Virgin con secuencias de dos minutos en las que los emprendedores pueden presentar su idea a los viajeros de Virgin Atlantic. Los interesados pueden subir sus vídeos a esta página (máximo de dos minutos y 100MB), y convertir su idea en un proyecto de altos vuelos. Algunas de las ideas propuestas obtienen además una visibilidad adicional gracias al propio blog de Richard Branson, donde se proponen votaciones, se exponen o discuten algunos videos, o se piden ideas para charlas de invitados que puedan resultar interesantes.

El fenómeno de la atención en nuestros días es verdaderamente interesante: mientras unos tratan de conseguir nuestra atención hablándonos a gritos en los intermedios del telediario o de nuestra serie favorita, otros creen que la atención es patrimonio exclusivo suyo y pretenden hasta prohibir que se les enlace si no hay pago previo por medio, y otros se dedican a intentar por todos los medios que atendamos a lo que no queremos atender y convirtiendo en un castigo que leamos lo que sí queríamos leer. Mientras, las ideas sencillas son las que parecen funcionar: ¿podría ser que a los viajeros de un vuelo de varias horas les interesase ver ideas expuestas en dos minutos, bien sea como potenciales inversores o como una simple manera de dinamizar el cerebro y ver lo que se mueve en el ámbito emprendedor? Pues por si así fuese, ponemos al alcance de su vista – pero sin molestar, ni gritar, ni imponer nada – un contenido que, además, no nos cuesta nada conseguir, porque otros lo hacen para nosotros encantados.

12 comentarios

  • #001
    marius - 8 julio 2009 - 10:01

    Richard Branson, que comenzó la Virgin vendiendo por correo, mantuvo una batalla interminable con las Compañías Discográficas, con resultados alternativos.
    De España echaron a la Virgin a base de boicotearla suavemente, sin estridencias, para que, como dijo un personaje del gremio, “pareciera un accidente”.
    Pero, él también se las montó muy gordas; puede algún día se decida a contar estas cosas, quizá cuando sea mayor, aunque, al paso que va, rejuvenecido constantemente con nuevas ideas, va a ser el Peter Pan de la eterna sonrisa.

  • #002
    kiki - 8 julio 2009 - 10:39

    Este hombre es la caña. Este puede decir lo que quiera que me lo creo.

  • #003
    Pablo Sifre - 8 julio 2009 - 11:10

    Yo curré para ese tío y hay que ver que bien lleva sus empresas. Visión moderna, innovadora, que escucha a sus trabajadores… la verdad es que parece un Pocholo a lo extrangero pero está tan forrado por sus ideas, me gusta este tío.

  • #004
    Pablo - 8 julio 2009 - 13:12

    Interesante……….para cuando una aplicación del iPhone para esto………… ideas anywhere

  • #005
    Simon - 8 julio 2009 - 18:53

    El pitching o vender tu idea de forma dinámica en menos de 1 minuto:

    1. Hay que estar en un bar con uno o dos amigos. Mejor empezar con 1 para coger confianza en uno mismo ya que es bastante difícil.

    2. Contar tu idea cómo si fuera un desconocido. Hay que vender la idea y no hay que pasar de 1 minuto o un poco más, pero en general BREVEDAD.

    3. Si tu interlocutor no se queda con cara de pato es que vas bien y ahora sólo debes ir al punto 1 y ensayar muchas veces hasta que lo domines.

    Lo cierto es que FUNCIONA. Cuando la idea es mala no hay forma de explicarla bien, te lias en vueltas y vueltas. Pero cuando es buena, es genial cómo sale.

    Sólo añadir un par de excepciones a considerar:

    a) A veces hay ideas muy buenas que NO se venden bien y no sabría explicar por qué. Hay inumerables ejemplos de esto.

    b) A veces hay ideas muy malas que curiosamente se VENDEN MUY BIEN. Por ejemplo la película la Terminal tenía un pitching buenísimo y la peli es lamentable.

  • #006
    Paris - 8 julio 2009 - 20:07

    Las ideas valen mucho dinero. Una idea vale tanto como el dinero necesario para llevarla a cabo. Hay que ser un tonto o un descerebrado para ir dando a conocer tus ideas de forma gratuita y al primero que encuentres, porque las ideas a diferencia del dinero se roban o se usurpan en un cerrar de ojos. ;-) y cuesta mucho pero que mucho esfuerzo tener una buena idea como para ir regalándola.
    Uno de los motivos por los que surgieron los derechos de autor fue ese, defender a la gente indefensa y sin medios para que los grandes empresarios no les robasen sus trabajos o creaciones ya que les enviabas tu trabajo y te lo plagiaban o se lo apoderaban y tú no recibías nada a cambio después de todo el trabajo y tiempo que habías dedicado. Esto suena como el cuento de Tom Soyer que pintaba la valla y se lo pasaba muy bien, mándame tus ideas que ya verás que bien nos lo pasamos, de vez en cuando apoyo a uno para dar el pego como que somos todos muy enrollados ;-), y mientras tanto seguid mandándome ideas que yo tengo el dinero y es lo que me falta.

  • #007
    Yuri - 9 julio 2009 - 11:11
  • #008
    Paris - 9 julio 2009 - 22:57

    Una idea vale oro y si es una buena idea te puede hacer millonario. Copiar una idea es tan sencillo como escucharla y es algo muy goloso, porque no hay nada más sencillo que copiar una idea, sólo hay que convencer al que la tiene para que te la cuente. Si las ideas no valen nada, ¿porqué están todos sutilmente intentando engañarte para que se la cuentes? ;-), una idea no vale nada en el momento que te la roban o te la pisan, en ese momento pasa de poder ser un negocio impresionante a no valer nada.

  • #009
    Paris - 9 julio 2009 - 23:04

    Además como no valen nada, ¿para qué quieres perder tu valioso tiempo escuchándolas?. Llevamos una temporada que estamos en una sociedad hipócrita en la que tendemos a intentar engañar a la gente para beneficio propio, pero que una idea no vale nada no cuela, porque una idea vale tanto o más incluso que todo el dinero necesario para llevarla a cabo. Con dinero y sin ideas poco haces, pero con ideas y poco dinero puedes llegar a hacer grandes cosas, valen más las ideas que el dinero…, para saber eso no hace falta ser muy inteligente.

  • #010
    Eva V - 12 julio 2009 - 15:08

    Branson es un referente para cualquier emprendedor y persona de negocios. Admiro su constante “thinking outside the box” y capacidad para ejecutarlo!. Por otro lado, el auge de video como elemento básico de promoción me llama la atención. Ya no es sólo para los geeks, es para todo el que quiera vender algo..voy corriendo a preparar mi elevator pitch en video!

  • #011
    Paris - 12 julio 2009 - 23:24

    Corriendo, corriendo, pero la gente tiene cosas más importantes que hacer y es sacar adelante sus ideas sin que ningún listillo hinchado de millones hasta arriba las pise ;-) ya que el que no tiene millones lo único que puede tener son buenas ideas para sacarlas adelante y sacar algo de provecho. Muchas grandes fortunas salieron de ideas brillantes o revolucionarias que supieron sacar adelante y no de elevator pitchs ni tonterías semejantes. Branson no hizo una fortuna con elevator pitchs ;-).

  • #012
    jummp - 14 septiembre 2009 - 03:05

    No conocía la idea de Branson y me parece brillante. Con respecto al debate de si contar las ideas o no, hay situaciones, como por ejemplo la necesidad de financiación que no te deja otra posibilidad.

Dejar un Comentario

Los comentarios están cerrados