El Blog de Enrique Dans

Facebook y el mercado: esto es lo que hay

Escrito a las 9:52 am
36

En el gráfico, la evolución del valor de Facebook tras dos días en el NASDAQ, después de perder el sostén que le proporcionaban los bancos de inversión implicados en la colocación. Si el primer día sirvió para ajustar el valor desde la ilusoria salida a $42 hasta el precio de salida de $38, el segundo ha traído consigo el descenso hasta los $33, más de un 11% por debajo de su precio original, y algunas perspectivas apuntan a una estabilización hacia el final de la semana entre los $20 y los $30. En este momento, la compañía ya ha perdido más de catorce mil millones de dólares sobre su valoración original, y Mark Zuckerberg personalmente, más de dos mil millones.

La gran pregunta es hasta qué punto esta pérdida es estructural o conyuntural. El mundo de las redes sociales está acostumbrado a ver operaciones en las que la volatilidad lleva a empresas que fueron adquiridas por cientos de millones a valer pocas decenas en muy pocos años, o a ver cómo redes que se las prometían felices en un mercado global se ven restringidas a unas pocas regiones por los caprichos de la naturaleza humana. Pero el caso de Facebook va un poco más allá: con más de novecientos millones de usuarios activos, la realidad es que escasamente es capaz de generar en torno a cinco dólares por cada uno. En su momento, Rupert Murdoch pagó unos $30 por usuario de MySpace. Tres años después, AOL valoró Bebo a $22 por usuario, mientras Microsoft pagaba alrededor de $300 por usuario de la Facebook del 2007 en una operación obviamente no comparable con las anteriores. Que la Facebook de hoy extraiga un valor de tan solo $5 por usuario implica que, como empresa dedicada únicamente a la publicidad, está enormemente sobrevalorada. Y más si los anunciantes empiezan a retirarse porque afirman que dicha publicidad no convierte, y que únicamente sirve para crear y alimentar un canal de interacción con sus usuarios (algo que puede ser mucho más de lo que parece, pero no con los criterios de valoración habituales).

En esta situación, algunos empiezan a plantearse “la falacia Facebook“, y a plantear una auténtica crisis sistémica de toda la publicidad online. Que la publicidad online no esta siendo lo que debería ser resulta evidente. Los precios ridículos en un canal obviamente superior no vienen por casualidad, sino por la evidencia de una eficiencia escasa. Algo se está haciendo mal cuando un canal inherentemente más rico que el tradicional, con infinitamente mayores capacidades de respuesta, de interacción y de medición, no es capaz de sostener una actividad económica más allá de lo que está mostrando. El caso de Facebook, como el de otras redes sociales anteriores, parece claro: sus novecientos millones de usuarios no entran a comprar nada ni a ver publicidad, entran a hacer otras cosas. Como mucho, encuentran canales de interacción con las marcas y participan en limitadísimos diálogos con ellas, pero de ahí no pasan. Si buscas conversión, encuentras un desierto.

De una simple salida a bolsa – simple no, el récord absoluto en volumen de contratación en la historia del NASDAQ – pasamos a una auténtica crisis de fe en todo el sistema. Desde mi punto de vista, una crisis evidente y más que necesaria. La publicidad online, en no demasiado tiempo, no la va a reconocer ni la madre que la parió.

9 trackbacks

[…] a esta idea hasta estos días en los que Facebook se ha estrenado en bolsa, con los consiguientes vaivenes que le han llevado de la inmensas expectativas ante su salida al medio descalabro de su […]

[…] cayendo en el mercado ($31 mientras escribo esto), aprovecho el buen hilo de comentarios surgidos en la entrada de ayer y el hecho de que ha coincidido con que estoy dando precisamente el caso Facebook en clase con mis […]

[…] Technology (MIT)— donde pronostica nada menos que el inexorable camino a la quiebra del gigante. En un contexto de acciones en caída libre y demandas judiciales, el artículo ha causado cierto revuelo y aquí nos pusimos a traducirlo. […]

005
Felix Maocho
26.05.2012 a las 12:22 Permalink

[…] Enrique Dans – Facebook y el mercado: esto es lo que hay […]

