Entrevista en Club WordPress

IMAGE: Club WPress logo

Jaime Gármar me entrevistó largo y tendido para el podcast de su página, Club WordPress, y ayer lo publicó bajo el título «El blog no muere y las máquinas no organizan nuestra esclavitud«.

La pregunta inicial de Jaime, si los blogs han muerto o no, me evocó discusiones de hace tiempo en los que poníamos la importancia en los formatos. La realidad es que ahora llamamos «blogs» a menos cosas porque muchos de ellos han evolucionado simplemente en páginas, y al lector le da exactamente lo mismo si están creadas con una u otra herramienta. Cuando una herramienta como WordPress se ha convertido en más de un tercio de todas las páginas de la web, la respuesta parece clara, y todos los que pronosticaban «la muerte del blog» a manos de las redes sociales deberían tenerlo igualmente cristalino: los muertos que ellos matan gozan de muy buena salud. De hecho, lo que se cuestiona ahora – en mi caso desde hace mucho tiempo, y así lo cuento en clase – es si tiene sentido plantearse una presencia en la web únicamente mediante redes sociales, una herramienta que nunca nos pertenecerá, en la que estamos «de prestado» y a expensas de términos de servicio que a veces carga el diablo, y que nos convierte en una especie de homeless, de usuarios sin hogar que vagan de un bar a otro contando sus historias para que desaparezcan cuando el bar se cierra y los parroquianos se retiran a sus casas.

Pero los ejemplos del valor de los blogs van mucho más allá del caso de la publicación personal: quien esté interesado en el valor de los blogs y la creación de contenido desde un ámbito corporativo, le recomiendo que eche un vistazo a un estudio muy reciente sobre el impacto de las páginas de creación de contenidos corporativas en el SEO y en las ventas de los sitios de comercio electrónico, y hasta qué punto dejar de publicar en una plataforma de contenido corporativa puede perjudicar algo tan tangible como las ventas. Si alguien piensa que los blogs «se llevan menos» o «están a la baja», que vea lo que pueden aportar a las empresas de cara a su actividad en la red, yendo mucho más allá de su tradicional papel de comunicación, e impactando directamente en las ventas y en las cuentas de resultados.

La importancia del blog en la web es simplemente – que no es poco – la de haber llegado a convertirse en el compromiso adecuado para gestionar una página de manera razonable. Que esa página «se parezca» a «un blog de los de antes», tenga o no una estructura reconocible o haya evolucionado en función de modas y de funcionalidades es, ahora, poco importante. En el caso de WordPress, hablamos de la clarividencia de ser capaz de organizar un ecosistema abierto y dinámico capaz de representar una buena propuesta de valor para nada menos que eso, un tercio de la web. Si fuese ese crack llamado Matt Mullenweg, con quien me fotografié allá por 2006 cuando yo aún tenía el pelo negro y él era un adolescente, estaría enormemente orgulloso, y me reiría mucho cada vez que oigo eso de «el blog ha muerto».

Pero en fin, que hablamos de muchas más cosas porque hablar con Jaime me resultó la mar de entretenido… casi una hora de podcast. Si os interesa, lo tenéis aquí.


10 comentarios

  • #001
    Germán - 28 enero 2020 - 11:16

    Seguramente el blog no ha muerto y espero que no muera y vuelva a gozar de la salud que tenía hace años. Es un hecho de la infinidad de webs hechas con WordPress que hay, pero cuantas de estas son blogs y no páginas estáticas?

    Responder
  • #002
    Paco - 28 enero 2020 - 11:39

    Entiendo que gran parte del éxito de WordPress ha sido el haber evolucionado hasta convertirse en todo un CMS, de los más sencillos de implantar para webs generalistas, dejando de ser una simple herramienta de creación de blogs, entendiendo éstos como una sucesión de artículos ordenados por temática o fecha.

