Un nuevo informe, un nuevo desastre

Intergovernmental Science-Policy Platform on Biodiversity and Ecosystem Services (IPBES)

Un informe de la Plataforma Intergubernamental de Ciencia y Política sobre Biodiversidad y Servicios de los Ecosistemas (IPBES) muestra resultados enormemente alarmantes sobre la evolución de la biodiversidad en nuestro planeta, y prueba que la acción del hombre puede llegar a ser profundamente devastadora. Más de un millón de especies en riesgo de desaparición, una de cada cuatro, una desaparición que supone, además de una barbaridad en sí misma, una enorme amenaza para la propia supervivencia de la propia especie humana.

El crecimiento constante que demanda el capitalismo prueba ser completamente insostenible, y precisa de acción inmediata. Un sistema basado en países sin ningún tipo de supervisión supranacional real o efectiva, que compiten entre sí por crecer cada vez más rápido, explotando todos los recursos a su alcance. Los paneles intergubernamentales como IPCC o IPBES pueden poner los problemas de manifiesto, pero carecen completamente de dientes para demandar medidas efectivas y reales que detengan el proceso.

Las consecuencias son evidentes: sobreexplotación, pérdida de hábitats, polución o cambio climático son algunos de los efectos de un sistema que demanda cada vez más unos recursos que se agotan a gran velocidad. Por primera vez en la historia, la humanidad se enfrenta a su propia desaparición, y en lugar de ser rápidamente consciente de ello y demandar medidas correctoras urgentes, se dedica a negarlo o a buscar absurdas explicaciones alternativas que no se sostienen de ninguna manera mínimamente seria.

Explotación salvaje de poblaciones animales que terminan con el declive de las especies, deforestación masiva, imbéciles populistas como Jair Bolsonaro o Mike Pompeo capaces de irresponsabilidades como acabar con la Amazonia o plantear que la pérdida del hielo ártico es una oportunidad para el comercio… estamos en situación de emergencia total, el ser humano se ha convertido en una plaga devastadora que acaba con el planeta a una velocidad sin precedentes, pero solamente verás menciones tangenciales en los informativos con imágenes de animalitos en peligro, como si la amenaza fuese algo romántico, como que no los vamos a ver más que en el zoo. No, la amenaza no es que se desaparezcan los osos polares o las tortugas marinas: la amenaza es la pérdida del balance, un balance absolutamente necesario, imprescindible para la supervivencia de la propia especie humana.

No te quedes con «un informe alarmante más», ni con «qué pesado está Enrique con estos temas». Por favor, haz clic en los enlaces, lee, infórmate, entérate de lo que realmente está pasando. Esta entrada solo está pensada y escrita para organizarte los enlaces de una manera que te resulte cómoda para entender lo que está pasando. No es una amenaza para tus hijos ni para tus nietos, es una amenaza para ti y para tu forma de vida. No te quedes con lo que escribo yo, profundiza y busca más información. Es mucho, muchísimo más grave de lo que nunca pudimos llegar a imaginar, y está pasando ya: no dentro de unas décadas, sino ahora. Estamos viendo cómo el planeta se convierte en una olla a presión y cómo desaparece una de cada cuatro especies mientras, estúpidamente, miramos hacia otro lado y pretendemos que se puede seguir viviendo de la misma forma en que hemos vivido toda nuestra vida.


This article was also published in English on Forbes, “How many more reports about the environment do we need before we start taking real action?«


15 comentarios

  • #001
    Ángel "el bueno" - 7 mayo 2019 - 12:47

    Claro que es mucho más grave de lo que podemos imaginar.
    Hay un vídeo rodando por las redes de Félix Rodríguez de la fuente de hace más de 40 años en el que ya advertía del uso de envases de plástico….

    Entiendes ahora me enfado del otro día con las benditas zapatillas. Te pido disculpas de nuevo si te moleste pero me parece de un oportunismo supino.