[…] habido. Pero salir a Bolsa es lo que tiene. Las cosas se empiezan a “tomar en serio”. Esto es lo que hay, como dice Enrique Dans (por cierto, imprescindible el post “The Facebook Fallacy”, que […]

[…] se encuentran con estos obstáculos. Hay quienes no piensan así, como Enrique Dans (véase su post), para sorpresa de quien escribe, pues lo tiene como auténtico gurú de […]

[…] El valor de facebook en los mercados: esto es lo que hay […]

[…] El valor de facebook en los mercados: esto es lo que hay […]

27 comentarios

001
Ronny
22.05.2012 a las 10:36 Permalink

A mediados del mes de abril escribiste “… lleva a que muchos recuperen el grito de “¡burbuja!” que tenían guardado desde finales de los noventa – y que, en realidad, han venido gritando en cada adquisición realizada desde entonces. Que Facebook, contrariamente a lo que ocurría en los noventa, sea una empresa rentable, con ingresos documentados y un elevadísimo potencial no es algo que parezca ser tenido en cuenta.”. ha cambiado tu opinión desde entonces? Y una cosa que me escama, el buscador de tu web es realmente un buscador de “conceptos” o de palabras?

Un saludo.

002
spawn
22.05.2012 a las 10:37 Permalink

Tienes toda la razón. No se quien se creía que la salida a bolsa de FB iva a ser una revolución, es una red social que tiene su época, pero como todas las cosas llegará un dia a su fín y aparecerán otras nuevas.
Internet esta evolucionando muy rápido y lo que hoy sirve, mañana no

003
Pit
22.05.2012 a las 10:48 Permalink

Totalmente de acuerdo, Facebook va a tener que cambiar mucho para conseguir explotar publicitariamente su red. Ahroa mismo no se vislumbra como

Y sobre la publicidad onlice en general, puede que parte del problema sea que Google se hace trampas al solitario… con el dinero de los anunciantes

http://www.politico.com/news/stories/0512/76588.html

004
Ferran
22.05.2012 a las 11:28 Permalink

Hola Enrique,

¿No caes en una contradicción cuando, por un lado, comentas que “algunas agencias empiezan a intentar convencer a sus clientes de que su sitio no está en esas redes, que no ofrecen diferenciación, que son poco adecuadas, y otros argumentos similares” y por otro dices sobre Facebook que “sus novecientos millones de usuarios no entran a comprar nada ni a ver publicidad, entran a hacer otras cosas.”?

¿No crees que, sólo por este motivo, las agencias de medios cumplen una función y que no es otra que la de asesorar y recomendar qué medios/soportes son mas eficientes para conseguir el objetivo?

Creo que a veces, y últimamente muy a menudo, caes en contradicciones según como sopla el viento. ¿Ahora toca criticar Facebook? Pues la publicidad de la res no funciona. ¿Mañana suben las acciones? Pues “Facebook, contrariamente a lo que ocurría en los noventa, (es) una empresa rentable, con ingresos documentados y un elevadísimo potencial no es algo que parezca ser tenido en cuenta.”

005
Enrique Dans
22.05.2012 a las 11:47 Permalink

#001, #004: Jamás, y repito, jamás me ha visto nadie defender una valoración de Facebook en la zona de los cincuenta ni de los cien millones. La única contradicción aparece cuando por el hecho de defender que Facebook es rentable (que lo es) y que su modelo tiene valor (que lo tiene), algunos van y me atribuyen que yo defiendo que con Facebook vale todo, cosa que nunca ha sido así. Así es muy fácil buscar contradicciones: “como Enrique dijo que le gustaba Facebook, ahora no puede decir que la valoración de Facebook es excesiva”. Pues no, me sigue gustando Facebook por sus posibilidades, y creo que su valoración es excesiva a dia de hoy, como lo he creído desde hace mucho tiempo. No seamos simplistas.

Yo defiendo que Facebook tiene valor para aquellas empresas que buscan una interacción con sus clientes, algo que antes era muy difícil de conseguir. Defiendo que Facebook ofrece muchas posibilidades si tenemos en cuenta el comercio electrónico, sobre el que he hablado en muchas ocasiones, la moneda virtual, y varias partes más de su modelo que aún no ha desarrollado nada o casi nada. Pero nunca he defendido ni la valoración actual de Facebook en bolsa (ni siquiera la mitad de la misma) ni que Facebook esté por encima del bien y del mal, como alguno pretende atribuirme. Y con respecto al modelo de la publicidad online, llevo años cuestionándolo y lo seguiré haciendo.