    El concepto de blog, como se puede ver en esta página, o en blogs corporativos de empresas y otros usuarios, al margen del criterio de ordenación, me sigue transmitiendo mayor sensación de profesionalidad o dedicación(por decirlo de algún modo, aunque no es necesariamente cierto) que poner los artículos directamente en un post en un foro o en una red social, casos en los que además no siempre el formato estandarizado del site se adapta adecuadamente al contenido.

    Todo ello al margen de que si se quieren tratar temas en los extremos de la ética, lo políticamente correcto o las convenciones sociales dominantes, existe el riesgo no despreciable de que publicando a través de rrss los artículos sean eliminados o la cuenta bloqueada, y trabajo de meses o años borrado de un plumazo. Además de las desventajas que las rrss conllevan en cuanto a modas (p.e.¿quién publica en myspace? ¿tiene valor el contenido allí almacenado?), adaptación estética a la imagen corporativa, facilidad para migrar contenido a otras plataformas…

    Responder
  • #003
    Rubén Alonso - 28 enero 2020 - 11:41

    Vaya chulada de episodio os habéis sacado Jaime y tú, Enrique.

    Enhorabuena a los dos, porque creo que el tema de los blogs (si están muertos, resucitados o vivitos y coleando) siempre genera debate. Es curioso que se saque cada cierto tiempo como si el que los quiera matar diga «¡esta vez sí es la buena!», y se vuelve a dar el tortazo…

    Opino como vosotros. Hoy en día siguen siendo un canal de comunicación bidireccional estupendo, pero es que además es un canal de captación de usuarios y posibles clientes totalmente espectacular (y espero que lo siga siendo mucho más tiempo por la cuenta que me trae viviendo del blogging, jaja). Y muchos profesionales y empresas que han apostado por ello han podido comprobar el potencial que tiene.

    En fin, lo dicho, un gustazo oiros.
    Saludos.

    Responder
  • #004
    Gorki - 28 enero 2020 - 12:30

    Como cada cual cuenta la feria según le va, y este blog vaya viento en popa, es lógicvo que tu des tu vision optimista sobre los blogs. Pero negar la decadencia del blog como formato, es negar la evidencia., Han cerrado miles de blogs y los que aparen nuevos no llegan a sustituir ni con mucho a los que dcesaparecen.

    Ello no quita que el blog siga siendo la herramienta ideal para contener los de contenidos de ámbito corporativo, pero el blog no se inventó para las empresas, sino lara los particulares que querian contar algo al publico y los. cambios habidos en Internet le han pùesto al menos mucho más dificil a los editores de blogs.

    El primer problema, ha sido la lucha en la «Economía de la atención». Pese a que hoy hay mas gente «enganchada» a Internet y dedican mas tiempo a la red, productos como las redes sociales (Facenook Twitter, Istagram,…) y sobre todo WhatsApp, se han llevado la parte del león la «Economía de la Atención», de modo que los demás medios, se reparten menos tiempo de atención que lo que tenían por ejemplo en el año 2000.

    Hoy la gente está en Intenet, pero no está, (de forma muy mayorítaria), leyendo blogs sino haciendo otras muchas cosas, contestando WhatsApp, leyendo RRSS o matando marcianos.

    Por otra parte los posibles blogueros, tienen fácil utilizar nedios no escritos, como voz, (podcast), o imagen, (youtubers), con lo que simplemente, por la diversificacion de muevos canales de comunicacion con el público, el blog ha perdido peso como medio de cdomunicación.

    Por otra parte, lo que mas ha pejudicado a los blogs, es el cambio de la política que Google aplica a los buscadores.

    Durante largo tiempo Google aplicaba su divisda, «Don’t be evil» y colocaba las respuestas en el orden que honestamente le parecia correcto. Con ello un post que apareciera en una determinada búsqueda en octavo lugar, tenia ciertas probablilidades de ser visitado.

