Internet: la desigualdad y las diferentes experiencias de uso

IMAGE: Geralt - Pixabay (CC0)

Un reportaje en The New York Times titulado «Online cesspool got you down? You can clean it up, for a price« hace referencia a la cada vez mayor desigualdad en el acceso a los contenidos en la red en función de criterios generalmente marcados por el uso de suscripciones o de determinados conocimientos.

El tema resulta bastante paradójico: aquella absurda idea del «todo gratis» que algunos idiotas defendían hace años, se ha convertido hoy en una red en la que hay que ir sacando la tarjeta de crédito a cada paso para poder tener acceso a determinados contenidos y experiencias de uso. Si eres un usuario con determinadas prioridades y posibilidades, las suscripciones a servicios en la red se apilan cada vez más en tu extracto mensual, y aunque no sean servicios indispensables o necesarios para la supervivencia, sí determinan el tipo de experiencia que tenemos al consumir contenidos.

El tema me afecta porque, en realidad, como persona que utiliza la red como parte fundamental de mi acceso a contenidos y como una parte fundamental de mi actividad académica, soy un absoluto privilegiado que generalmente puede leer prácticamente cualquier cosa: si no es por una suscripción que decida pagar porque me interesa personalmente, es por el acceso que me da mi condición de profesor de una institución que lo hace por mí. El resultado es que en muchas ocasiones termino vinculando a contenidos a los que algunos de mis lectores o mis alumnos simplemente no se plantean acceder, bien porque están detrás de algún tipo de muro de pago que no saben cómo saltarse – o no les compensa el procedimiento que hay que seguir para ello – o porque, si lo hacen, tienen una experiencia de uso lamentable.

En el acceso a contenidos de entretenimiento, la cosa parece seguir los mismos derroteros: la misma industria de los contenidos que logró, tras años de lucha, proponer a sus usuarios que dejasen de acceder irregularmente a sus contenidos gracias a plataformas de suscripción de uso sencillo, agradable y conveniente como Netflix, les ofrece ahora una propuesta consistente en suscribirse a cada vez más plataformas, cada una con su pago correspondiente, si quieren tener acceso a contenidos cada vez más atractivos que, por otro lado, forman parte de esa oferta «de la que todo el mundo habla». ¿Necesario? No, indudablemente, pero sí apetecible, y sin duda, el factor principal que está llevando a cada vez más personas a hacer equilibrios suscribiéndose a determinadas plataformas de forma gratuita durante un mes para cancelarlas al mes siguiente, o a volver a recurrir a las descargas irregulares.

Construir una red basada en la exclusión tiene un problema: que los excluidos terminan por tener una experiencia de uso miserable que les lleva o bien a buscarse formas de acceder a aquello que realmente les interesa, o bien a establecer experiencias diferenciales en función de los recursos que tiene cada persona. Si tienes dinero y sabes manejarte en la red, puedes navegar rápido, sin publicidad molesta, de manera razonablemente segura y privada, y accediendo a prácticamente cualquier contenido al que quieras tener acceso. Si no, tu navegador y hasta la música que escuchas estarán siempre llenos de anuncios y de pop-up que te informan de que determinados contenidos están fuera de tu alcance, y terminarás consumiendo información basura, sensacionalista y con tu ordenador lleno de trackers de todo tipo y condición. Si tienes dinero, utilizarás dispositivos y software que proteja razonablemente tu privacidad. Si no, ya sabes lo que te toca: la privacidad es, cada día más, un lujo que hay que pagar.

Tener o no tener: en la red, una frontera cada vez más visible.


This post is also available in English on my Medium page, «Internet: you pays your money and you takes your choice?«


31 comentarios

  • #001
    ana - 19 noviembre 2019 - 11:27

    Yo no insultaría a quienes quieren cosas «gratis» o más baratas.

    En algunos países pagan cantidades obscenas por la sanidad, la educación o por ver la televisión TDT.

    Todo tiene una medida y pretender ahorrar no es precisamente de idiotas.

    Responder
    • Enrique Dans - 19 noviembre 2019 - 12:08

      ¿Quién insulta a los que intentan ahorrar? Insultaba precisamente a los que los insultaban, si se entiende el lío… los idiotas eran los que pretendían que internet era «el reino del todo gratis», y reclamaban penas de cárcel para quienes accedían a contenidos aplicando el sentido común!