006
Ronny
22.05.2012 a las 12:09 Permalink

Si pensase que Facebook es “una empresa rentable, con ingresos documentados y un elevadísimo potencial” no creería que valorarla en 100.000 millones es excesivo. Creo que nadie quiere apostar a largo plazo en una empresa como Facebook que lo único que ofrece es un espacio para la publicidad. No deja de ser una sección de anuncios clasificados 2.0 con un pequeño espacio para las fotos de los lectores.

007
Carlos
22.05.2012 a las 12:37 Permalink

Si la publicidad tiene utilidad por aportar información. ¿Que futuro tiene la publicidad en un mundo done la información es instantanea?

008
Enrique Dans
22.05.2012 a las 12:38 Permalink

#006: Ese es el error. ¿Es rentable Facebook? Sí, lo es. ¿Tiene ingresos documentados? Sí, los tiene ¿Tiene un elevadísimo potencial? Sí, también. De ahí a extrapolar que vale cien mil millones, va un mundo. Lo que hay que hacer es descontar los flujos de caja que se prevé pueda generar, y suplementarlos con los que se cree que pueda generar en el futuro gracias a un potencial que, por el momento, aún no ha empezado a poner en práctica, dado que solo hace publicidad – y con un éxito limitado.

009
fjcoira
22.05.2012 a las 12:48 Permalink

No creo que Enrique se contradiga. De hecho estoy completamente seguro de que las compañías basadas en la publicidad online son rentables… pero también sospecho que hay movimientos especulativos con respecto a las mismas, como por ejemplo el caso de salida a bolsa de Facebook.

La preocupación que tengo es que se pueda generar una crisis de confianza en la rentabilidad de dichas compañías y finalmente arrastre a todo el sector como ya ocurriera hace unos años… precisamente por especular (o estimar en exceso) la rentabilidad de las mismas.

De momento, parece que el mercado le “está poniendo los pies en la tierra” a estos movimientos, lo cual es positivo para que no desvirtúe completamente la percepción del valor que nos aportan estas compañías a nuestras vidas con sus servicios pseudogratuitos.

010
Goomer
22.05.2012 a las 13:23 Permalink

No entiendo cuando se habla de falta de conversión. ¿En la publicidad en prensa, televisión o en radio, se mide si justo después de ser emitida la gente va corriendo a la tienda?

Yo creo que en FB más que hablar de publicidad, yo hablaría de canales publicitarios a través de la suscripción a sus páginas. Permite darse a conocer como marca, permite informar sobre sus productos, y permite “crear” demanda sobre ellos. Y lo que empieza a ser más importante, permite que los clientes opinen. Es una WWW “particular” (para bien y para mal).

Desconozco el funcionamiento de FB con las marcas, pero yo creo que lo más lógico es que le cobrase a las marcas por sus páginas en función de sus likes. ¿Quién entra en la web de Coca Cola, de McDonalds, o de Nike? Sin embargo con un nivel de contenidos/información/publicidad adecuado mucha gente puede estar conforme con pinchar un like que le comparta contenido que pueda parecerle interesante (incluso económicamente, por medio de cupones de descuento). Si eres mal gestor de tu canal, y hay pocos likes, pues pagas poco (aunque proporcionalmente más por cada like). Si lo haces bien y tienes millones, pues pagas más (aunque menos proporcionalmente por cada like) porque tienes más audiencia.

Obviamente, lo que haga cada cual con su canal es su responsabilidad. Pero esto me recuerda otra vez a la brecha digital. Como cuando le dices a alguien de una generación anterior que puede oir la canción que quiera por internet, o ver la película que quiera, y si no le das un listado, se siente perdido…

Pues aquí le dices a una marca que puede enviarle lo que quiera a sus potenciales clientes… ¿y qué hacen? preferir matar moscas a cañonazos desde una TV, radio o publicación en un medio de árboles muertos…

011
Alberto
22.05.2012 a las 14:45 Permalink

Yo no lo cuestiono porque ni me va ni me viene :), pero si que si me preguntan opinare lo mismo que tu, no lo tengo claro…. y no se si porque con tantos años en internet, el mejor filtro antispam lo tengo en mi cerebro.