    Pero hoy Google aplica su nueva divisa «More dividend» y en consecuencia antecede a las respuestas de su buscador 5 direcciones patocinadas. En consecuencia, el que salia en 8º lugar aparaece hoy en la posición 13º, es decir en la segunda página del buscador, y esa página no la visita nadie. En consecuencia Goggle manda muchos menos lectores a las páginas del blog y el blog tinen menos visitas, algo que es la razón del ser del blog.

    Responder
  • #005
    Enrique - 28 enero 2020 - 13:00

    Si metemos en el término blog cosas como notas de prensa corporativas (que generalmente no permiten comentarios) o páginas estáticas, efectivamente el blog sigue teniendo mucha presencia.

    Responder
  • #006
    Lua65 - 28 enero 2020 - 16:30

    Me da a mí, que acabas de dar en el tuétano del asunto, y me preparo con mi paraguas de indiferencia, para el aluvión que me espera…

    Os pongo en contexto… finales de los 80… la “intersnete esa” aún no existe para el gran público… el medio “electrónico” por excelencia son las BBS (Bulletin Board System), un mundillo que aquellos que no hayáis conocido, os habéis perdido… :)

    Personalmente, tenía la mía propia, incluso con el tiempo, llegue a ser el Network Coordinator de una importante red en este país. Pasaron los años, y llego el Boum… internet para todos (de asequible, nada), se sustituyeron las BBS por los IRC, y estos a su vez por los foros (que aun hoy día, persisten) y llegamos a esos tiempos en los que eDans, se saca un blog de la manga (no el unico, off course).

    Enrique se subió a un carro inevitable. Poco tenia a ver un blog con un foro, pero todos los blogs, tienen en común con ellos, que en los comentarios, se montan flames, se dan opiniones, se trolea o se aprende… tal cual un foro. Su orientación es diferente y su mensaje, llega más lejos (Google? Hola?).

    Pero he ahí el error de Enrique, cuando su mensaje empieza a ser: “Quien no está en una red social, no existe” (inicios de FB, TW, etc)… era cuestión de tiempo, que esta afirmación, cambiara su orientación…

    He visto, como foreros, blogueros y mindundis, cambiaban su actividad en pos del “dedito” y el “pajarito”, y lejos de proporcionarles más visibilidad, con el tiempo, han logrado lo contrario. Le he visto, acabar dándome la razón cuando les decía “el blog… el blog… no lo pierdas de vista”, y mientras se dedicaban a publicar más en las redes, descuidaban aquello que les dio nombre (y en casos, renombre).

    Yo abandone hace unos años las Redes Sociales. No me aportan nada, les vendo gratis mi vida, y no soy tan “chafardero”, como para estar pendiente de que hacen mi vecino o mi primo. Considero que a nivel empresarial, más vale un “algo” dedicado (sea blog, foro o página estática) antes que una noticia en redes que cada día más gente rehúye de ellas. Al fin y al cabo, en ellas siempre acabas con el link que te lleva a la página oficial. En las redes, las noticias se «pierden» rapidamente…

    He dicho lo que “yo” hago… pero últimamente veo como cada vez más gente, va abandonando los feisbuques y los tuisters, y empiezan a buscar en los orígenes. Incluso Meneame tiene más de perenne que las redes…

    No dejes el blog Enrique, no lo dejes… por ahí haz lo que quieras, que al fin y al cabo, tu manejas tus hilos y quiero creer que con “cabeza”, pero no dejes el blog… crearías un montón de huérfanos yonquis… yo y Gorki entre ellos… podríamos desatar la hecatombe… (Xaquin seguiría a lo suyo) :)

    ps.- Quiero añadir: en su momento, yo que, además de lo mío, me dedico a hacer webs de esas, al principio era no reticente sino contrario a portales (Xoops, Joomla, WP…) y abogaba por la pagina html, aunque fuera más difícil de mantener… con el tiempo, ahora todas las webs que hago (aunque sean landpages estáticas), las hago en WP, más fácil, barato y efectivo… y cuando me preguntan por RRSS…. Me tomo una cerveza, respiro y contesto: “allá tú”

    Responder
  • #007
    Xaquín - 28 enero 2020 - 16:34

    El blog como cualquier herramienta de comunicación, en esta sociedad, tiene tanta salud como el ser humno medio, que suele necesitar de medicamento y respiración asistida, para que los tecnócratas de turno alcen sus copas y brinden al sol, por como sube la eded media de vida. Pura piltrafa intelectual.