      Responder
      • ana - 19 noviembre 2019 - 12:25

        En ocasiones la opción gratuita o más barata es mejor que la de pago. Siempre que se hagan las cosas bien.

        Tenemos el ejemplo de la Wikipedia y la Encarta.

        El ejemplo del email que esta descentralizado.

        Los que utilizan el email y leen información en Wikipedia ¿son idiotas porque es gratis?

        Responder
      • Luis - 21 noviembre 2019 - 09:31

        «aquella absurda idea del «todo gratis» que algunos idiotas defendían hace años, se ha convertido hoy en una red en la que hay que ir sacando la tarjeta de crédito..»

        Muy mal expresado si tu intención era la que describes aquí en comentarios.

        Responder
  • #005
    Jacobo - 19 noviembre 2019 - 11:45

    Lamentable lo que está pasando estos dias con Disney + y the mandalorian . Mucha gente volviendo a ver tirar de torrent.

    Responder
  • #006
    Javier Abascal - 19 noviembre 2019 - 11:52

    Enrique nos recuerda aquellos tiempos en los que los idiotas tenían el lema del todo gratis en internet. Y hoy la tortilla se ha dado la vuelta y los idiotas son los que pagan por cualquier cosa. Como Enrique también nos recuerda si los que pagan las suscripciones (neoidiotas con Dopamina hasta las cejas) son otros pues mejor que mejor. Pues nada que cada uno vea la forma de acceder a los contenidos según su entorno:

    a) Paga la empresa
    b) Pagan los padres
    c) Se comparten cuentas con amigos
    d) Se obtiene información similar o mejor de sitios legales y abiertos
    e) Fútbol: en el bar con unas copas.

    Por ejemplo, que quieres comprarte un libro pero no sabes si merece la pena, lo ojeas en alguna tienda, y normalmente enseguida puedes evaluar si el contenido merece la pena, si es realmente relevante o nuevo, si existen otros sitios donde consultar incluso con mayor nivel sin pagar un duro… por el pretendido bestseller promocionado hasta las cejas, y que es una «mierda promocionada» pero «mierda» al fin y al cabo.
    Lo mismo con el fútbol, que se lo llevan a Arabia, sin problema, ¿ pero de verdad cuántas finales de Supercopa hemos visto cuando eran en abierto? una o ninguna.

    Responder
  • #007
    Manolo - 19 noviembre 2019 - 11:55

    Elemental. Si tienes pasta vas a cualquier restaurante y si no la tienes, comes de menú o te llevas la comida de casa. Así es la vida.

    Responder
  • #008
    Gorki - 19 noviembre 2019 - 12:20

    Como ya he dicho mas de una vez, yo no soy contrario a pagar por disfrutar de contenidos , pero mi religión me prohíbe pagar, por lo que puedo obtener, (legalmente) gratis.

    Viajando por Internet me encuentro por ejemplo con muchos periódicos que ponen dificultades como, «El Pais»,, «ABC», o «El Mundo» (en parte). Igual me pasa con ocio como video juegos, y realmente poco mas pues por ejemplo en WordPress que he utilizado extensamente, me quedé al 13% del espacio que me daban gratis e igual me ha pasado en otros servicios como Dropbox, donde nunca he necesitado llegar al nuivel Premium para utilizarlos.

    Lo que ocurre es, que de momento siempre he encontrado una opción GRATUITA, LEGAL y de CALIDAD para sustituirlos, Por ejemplo periódicos como «La Vanguardia» y «El Español» abren sus páginas a todo el que quiera leerlas, y hasta la misma Microsoft me ofrece un extenso «pack» de programas gratuitos, utilidades y juegos, que cubren todas mis necesidades. ¿Por qué he de pagar si lo puedo obtener gratis?

    Otra cosa es que no encontrara sustituto gratuito. Por ejemplo en su día utilicé programas «piratas» por que ni tenía capacidad económica para compra Photoshop, o Word, ni había sustitutos legales, pero hoy en día es absurdo, encuentras LEGALES, GRATUITOS y de CALIDAD, prácticamente todos los programas. que puedas desear.

    Por ejemplo, utilizo y aconsejo utilizar LibreOffice 6.0, en sustitución de Office de Microsoft y GIMP, en vez de Photoshop.

