Plataformas y responsabilidad

Juguetes peligrosos, pinturas con inaceptables niveles de plomo, productos prohibidos, cosméticos no autorizados, herramientas inseguras, cascos no homologados… una investigación del Wall Street Journal sobre productos a la venta en la gigantesca plataforma digital de Amazon encuentra 4,152 productos que no podrían venderse en el comercio tradicional, pero que están perfectamente disponibles en la página de la compañía, a un solo clic de distancia.

La conclusión es clara: la pretensión de ofrecer la mayor gama de productos del mundo hace que Amazon renuncie a todo tipo de supervisión, incluida la más básica. No se trata ya de que se incumplan, que también, las cada vez más rígidas normas de etiquetado y de protección del consumidor contra sí mismo, algunas de las cuales podríamos considerar excesivas o incluso ridículas, sino de que en Amazon se puede encontrar literalmente cualquier cosa, incluso algunos productos de venta inequívocamente ilegal. Cuando un fabricante de cualquier producto se encuentra con una prohibición de venta debida a cualquier cosa, sabe que Amazon, un canal que concentra el 49% del comercio electrónico de los Estados Unidos y un 5% sobre el comercio total, aún estará ahí perfectamente disponible, sin restricciones de ningún tipo, sin prácticamente ninguna supervisión.

La situación no es específica de los Estados Unidos, país en el que se ha llevado a cabo la investigación. Unas pocas búsquedas en cualquiera de las plataformas de Amazon de otros países demuestra que es enormemente sencillo encontrar todo tipo de productos que no podrían adquirirse en tiendas en la calle, con tan solo hacer las búsquedas adecuadas. ¿En caso de problemas? Amazon pretenderá esgrimir que el problema es del fabricante o de quien haya subido el producto a la plataforma, tratará de no litigar y de ofrecer una cantidad de dinero al denunciante para que retire su acusación, y posiblemente retire el producto, sobre todo si la noticia recibe cierta publicidad. De implantar controles más completos o exhaustivos, no se habla.

En varias ocasiones, el gigante del comercio electrónico ha sido condenado a indemnizaciones millonarias por productos que estaban a la venta en su plataforma. Pero incluso en esos casos, la cuantía de las multas palidece con respecto a las ganancias obtenidas por convertirse en el lugar por defecto al que acudimos para comprar cualquier cosa, incluso aquellas que no deberíamos poder comprar. La venta de navajas automáticas está prohibida en España, ¿quieres ver cuántas puedes encontrar en Amazon.es (pdf) en una sola búsqueda, la más obvia? Y es tan solo el primer ejemplo que se me ha ocurrido. Por no hablar de información de productos traducida de cualquier manera, abiertamente ilegible o imprecisa… da lo mismo. Amazon, con la excusa de convertirse en la mayor tienda del mundo, ha decidido que todo vale, y que las leyes son solo para que las cumplan otros.

No, el hecho de que tu modelo de negocio consista en ser una plataforma para que otros desarrollen su negocio no te exime de supervisar la actividad que tiene lugar en ella y que pueda ser razonablemente supervisada. Es de puro sentido común.


This post is also available in English on my Medium page, «What can be done to make Amazon take responsibility for the things sold on its platform?«


9 comentarios

  • #001
    Xaquín - 24 agosto 2019 - 17:41

    Caray, volvemos a un asunto peliagudo : el apartado de responsabilidad social empresarial. Parece que la batalla contra la dictadura empresarial del accionariado no tiene desperdicio. Incluyendo pequeños empresarios borrachos del sacrosanto benficio empresarial para uso del empresario.

    Y tengamos en cuenta que lo de las navajas automáticas no está tan lejos de las pistolas automáticas USA. El trumpismo no es algo exclusivo del tal Donald Trump.

    Responder
  • #002
    Gorki - 24 agosto 2019 - 18:17

    Volvemos a lo de siempre, la legislación va unida al territorio, eso lo saben los buques que en cuanto salen de aguas territoriales venden lo que no pueden vender en el país y además sin impuestos.