    A estas alturas ni Blogger (ni pienso que Word Press) tiene un directorio decente, para buscar un blog por diversos aspectos, temáticos o formales, que cualquier algoritmo de tres al cuarto haría con suma facilidad.

    Se llama desidia intelectual, el poco apego que una presumida tecnológica, como Google, tiene por actualizar su sistema de búsquedas. Se parece a una gran biblioteca, que careciera de un bien organizado index… por supuesto algo más avanzado que el típico sistema de fichas analógicas.

    Pero es que Blooger ni sistema de fichas de cartulina tiene. Se basa en una mera sucesión de direcciones aleatoriamente colocadas, ya que ni por secciones es capaz de organizarlas. ¡Totalmente prehistórico!

    Responder
  • #008
    GIANCARLO REYNA ZORRILLA - 28 enero 2020 - 18:46

    Estoy absolutamente convencido de que el blog no ha muerto, sino que ha evolucionado, del mismo modo que tengo la certeza de quien requiera un posicionamiento de marca, sea un particular o una empresa, no le conviene hacerlo en dependencia de las redes sociales. Dicho en otras palabras: no construyas tu casa en el terreno de otro.

    El blog como herramienta de comunicación ha evolucionado junto con el ecosistema que le rodea, lo cual obliga hoy en día al uso de metodologías de atracción y conversión para mantener visibilidad y relevancia, cosa que hace años en un entorno menos competitivo no hacía falta.

    Responder
  • #009
    Juanjo Santana - 28 enero 2020 - 21:26

    ¡Enhorabuena a ambos por este pedazo de entrevista! Me ha gustado mucho el desarrollo de la misma Totalmente de acuerdo, los números solo confirman que el blog goza de muy buena salud y que hoy en día además es fundamental para ganar visibilidad en este ecosistema digital.
    Un saludo!

    Responder
  • #010
    Jose Miguel - 29 enero 2020 - 22:30

    El blog no ha muerto y una prueba de que sigue siendo un formato adecuado es el tuyo. Lo que ha muerto es la Blogosfera, aquel palabro que inventamos para referirnos al universo de blogs cuando había un blog por cada culo. Han muerto los contenidos que no interesan y la falta de dedicación y constancia, es decir, la Blogosfera. Ahora habría que llamarlo el Blogobarrio, sobreviven unos cuantos que demuestran que el formato sigue siendo válido.

    No. No estoy imitando a Xaquin.

    Responder

Dejar un Comentario

Los comentarios en esta página están moderados, no aparecerán inmediatamente en la página al ser enviados. Evita, por favor, las descalificaciones personales, los comentarios maleducados, los ataques directos o ridiculizaciones personales, o los calificativos insultantes de cualquier tipo, sean dirigidos al autor de la página o a cualquier otro comentarista. Estás en tu perfecto derecho de comentar anónimamente, pero por favor, no utilices el anonimato para decirles a las personas cosas que no les dirías en caso de tenerlas delante. Intenta mantener un ambiente agradable en el que las personas puedan comentar sin temor a sentirse insultados o descalificados. No comentes de manera repetitiva sobre un mismo tema, y mucho menos con varias identidades (astroturfing) o suplantando a otros comentaristas. Los comentarios que incumplan esas normas básicas serán eliminados.

 

XHTML: Puedes utilizar estas etiquetas: A ABBR ACRONYM B BLOCKQUOTE CITE CODE DEL EM I Q STRIKE STRONG IMG