    Como consecuencia de todo ello, (y de que no me gusta el fúutbol, que es lo que tienes si o si, que pagar o piratear), hoy no tengo nada pirata y solo tengo de pago, el Windows 10 de Microsoft, ( y la conexion a Internet) y no pago ni televisión ni música, que la he sustituido por Youtube y VEVO

    No se si soy un caso raro o común, pero en cualquier caso, veo muy difícil conseguir subsistir tratando de cobrar los contenidos a la audiencia.

    Responder
    • Enrique - 19 noviembre 2019 - 13:01

      Yo tengo otro criterio, pago por todo lo que me entretiene, y si hay una opción gratis pero es más lío, también pago.
      Y utilizo la regla de que el cine me costaba en su día 200 pesetas (3,5€ de hoy) y te entretiene 120 minutos. Por tanto, por ejemplo, pagar 20€ por un juego que te dura 200 horas o 8€/mes por 1 hora de Netflix al día, es un negocio redondo.

      Pago Netflix y Amazon Prime, y tengo una raspberry con Kodi (para cuando no lo encuentro en las plataformas citadas)
      Pago Spotify
      Pagué Whatsapp tres años
      No he vuelto a piratear un juego desde que existe Steam
      Estoy empezando a pagar algún digital

      En fin, estoy de acuerdo con Enrique, seré gilipollas pero no me complico la vida. Tengo una hora libre para ver Netflix, no me puedo permitir estar 20 minutos buscando alternativas.

      Responder
    • Javier Cuchí - 19 noviembre 2019 - 13:26

      A lo que [me parece] se refiere Enrique es a la inundación de oferta. Primero fue la tele por cable (y sus canales opcionales); después vino Netflix, bueno; pero después empezaron a llegar otras plataformas y también con contenidos exclusivos. El mal es que no se puedan comprar contenidos desagregados (a un precio razonable, claro): por ejemplo, para el cine sí hay plataformas que alquilan películas, pero no todas las posibles. En Fusión+, por otro ejemplo, la agregación en los paquetes llega al absurdo: si quieres cine, has de pagar fútbol sí o sí, o viceversa; de un modo u otro siempre acabas pagando no por lo que quieres sino por lo que no quieres. Si a eso le sumas lo anterior, resulta que para acceder a una cantidad no necesariamente importante de contenidos tienes que pagar como si quisieras echarte al coleto toda la cultura y todos los espectáculos del mundo… pues eso.

      Lo que dice Enrique: te llevan a la piratería de cabeza.

      Responder
      • Gorki - 19 noviembre 2019 - 13:51

        Llevan a la «piratería» o a crear»nichos» que otras empresas quieran cubrir.

        Quizá esté próxima la aparición de empresas que por muy poco dinero, te permitan ver una serie, (o un capítulo), una película, un partido, o un determinado.espectáculo.

        El cine ya permite ver, (pagando sólo un espectáculo) , la retransmisión de las óperas y los ballets mejores del mundo, (en directo o en diferido, según el meridiano) . ¿Para cuando lo mismo en Internet?

        Responder
    • ALAN TURING - 20 noviembre 2019 - 04:02

      ¿Cual es ese extenso pack de videojuegos gratuitos que te ofrece Microsoft?

      Responder
      • Gorki - 20 noviembre 2019 - 10:59

        Un montón de solitarios

        Responder
        • Javier Vega - 20 noviembre 2019 - 11:05

          Solitarios en internet !!!

          No comment

          Responder
          • Gorki - 20 noviembre 2019 - 12:25

            ¿Quien dijo que fuera en Internet? ¿Te has molestado en saber qué es lo que te dan con Windowa 1.0?

            hasta la misma Microsoft me ofrece un extenso «pack» de programas gratuitos, utilidades y juegos, que cubren todas mis necesidades.

            No comment

        • ALAN TURING - 20 noviembre 2019 - 18:20

          Pero los juegos tipo el solitario son muy simples y no son suficientes para la inmensa mayoría de usuarios.