Si tuviera buena prosa y la facilidad de explicarme de otros, os contaria y explicaria como mis amigos de los 14.400 (la velocidad a la que nos conectabamos cuando nos conocimos) nos reimos sanamente con tanto visionario, guro, CM, que imparte doctrina por este mundo de Dio… (bits)

012
aderojas
22.05.2012 a las 14:47 Permalink

No creo que la publicidad on-line esté mucho peor que la publicidad en medios tradicionales: lo que pasa es que se puede medir su fracaso, mientras con un anuncio a todo color en la portada de un periódico de tirada nacional todo es más etéreo.

013
Luis Barreto
22.05.2012 a las 16:23 Permalink

Nadie puede negar que Facebook tiene un potencial muy elevado, pero les ha faltado rentabilizar y monetarizar (si existe esa palabra) a sus usuarios, y todavía en su modelo no han dado con la clave. Admiten que todavía tienen un mundo por hacer en la parte móvil donde más del 50% de sus usuarios convergen todos los días. Hoy por hoy, su valor en el mercado me parece sigue exagerado y esperen mayores correcciones durante la semana. Si al Prof. Dans no le importa, acá les dejo un link muy interesante de una valoración de Facebook realizada por el Prof. Damodaran de la NY Stern… claramente los 100 mil millones eran un sueño mojado de quienes colocaron la IPO y de FB.

015
Gerard
22.05.2012 a las 16:43 Permalink

Hola Enrique. Este tema es muy interesante y a la vez me preocupa en algunos aspectos. Voy a ir punto por punto.

La volatilidad de Facebook es un hecho cada día más palpable. No tiene soporte físico y además tiene un único producto: la red social. He leído por ahí -me pareció que en el blog de Carlos Blanco pero ahora no encuentro el artículo- que Zynga representa el 12% de las ganancias en Facebook, y que Facebook podría comprarlo para diversificar sus productos -y así sus ganancias-. Apple y Microsoft, a diferencia, tienen productos físicos; si sus compañías quebrasen, sus productos y sus sistemas seguirían en muchas viviendas.

La publicidad en Facebook empezó siendo una alternativa a Google AdWords, pero lo cierto es que, como dices, no hay conversión. Si no hay conversión de objetivos, los anunciantes dejan de usarla y, por lo tanto, Facebook pierde ingresos. La razón de la falta de conversión de objetivos (CTR) es que quien entra en Facebook no entra con la intención de comprar; por mucho que los norteamericanos naveguen con la tarjeta de crédito en la mano.

Como Facebook no es una alternativa a Google AdWords, deberá buscar nuevas formas de ingressos, con la externalización y la diversificación de éstos. De aquí se entiende su puesta en manos de accionistas. Ya tendrá tiempo de estudiar nuevas formas de ingresos y de mejoras de su producto. (Es importante resaltar que si no sigue innovando llegará otro sistema que le quitará el lugar de un día para otro, como suele ocurrir en las nuevas tecnologías).

Y por último, quería comentar que decir que el sistema de publicidad online está en fallida sólo porque a Facebook.com no le ha funcionado, me parece de muy poco acierto. Creo que es en este blog donde leí que el PIB de la publicidad online en los Estados Unidos supera al PIB de la cultura (en el mismo país). Y, además de Google Adwords están otros sistemas: de Bing, Yeld Manager, etc. Incluso creo que WordPress quiere sacar uno propio. Imagino que querías decir la publicidad online en las redes sociales.

En un buscador la publicidad funciona muy bien porque la gente tiene la intención de buscar cosas: las que sean según sus necesidades. En Facebook sus necesidades cambian, por lo que sólo funcionaría una publicidad relacionada con las interacciones sociales: encuentros, citas y otras variaciones.