    Desde hace muchos años yo creo que los del club bilderberg ya tienen pensado trasladarnos a todos a Marte porque esto se acaba….

    Responder
  • #002
    Javier - 7 mayo 2019 - 13:17

    «…Por primera vez en la historia, la humanidad se enfrenta a su propia desaparición…»

    pues, alguna vez llegamos a dormir todos a la misma hora…

    Responder
    • Enrique - 7 mayo 2019 - 14:03

      Por no hablar del desastre de la desertización de la tierra que lleva ocurriendo en el Sahara cada 20.000 años . Es lo malo de creerse el ombligo del Universo, que te consideras causante todo lo bueno y lo malo que le pase a este.

      Responder
    • Javier - 7 mayo 2019 - 15:14

      Perdón, algo hice mal con el link, aquí lo pego de forma correcta:


      Aquella vez en que no fuimos muchos más de mil

      Responder
      • Gorki - 7 mayo 2019 - 17:33

        ¡Curioso!. no sabia que ya habíamos bordeado la total extinción una vez anteriormente.

        Muchas gracias

        Responder
        • Javier - 7 mayo 2019 - 17:36

          Gorki, peligro: ese blog es altamente adictivo, y de un paisano tuyo (español). Saludos

          Responder
          • Gorki - 7 mayo 2019 - 20:55

            Si tiene buena pinta, sobre todo los post ,no tanto la portada. Habrá que explorarlo

  • #008
    LOS PANCHOS - 7 mayo 2019 - 13:28

    Cuando el mono desnudo conquista con su inteligencia la Tierra y procrea hasta llegar a ser 7300 millones de individuos, resulta que ocupa espacios que antes estaban destinados a otros seres vivos. Como no hay una política mundial de control de la natalidad, te expandes y al final puede llegar a ser esa palabra que le gusta tanto aplicada en tecnología: «disruptiva»

    La selección natural y la evolución de las especies, parece que era esto. ¿no? Al final si te pasas de frenada con tu «éxito como especie» pues tienes que pagar un precio, y parece que alto. Pero mucho informe de como están las cosas, poco solucionará.

    Tenemos las cifras del paro o corrupción, hace años, pero y las soluciones??

    Responder
  • #009
    Gorki - 7 mayo 2019 - 14:24

    Vaya la desaparición de un millón de especies es algo de lo que no se culpa al aumento del CO2, sino a la sobreexplotación, pérdida de hábitats y, polución , debido a que la humanidad se ha convertido en una plaga en este planeta.

    Pero nada, seguiremos tratando de solucionar el problema pegando tiritas de las tres R, ahí donde aparezca un síntoma de la enfermedad.

    Responder
  • #010
    ana - 7 mayo 2019 - 15:40

    Somos una auténtica plaga. Se está hablando de que seremos 10.000 millones de humanos para el 2050.

    Vamos a morir de éxito. Tenemos que autocontrolarnos y llegar a un compromiso sobre el número de personas que tenemos habitar esta pequeña bola azul a largo plazo.

    No se cual es la cifra correcta, si 3.000 millones o 5.000 millones. Pero con 10.000 millones el sistema natural ya se empeza a corromper. Los humanos tenemos la mala costumbre de comer todos los días y los cultivos ocupan casi todo el espacio disponible para el resto de seres vivos.

    Se supone que somos seres inteligentes, pero nos comportamos como lemmings.

    Responder
  • #011
    Fernando Crespo - 7 mayo 2019 - 16:17

    Enrique:

    El problema es muy complejo, no es el capitalismo a mi modo de ver el origen, porque lo que ocurre es como el Gato de Schodinger, una paradoja, estaríamos tomando decisiones para estar muertos en un instante. El problema es nuestra inteligencia limitada y la ausencia de concienca sistémica, basta ver como la gente sigue usando sistemas a leña en países desarrollados porque a su alrededor no ve el desastre. Yo vivo en Chile, y la gente en invierno se calefacciona irresponsablemente, por consecuencias limítrofes. Y suma y sigue. A eso se añade el uso insconciente de las religiones monoteístas, si Dios te va a cubrir para que te preocupas, al menos las religiones politeístas abogaban por un equilibrio, estamos en un callejón sin salida, estás haciéndote explicar en un mundo dominados por Pan Sapiens… nos veremos en otro mundo si es que existe…

