El Blog de Enrique Dans

El hacking como elemento competitivo

Escrito a las 9:06 pm
7

Imagen vs.Imagen El mercado ha tardado poco en proporcionarme un ejemplo interesante para ilustrar, en la práctica, el valor potencial del hacking en el caso de la PSP como elemento de diferenciación competitivo. El el segmento de las consolas juegos de última generación, es todavía demasiado pronto para decir si será la Nintendo DS o la Sony PSP la que se lleve el gato al agua en términos de cuota de mercado. Las dos consolas tienen perfectamente internalizada su competencia, hasta el punto de haber lanzado en Japón con tan sólo trece días de diferencia: mientras Nintendo consiguió salir con su DS en Japón el 2 de Diciembre pasado, el lanzamiento de Sony no se produjo hasta el 15. En la “economía de velocidad” en la que estamos inmersos, el valor de trece días de ventas y comentarios de iniciados puede ser mucho mayor de lo que en principio podríamos pensar. Aunque los segmentos de precio son claramente diferentes – los $249 de la Sony PSP dejan a la Nintendo DS, posicionada en $149, compitiendo en una aparente gama inferior -, las funcionalidades de ambos productos hacen de este mercado un segmento digno de ser observado con mucho interés.

Sin embargo, el fenómeno que realmente ha llamado la atención en ambos casos ha sido el del hacking. Es como si las colas que se formaron en las tiendas los primeros días del lanzamiento de cada una de las consolas hubiesen estado integradas por una legión de hackers hambrientos enarbolando destornilladores. En un brevísimo plazo después de la salida al mercado, unos dispositivos que se suponían diseñados para jugar a videojuegos, ver películas o escuchar música se han convertido en navegadores, clientes de IRC, teléfonos, reproductores de contenidos de televisión transferidos desde el TiVO, lectores de eBooks, visores de comics, dispositivos para interactuar con el Aibo, hacer PSPCasting… Existen sitios dedicados específicamente a ello, comunidades de desarrollo de software libre para estas plataformas, redes P2P que intercambian contenidos formateados para las pantallas de estos dispositivos, y hasta concursos de hacking que confrontan ambas consolas.

En el fondo, la plataforma que consiga concentrar una actividad reunir una actividad mayor de hacking tendrá media liga ganada, porque podrá ofertar un conjunto de prestaciones más atractivo. En cierta medida, la llegada de ambas plataformas ha favorecido la aparición de una población de desarrolladores que funcionan por los mismos sistemas meritocráticos que lo hace una clásica comunidad de desarrollo de software libre. Existen incentivos para desarrollar, con el ánimo de que el dispositivo haga más cosas, y existen incentivos a compartir el conocimiento. Y desde el punto de vista de Sony o de Nintendo, es como si te viniera dios a ver: ni en el mejor de sus sueños habrían soñado con un vehículo de dinamización del mercado tan interesante y de un desarrollo tan rápido como éste. Llega un momento en que aquella empresa, Sony o Nintendo, que consigue crear un entorno más “atractivo” para ser hackeado mediante la apertura de sus fuentes, la liberación de información de la plataforma o el soporte de diversas funcionalidades, es la que obtiene una comunidad más pujante, un desarrollo más dinámico y un recorrido de mercado posiblemente mayor. Lo más alejado que se nos puede ocurrir del “la garantía quedará invalidada en caso de apertura por parte de personal no autorizado”.

En un muestreo completamente acientífico, Nintendo DS hacking muestra en Google unos 322.000 resultados, mientras que Sony PSP hacking duplica aproximadamente este número y lo lleva hasta los 659.000. También da cierta impresión de encontrarse uno cosas más variadas, e imaginativas para el entorno Sony, que, por otro lado, ha conseguido un diseño más provocativo y alejado de la consola tradicional que el de Nintendo. En resumen, un mercado que conviene vigilar. En su evolución puede haber conclusiones sobre la futura actitud de las empresas mucho más interesantes que los simples jueguecitos.