La contextualización de la publicidad es muy importante para que ésta funcione y se consigan los objetivos. Como dijo Genís Roca en una entrevista, hay tendencia al abandono de los canales generales de publicidad porque los espacios propios de márqueting relacional hacen que la publicidad esté más segmentada, sea más eficaz y más barata. Es por este mismo motivo por el que no creo, en ningún caso, que el sistema de publicidad online entre en una «auténtica crisis».

¡Un saludo!

016
Manolo Palomares
22.05.2012 a las 18:00 Permalink

En su momento fui anunciante de facebook, a favor: la segmentación del target es mucho mejor que la que te puede facilitar google con anuncios display.

El retorno? practicamente inexistente. La ROI de anuncios display de google vapulean los que se pueden captar a través de facebook.

Tal vez el día que desarrollen su buscador, obtengan su maná. Pienso que un buscador en facebook causará una pequeña hemorragia en google, ya que el usuario activo de FB no saldrá de este.

De igual manera, la falta de anuncios de fb en móviles, es preocupante, ya que -cada vez mas- los usuarios no nos sentamos delante del monitor a consultar el fb, sino que lo hacemos a través de tabletas o smartphones.

017
JM Robles
22.05.2012 a las 18:59 Permalink

Buenas,
Esta claro que el mercado nos dirá cuanto vale Facebook.
Lo que me pregunto es cuando va Facebook a añadir más formas de ganar dinero que sólo con publicidad.

Hace unos días Techcrunch decia que si sacaba su propio AdSense podría incomodar bastante a Google.
Pienso que con la cantidad de información que tienen de los usuarios, podría ser casi un oráculo.
Con esa información podría sacar nuevos productos que no tienen que ser por qué ser software.
¿no tiene algoritmos para explotarlo? ¿o es que sale más caro hacer un data mining intenso que el beneficio que puede obtener?

Saludos

018
David
22.05.2012 a las 19:00 Permalink

La clave: “El caso de Facebook, como el de otras redes sociales anteriores, parece claro: sus novecientos millones de usuarios no entran a comprar nada ni a ver publicidad, entran a hacer otras cosas”.

Generalizaria esto para todo Internet, cuando queremos comprar, sabemos que hacer, como informarnos y a donde ir. En Internet, la parte más activa con diferencia es la del comprador

019
fer
22.05.2012 a las 19:32 Permalink

Esta claro que Facebook no es Google. Facebook es como el hola de las peluquerías pero en la red. Genera 1/12 de pasta,a pesar de conseguir mas tiempo de permanencia del usuario. Pero Mark y sus amigos lo levan calentar. Volvemos a lo de siempre, las empresas valen lo que generan.descuenta el cash flow, y lo divides por el numeró de acciones. Si no asumes barbaridades en tus previsiones, sale lo que debería valer.
http://finance.yahoo.com/q/ks?s=FB

Un vistazo a esto, y busca un -12 % en beneficio trimestral yoy mientras que los ingresos subieron un 44 en el mismo periodo. Me da que ciertos gastos han crecido justo antes de la salida a bolsa.

No va a ser Terra, pero tampoco es Google o amazon.

020
Manuel Mendizábal
22.05.2012 a las 19:42 Permalink

Enrique,

Respecto a lo que comentas sobre la publicidad online, que a fin de cuentas es sobre lo que se especula. ¿En que sentido dices que la publicidad online no la va a conocer ni la madre que la pario?

021
Mauricio Alves
22.05.2012 a las 21:05 Permalink

Me parece que el mensaje que está enviando el mercado Facebook es claro: la necesidad de números de red de transparencia. Aquí se repite lo que se dice de la mujer del César: no sólo ser honesto, honesta opinión debe. No basta ser rentable, si configurar Facebook en uno de los mejores vehículos para la publicidad en línea este tiene que ser totalmente comprobable, verificable incluso por un niño, si lo desea.
Transparencia en el mercado tradicional todo es verificable por sus accionistas. En internet esta comprobación debe estar dentro del alcance de 1 click. El nombre de esto es Google. Facebook está pagando el precio de no tener sus datos disponibles a cualquier ciudadano que quiera verificarlos. Si lo desea. El éxito de Facebook como las redes sociales es algo plenamente reconocida, pero la valoración de que el éxito requiere que los datos que es demostrables a quelaquer, en cualquier lugar, por cualquier persona.
Tiempo para abrir los datos a Google, Zuckberg.