    Responder
    • Gorki - 7 mayo 2019 - 18:50

      Considero que calentarse con leña, es más ecológico y menos contaminante y reciclador, (siempre que no acabes con los árboles sino solo los podes), mque el utilizado en España donde quemamos gas natural traído desde Siberia

      Responder
  • #013
    xaquin - 7 mayo 2019 - 19:23

    Cuando o gran Félix habalaba de la sobreexplotación, era muy escuchado, pero básicamenet porque era «boiño». Realmente las palabras iban entrando por un lado e salian por el otro. No se dejaba espacio en la memoria, elaborando oos circuitos precisos. Ni se hacían interactuar con los otros circuitos que tenemos (o debiamos tener), encargados de inetrrelacionar toda la información que llega del exterior.

    Los avisos de las cajas de pitillos, por ejemplo, funcionan de igual forma. ¿Por qué los informes van a funcionar de otro modo? ¿Y por qué nos vamos a fiar de los líderes que hacen eses informes, tal como está despretigiado el liderazgo terrestre? El ser humano ha conseguido lo imposible : desprestigiar a las ONGs.

    Responder
  • #014
    Hernando - 8 mayo 2019 - 02:53

    Todo tiempo futuro será mejor! Haremos lo necesario para salvaguardar nuestro planeta y su diversidad, entre ellos nosotros. Esa es la visión hacia la cual debemos dirigirnos, la inminencia del cataclismo ha servido de poco, lo que necesitamos es ponernos a trabajar en esa vía cada uno, cada día. Sobre el mensaje es claro que hay que hacer algo, pero también es claro que el solo hecho de hablar de esto es un paso mas en esa vía. En mi concepto y en el peor de los casos, si no somos capaces de convivir con la naturaleza debemos irnos, pero sería bueno que hubiese una capa antropodesarrollada que fuese distinta a la naturaleza en caso extremo. Por ejemplo cultivar nuestras patatas, procrear «vacas espaciales» o industrias lunares, etc., todo en el espacio exterior y dejar a la tierra hacer lo suyo para que se recupere.

    Responder
  • #015
    Pedro Torres Asdrubal - 9 mayo 2019 - 13:18

    Lo más triste es que los seres humanos necesitamos sueños, proyectos, metas, motivaciones.

    La tragedia no es que nos carguemos el planeta, sino que perdemos la ocasión de realizarnos como personas evitándolo.

    Ese es el gran fracaso de Trump, su incapacidad para soñar una America nueva, de futuro.

    Ojalá fuera un Noruego que hace del ecologismo una forma de vida y de búsqueda de la felicidad.

    Responder

Dejar un Comentario

Los comentarios en esta página están moderados, no aparecerán inmediatamente en la página al ser enviados. Evita, por favor, las descalificaciones personales, los comentarios maleducados, los ataques directos o ridiculizaciones personales, o los calificativos insultantes de cualquier tipo, sean dirigidos al autor de la página o a cualquier otro comentarista. Estás en tu perfecto derecho de comentar anónimamente, pero por favor, no utilices el anonimato para decirles a las personas cosas que no les dirías en caso de tenerlas delante. Intenta mantener un ambiente agradable en el que las personas puedan comentar sin temor a sentirse insultados o descalificados. No comentes de manera repetitiva sobre un mismo tema, y mucho menos con varias identidades (astroturfing) o suplantando a otros comentaristas. Los comentarios que incumplan esas normas básicas serán eliminados.

 

XHTML: Puedes utilizar estas etiquetas: A ABBR ACRONYM B BLOCKQUOTE CITE CODE DEL EM I Q STRIKE STRONG IMG