Cercedilla

Escrito a las 7:28 am
7

Sin tiempo para escribir y con el Bloglines lleno de cosas que me apetecería comentar, me subo a Cercedilla a iniciar un curso sobre CRM que doy todos los años a uno de los principales bancos del país. Ayer me bajé del AVE a eso de medianoche, la conferencia en Zaragoza estuvo muy agradable en cuanto a ambiente, aunque se me fue la olla con el tiempo y me alargué casi media hora más de lo previsto (el problema de estar acostumbrado a sesiones de hora y media… la cabra tira al monte). Después, tuvimos cervecita rápida pendientes del reloj para no perder el AVE, pero como siempre, un gustazo…

Nueva columna en Libertad Digital

Escrito a las 1:34 am
8

Vuelvo a elevar el tono de protesta, ahora que el infausto consejo de ministros del pasado viernes nos permite deducir que la actitud no es sólo de la ministra de cultura, sino del gobierno en su conjunto. El artículo parafrasea a Woody Allen: “Cómo acabar de una vez por todas con la cultura“.

Aprovechando el calorcito, la SGAE ha enviado un mensaje a diez mil usuarios que presuntamente intercambiaban música en redes P2P pidiéndoles que “desistan de su actitud o se verán obligados a actuar por vía legal”. Pronto lo comprobaremos…

Saliendo hacia Zaragoza

Escrito a las 8:06 am
10

Salgo hacia Zaragoza, para participar en las III Jornadas Info Diez de la Universidad de Zaragoza. Hablaré de “la empresa, hoy: datos, información y conocimiento“. Algunas ideas sobre las entradas de información en la empresa, sus procesos de “digestión” interna, y las salidas que puede generar en forma de ventajas competitivas.

Interesante oferta

Escrito a las 7:35 am
13

Me envía Saul esta interesante oferta de ADSL: veinte megas en velocidad de bajada, un mega en subida, equipo de conexión y alta gratis, sin necesidad de firmar por un plazo predeterminado, con telefonía local y unos setenta canales de televisión incluidos en el precio, más posibles paquetes opcionales tarificados aparte. Todo ello por 29.99 euros al mes.

¿A alguien le interesa? Vaya, que pena… tendrá que irse a vivir a Francia. Y aún hay quien piensa que sólo nos separan los Pirineos…

Tu fallido modelo de negocio no es problema mío

Escrito a las 1:07 am
3

ImagenVía Boing Boing, que cita a “a crank’s progress“. Inspirado en la entrevista de Lawrence Lessig y Jeff Tweedy (Wilco) en el New York Times, la misma en la que el cantante dijo que “bajarse música de Internet es hoy un legítimo acto de desobediencia civil”.

Están haciendo camisetas y pegatinas con ello en CafePress. Me ha encantado. En España, curiosamente, el fallido modelo de negocio de la industria de la música sí es nuestro problema. El gobierno, a través de su consejo de ministros, opina que la culpa de los problemas de la industria discográfica es nuestra y que nos tenemos que dedicar a subsidiarla nosotros.

Actualizada la página de artículos de prensa

Escrito a las 5:41 pm
0

Acabo de terminar de actualizar la página en la que voy colgando los artículos y menciones de prensa a medida que los voy escribiendo o van apareciendo, que llevaba la pobre sin tocar desde nada menos que Julio del año pasado. Poner la información que uno produce al alcance de los usuarios es una de las funciones para mí fundamentales y prioritarias de un académico, pero mantener actualizadas dos páginas es una tarea que me resulta casi imposible. Al final, se me acumularon unos cuantos artículos sin subir en su momento, la cosa “se hizo bola”, y hasta ahora, que al Decano le ha dado por preguntar a qué me he dedicado este último año, y mi sentido común e instinto de conservación me dice que haría bien en contestarle :-)

He ido referenciando y comentando todos en el blog, pero si alguien quiere buscar uno en concreto, seguro que lo encontrará ahí más fácilmente. Está accesible en el lateral izquierdo, bajo “El autor”. He aprovechado también para actualizar la de Curriculum Vitae, que era (espero) el único sitio que quedaba donde seguía siendo Director de Área :-) La de conferencias sigue “detenida en el tiempo”, hasta que saque tiempo para hacerme algún tipo de formulario que me permita actualizarla con la frecuencia con la que habitualmente se mueve.