022
Antonio Dueñas Rodriguez
23.05.2012 a las 00:47 Permalink

Es obvio que Facebook siempre ha estado muy sobrevalorado.Creo que casi nadie hace caso a sus anuncios.La verdad,ya que Facebook te pide que publiques tus gustos,la publicidad debería basarse en éstos,si no,no tiene sentido.Google trata de hacer algo así y la ponen a parir,no lo entiendo…Yo estoy harto de ver anuncios de coches en Youtube cuando ni siquiera tengo carné…

023
Carlos
23.05.2012 a las 11:05 Permalink

#017 JM Robles, Estoy en total desacuerdo cuando afirmas “el mercado nos dirá lo que vale Facebook”.

Soy keynesiano: “los mercados pueden mantenerse irracionales más tiempo que tu solvente”. El mercado nos dice en cuanto se venden y compra; de ahí ha decir cuando vale, hay un “leap of faith” tremendo…

La banca Española pensaba como tú, que el mercado inmobiliario “valoraba” las propiedades y ahora no pueden devolver el dinero a los ahorradores.

Los keynesianos creemos en los “fundamentos” de la economía y pensamos que en el mundo real, las cosas no valen la mitad de la noche a la mañana y que por tanto estas variaciones tan bruscas de precio no responden a los fundamentos de la realidad social y económica, sino a conductas.

La gran diferencia con Keynes y ahora, es que la economía conductiva está sentando un marco para analizar y evaluar dichas conductas. Keynes no sostenía su afirmación de la irracionalidad de los mercados con metodología científica, la economía conductiva sí.

Ni todo son conductas, ni todo es racionalismo “hard core”. Un poquito de porfavor, que parece mentira que nos den leches por todos lados y sigamos con la falacia de la eficacia de los mercados.

024
JM Robles
23.05.2012 a las 11:20 Permalink

#023 Carlos, Gracias por tu comentario. No conocía a Keynes (salvo lo que hizo sobre probabilidad) y voy a echarle un vistazo.

Sobre la valoración de Facebook, ya se hablaba mucho antes de salir
a bolsa que el precio que manejaban era desproporcional. Si la “masa” entiende ese hecho, es previsible que el precio de acción baje hasta un valor reconocido por la mayoría (o al menos lo veo así).

Para mi algo no tiene valor hasta que se compra o vende, antes de ese hecho sólo tiene un valor potencial.

Saludos.

025
Carlos
23.05.2012 a las 13:37 Permalink

#024 hola JM Robles… John Maynard Keynes es el economista con más renombre del historia. El neoliberalismo ha necesitado 60 años para plantar un ataque solido a sus ideas, el neoclasicismo, que tiene en el neoliberalismo una expresión política: como tiene que comportarse el estado.

Estoy de acuerdo con tu segunda afirmación “algo no tiene valor hasta que se compra o vende”. Por tanto, para valorar facebook, hace falta que se compre o venda la empresa entera, no unos cuantos “trocitos”.

Los principios contables no permiten que se registre un cambio de valor hasta que hay una compra-venta, aunque a Enron, el colegio de contables y auditores, permitieron que Arthur Andersen contabilizara ganancias futuras…

Como científico, frecuentemente tengo que corregir a quienes creen que la ciencia genera conocimiento “absoluto”. La ciencia propone una serie de hipótesis cuya validez depende de su utilidad y empirismo. No existe el conocimiento. Según Popper, a lo máximo que podemos aspirar es a hacer una predicción imprevisible y ver que se cumpla.
Creo que a la hora de valorar perseguimos la idea esotérica del “valor absoluto” o “valor real” cuando lo que tenemos es que conformarnos con la mejor valoración: lo que alguien esté dispuesto a pagar.

Al igual que no podemos pensar que tenemos la certeza al 100% que el sol saldrá mañana, tampoco podemos pensar que la valoración por la que alguien está dispuesto a comprar, sea la correcta, solo la mas adecuada en el sentido que es la mas creíble: “put your money where your mouth is” o “when money talks bullshit walks”.