          Responder
          • Gorki - 20 noviembre 2019 - 20:56

            Mo dije que fueran del gusto de todos pero en internet hay otros tipos de juegos mas complejo gratuitos , por ejemplo ssi quieres e u7n simulador de vuelo grartuito. tienes donde elegir

            https://blogthinkbig.com/simuladores-de-vuelo-gratuitos-pc-mac

            O si quieres un juego como SimCity, aqui tienes 17 alternativas gratuitas

            https://simcity.softonic.com/windows/alternativas

  • #018
    Santi - 19 noviembre 2019 - 12:22

    Respecto a saber manejarse en la red, en el ordenador del colegio de mi hija (ya no usan libros a partir de cierta edad) le puse un bloqueador de anuncios en el navegador que les instalan, no tanto por la publicidad en sí, sino para evitar los peligros de muchos pop-ups.

    Ayer me dijo que la profesora le había preguntado cómo se podía hacer eso y le dí instrucciones a mi hija para que se las transmitiera, pero la verdad me surgieron dudas después. ¿Saben en el equipo técnico del colegio poner un bloquedor de anuncios? ¿Lo saben pero consideran que no es ‘de su competencia’? Soy ‘responsable’ de que pronto 25 niños ya no quieran ver anuncios en Youtube cuando quieran ver una canción o un tutorial? ¿Querrán más adelante pagar por algo cuando vean que es relativamente sencillo saltarse muchos paywalls?

    Responder
    • Gorki - 19 noviembre 2019 - 13:42

      Allá la moral de cada uno, A mi me parece poco moral, (aunque lo he practicado), el «pirateo», pues vas en contra de la voluntad expresa del propietario del contenido.

      Pero poner un muro para no bajar la publicidad, no es ir a apropiarte de algo del propietario, sino al contrario, simplemente, limitar lo que el propietario te quiere colocar en tu ordenador sin tu autorización,

      Supongamos que veo visualizo vídeos de Youtube sin sonido, ¿Perjudico a alguien?, ¿Si lo veo en Blanco y Negro,?, Pues tampoco,

      Pues igual si lo veo sin publicidad, Se que es algo que él quiere que yo vea, pero no estoy apropiándome de lo que no es suyo , sino todo lo contrario rechazando lo que me ofrece.

      Si en hipermercado me pretenden vender la mostaza con el catchup, y yo solo quiero la mostaza y dejo el catchup, ¿Diría la cajera que estoy tratando de robar?- Lo más que me avisaría es que el catcup va gratis porque es publicidad, como en las promociones de 3×2 cuando te llevas dos .

      Responder
  • #020
    Paco - 19 noviembre 2019 - 12:35

    También podemos pensar que si no compramos 1 periódico en papel por 1 euro con relativa frecuencia, no alquilamos un dvd por 3 euros cada viernes, no compramos un cd de música de 15 euros cada mes y no invertimos 1000 euros en una enciclopedia en papel que se quedará obsoleta en nada, es viable canalizar ese ahorro hacia el mismo gasto en productos con la misma finalidad pero con otra presentación. Y si a un micropiso de los de hoy le liberas 2 estanterías en el salón entre papel y cds, aparte del ahorro en papel y plástico, mejor que mejor, … más espacio para una pantalla de tv más grande.

    Lógicamente quien no se puede permitir esos gastos, que se pueden considerar corrientes en una familia de clase media, tampoco podrá acceder a contenidos equivalentes en el mundo digital. Aunque luego vemos personas pagando cantidades desproporcionadas por «gigas de móvil» y fibras «full-equipe» que raramente amortizan con el envío de unos pocos whatsapps.

    La valoración sobre si un contenido en internet debe ser gratis o no, no corresponde al consumidor. Éste sólo se puede limitar a elegir lo que se le ofrece o a buscarse la vida como buenamente pueda. Es el que publica el contenido quien debe establecer los objetivos que pretende alcanzar con su publicación: monetización directa, prestigio, altruismo,…, y valorar que le compensa más si pocos visitantes de pago, muchos de gratis, un poco de todo, y como puede afectar a su imagen la restricción de contenido, posicionamiento frente a la competencia,…

    Responder
  • #021
    luis - 19 noviembre 2019 - 13:04

    Debido a mi trabajo, día a día tengo que ver problemas de privacidad. Básicamente, la gente está vendiendo sus datos a un precio muy bajo y, encima, hoy el gobierno accede a los datos de millones de personas para saber a dónde van, qué hacen, qué compran… Innegable que es el futuro, pero habría que establecer algún tipo de control.