Curando las heridas del dot.com

Escrito a las 6:33 am
6

El dot.com, como todas las burbujas, dejó numerosas víctimas, tanto en el lado de las empresas que pecaron de optimismo y vieron caer sus perspectivas de recuperación de la inversión, como en el lado de los inversores que vieron desvanecerse sus ahorros. En muchos casos, la perspectiva que triunfa es la de quien opina que realmente, los únicos beneficiados, como en la época de la fiebre del oro, fueron los que vendían picos, palas y, sobre todo, mapas. Cierto tiempo después, de hecho, se consiguió demostrar que algunos actores en el proceso habían actuado exactamente igual que aquellos timadores que ofrecían mapas de supuestas minas de oro repletas en las fronteras de la naciente California en la segunda mitad del siglo XIX: se habían dedicado a “calentar” artificialmente valores que no lo merecían para, así, ganar contratos de colocación de acciones con las empresas implicadas. De ese tipo de procesos salieron “joyas de la corona” como WorldCom, AT&T o Global Crossing, sin ir más lejos.

Ahora, reconociendo precisamente este tipo de excesos, un tribunal de Manhattan ha dado luz verde a la creación por la SEC de un fondo de 440 millones de dólares para compensar a los entre cincuenta mil y cien mil inversores individuales que perdieron cantidades superiores a los cien dólares por haber invertido en más de cincuenta valores a partir de recomendaciones de las firmas de brokerage implicadas (como diría el capitán Renault en Casablanca, “round the usual suspects“), durante los períodos objeto de reclamación. Los implicados recibirán cartas notificándoles su derecho a cobrar compensaciones, y los que se consideren implicados pero no las reciban podrán intentar demostrar que las sufrieron mediante los recibos de compra y la acreditación de las correspondientes pérdidas. Se supone que recibirán el dinero en un período de nueve meses, bien la totalidad o, si el fondo no fuese suficiente para cubrirlo todo, la prorrata correspondiente.

Nuevo formato de Periodista Digital

Escrito a las 9:34 am
26

Periodista Digital estrena formato y Director. Alfonso Rojo asume la dirección, y anuncia varios cambios. El formato es más limpio, de apariencia más amigable, con pestañas al más genuino estilo Firefox, e incluye algunas secciones, como la Blog_zone, que incluye un montón de información sobre herramientas de bloging y el formato blog en general, y agrega posts de blogs seleccionados de las lecturas diarias de los periodistas de la redacción de Periodista Digital. A mí, históricamente, Periodista Digital es el medio online nacional que más me incrementa las visitas: cada vez que me vincula, mi número de visitas se duplica con respecto a lo habitual.

Pero, sin duda, el movimiento que me parece más fuerte es el de la edición de contribuciones de otros medios: ahora, Periodista Digital no sólo incorpora contenidos de otros medios, sino que, además, los mejora: si vamos a, por ejemplo, algunas de las columnas de Opinión, veremos como, además de referenciar el medio original del que las columnas provienen, éstas han sido editadas para incluír una serie de hipervínculos que no estaban allí en la versión original, y que añaden un nivel más de profundidad a disposición del lector. La persona que realiza la edición, de hecho, firma como “Editado por… (PD)”, reconociendo el hecho de que la edición y enriquecimiento de la noticia a partir de fuentes disponibles en Internet constituye, en sí, una tarea periodística que debe reconocerse (obviamente, la calidad de la edición del artículo depende de la “cultura” y “oficio” del periodista a la hora de manejar fuentes de información en Internet). Por supuesto, el tema traerá fuerte polémica, porque ahora no sólo me encuentro el contenido de múltiples medios cómodamente agregado en Periodista Digital, sino además enriquecido a un nivel superior del existente en los medios originales.