    Por tanto si es legal vender en Amazon, embutidos de cerdo están prohibidos en Arabia, también los sera, vender un juguete legal en Taiwan.

    Urge el establecer una autoridad extra nacional, que imponga reglas de obligado cumplimiento a estas empresas que están en la nube, tanto en lo referente a lo que pueden o no pueden hacer, como en lo referente al pago de impuestos.

    Responder
    • Pit - 24 agosto 2019 - 21:53

      Amazon España es una empresa española, exactamente igual que el Corte Inglés, y como tal está obligada a cumplir la ley de comercio y el resto de normas que apliquen.

      Otra cosa es que quien venda el producto sea una empresa de Hong Kong, empleando la web de Amazon. En ese caso, puede haber cierta ambigüedad.

      Responder
      • Gorki - 24 agosto 2019 - 23:25

        No es una empresa igual, porque el Corte Inglés es un comercio abierto al público y Amazon es un almacén de mercancías en transito,

        Amazon España a la empresa típicamente española que más se parece es a SEUR.

        Responder
      • Gorki - 24 agosto 2019 - 23:37

        Los Hipermercvados trabajan por la noche , pero a partir de no se que o hora, si las 20 o las 22 horas no pueden vender vino ni licores y tampoco se lo pueden vender a menores,

        Dos limitaciones que no tiene Amazon, acepta pedidos a cualquier hora, y no controla la edad de quien se lo pide.

        ,

        Responder
  • #006
    Miguel - 24 agosto 2019 - 22:49

    Pues según mi experiencia, no es tan así. En mi sector – cosmética – nos ha costado la vida que Amazon nos dejara vender ciertos productos, pidiéndonos todo tipo de documentación, permisos e informes para poder comercializarlos, y hablamos de productos de lo más normal, nada raro. No sé si es que en USA funcioan diferente…

    Responder
  • #007
    Francisco José - 24 agosto 2019 - 23:48

    En mi caso, recuerdo haber comprado una unidad SSD externa (Samsung para más señas) a una empresa española que la vendía a través de Amazon y el producto nunca llegó, a pesar de figurar en el apartado pedidos que había sido enviado. Tiempo después recibí una notificación de dicha empresa solicitándome si podía rectificar mi valoración negativa, al parecer, Amazon los había excluido de su tienda. No todo vale, según parece.

    Responder
  • #008
    Enrique - 26 agosto 2019 - 10:38

    No dudo que sea cierto, pero vaya ejemplo has escogido, no he visto ni una sólo navaja automática en la captura que has puesto. Son semiautomática o asistidas, que no es lo mismo y son legales (con hojas de menos de 11cm.)

    Responder
  • #009
    Jaime Ortiz - 26 agosto 2019 - 17:19

    Honestamente a mi me ha ido bien importando artículos desde sitios web en estados unidos y asia, obviamente existen casos de fraude y de elemntos que en el sitio web se ven muy buenos y resultan no serlo.

    Responder

Dejar un Comentario

Los comentarios en esta página están moderados, no aparecerán inmediatamente en la página al ser enviados. Evita, por favor, las descalificaciones personales, los comentarios maleducados, los ataques directos o ridiculizaciones personales, o los calificativos insultantes de cualquier tipo, sean dirigidos al autor de la página o a cualquier otro comentarista. Estás en tu perfecto derecho de comentar anónimamente, pero por favor, no utilices el anonimato para decirles a las personas cosas que no les dirías en caso de tenerlas delante. Intenta mantener un ambiente agradable en el que las personas puedan comentar sin temor a sentirse insultados o descalificados. No comentes de manera repetitiva sobre un mismo tema, y mucho menos con varias identidades (astroturfing) o suplantando a otros comentaristas. Los comentarios que incumplan esas normas básicas serán eliminados.

 

XHTML: Puedes utilizar estas etiquetas: A ABBR ACRONYM B BLOCKQUOTE CITE CODE DEL EM I Q STRIKE STRONG IMG