La economía puede ser tan irracional como ir a ver un espectáculo de magia. Todos sabemos que las monedas no aparecen de la nada, pero nos divierte e ilusiona. Keynes entendía muy bien estas dinámicas, y lo que dijo es que los economistas podemos y debemos ser ilusionistas. El neoclasicismo que fundamenta el neoliberalismo dice que no, que todos conocemos el truco y no nos engañan, que aunque nos riamos y divirtamos con la magia, sabemos que no es real.

Lo cierto, es que los pisos cuadriplicaron su precio en pocos años. El mercado creyó en la magia… Quizás seguimos siendo humanos que necesitamos creer en algo… Aunque en vez de en misa estemos en el parquet.

Disculpa tanto texto, pero esta idea de los mercados y las valoraciones es central a la economía, y apasionante…

026
Ruymán
23.05.2012 a las 15:47 Permalink

Como comentaba por otro lado, creo que la valoración de la publicidad en Facebook esta sufriendo el mismo problema que vienen padeciendo la publicidad en Internet desde el principio de los tiempos, lo que pasa que ahora lo sufre Facebook y no como hasta ahora blogeros anónimos que ven como se le pagan miserias por publicidad en PPC o como mucho PPM en sitios web con miles de visitas.

¿Cuanto cuesta un anuncio en una valla publicitaria? Pues dependerá de su ubicación y por ende de cuanta personas podrán ver potencialmente esa valla, y ¿que conversión tendrá esa valla en compras?…pues vete a saber…pero el anuncio en esa valla se paga infinitamente más caro en costes por potenciales “visualizaciones” que en una web por “visualizaciones” reales y, como decía antes, en la web muchas veces se pagará solo si se consigue el click y además se exigirá tener una ratios de conversión X.

A parte de que todos sabemos, que no se puede mirar un anuncio como simple desencadenadores de una venta, que hay mucho más allá, esto parece que en el marketing offline lo tienen todos bien claro, pero al marketing online se le exigen mucha conversión y más con la facilidad que tiene para poder medir estos resultados.

Me imagino/esperemos que todo esto vaya cambiando y cada vez se valore de forma igual el marketing offline con el marketing online y más teniendo en cuenta las ventajas de este último.

Pero está claro también, que a lo mejor Facebook tendrá que buscar forma para que la publicidad sea más efectiva y visible, a lo mejor ese anuncio en la columna de la derecha se vuelve casi invisible al usuario, tal vez tengan que mejorar muchas cosas, y más con el reto que supone poder mostrar la publicidad al cada vez mayor número de usuarios que utilizan Facebook solo desde su smartphone.

027
Victory
23.05.2012 a las 18:14 Permalink

Yo siempre igual, mirando para otro lado:
Para mi la publicidad no es más que un obstáculo. Un obstáculo permanente que se interpone entre mi y mi objetivo cuando entro a hacer algo concreto. Sobre todo en estos tiempos “veloces”, los obstáculos son cada vez más molestos porque restan enormemente a la dinámica de la red. La única forma de que vea un anuncio es obligándome y esta obligación no trae más que bronca hacia el anunciante.
Más o menos como dijo otro comentarista: “La publicidad como información no tiene mayor sentido en una red DE información….”
Y más o menso como dijo otro: “La publicidad nunca rinde demasiado, lo que sucede es que ahora en internet lo podemos medir mejor”
¿Modelos de negocio on line sin publicidad? No se… Pero tarde o temprano se hallará cuál es su valor verdadero…

Sobre Facebook particularmente, no gritaré ¡burbuja!… Pero necesariamente FB evolucionará, alcanzará su zenit (tal vez ya esté muy cerca), luchará un poco por reinventarse y decaerá. Esto siempre sucede, y ahora sucede cade vez más rápido. La publicidad en FB, aunque nunca demasiado aprovechable, copiará el mismo ciclo de vida de su anfitrión. No veo a FB dentro de 5 o 6 años con el furor actual, será cosa de viejos… ¿o quién podrá detener la rueda del progreso constante? ¿o debería decir la rueda del mero cambio constante por el cambio mismo?

Saludos a todos.

Comentarios cerrados

Logotipo de Blogestudio Logotipo de Acens