Se puede hacer un interesante análisis académico de este tema: segun los modelos clásicos, las etapas que añaden valor a la información son:

  1. Creación
  2. Selección
  3. Indexado – Organización – Enlazado
  4. Certificación
  5. Análisis
  6. Archivo – Almacenamiento

Según esto, lo que hace Periodista Digital es tan simple como combinar creación propia con creación ajena, e intentar incrementar valor en las etapas de selección (en función de criterios de actualidad, línea editorial, etc.), e indexado-organización-enlazado, es decir, las etapas 2 y 3 de la cadena. Lo interesante es que la cosa, aparte de polémica, es una interpretación interesante de la innovación en medios online: las columnas, después de pasar por el editor de Periodista Digital, son más “adecuadas al medio” que antes de hacerlo. Probablemente, un movimiento así empuje a los editores de los otros medios a editar en origen, añadiendo ese nivel extra de profundidad a artículos y columnas en la versión online, una prueba de que el medio online es, de cara a la transmisión de la información periodística, simplemente superior al medio impreso. Esto, por otro lado, podría incluso llevar a la “competencia al nivel de la edición”, es decir: no sólo se trata de tener los mejores productores de contenidos, sino también a las personas que mejor editan y que mejor añaden vínculos a lo previamente escrito. Pero estaremos atentos a las reacciones, que seguro que no se hacen esperar demasiado.

UPDATE: Juan Varela, que de medios sabe un rato largo, también analiza el nuevo formato en Periodistas 21.

Open-sourcing Microsoft

Escrito a las 8:32 am
3

Microsoft ha empezado a darse cuenta del poder de la colectividad y de la creación distribuida. Vía Slashdot, veo como han empezado a introducir algunas prestaciones en Encarta que podrían recordar (en los medios, que no en la actitud) a algunas cosas que conocemos de la Wikipedia: a través del blog de Spaces, Aaron, Program Manager de MSN Encarta, informa del deseo y actitud de la compañía de facilitar vías para la entrada de retroalimentación de los usuarios y de construír comunidad alrededor del sitio.

“… we’re now encouraging users to submit suggestions for actual changes to our encyclopedia articles. We’re very interested in hearing your opinions on how to create a thriving community of people that are passionate about building a great reference source.”

Así, cualquier persona que esté utilizando Encarta, podrá, a partir de esta página, proponer cambios al artículo que esté leyendo, que serán revisados por un grupo de editores. Sin embargo, si en este párrafo revelan como les gustaría parecerse a la Wikipedia,

“At Encarta, we always welcome feedback from our customers. And now there is a new way for us to get your valuable suggestions. With our new Encarta Feedback system, you can propose corrections or updates to any article in the encyclopedia by editing it. Once your changes are reviewed by our editorial staff, the article will be updated at the next opportunity. And you’ll have played a part in the creation of a premier reference resource.

… en este otro se puede ver cuanto se diferencian…

“Encarta is different from open-content encyclopedias found elsewhere on the Web that post users’ changes immediately. To ensure the greatest possible accuracy, all suggested changes to Encarta undergo fact-checking before being posted. As an encyclopedia, accuracy is one of our hallmarks, and even articles prepared by our own editors are fact-checked before being included.”

Porque claro, ellos son rigurosos, no como esas enciclopedias de contenido abierto que uno puede encontrar por ahí y que implícitamente afirman que son inexactas y están llenas de errores. Es decir, saben lo que les gustaría obtener, pero no como llegar a ello. Obviamente, además, no han leído nada acerca de la velocidad con la que la Wikipedia corrige los errores, el Isuzu experiment y cosas afines. Para ellos, el código abierto sigue siendo algo demasiado bonito para ser verdad.

Sin embargo, es un comienzo. Creo que no soy el único en pensar que, en el futuro, los programas se realizarán mediante el trabajo colaboarativo de muchas personas localizadas en sitios diferentes, y que los grupos de desarrollo estarán integrados por personas de una compañía, hackers independientes, programadores aficionados, usuarios, etc. Y que la posibilidad de que una empresa sea capaz de “montar” este tipo de sistemas estará en muy directa correlación con su imagen, su reputación y lo que la empresa esté dispuesta a compartir de si misma con la comunidad. Microsoft, o, al menos, la Microsoft de hoy en día, no sea seguramente la empresa más adecuada para este tipo de comunidades. Pero este “intento” marca, para mí, un cierto intento de replanteamiento de algunos conceptos.

¿Alguien quiere trabajar gratis para Microsoft mejorando Encarta?

Logotipo de Blogestudio Logotipo de Acens