    Responder
  • #022
    JC - 19 noviembre 2019 - 14:33

    El internet gratis y de calidad sigue allí, pero es cada vez más difícil, y requiere más esfuerzo llegar a él.

    Responder
  • #023
    Javier Vega - 19 noviembre 2019 - 15:31

    El que decide en primer y último término que se compra o que no se compra no es el AUTOR querido PACO, es el usuario. Poco comercial eres si crees que el que vende es el que tiene la sartén por el mango. Como usuario compro una mercancía si considero que merece la pena comprar esa mercancia. Si hay un SNOB que considera que el restaurante DIVERXO merece la pena es porque está interesado en su producto. Evidentemente si no tienes poder adquisitivo no podrá acceder a él. Pero el SNOBISMO de voy a DIVERXO, bebo PINGUS porque me fijo en su precio, no dice mucho del usuario, y que con WHOPPER o DONSIMON podría ser igual de feliz si su precio fuera comparable.

    Aquí el quiz de la cuestión es el DEPORTE o RELIGION que supone no pagar más por aquello que puedo encontrar a un precio razonable. Es otra versión de que no es menos guarra la que más limpia sino la que menos ensucia. Y si, internet está lleno de cosas gratis mejores que muchas de pago. ¿No me crees? entonces es porque eres «mu tonto» o lo desconoces. Pongamos ejemplos legales:

    a) El propio internet. Usa el buscador y encuentras maravillas. Desde google al pato, son gratis. y el pato no interfiere tu privacidad. ¿Qué buscador de pago los supera?. Ninguno porque no existen
    b) Educación. Muchos cursos abiertos(MOOC), PDF, etc ¿Te gusta Machine Learning? Te puedes hacer por tu cuenta un curriculum completo en R, Python,…
    c) Idiomas. Lo que quieras. Todo gratis. Incluidos intercambios virtuales
    d) Software. Cualquier distro de Linux. Puedes reavivar ese PC viejo y hacerlo revivir con la tienda de SW incluida.
    e) Ficción. Los clásicos están disponibles por todas partes. Los premio PLANETA están concebidos para vender… no has leído nada bueno, pero eres capaz de pensar que lo último de Reverte es bueno¿?¿?¿?
    f) Videos. Desde el conocido youtube hasta canales temáticos en abierto. Por citar, Una joya: canal arte
    g) Música. Spotify en abierto = gratis. ¿Necesitas más?
    Si lo que escuchas es Becky G, de verdad que no.
    h) Deportes. Sin piratear, el bar.

    La frase todo es gratis, la cambiaría a todo lo que merece la pena no tienes que pagar por ello. Y me refiero no solo a Internet.

    Y si vale la comparación: el amor es a internet como el sexo es ir de putas. ¿Te merece la pena pagar? Si sigues pagando ¿que eres?

    Responder
    • Gorki - 19 noviembre 2019 - 21:36

      Olvidas el porno gratis, ¿Como hay quien pague por porno digital habiendo lo que hay de porno gratis?

      Basta que pongas en Google. «Fame Nude». o «Male Nude «, lo que te pida el cuerpo,. para tener más imgenes de personas en pelota picada que las que puedas ver en tu vida.

      Responder
  • #025
    Dedo-en-la-llaga - 19 noviembre 2019 - 16:26

    A mí me da que muchos no han calibrado bien el mundo en el que estamos viviendo:

    https://www.youtube.com/watch?v=ajUwZLydKr4

    Responder
  • #026
    Gorki - 19 noviembre 2019 - 17:37

    Hay aqui alguno que plantea la disyuntiva GRATIS vs PAGO, indicando que nada es gratis y que pagas con tus datos.

    Eso seria cierto si al que PAGA no le arrebataran sus datos, pero como no es así, porque tus datos te los arrebatan desde la web de destino al proveedor de servicio, pasando por el buscador y desde la compañía telefónica a Google, nada de privacidad adicional obtienes por pagar por ejemplo el periódico que lees.

    Por tanto el criterio de pagar o no pagar será únicamente, la diferencia de calidad y comodidad que da acudir a un sitio de pago o a uno gratis.

    Personalmente no encuentro más incómodo entrar en la Vanguardia (gratuita), o en ABC (si quitara el Adblock), ni encuentro mas calidad, en las series de Netflix, que en Camara Café, (por ejemplo), que es gratuito
    https://www.youtube.com/channel/UCa1x6MMoSf5IKOhwfezdljQ

    El ocio que tengo, (no excesivo, porque ya se sabe, los jubilados tenenos que andar de un sitio para otro, vigilando las obras de nuestro barrio), lo lleno perfectamente con esto, (y otros muchos), productos gratuitos de altísima calidad.

    No tengo nada en contra de los que pagan, con el tiempo llega todo a ser gratuito, que es cuando lo veo yo. Que «Quien Sea» les bendiga a todos los «early adopters» por su generosidad, y les conceda muchos hijos con sus mismo sentimiento de premura.

    Responder
  • #027
    Xaquín - 19 noviembre 2019 - 19:07

    Después de alucinar tal que triple dosis de LSD, con esa interpretación de que el texto llama idiotas a los que quieren algo gratis, solo me queda hacer una simulación (que ahora se lleva mucho).

    En las grandes ciudades del pasado, y en las grandes urbes del presente, se favorece la acumulación de desperdicios varios (entre ellos muchos seres humanos) para deleite de los poderosos que tienen el mando en plaza. Nadie disfruta suficientemente de estar en buena posición social, si no tiene un pobre al lado para despreciar.

    Nada diferente de lo que se intenta hacer en un mundo virtual, sea nube atmosférica o abismo oceánico. Hai gente poderosa, adicta al poder, que hará lo posible por mantenerlo. Y si se tiene que apoderar de algo, lo hará.´Porque eses poderosos idiotas (en sentido griego) si que son enemigos del pueblo, que solo piensan en si mismos y usan a la «plebe» en beneficio propio.

    Y se pueden lamar GM, Coca Cola, Sony o el mismísimo Trump, una especie de hamburguesa mental, este último, de auténtico tapadillo.

    Responder
  • #028
    Ariel Castellanos - 19 noviembre 2019 - 20:01

    Cuando comparas entre la opción de pago que ahora usas con las opciones de piratería que usabas antes, preferís y mucho gusto pagar porque la experiencia de uso es mucho mejor

    Responder
  • #029
    Antonio Gregorio Montes - 19 noviembre 2019 - 22:43

    Hay muchos comentarios anteriores muy interesantes. Pero me pregunto si este post no tiene un planteamiento diferente de otros. Por ejemplo, en el caso del cambio climático, se plantean líneas de actuación y/o aviso y/o denuncia, mientras que en este caso más bien es ‘es lo que hay’.

    Responder
    • Gorki - 20 noviembre 2019 - 11:03

      No me parece mal que se «predique» cual debe ser el comportamiento correcto a seguir, pero no creo que tenga que ser obligatorio, o ni siquiera habitual,

      Ya somos todos mayorcitos para que cada cual sepa lo que debe hacer.con su vida.

      Responder
  • #031
    Wise - 9 diciembre 2019 - 11:34

    Yo en ocasiones pienso que la desigualdad esta principalmente por ejemplo en el precio que tiene que pagar la gente para ver el fútbol y que mucha gente que no puede permitírselo. Finalmente esa gente busca otras opciones que podemos considerar gratuitas con IPTV o M3U, mi duda es si ese precio fuese menor quizás la gente no buscaría otras opciones que podemos considerar poco legales

    Responder

Dejar un Comentario

Los comentarios en esta página están moderados, no aparecerán inmediatamente en la página al ser enviados. Evita, por favor, las descalificaciones personales, los comentarios maleducados, los ataques directos o ridiculizaciones personales, o los calificativos insultantes de cualquier tipo, sean dirigidos al autor de la página o a cualquier otro comentarista. Estás en tu perfecto derecho de comentar anónimamente, pero por favor, no utilices el anonimato para decirles a las personas cosas que no les dirías en caso de tenerlas delante. Intenta mantener un ambiente agradable en el que las personas puedan comentar sin temor a sentirse insultados o descalificados. No comentes de manera repetitiva sobre un mismo tema, y mucho menos con varias identidades (astroturfing) o suplantando a otros comentaristas. Los comentarios que incumplan esas normas básicas serán eliminados.

 

XHTML: Puedes utilizar estas etiquetas: A ABBR ACRONYM B BLOCKQUOTE CITE CODE DEL EM I Q STRIKE STRONG IMG